22 Sep / 12:00 pm

Resumen de las últimas noticias sobre la Pandemia COVID-19

-A +A

 24 Septiembre de 2020 /

Estudio genético muestra que el coronavirus está mutando y podría esquivar la inmunidad

Científicos estadounidenses dieron a conocer más de 5.000 secuencias genéticas del coronavirus que han permitido estudiar la acumulación continua de mutaciones del virus, entre ellas una que puede haberlo hecho más contagioso, según un estudio difundido este miércoles.

El documento, publicado por el diario The Washington Post y aparecido en el sitio web sobre salud Medrxiv, reveló que los investigadores del hospital Houston Methodist han secuenciado el genoma de 30.000 caracteres del coronavirus desde marzo pasado, cuando el virus apareció por primera vez en la zona metropolitana de Houston (Texas), cuya población se estima en 7 millones de habitantes.

En el estudio, que no ha sido revisado por otros científicos, fueron recogidas 5.085 secuencias, detalló el diario estadounidense. La investigación descubrió que el virus se propagó en Houston en dos oleadas: la primera afectó a personas mayores y a individuos con mayor poder adquisitivo, y la segunda alcanzó a la gente más joven y a los barrios de menos ingresos, donde muchos de sus residentes son hispanos.

Los investigadores descubrieron que las personas afectadas por la variante tenían mayor carga del virus en la parte superior de las vías respiratorias, lo que puede considerarse un factor potencial para que la cepa se propague de forma más efectiva.

A medida que la propagación aumentaba, los científicos hallaron una serie de mutaciones, muchas de las cuales afectaban a la proteína de la punta del Sars-CoV-2, la cual permite al virus entrar en las células.

En concreto, según la versión periodística, una de las mutaciones cambió el aminoácido 614 de “D” (ácido aspártico) a “G” (glicina). “Las investigaciones sugieren que este pequeño cambio -que afecta a tres cadenas idénticas de aminoácidos- podría mejorar la transmisibilidad del virus”, detalló el diario, aunque aclaró que el nuevo informe no encontró que las mutaciones “hayan hecho que el virus sea más letal o hayan cambiado los resultados clínicos”.

James Musser, del Houston Methodist Hospital y autor del estudio, aseguró al Post que al virus se le han “dado muchas oportunidades”, en alusión a la transmisión extendida en el país. Sin embargo, Musser admitió que el caso científico no está cerrado.

Por su parte, David Morens, virólogo del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas (NIAID, por sus siglas en inglés), revisó el nuevo estudio publicado este miércoles y dijo que los hallazgos apuntan a la gran posibilidad de que el virus, a medida que se ha movido a través de la población, se haya vuelto aún más transmisible. De acuerdo con el experto y funcionario del Gobierno estadounidense esto podría “tienen implicaciones para nuestra capacidad de controlarlo”.

Un operario ensambla partes de un kit de prueba COVID-19 fabricado por Visby Medical en el laboratorio en San José, California (Reuters)Un operario ensambla partes de un kit de prueba COVID-19 fabricado por Visby Medical en el laboratorio en San José, California (Reuters)

Según el periódico de la capital de los Estados UnidosMorens señaló sin embargo que se trata de un solo estudio y que no es su objetivo “sobreinterpretar lo que esto significa”. Pero el coronavirus, advirtió, podría estar respondiendo a través de mutaciones aleatorias a intervenciones como el uso de máscaras y el distanciamiento social.

Usar máscaras, lavarnos las manos, todas esas cosas son barreras para la transmisibilidad o el contagio, pero a medida que el virus se vuelve más contagioso, estadísticamente mejora para sortear esas barreras”, dijo Morens, asesor principal de Anthony Fauci, director del NIAID.

De acuerdo con el especialista, los resultados del estudio podrían mostrar la implicancia que tendrá el coronavirus en el desarrollo de las vacunas. Esto es, a medida que las personas adquieren inmunidad, el virus podría estar bajo presión selectiva para evadir la respuesta inmune humana. “Aunque todavía no lo sabemos, está dentro del ámbito de la posibilidad de que este coronavirus, cuando nuestra inmunidad a nivel de població,n sea lo suficientemente alta, encontrará una manera de sortear nuestra inmunidad. Si eso sucediera, estaríamos en la misma situación que con la gripe. Tendremos que perseguir el virus y, a medida que muta, tendremos que jugar con nuestra vacuna“, dijo Morens.

The Washington Post destacó, además, que en el Reino Unido se dio a conocer un estudio basado en 25.000 genomas, en el que también se encontraron pruebas de que esta variante del virus supera a sus competidores. Estados Unidos sobrepasó ya las 200.000 muertes a causa del coronavirus, que ha afectada a más de 6,9 millones de personas en este país.


Autoridades sanitarias de EE.UU.: “La ciencia guiará nuestras decisiones” sobre una vacuna

El jefe de Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés), Stephen Hahn, dijo el miércoles que la ciencia “guiará” las decisiones de las autoridades al decidir si se da una aprobación de emergencia, una plena o ninguna de las dos a una posible vacuna contra el coronavirus.

Hablando al Comité del Senado sobre la Salud, el doctor Hahn dijo que esas decisiones serán tomadas por científicos de carrera de la FDA, siguiendo las “rigurosas expectativas de seguridad y eficacia” de la agencia.

Hahn se comprometió a que el proceso de aprobación será “transparente e independiente” y a que la FDA no autorizará una vacuna si sus expertos no se sienten cómodos en dársela a sus propias familias.

El principal experto en enfermedades contagiosas del país, el doctor Anthony Fauci, hablando en la misma audiencia ante el Senado, dijo que al estar varias posibles vacunas en fase de pruebas, los funcionarios predicen que para noviembre o diciembre sabrán si se tiene un tratamiento que sea eficaz y seguro.

Fauci advirtió que mientras hay optimismo por las candidatas a vacuna, “nunca hay una garantía” de encontrar una que funcione. También señaló la necesidad de combinar cualquier programa de vacunación con las medidas de prevención ya conocidas, como usar mascarillas y el mantener las distancias.

“Creemos firmemente que si tenemos una combinación de que la población se adhiera a medidas sanitarias, junto a una vacuna que sea distribuida en Estados Unidos y el mundo entero, podríamos estar listos para vencer esta terrible pandemia que estamos experimentando”, sostuvo Fauci.

Estados Unidos está procediendo con un plan para producir y distribuir dosis de algunas de las vacunas que están en prueba, para que cuando sean autorizadas, si es ese el caso, las dosis puedan estar disponibles rápidamente.

El doctor Robert Redfield, director de los Centros de Prevención y Control de las Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) le dijo a los senadores que el país ha experimentado un promedio de unos 40.000 nuevos contagios diarios y 800 muertes diarias durante la última semana, y que la población afectada por esos nuevos casos es ahora más joven.

Redfield dijo que aquellos con edades comprendidas entre los 18 y los 25 años representan ahora el 26% de las nuevas infecciones, más que ningún otro grupo.

Redfield también dijo que su agencia ha estado realizando estudios según los cuales el 90% de los estadounidenses no ha sido infectado y por lo tanto es aún susceptible al virus. El funcionario añadió que espera que los resultados sean finalizados y publicados en una semana aproximadamente.

Estados Unidos ha registrado la cantidad más alta de casos de coronavirus en el mundo con unos 6,9 millones de casos confirmados y más de 200.000 muertes.

Fuente: VOA

23 Septiembre de 2020 /

Inicia en EEUU fase final de estudio de vacuna COVID-19

Johnson & Johnson comenzó el miércoles la etapa final de un enorme estudio para tratar de demostrar si una vacuna de una sola dosis contra el COVID-19 puede proteger del virus.

Será uno de los mayores estudios de vacunas del mundo contra el coronavirus hasta el momento, pues probará la vacuna en 60.000 voluntarios en Estados Unidos, México, Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Perú y Sudáfrica.

Otras vacunas en Estados Unidos —incluidas las realizadas por Moderna Inc. y Pfizer Inc., y otras en varios países— ya se encuentran en la etapa final de pruebas. Hay muchas esperanzas de que a fines de año haya éxito con al menos una de las candidatas que se están probando en Estados Unidos, tal vez antes.

Los funcionarios de salud estadounidenses insisten en que la búsqueda mundial de una vacuna no está tomando atajos riesgosos.

“Queremos hacer todo lo que podamos sin sacrificar la seguridad o la eficacia. No vamos a hacer eso, para asegurarnos de terminar con vacunas que salvarán vidas”, dijo a los periodistas el doctor Francis Collins, director de los Institutos Nacionales de la Salud de Estados Unidos (NIH por sus siglas en inglés).

No obstante, muchos especialistas en vacunas se preguntan si la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) se apegará a ese objetivo bajo la intensa presión del gobierno del presidente Donald Trump, quien busca la reelección en las elecciones de noviembre.

Trump ha presentado constantemente un cronograma más rápido para una nueva vacuna de lo que los expertos dicen que es lo adecuado.

El miércoles, Trump tuiteó una liga a un informe noticioso sobre el estudio de Johnson & Johnson, diciendo que la FDA “debe actuar con rapidez”.

Mientras tanto, la prueba de otra vacuna experimental, fabricada por AstraZeneca, permanece detenida temporalmente en Estados Unidos mientras las autoridades examinan cuestiones de seguridad, a pesar de que los estudios con ella ya se reanudaron en otros países.

Días atrás, el vicepresidente Mike Pence instó a los gobernadores estatales a “hacer su parte para fomentar la confianza de la ciudadanía en que será una vacuna segura y eficaz”.

Fuente: AP


Canadá acuerda con farmacéuticas para vacuna del coronavirus

LONDRES (AP) — Los gigantes farmacéuticos GlaxoSmithKline y Sanofi acordaron proporcionar a Canadá hasta 72 millones de dosis de su posible vacuna para el coronavirus, en momentos en que los gobiernos tratan de hallar cualquier tratamiento que funcione.

El martes, las empresas reiteraron su compromiso de hacer que la vacuna sea asequible y esté disponible a nivel mundial.

“Ambas empresas tienen una importante capacidad de investigación, desarrollo y fabricación en todo el mundo y ya están trabajando duro para aumentar la producción”, dijo Roger Conner, presidente de la unidad de vacunas de GSK, en un comunicado. “Este anuncio del gobierno de Canadá respalda nuestros esfuerzos en curso”.

El acuerdo con Canadá sigue a acuerdos anteriores con los gobiernos de Estados Unidos, la Unión Europea y el Reino Unido.


22 Septiembre de 2020 /

¿El coronavirus se propaga fácilmente entre los niños?

Parece que el virus puede transmitirse entre niños y adolescentes, pero la facilidad con la que lo hace puede variar según la edad. Todavía se están realizando investigaciones, pero los menores menores de 10 años parecen los menos propensos a pasar el virus a otros niños y adultos.

Por lo general, los niños no parecen enfermar ni sufrir síntomas de COVID-19 con tanta frecuencia como los adultos cuando están infectados. Algunas evidencias sugieren que esto podría ser especialmente cierto en los de menor edad. Esto ayudaría a explicar por qué parecen menos proclives a expandir el virus: es menos probable que tosan y estornuden.

Algunas de las últimas pruebas proceden de un reciente reporte que mostró que los contagiados en guarderías y campamentos de día en Utah transmitieron la enfermedad a familiares, incluyendo a sus hermanos. Esto sugiere que los niños muy pequeños sin síntomas o con unos muy leves pueden propagar la infección, pero la tasa de contagio era baja.

Un estudio más grande realizado en Corea del Sur sugirió que los niños de más de 10 años pueden transmitir el virus a otros miembros de su familia con más facilidad que los más pequeños, e incluso podrían hacerlo al mismo nivel que un adulto.

Se sospecha que la propagación entre menores fue la causante de un brote en un campamento de verano en Georgia.

Con otros virus respiratorios, “los niños pequeños son fábricas de gérmenes. En este caso, es diferente y no sabemos realmente por qué”, señaló Sean O’Leary, doctor de la Academia de Pediatría de Estados Unidos.

Fuente: AP


21 Septiembre de 2020 /

Una farmacéutica aseguró que una nueva droga experimental redujo sustancialmente la gravedad del Covid-19

La compañía farmacéutica Eli Lilly anunció que una nueva droga experimental aplacó de manera sustancial la gravedad del Covid-19 en pacientes nuevos, reduciendo las chances de que requieran ser hospitalizados como consecuencia de la enfermedad. En concreto, se trata de un anticuerpo monoclonal producido por un paciente recuperado, que la farmacéutica logró replicar.

El anuncio es consecuencia del análisis de resultados obtenidos en una serie de ensayos internos de la compañía. Todavía no han sido evaluados por colegas de quienes los realizaron ni divulgados en publicaciones científicas.

No obstante, en diálogo con The New York Times, el director del Instituto para la Salud Global y enfermedades infecciosas de Carolina del Norte, Myron Hill, se mostró “impresionado”. Indicó a su vez que el ensayo parecía “riguroso” y que los resultados eran “realmente atractivos”.

Los ensayos probaron la droga en más de 450 pacientes diagnosticados con Covid-19. El 1,7 por ciento de aquellos que la recibieron terminaron siendo hospitalizados, en contraste con el 6 por ciento de quienes integraron el grupo placebo. La cifra representa una reducción del 72 por ciento en la cantidad de pacientes que desarrollaron condiciones graves. Los integrantes del primer grupo también mostraron menos síntomas que aquellos del segundo

El objetivo de la farmacéutica es probar la droga en 800 personas de distintas edades y categorías de riesgo a lo largo de los Estados Unidos. Al igual que ha sucedido con las distintas investigaciones relacionadas a tratamientos para el Covid-19, el proyecto ha avanzado a velocidades que no tienen precedentes en la industria médica.

El anticuerpo no produjo efectos secundarios significativos y Eli Lilly indicó que una dosis debería generar suficientes anticuerpos durante un mes.

Un aspecto novedoso del potencial tratamiento es que puede ser aplicado a quienes presentan casos leves o moderados. Actualmente, aquellos que han sido aprobados -el remdesivir y la dexametasona- están circunscriptos a los cuadros que han requerido hospitalización. Alrededor del 80 por ciento de los pacientes de Covid-19 muestran síntomas leves o moderados.

Para crear el anticuerpo monoclonal, científicos de la farmacéutica juntaron plasma de pacientes que se habían recuperado de la enfermedad, para luego comparar los miles de anticuerpos recuperados y seleccionar aquellos que parecían más fuertes.

Luego, los científicos descifraron la secuencia genética del anticuerpo e introdujeron ADN con esa secuencia dentro de ovarios de hamsters, convirtiéndolos de esa manera en “fábricas de anticuerpos en miniatura”. Una vez que la cantidad de anticuerpos y bacterias inundaran los recipientes, los trabajadores remueven las segundas para quedarse únicamente con las primeras.

El proceso, no obstante, es extremadamente caro dada la complejidad del proceso de producción de la droga. Dura entre dos y cuatro meses y debe tener lugar en el marco de un ambiente aséptico y frío. El costo es consecuencia de la inversión que requiere mantener en condiciones un ambiente de magnitud tal que permita producir amplias cantidades de anticuerpos monoclonales.

La farmacéutica está probando la droga en residencias de ancianos -que se han visto particularmente afectadas durante la pandemia- para determinar si es también capaz de prevenir la aparición de la enfermedad en trabajadores y residentes. Al igual que lo hacen las que están desarrollando potenciales vacunas contra el Covid-19, ya comenzó a producir altas cantidades de dosis -100.000 de ellas- para poder comenzar a distribuirlas inmediatamente en caso de que resulten efectivas.

La compañía dijo que hablaría con las agencias reguladoras sobre posibles próximos pasos, pero que es demasiado pronto para especular sobre si estos resultados provisionales podrían llevar a alguna acción que permita su uso temprano.


Alzheimer y COVID-19: cómo la cuarentena deterioró los síntomas de los pacientes

Es la principal causa de demencia en todo el mundo. La enfermedad de Alzheimer, descrita por primera vez por el neurólogo alemán Alois Alzheimer, es una enfermedad física que afecta el cerebro. En la Argentina, se estima que 1 de cada 8 adultos mayores de 65 años la padecen, y la cifra alcanza a más de 500 mil personas que lo sufren en total.

El 21 de septiembre se celebra el Día Mundial del Alzheimer, fecha que fue elegida en 1994 por la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Federación Internacional de Alzheimer (ADI) para concienciar y ayudar a prevenir esta enfermedad mental.

La enfermedad de Alzheimer es la principal causa de demencia y abarca entre el 60 y el 70% de los casos a nivel mundial, según datos de la OMS. La demencia comprende problemas de memoria, lenguaje, atención o razonamiento, que por su severidad impiden que una persona realice sus actividades cotidianas en forma independiente. En este contexto, la demencia no está necesariamente acompañada de síntomas conductuales o anímicos, aunque estos pueden estar presentes.

Desde 1994, el 21 de septiembre se celebra el Día Mundial del Alzheimer (Shutterstock)Desde 1994, el 21 de septiembre se celebra el Día Mundial del Alzheimer (Shutterstock)

De acuerdo al Instituto de Neurología Cognitiva (INECO), es una enfermedad progresiva, lo que significa que gradualmente se dañarán mayores partes del cerebro. A medida que esto ocurre los síntomas comienzan a ser más severos. Y aunque existen síntomas comunes de la enfermedad de Alzheimer, es importante recordar que cada persona es única. Las personas experimentarán la enfermedad en su propia forma individual.

¿Cuáles son los síntomas iniciales más frecuentes?

-Cambios en la memoria

-Dificultad para realizar tareas habituales

-Desorientación en tiempo y lugar

-Colocar objetos fuera de su lugar habitual

-Cambios en la personalidad y en el humor

A medida que la enfermedad progresa ellos pueden:

-Volverse confusos y olvidar frecuentemente los nombres de personas, lugares, citas y hechos recientes.

– Experimentar cambios de humor. Pueden sentirse tristes o enojados, asustados o frustrados por su aumento en la pérdida de la memoria.

-Volverse más introvertidos porque perdieron la confianza o tienen problemas de comunicación.

A medida que la enfermedad progresa las personas con Alzheimer necesitarán más apoyo de aquellos que cuidan de ellos. Con el tiempo necesitarán ayuda en todas sus actividades diarias.

La enfermedad que no conoce de pandemia

Es una enfermedad progresiva, lo que significa que gradualmente se dañarán mayores partes del cerebro (Shutterstock.com)Es una enfermedad progresiva, lo que significa que gradualmente se dañarán mayores partes del cerebro (Shutterstock.com)

De acuerdo a una investigación realizada por investigadores de Fleni, durante el aislamiento social preventivo y obligatorio (ASPO), publicada en la revista científica Frontiers in Psychiatry, que tuvo como eje principal el estudio de los síntomas conductuales de adultos mayores con demencia. “Nuestro objetivo fue estudiar hasta qué punto la cuarentena de COVID-19 había afectado los síntomas conductuales en sujetos con demencia después de las primeras 8 semanas de cuarentena”, explicó la Dra. Gabriela Cohen.

La muestra del estudio se conformó por cuidadores familiares de personas con Enfermedad de Alzheimer (EA) o demencia que convivían en el mismo hogar. Se realizó mediante encuestas en las cuales se indagó sobre tipo y entorno del lugar (hogar o institución de cuidado); servicios de rehabilitación (física, ocupacional, cognitiva); cambios en la medicación psicotrópica y en los síntomas conductuales de los pacientes antes y durante la pandemia.

Durante el ASPO por COVID-19, se produjo un deterioro de los síntomas conductuales de las personas adultas mayores con demencia y/o Alzheimer (Shutterstock)Durante el ASPO por COVID-19, se produjo un deterioro de los síntomas conductuales de las personas adultas mayores con demencia y/o Alzheimer (Shutterstock)

Entre los principales hallazgos, el más significativo fue un empeoramiento de síntomas como ansiedad, trastornos en el sueño, depresión y mayor uso de psicofármacos. Una posible explicación es el cambio en el día a día que sufrieron los sujetos con demencia por la cuarentena, previo al asilamiento, estrategias tales como tener grupos de apoyo, concurrir a talleres de memoria o centros de día, mantener una rutina de vida activa con actividades recreativas y hacer ejercicio físico eran una parte fundamental del tratamiento. Con la cuarentena muchas de estas actividades se vieron impedidas.

Se observó ansiedad, depresión e insomnio más frecuentemente en sujetos con demencia leve (en comparación con aquellos más severos).

En relación al tipo y forma de uso de los servicios de rehabilitación se detectó que la mayoría de los pacientes habían interrumpido dichas actividades. Además, el uso de psicotrópicos y medicación en general se incrementó durante la pandemia.

Entre los principales hallazgos, el más significativo fue un empeoramiento de síntomas como ansiedad, trastornos en el sueño, depresión y mayor uso de psicofármacosEntre los principales hallazgos, el más significativo fue un empeoramiento de síntomas como ansiedad, trastornos en el sueño, depresión y mayor uso de psicofármacos

“En nuestro análisis llegamos a la conclusión de que durante el ASPO por COVI-19, se produjo un deterioro de los síntomas conductuales de las personas adultas mayores con demencia y/o Alzheimer. Estimamos que esto se relaciona con una combinación de factores: asilamiento social, falta de servicios de rehabilitación para pacientes externos y mayor estrés de los cuidadores familiares”, explicó el doctor Allegri. Por esta razón, el equipo de estudio indicó la necesidad de desarrollar un plan de acción que colabore en reducir el estrés en los pacientes con demencia, para que puedan sobrellevar esta situación.

¿Se puede prevenir un alzheimer? De acuerdo a los especialistas, hay cuatro pilares fundamentales para prevenirlo:

1- Seguir una dieta saludable con bajo contenido de grasas y alto contenido de cereales, frutas, vegetales y pescado, asegurando una nutrición equilibrada.

2- Realizar actividad física en forma regular (brinda múltiples beneficios en la cognición, el ánimo y la salud en general).

3- Participar de actividades sociales, ya que implican la interacción con otras personas, intercambio de ideas, oportunidades de ejercitar el lenguaje, adaptación y empatía.

4- Estimulación cognitiva, ya sea individual o en forma de talleres grupales, para estimular las funciones afectadas así como para generar estrategias que compensen las dificultades en lo cotidiano (por ejemplo, al aprender un idioma o desarrollar un nuevo hobby).


Florida reporta 2,521 nuevos casos de coronavirus y otras 9 muertes

Los casos de coronavirus en Florida llegaron el sábado a 683,754 luego de reportarse 2,521 nuevos positivos y 9 fallecimientos adicionales de residentes en el estado, informó el Departamento de Salud.

En total se reportaron los resultados de 60,205 pruebas con una tasa de positividad del 4.64 por ciento, manteniéndose por debajo del 5% durante nueve días consecutivos.

En la última semana se ha notificado de 19,760 nuevos casos: 2,521 este domimgo; 3,573 el sábado, 3,204 el viernes, 3,255 el jueves, 2,355 el miércoles, 3,116 el martes y 1,736 el lunes. El promedio de positivos al COVID-19 de la última semana es de 2,822 por día.

Miami-Dade ha tenido hasta ahora 166,881 casos y Broward 75,682. Los dos condados son los que tienen el mayor número de personas infectadas en el estado, donde ya han muerto 13,296 personas por el COVID-19. Otras 163 personas no residentes en el estado han muerto en Florida, elevando el total de fallecimientos a 13,459.

En Miami-Dade han fallecido 3,055 personas por el COVID-19 y en Broward 1,320.

Además, el condado Palm Beach ha tenido 45,329 casos positivos y Monroe 1,809. Un total de 42,453 personas han estado hospitalizadas en el estado durante este brote, lo que no quiere decir que todos estén hospitalizados en este momento.

En el centro del estado, el condado Hillsborough registra 40,751 casos y Orange tiene 38,971 casos confirmados de COVID-19. En el suroeste, el condado Lee registra 19,964 positivos y el condado Collier 12,466 .

Miami-Dade y Broward a segunda fase de reapertura

El condado Miami-Dade, el más afectado por el COVID-19 en Florida, permitió a partir del viernes la apertura de cines, teatros, boleras, salas de conciertos y centros de convenciones.

Carlos Giménez, alcalde de Miami-Dade, hizo un llamado a “familiarizarse” con las reglas a seguir para la apertura de estos espacios manteniendo el distanciamiento, el uso de mascarillas y todas las restricciones vigentes en el condado.

Invitó además a descargar una nueva aplicación para combatir la COVID-19 que ayuda al rastreo de casos.


20 Septiembre de 2020 /

EEUU supera las 200,000 muertes por coronavirus

MIAMI – Estados Unidos superó este sábado las 200,000 muertes por coronavirus y se mantiene como el país más afectado por la pandemia, de acuerdo con el recuento independiente de NBC News este sábado.

Actualmente se reportan 6,766,137 contagios y 200,042 muertes por coronavirus.

California se mantiene como el estado con más contagios de COVID-19 (781,376 casos, 14,911 fallecimientos). Le sigue Texas (714,251 contagios y 15,076 muertes) y Florida (681,233 infectados, 13,449 muertes).

Cinco estados ya han superado las 10,000 muertes por COVID-19 cada uno: Nueva York, Nueva Jersey, California, Texas y Florida. Nueva York sigue siendo el estado con más decesos (454,929 contagios, 33,929 muertes), seguido por Nueva Jersey (202,611 casos y 16,063 fallecimientos).

Georgia, con 302,737 casos y 6,537 muertes, e Illinois, con 272,525 contagios y 8,647 fallecimientos, completan la lista de los estados más afectados por el coronavirus.

Dakota del Norte y Dakota del Sur encabezan la nación en nuevos casos per cápita en las últimas dos semanas, siendo primero y segundo, respectivamente, de acuerdo con la Universidad Johns Hopkins. También han registrado algunas de las tasas de positividad en las pruebas de COVID-19 -casi el 22% en Dakota del Sur-, indicio de que hay más casos de los que captan las pruebas.

BAJA LA CIFRA DE MUERTES DIARIAS

El número de muertes diarias por coronavirus en EEUU está bajando de nuevo tras alcanzar un segundo pico en agosto.

EEUU ha tenido dos picos claros en el número de muertes diarias. En el verano, la cifra llegó a ser aproximadamente la mitad del pico de la primera ola fatal en abril.

Las muertes alcanzaron su primer pico el 24 de abril, con un promedio de 2,240 muertes diarias, cuando la enfermedad causaba estragos en el nordeste. Entonces, en el verano, brotes en Texas, California y Florida llevaron las muertes a un segundo pico de 1,138 el 1 de agosto.

El número de personas que están siendo tratadas por COVID-19 en los hospitales durante los focos en el verano en Florida y Texas ha estado bajando constantemente desde julio.

El balance provisional de fallecidos ha superado ya con creces la cota más baja de las estimaciones iniciales de la Casa Blanca, que proyectó en el mejor de los casos entre 100,000 y 240,000 muertes a causa de la pandemia.

El Instituto de Métricas y Evaluaciones de Salud (IHME) de la Universidad de Washington, en cuyos modelos de predicción de la evolución de la pandemia se fija a menudo la Casa Blanca, calcula que para las elecciones presidenciales del 3 de noviembre EEUU habrá superado los 230,000 fallecidos por COVID-19.


19 Septiembre de 2020 /

Trump asegura que EE.UU. “esencialmente” tiene ya una vacuna contra la COVID-19

WASHINGTON, D.C. – El presidente Donald Trump aseguró este viernes que Estados Unidos cuenta ya “esencialmente” con una vacuna contra el nuevo coronavirus y adelantó que “dentro de poco” se produciría un anuncio al respecto.

“Esencialmente la tenemos, lo anunciaremos dentro de poco”, declaró el mandatario durante una rueda de prensa celebrada en la Casa Blanca.

Trump recalcó que en breve el país contará con una vacuna “segura y fiable” y que el Gobierno está preparado para -con la colaboración de las Fuerzas Armadas- distribuir cantidades “masivas” de dosis en tan solo “24 horas”, una vez reciba la aprobación de las autoridades sanitarias.

“Antes de final de año tendremos más de cien millones de dosis producidas”, se comprometió el doctor Scott Atlas, un radiólogo que en las últimas semanas se ha erigido como el principal asesor del Ejecutivo en la gestión de la pandemia, en detrimento del doctor Anthony Fauci,  director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas.

Atlas dijo que las personas consideradas “más vulnerables”, incluidos los empleados de los servicios sanitarios, podrán vacunarse “antes de que termine enero” y enfatizó que, en cualquier caso, su toma no será “obligatoria”.

Trump agregó que la Administración espera que hayan “suficientes” vacunas para “todos” los estadounidenses a mediados de abril.

President Donald Trump speaks during a news conference at the White House, Wednesday, Sept. 16, 2020, in Washington. (AP Photo…
Estados Unidos tiene 6.620.186 casos confirmados de COVID-19 y ha registrado 196.465 muertes desde el comienzo de la pandemia, según datos de la Universidad Johns Hopkins.

A menos de dos meses para las elecciones presidenciales del 3 de noviembre, en los últimos días la Casa Blanca viene insistiendo en que alguna de las tres posibles vacunas, que ya se encuentran en la fase 3 de la investigación, estará lista antes de que acabe el año o, incluso, antes de que se celebren los comicios.

Este cronograma, no obstante, no ha sido respaldado por algunos de los principales expertos sanitarios en la Administración.

El director de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), Robert Redfield, afirmó el martes durante una audiencia ante el Congreso que no prevé que una vacuna esté ampliamente disponible hasta el segundo o tercer trimestre de 2021.

El propio Fauci intentó hoy rebajar la controversia al afirmar durante una entrevista a la emisora WTOP que “ambos tienen razón”.

“El presidente decía que es perfectamente concebible que tengamos una respuesta en octubre. Mi previsión es que será probablemente en noviembre o diciembre (…). Digamos que es noviembre, se podría empezar suministrando a los ciudadanos en la categoría de alto riesgo -como trabajadores sanitarios- ya en diciembre, enero o febrero”, sostuvo Fauci.

Fuente: VOA


18 Septiembre de 2020 /

Más de 30 millones de casos del nuevo coronavirus fueron oficialmente registrados en el mundo, según el último recuento de la Universidad de Johns Hopkins, realizado el jueves.

En total, se cuentan 30.003.378 de casos a nivel global, de los cuales 943.203 han muerto,. Más de la mitad de los casos tuvieron lugar en un reducido grupo de países: Estados Unidos (6.669.322), India ( 5.118.253) y Brasil ( 4.419.083).

En este marco, la Organización Mundial de la Salud (OMS)mostró su preocupación este jueves ante el “alarmante” ritmo de transmisión del coronavirus en Europa, enfrentada a un resurgimiento de esta pandemia que también está provocando un flagrante aumento de la brecha entre ricos y pobres.

En julio y agosto aumentaron los entierros y las cremaciones al 200 por ciento respecto a las cifras habituales antes de la pandemia, cuando mensualmente se atendían alrededor de 450 entierros, según datos de la Alcaldía paceña. La Paz, Bolivia. EFE/Juan Carlos Torrejón/Archivo En julio y agosto aumentaron los entierros y las cremaciones al 200 por ciento respecto a las cifras habituales antes de la pandemia, cuando mensualmente se atendían alrededor de 450 entierros, según datos de la Alcaldía paceña. La Paz, Bolivia. EFE/Juan Carlos Torrejón/Archivo

“Las cifras de septiembre deberían servir de alarma para todos nosotros” en el continente, donde el número de casos es superior a los registrados en marzo y abril, declaró desde Copenhague el director para la región de la organización internacional, Hans Kluge.

La agencia de la ONU también mostró su preocupación por el recorte del tiempo de cuarentena decidido o planeado en algunos países europeos, como Francia, y afirmó que sigue recomendando un aislamiento de 14 días para todas las personas que hayan estado en contacto con el virus.

El 13% de la población mundial ya se garantizó el 50% de las vacunas

La pandemia también está agravando de manera flagrante la brecha entre ricos y pobres.

El miércoles, la ONG Oxfam, tras analizar los acuerdos firmados por los laboratorios que están fabricando las cinco vacunas potenciales más importantes contra el Covid-19, estimó que un grupo de naciones ricas que reúne al 13% de la población mundial ya compró más de la mitad de estas ansiadas dosis.

EFE/EPA/YOAN VALA/Archivo EFE/EPA/YOAN VALA/Archivo

“El acceso a vacunas que salvan vidas no debería depender de dónde vives o de cuánto dinero tienes”, dijo Robert Silverman, directivo de Oxfam.

La discriminación también se hizo evidente en materia educativa. La pandemia ha provocado el cierre de escuelas y amenaza con borrar los avances logrados en la última década, particularmente en los países más pobres, dijo el miércoles el Banco Mundial.

“El capital humano es absolutamente vital para el futuro financiero y económico del país, así como para el bienestar social”, dijo David Malpass, presidente del Banco Mundial.

“Creemos que más de mil millones de niños han dejado de recibir clases por culpa del covid-19”, precisó, destacando que esta situación “golpea a las niñas con especial dureza”.

Este balance supone más de 34.714 contagios más que el domingo y de 410 fallecidos. EFE /Justin Lane /Archivo Este balance supone más de 34.714 contagios más que el domingo y de 410 fallecidos. EFE /Justin Lane /Archivo

La vacuna, eje de campaña en EEUU

Estados Unidos sigue siendo el país más azotado por la pandemia, con casi 197.000 fallecidos y más de 6,6 millones de contagios.

La gestión del coronavirus es uno de los temas centrales de la campaña para las elecciones presidenciales de noviembre y provoca tensos cruces de acusaciones entre el presidente Donald Trump y su rival demócrata Joe Biden.

El miércoles, Trump aseguró que una vacuna viable contra el covid-19 estaría lista en Estados Unidos en octubre, contradiciendo directamente a expertos en salud de su gobierno.

“Estamos muy cerca de esa vacuna (…) Creemos que podemos empezar en algún momento de octubre” o poco después, dijo Trump.

Imagen de archivo. Migrantes africanos, cubanos y haitianos, que están varados en Honduras después del cierre de fronteras debido al brote de la enfermedad del coronavirus (COVID-19), viajan hacia el norte en un intento de llegar a Estados Unidos, en Choluteca, Honduras. 2 de junio de 2020. REUTERS / Jorge CabreraImagen de archivo. Migrantes africanos, cubanos y haitianos, que están varados en Honduras después del cierre de fronteras debido al brote de la enfermedad del coronavirus (COVID-19), viajan hacia el norte en un intento de llegar a Estados Unidos, en Choluteca, Honduras. 2 de junio de 2020. REUTERS / Jorge Cabrera

Pero el director de los Centros de prevención y lucha contra enfermedades (CDC), Robert Redfield, afirmó poco antes al Congreso que una distribución “muy limitada” de la vacuna a los grupos prioritarios podría comenzar en noviembre y diciembre, pero que la implementación completa llevaría meses.

Una vacuna accesible a todos los estadounidenses que permita “regresar a la vida normal” no estará disponible hasta “finales del segundo o tercer trimestre de 2021”, explicó.

Ante las cifras que registra el continente americano, la directora de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), Carissa Etienne, advirtió de los riesgos de retomar una vida “casi normal” y de las flexibilizaciones prematuras de las restricciones.

17/09/2020 Idlib, Siria, durante la pandemia de coronavirus. POLITICA ESPAÑA EUROPA MADRID INTERNACIONAL OCHA 17/09/2020 Idlib, Siria, durante la pandemia de coronavirus. POLITICA ESPAÑA EUROPA MADRID INTERNACIONAL OCHA

“La semana pasada, las Américas alcanzaron dos hitos sombríos: más de medio millón de muertes y casi 15 millones de casos fueron reportados”, dijo Etienne señalando que grandes poblaciones “siguen siendo vulnerables”.

En América Latina y el Caribe, el coronavirus ya ha provocado más de 316.000 fallecidos y 8,4 millones de contagios.

En Perú, el país del mundo con mayor tasa de infecciones, se relajará el toque de queda nocturno y dominical, gracias a una mejora de las cifras, anunció el presidente Martín Vizcarra.

Con información de AFP via Infobae


17 de Septiembre 2020 /

Moderna podría tener datos sobre eficacia de la vacuna de COVID-19 en octubre

El consejero delegado de la farmacéutica Moderna, Stephen Bancel, dijo este jueves que podrían conocer si su vacuna contra la COVID-19 es eficaz en octubre, aunque consideró que lo más probable es que esos esperados datos sobre la fase final de su desarrollo lleguen en noviembre.

Las declaraciones de Bancel fueron hechas al canal CNBC después de que Moderna presentara su esperado primer informe detallado sobre la marcha de la fase 3 de pruebas clínicas de su vacuna contra el nuevo coronavirus, que ya ha conseguido más de 25,000 participantes, de los 30,000 que requerían.

Además, Moderna ya ha suministrado la segunda dosis de la vacuna a 10,000 voluntarios y aseguró que se está preparando para el “lanzamiento comercial potencial de la mRNA-1273”, como se conoce a la vacuna.

Bancel aseguró que su plan es tener “un informe interino de eficacia” en noviembre, aunque intentarán presentarlo en octubre. “Creo que es improbable, pero es posible. Si el índice de infecciones en el país se reduce en las próximas semanas podríamos tener un escenario en el que sería (la publicación) en diciembre”.

El directivo explicó que las pruebas están diseñadas para comprobar en el 50 % que recibe la vacuna y no el placebo si contraen la enfermedad o no y para ello el índice de infecciones es una variable importante.

Las noticias sobre Moderna llevaron las acciones de la farmacéutica con sede en Massachusetts a subir cerca de un 3 %, después de que se hayan mantenido relativamente bajas por la falta de información sobre la marcha de la fase 3.

El informe de protocolos, de 135 páginas, es más cauto que Bancel a la hora de hacer proyecciones sobre si la vacuna es eficaz y segura para su producción y distribución masiva y considera que los primeros análisis se harían en diciembre y los resultados más definitivos no llegarían hasta la primavera de 2021.

El presidente estadounidense, Donald Trump, ha asegurado que la vacuna contra la COVID-19 estará ampliamente disponible a finales de año, pese a que expertos de su propio gobierno han dicho que habrá que esperar a 2021.

El mandatario también dijo ayer que espera que haya una vacuna disponible en octubre, probablemente, según sus cálculos, pocos días antes de las elecciones del 3 de noviembre en las que se juega su reelección.

Moderna es, junto con AstraZeneca y Pfizer, que colabora con la alemana BioNTech, uno de los más prometedores desarrolladores de la vacuna contra la COVID-19.

AstraZeneca tuvo que detener temporalmente los ensayos debido a que un participante sufrió una reacción adversa y solo ha reiniciado las pruebas en algunos países.

Pfizer, que utiliza una tecnología similar a la de Moderna, de ARN mensajero, espera tener resultados preliminares de eficacia y seguridad en octubre.

Moderna aseguró este jueves que es la primera en presentar un informe con sus protocolos tan detallado, algo que se mantiene en secreto por miedo a perder competitividad.

Fuente: El Nuevo Herald


Coronavirus en EEUU: la cifra de muertos supera los 198,000

Estados Unidos se mantiene como el país más afectado por la pandemia de COVID-19, de acuerdo con el recuento independiente de NBC News este jueves a las 3 a.m. ET.

Actualmente se reportan 6,663,464 contagios y 198,047 muertes por coronavirus.

California se mantiene como el estado con más contagios de COVID-19 (773,320 casos, 14,716 fallecimientos). Le sigue Texas (705,887 contagios y 14,827 muertes) y Florida (671,201 infectados, 13,100 muertes).

Cinco estados ya han superado las 10,000 muertes por COVID-19 cada uno: Nueva York, Nueva Jersey, California, Texas y Florida. Nueva York sigue siendo el estado con más decesos (453,197 contagios, 33,910 muertes), seguido por Nueva Jersey (201,556 casos y 16,055 fallecimientos).

Georgia, con 299,056 casos y 6,419 muertes, e Illinois, con 268,246 contagios y 8,599 fallecimientos, completan la lista de los estados más afectados por el coronavirus.

Dakota del Norte y Dakota del Sur encabezan la nación en nuevos casos per cápita en las últimas dos semanas, siendo primero y segundo, respectivamente, de acuerdo con la Universidad Johns Hopkins. También han registrado algunas de las tasas de positividad en las pruebas de COVID-19 -casi el 22% en Dakota del Sur-, indicio de que hay más casos de los que captan las pruebas.

BAJA LA CIFRA DE MUERTES DIARIAS

El número de muertes diarias por coronavirus en EEUU está bajando de nuevo tras alcanzar un segundo pico en agosto.

EEUU ha tenido dos picos claros en el número de muertes diarias. En el verano, la cifra llegó a ser aproximadamente la mitad del pico de la primera ola fatal en abril.

Las muertes alcanzaron su primer pico el 24 de abril, con un promedio de 2,240 muertes diarias, cuando la enfermedad causaba estragos en el nordeste. Entonces, en el verano, brotes en Texas, California y Florida llevaron las muertes a un segundo pico de 1,138 el 1 de agosto.

El número de personas que están siendo tratadas por COVID-19 en los hospitales durante los focos en el verano en Florida y Texas ha estado bajando constantemente desde julio.

El balance provisional de fallecidos ha superado ya con creces la cota más baja de las estimaciones iniciales de la Casa Blanca, que proyectó en el mejor de los casos entre 100,000 y 240,000 muertes a causa de la pandemia.

El Instituto de Métricas y Evaluaciones de Salud (IHME) de la Universidad de Washington, en cuyos modelos de predicción de la evolución de la pandemia se fija a menudo la Casa Blanca, calcula que para las elecciones presidenciales del 3 de noviembre EEUU habrá superado los 230,000 fallecidos por COVID-19.

Fuente: Telemundo


16 de septiembre 2020 /

“No habrá vacuna para todos hasta 2024”, dijo el director del mayor laboratorio productor del mundo

Mientras la carrera por obtener una vacuna eficaz contra el nuevo coronavirus y la enfermedad COVID-19 que genera ingresa en la recta final, la ansiedad crece en todo el mundo que busca tener en sus manos una herramienta que pueda eliminar esta pandemia.

Los pronósticos más alentadores hablan de que antes de fin de año veremos una vacuna aprobada, de las 9 que están en fase 3 actualmente. Y que en el primer cuatrimestre de 2021 y hacia mitad de ese año, millones de personas ya estarán vacunadas.

Pero hubo otro análisis que provino de una fuente autorizada y que generó preocupación. El director ejecutivo del mayor fabricante de vacunas del mundo advirtió recién a finales de 2024 habrá suficientes vacunas COVID-19 disponibles para que todos en el mundo sean inoculados.

 Una investigadora trabajando en el laboratorio de la vacuna rusa contra el coronavirus Sputnik V Una investigadora trabajando en el laboratorio de la vacuna rusa contra el coronavirus Sputnik V

Adar Poonawalla, director ejecutivo del Serum Institute of India, explicó al Financial Times que las compañías farmacéuticas no estaban aumentando la capacidad de producción con la rapidez suficiente para vacunar a la población mundial en menos tiempo. “Pasarán de cuatro a cinco años hasta que todos reciban la vacuna en este planeta”, aseguró Poonawalla, quien estimó que si la inyección de COVID-19 es una vacuna de dos dosis, como el sarampión o el rotavirus, el mundo necesitará 15 mil millones de dosis. “Sé que el mundo quiere ser optimista al respecto pero no he oído de nadie que se acerque ni siquiera a ese nivel en este momento”, dijo.

Serum Institute, ubicado en la ciudad de Pune, en el oeste de India, se asoció con cinco empresas farmacéuticas internacionales, incluidas AstraZeneca y Novavax, para desarrollar una vacuna COVID-19 y se comprometió a producir 1000 millones de dosis, de las cuales la mitad se distribuirán en la India.

Poonawalla está en conversaciones con inversionistas para recaudar 600 millones de dólares a fin de aumentar la capacidad de producción de la empresa y cumplir con su objetivo de producir mil millones de dosis. “Estamos haciendo un gran aumento y dilución de capital para tener suficiente capital para administrar las materias primas y el equipo que necesitamos en los próximos uno o dos años para operar a esta escala”, dijo.

Empleados del gobierno indio toman los datos de una mujer antes de someterla a un test de antígenos para detectar coronavirus en Srinagar, la capital de verano de la Cachemira india. EFE/EPA/FAROOQ KHAN/Archivo Empleados del gobierno indio toman los datos de una mujer antes de someterla a un test de antígenos para detectar coronavirus en Srinagar, la capital de verano de la Cachemira india. EFE/EPA/FAROOQ KHAN/Archivo

La compañía farmacéutica fabrica 1.500 millones de dosis de vacunas al año para más de 170 países, la mayoría de los cuales son países en desarrollo, para protegerse contra enfermedades infecciosas como la influenza, el sarampión y la poliomielitis.

La declaración de Poonawalla se produce cuando las compañías farmacéuticas de todo el mundo luchan por una vacuna eficaz que luche contra el COVID-19, que ha matado a casi 930.000 personas en todo el mundo. Su evaluación arroja serias dudas sobre las afirmaciones de los políticos que han prometido vacunas para el próximo mes, a medida que aumentan las preocupaciones de que los grandes pedidos anticipados de Estados Unidos y Europa dejarán a los países en desarrollo al final de la cola.

Como parte de su acuerdo con AstraZeneca, la compañía tendrá como objetivo producir dosis de vacunas que cuesten alrededor de $ 3 para 68 países y bajo su acuerdo con Novavax, para 92 países.

FOTO DE ARCHIVO: Dos ampollas médicas con la etiqueta "Vacuna" en inglés frente a un fondo en el que se lee "COVID-19" en esta fotografía de ilustración tomada el 9 de septiembre de 2020. REUTERS/Dado RuvicFOTO DE ARCHIVO: Dos ampollas médicas con la etiqueta “Vacuna” en inglés frente a un fondo en el que se lee “COVID-19” en esta fotografía de ilustración tomada el 9 de septiembre de 2020. REUTERS/Dado Ruvic

En mayo, el científico jefe de la Organización Mundial de la Salud (OMS)Soumya Swaminathan, predijo que pasarían de cuatro a cinco años antes de que la pandemia estuviera bajo control, y agregó que una vacuna “parece por ahora la mejor salida”, pero no era una solución milagrosa.

Otros factores importantes son las medidas de contención y las mutaciones del virus que podrían hacer que una vacuna sea ineficaz. Suponiendo que hay dos o más vacunas que tienen al menos un 75% de protección contra la infección, tres cuartas partes de la población mundial podrían vacunarse a mediados de 2023, precisó Peter Hale, director ejecutivo de la Fundación para la Investigación de Vacunas en los Estados Unidos.

“Eso debería ser suficiente para frenar la propagación de la infección y detener la pandemia, aunque no lo suficientemente bueno como para enviar el virus al basurero de la historia”, agregó Hale.

Ilutración fotográfica de archivo que muestra a una mujer con una jeringa y un pequeño bote con la leyenda "VAcuna COVID-19". 10 abril 2020. REUTERS/Dado Ruvic.Ilutración fotográfica de archivo que muestra a una mujer con una jeringa y un pequeño bote con la leyenda “VAcuna COVID-19”. 10 abril 2020. REUTERS/Dado Ruvic.

Según la OMS, hasta 2022

La semana pasada, la jefa de científicos de la OMS, Soumya Swaminathan, advirtió que no espera que las posibles vacunas contra la COVID-19 estén disponibles para la población general antes de dos años, aunque los primeros grupos de riesgo podrían ser inmunizados a mediados de 2021.

“Muchos piensan que a principios del próximo año llegará una panacea que lo resuelva todo, pero no va a ser así: hay un largo proceso de evaluación, licencias, fabricación y distribución”, subrayó la experta india en una sesión de preguntas y respuestas con internautas a través de las redes sociales.

La vacuna rusa Sputnik V se está aplicando, pese a no contar con estudios finales de fase 3

Swaminathan indicó que desde la organización se maneja como escenario más optimista la primera llegada de vacunas a diversos países a mediados del próximo año, momento en el que se deberá dar prioridad a los grupos de mayor riesgo, ya que entonces aún no se habrán podido producir dosis para toda la sociedad.

“Es la primera vez en la historia que necesitamos miles de millones de dosis de una vacuna”, afirmó la científica en jefe de la OMS, quien explicó que como mucho en las campañas masivas de vacunación anuales contra otras enfermedades se necesitan cientos de millones de dosis.

Fuente: Infobae


Muertes por coronavirus en Florida pasan de 13,000

Los casos de coronavirus en Florida llegaron el miércoles a 671,201 luego de reportarse 2,355 nuevos positivos y 152 fallecimientos adicionales, lo que llevó el total de muertes en el estado por encima de los 13,000, informó el Departamento de Salud.

En total se reportaron los resultados de 53,857 pruebas con una tasa de positividad del 4.47 por ciento, manteniéndose por debajo del 5% durante cinco días consecutivos.

En la última semana se ha notificado de 19,053 nuevos casos: 2,355 el miércoles, 3,116 el martes, 1,736 el lunes, 2,423 el domingo, 3,190 el sábado, 3,650 el viernes y 2,583. El promedio de positivos al COVID-19 de la última semana es de 2,721 por día.

Miami-Dade ha tenido hasta ahora 165,147 casos y Broward 74,832 . Los dos condados son los que tienen el mayor número de personas infectadas en el estado, donde ya han muerto 12,939 personas por el COVID-19. Otras 159 personas no residentes en el estado han muerto en Florida, elevando el total de fallecimientos a 13,098.

En Miami-Dade han fallecido 2,955 personas por el COVID-19 y en Broward 1,297.

Además, el condado Palm Beach ha tenido 44,459 casos positivos y Monroe 1,791. Un total de 41,851 personas han estado hospitalizadas en el estado durante este brote, lo que no quiere decir que todos estén hospitalizados en este momento.

En el centro del estado, el condado Hillsborough registra 39,888 casos y Orange tiene 38,242 casos confirmados de COVID-19. En el suroeste, el condado Lee registra 19,617 positivos y el condado Collier 12,272.

Fuente: Telemundo51


Muertes de niños por COVID similares a las de adultos

Una revisión detallada a las muertes por COVID-19 entre niños y adultos jóvenes de Estados Unidos dada a conocer el martes muestra que tienen patrones similares a las de pacientes mayores.

El reporte examinó 121 muertes de personas menores de 21 años, registradas hasta el final de julio. Al igual que los adultos, muchos tenían uno o más problemas médicos, como asma, obesidad, padecimientos cardíacos o de desarrollo.

Las muertes fueron además más comunes entre aquellos en ciertos grupos raciales o étnicos, de acuerdo con el reporte de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC). Los CDC encontraron que 54 eran hispanos, 35 eran negros y 17 eran blancos, aunque la población blanca del país es mucho mayor.

“Es realmente llamativo. Es similar a lo que vemos entre los adultos” y pudiera reflejar muchas cosas, incluyendo que muchos trabajadores esenciales que siguen trabajando son padres negros e hispanos, dijo el doctor Andrew Pavia, un pediatra experto en enfermedades infecciosas de la Universidad de Utah. Pavia no fue parte del estudio.

No obstante, son pocas las muertes de menores. Representan menos de 0,08% del total de muertes por COVID-19 reportadas a los CDC para entonces, aunque los niños y los adultos en edad universitaria representan 26% de la población del país.

Quince de las muertes fueron vinculadas con un raro padecimiento llamado síndrome inflamatorio sistémico, que puede causar inflamación y problemas cardíacos.

El reporte encontró además que casi dos terceras partes de las muertes fueron de varones y que la tasa de mortalidad aumentó con la edad. Hubo 71 muertes entre los pacientes menores de 17 años, incluyendo una docena de infantes. Las 50 restantes fueron de pacientes de entre 18 y 20 años.

Los científicos siguen tratando de entender por qué los síntomas más severos se vuelven más comunes con la edad. Una teoría existente es que los niños pequeños tienen menos sitios en las superficies de sus vías respiratorios en las que el virus puede acoplarse, dijo Pavia. Otra es que los niños pudieran ser menos propensos a una sobrerreacción del sistema inmunológico al virus, añadió.

En lo que va de año, el saldo registrado por los CDC en los niños es más bajo que las muertes de niños por influenza reportadas durante una temporada usual, que ha sido de 130 en años recientes. Pero comparar los dos es difícil por varias razones, incluyendo que la mayoría de las escuelas no estuvieron abiertas durante la primavera debido a la pandemia.

Fuente: AP

15 Septiembre de 2020 /

Bill Gates pronosticó cuál será la primera vacuna contra el COVID-19

Es probable que ninguna de las vacunas busque aprobación en los Estados Unidos antes de fines de octubre”. La frase corresponde a BillGates, fundador de Microsoft y quien se ha convertido en un emblema de la lucha contra el coronavirus Sars-CoV-2 que provoca la enfermedad COVID-19. El empresario y filántropo no es optimista respecto a la posibilidad de que se encuentre una cura efectiva y preventiva contra la pandemia y arriesgó que sólo uno de los ensayos que están en fase final podría conducir a una verdadera inmunidad.

Gates, quien ha donado millones de dólares en el desarrollo de una cura contra el coronavirus, indicó que ve difícil que una salga a la luz antes de fin de año y que si eso ocurriera sólo una de las candidatas podría alcanzar la meta: la de Pfizer. “La única vacuna que, si todo va a la perfección, podría solicitar la licencia de uso de emergencia a finales de octubre, sería la de Pfizer”, concluyó en una entrevista por teleconferencia con la cadena televisiva CNBC.

Creo que una vez que entremos, digamos, a diciembre o enero, es probable que al menos dos o tres busquen la aprobación, si realmente son efectivas. Y entonces tenemos estos ensayos de fase tres que están en curso. La única vacuna que, si todo sale a la perfección, podría solicitar la licencia de uso de emergencia a finales de octubre, sería Pfizer”, pronosticó.

Las otras dos a las que se refiere Gates son la que está desarrollando la empresa Moderna y aquella más extendida, la de la Universidad de Oxford -que ayer anunció que retomaba las pruebas- en conjunto con el laboratorio AstraZeneca. Respecto a la efectividad que pudieran tener estas vacunas, el presidente de la GatesFoundation -que conduce junto a su esposa Melinda– se mostró optimista ya que demostraron en las anteriores fases que había desarrollado inmunidad en los voluntarios que se sometieron a los ensayos experimentales.

FOTO DE ARCHIVO: Según Bill Gates el desarrollo más avanzado contra el coronavirus es la vacuna que está en proceso de Pfizer. Para el fundador de Microsoft podría estar antes de fin de año (Reuters)FOTO DE ARCHIVO: Según Bill Gates el desarrollo más avanzado contra el coronavirus es la vacuna que está en proceso de Pfizer. Para el fundador de Microsoft podría estar antes de fin de año (Reuters)

Esa fundación posee acciones en Pfizer, pero también en otras compañías que están desarrollando vacunas, pero en etapas más tempranas, como Johnson & Johnson Merck.

Respecto a los temores surgidos a partir de que las dosis podrían aprobarse antes de ser seguras -como ocurre en otros países-, Gates se mostró confiado en que las empresas de laboratorio ya anunciaron que no pedirían la autorización a la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA, por sus siglas en inglés) a menos que tengan absoluta certeza de que no generarán daño alguno en el organismo y serán efectivas contra el COVID-19.

En algunos círculos existe la sospecha de que los permisos podrían ser otorgados sin la seguridad que requiere un lanzamiento de esta envergadura. Pero el fundador de Microsoft se manifestó tranquilo en ese aspecto: “La buena noticia es que las principales compañías de vacunas dijeron hoy que no solicitarán ni siquiera la licencia de uso de emergencia hasta que tengan una prueba de eficacia. También tenemos que seguir todos los pasos de seguridad para que las personas sientan que quieren participar en la aplicación de esta vacuna”.

En otra entrevista concedida al sitio STATNewsGates también cuestionó el tratamiento que dio la Casa Blanca a la pandemia. “Sabes, esta ha sido una situación mal gestionada en cada paso del camino. Es impactante. Es increíble, el hecho de que estemos entre los peores del mundo“.

Cuándo terminará la pandemia

Gates vaticinó que probablemente será a finales del próximo año cuando los Estados Unidos salga de la pandemia del coronavirus. En una entrevista reciente con Bloombergadelantó que fuera de territorio norteamericano, podría incluso llevar más tiempo, estirando la inestabilidad sanitaria y financiera hasta el 2022.

Según sus estimaciones, “para el mundo rico, deberíamos ser capaces de acabar con esto (el COVID-19) para finales de 2021, y para el mundo en general para finales de 2022”. Y agregó: “La respuesta más fuerte probablemente vendrá de la subunidad de la proteína. Con tantas compañías trabajando en ello, podemos permitirnos bastantes fracasos y aún así tener algo de bajo costo y larga duración”.

Por mucho que a la gente le gustaría volver al trabajo, o a la escuela, o a la iglesia, o donde sea, “el verdadero fin vendrá de la propagación natural de las infecciones y de la vacuna que produzca la inmunidad de rebaño”, dijo el fundador de Microsoft.

Días atrás, en entrevista con Wire, Gates explicó que una de las razones por las que en EEUU aún se está lejos de una nueva normalidad es la manera en que se testea. “La mayoría de las pruebas de coronavirus en EEUU son un desperdicio, completamente basura”. Para él, en la mayoría de los casos los resultados no llegan a tiempo para que los infectados cambien su comportamiento para evitar infectar a otras personas.

Fuente: Infobae


Un estudio afirma que las mascarillas pueden generar inmunidad frente a la Covid-19

La Humanidad se mantiene expectante ante el desarrollo de una vacuna segura y eficaz, así como de tratamientos más efectivos, capaz de ofrecer el máximo control contra el SARS-CoV-2, cuya capacidad proteica causa manifestaciones clínicas que oscilan entre la ausencia total de síntomas hasta neumonía, distrés respiratorio agudo y muerte. En esta larga espera, la comunidad científica sigue analizando todos los factores que puedan, al menos, minimizar los devastadores efectos que el nuevo virus ha provocado en un elevado porcentaje de la población mundial.

En esta línea, aparece el comentario que publican en The New England Journal of Medicine, los inmunólogos Monica Gandhi y George W. Rutherford, de la Universidad de California, en San Francisco (Estados Unidos), que aunque se trata de una hipótesis, ofrece datos virológicos, epidemiológicos y ecológicos, muy interesantes: el enmascaramiento facial universal puede reducir la gravedad de la infección en personas afectadas y aumentar, por otra parte, las posibilidades de que los nuevos casos sean asintomáticos.

¿Se convierte así el uso universal de la mascarilla en una única y actual forma de conseguir cierta inmunización en espera de una vacuna? De entrada, una enfermedad leve o asintomática podría considerarse un triunfo en un contexto de pandemia en términos de prevención y, en caso de confirmarse, en uno de los escasos pilares del control de la pandemia, que continúa su propagación mundial.

Si se confirma esta hipótesis, el uso universal de la mascarilla podría convertirse en una forma de “variolación” que generaría inmunidad y, por lo tanto, “ralentizaría la propagación del virus mientras esperamos una vacuna“, señalan los autores. La variolación o variolización es un procedimiento de profilaxis que empezó a practicarse, incluso en antiguas civilizaciones, para generar respuesta inmunitaria en patologías como la viruela, inoculando el virus, y que se aplicaba antes del desarrollo de vacuna por el británico Edward Jenner. La técnica consistía en realizar una incisión en la piel del individuo y ponerle el polvo de las costras de viruela. Después se cerraba la incisión y se aislaba al inoculado hasta que la enfermedad le atacara de manera leve, hasta lograr su recuperación.

Coronavirus. Mascarillas de seguridad

En marzo, empezó a hacerse evidente el potencial papel del enmascaramiento facial en toda la población cuando comenzaron a circular informes que describían las altas tasas de diseminación viral del SARS-CoV-2 por la nariz y la boca de los pacientes que eran presintomáticos o asintomáticos: las tasas de diseminación eran equivalentes a las de los sintomáticos. Así, un mes después, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de Estados Unidos, recomendaban que la población usara cubiertas faciales de tela en áreas con altas tasas de transmisión comunitaria, recomendación que se ha seguido de manera desigual en los Estados Unidos, según los autores del artículo.

Cuando esta evidencia se relaciona con otros virus respiratorios también se sugiere que el enmascaramiento facial puede proteger al usuario de la infección, al bloquear la entrada de partículas virales en la nariz y la boca, fenómeno que se evidenció durante pandemia de SARS de 2003 y que contribuyó a su control. Datos más recientes de la Universidad de Boston demuestran que las infecciones por SARS-CoV-2 disminuyeron entre los trabajadores de la salud después de que se implementó el enmascaramiento universal en los hospitales municipales a finales del pasado mes de marzo.

Otros datos reportan que en un brote en un crucero argentino cerrado, por ejemplo, donde los pasajeros recibieron máscaras quirúrgicas y el personal máscaras N95, la tasa de infección asintomática fue del 81% (en comparación con el 20% en brotes anteriores de cruceros sin enmascaramiento universal).

REDUCIR LA CARGA VIRAL, CLAVE

La posibilidad de una “inmunidad” mediante el uso universal de mascarilla se relaciona con una teoría de sobre la patogénesis viral, que sostiene que la gravedad de la enfermedad es proporcional al inóculo viral recibido. “Esta forma de variolización es una forma de disminuir el inóculo infectivo. Hasta que no haya disponible una vacuna es importante reducir el tiempo de exposición; en este caso con el uso de mascarilla universal que se presenta en este artículo como una estrategia para reducir la gravedad de la infección en afectados y, además, para favorecer la infecciones asintomáticas”, señala Silvia Sánchez Ramón, jefe del Servicio de Inmunología del Hospital Clínico de Madrid, a quien esta táctica le parece muy adecuada para la población general y de especial importancia para personal sanitario, sobre todo en situaciones de exposición.

Para la inmunóloga, la clave está, por tanto, en disminuir el inóculo infectivo, ya que “su carga inicial juega un papel preponderante en la gravedad de la infección. Por ello, la clave de llevar mascarilla es reducir el inóculo infectivo”.

Desde 1938, la ciencia ha explorado, principalmente en modelos animales, el concepto de la dosis letal de un virus, o la dosis a la que muere el 50% de los huéspedes expuestos (LD50). En las infecciones virales en las que las respuestas inmunitarias del huésped desempeñan un papel predominante en la patogénesis viral, como el SARS-CoV-2, las dosis altas de inóculo viral pueden desregular las defensas inmunitarias innatas, aumentando la gravedad de la enfermedad. De hecho, la inmunopatología de regulación negativa es un mecanismo por el cual la dexametasona mejora los resultados en la infección grave por Covid-19.

Si el inóculo viral es importante para determinar la gravedad de la infección por SARS-CoV-2, una razón hipotética adicional para el uso de máscaras faciales sería reducir el inóculo viral al que está expuesto el usuario y el impacto clínico posterior de la enfermedad. “Dado que las mascarillas pueden filtrar algunas gotas que contienen virus (con la capacidad de filtrado determinada por el tipo de mascarilla), la mascarilla podría reducir el inóculo que inhala una persona expuesta. Si esta teoría se confirma, el enmascaramiento de toda la población, con cualquier tipo de máscara que aumente la aceptabilidad y la adherencia, podría contribuir a aumentar la proporción de infecciones por SARS-CoV-2 que son asintomáticas”, señalan los autores.

Los CDC estadounidenses estimaron que la tasa típica de infección asintomática con SARS-CoV-2 era del 40% a mediados de julio, aunque en entornos con enmascaramiento facial universal fueron superiores al 80%, lo que supone una evidencia observacional de esta hipótesis.

Pero, llegados a este punto, ¿un aumento en el número de casos de asintomáticos no sería un riesgo añadido para la transmisión comunitaria al no detectar las infecciones? Sánchez Ramón considera que la hipótesis del NEJM se plantea como una estrategia para disminuir la gravedad y conseguir infección asintomática. Y en este último punto, siempre que se lleve mascarilla en lugares cerrados y ante exposición es una posible forma de inmunizar a la población a través de la mascarilla; de ahí el concepto de variolización, sin perder de vista que tanto las personas que tienen síntomas leves como los asintomáticos generan una inmunidad”.

Los países que han adaptado el enmascaramiento de toda la población les ha ido mejor, según el trabajo, en términos de tasas de enfermedades graves relacionadas con la Covid y muerte, lo que, en entornos con pruebas limitadas, sugiere un cambio de infecciones sintomáticas a asintomáticas.

“La forma más obvia de evitar que la sociedad sufra los efectos devastadores del Covid-19 es promover medidas para reducir tanto la transmisión como la gravedad de la enfermedad. Mientras esperamos los resultados de los ensayos de vacunas, cualquier medida de Salud Pública que pueda aumentar la proporción de infecciones asintomáticas por SARS-CoV-2 puede hacer que la infección sea menos mortal y aumentar la inmunidad de toda la población sin enfermedades graves ni muertes”, indican los inmunólogos estadounidenses.

Fuente: El Mundo


 ¿Mutación D614G del COVID-19 es la menos mortal?

Desde el pasado 30 de abril se empezó hablar de la mutación Spike D614G del virus SARS-CoV-2. La misma -según algunos estudios- es la más contagiosa. Pero otros investigadores aseguran que es la menos mortal.

Los científicos de Los Alamos National Laboratory informaron sobre las secuenciaciones genéticas que se hacen del SARS-CoV-2. Ellos indicaron que la mutación D614G apareció en Europa en febrero, detalló losintangibles.org.

Ésta llegó a la costa este de Estados Unidos, donde se convirtió en la variante dominante, o más frecuente del virus, y de ahí se ha diseminado al resto del mundo.

Este martes, la Organización Mundial de la Salud (OMS)  informó, “aún no hay evidencia científica de que la mutación del coronavirus recientemente identificada en algunos países de Asia por científicos de Corea del Sur cause una enfermedad más leve o sea menos mortal”.

La epidemióloga líder de la OMS, María Van Kerkhove,declaró  en una rueda de prensa que en este momento el organismo sanitario internacional se encuentra trabajando con un grupo de especialistas para entender los cambios que puedan ocurrir en la secuencia genética del virus.

Van Kerkhove ha destacado que lo imperativo es seguir monitoreando el virus para entender sus cambios y determinar cuáles mutaciones son importantes o lo hacen comportarse de manera diferente.

En cuanto a la diferencia en los índices de mortalidad entre países, la experta ha señalado que hay muchas razones por las que las muertes varían.

Sobre este aspecto, la experta destacó, que,en Corea del Sur,los primeros infectados fueron personas jóvenes, con menos males subyacentes previos.

“Hasta el momento, más de 75 mil secuencias genéticas del coronavirus de países de todo el mundo están disponibles al público, algo que debe continuar”, finalizó la doctora.

 

Fuente: El Politico


Los directores de compañías no deberían hacer promesas sobre los resultados de la vacuna contra el coronavirus antes de que la ciencia esté lista, dicen los expertos en salud

(CNN) — Aunque ha habido avances prometedores en la carrera por una vacuna, los expertos en salud pública advirtieron que los estadounidenses deberían ser escépticos ante las afirmaciones de las empresas de que Estados Unidos pronto sabrá si una vacuna covid-19 es segura.

«Hay muchos incentivos para que cualquier empresa sea la primera en producir una vacuna eficaz», dijo el epidemiólogo y experto en salud pública Abdul El-Sayed a Wolf Blitzer de CNN el domingo. «Ver a un presidente ejecutivo de una farmacéutica adelantarse a la ciencia, creo que es algo que todos deberíamos tomar con mucho cuidado.

Los comentarios del Dr. El-Sayed se producen después de que el director ejecutivo de Pfizer, Albert Bourla, le dijo a «Face the Nation» de CBS el domingo que había «bastantes posibilidades» de que el equipo que prueba su posible vacuna sepa si funciona a finales de octubre.

Anne Rimoin, profesora de epidemiología en la Facultad de Salud Pública Fielding de UCLA, también expresó su escepticismo con esa promesa.

«Todo es realmente una especulación en este momento», le dijo Rimoin a Blitzer Sunday. «Quiero ver los datos. Muéstrame los datos».

Cuando se le preguntó si la gente tendría que esperar hasta el 2021 para recibir la vacuna, Bourla dijo que no sabía cuánto tiempo tardarían los reguladores en aprobarla.

«Tenemos una buena posibilidad de que sepamos si el producto funciona para fines de octubre. Entonces, por supuesto, es trabajo del regulador emitir (una) licencia o no».

El Dr. Jeremy Faust, médico de emergencias del Hospital Brigham and Women’s, le dijo a Blitzer que la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA), la agencia responsable de regular las vacunas en el país, ha sido criticada después de varios pasos en falso durante la pandemia.

«La gente puede no prestar atención o puede estar asustada porque se ha desperdiciado tanta credibilidad», afirmó. «Es por eso que siempre dices la verdad, incluso si no gana el ciclo de noticias».

Un compromiso por la seguridad de las vacunas

En todo el mundo, hay 35 vacunas en ensayos en humanos. Ocho de ellas se encuentran en grandes ensayos clínicos en etapa tardía hasta el viernes, dijo la OMS; incluidas las de Pfizer, AstraZeneca y la Universidad de Oxford.

Pero la urgencia por desarrollar una vacuna para el virus que ha infectado a más de 6,5 millones y ha provocado 194.079 muertes ha generado preocupaciones de que el resultado final no sea seguro.

Nueve fabricantes de vacunas dijeron que han firmado un compromiso conjunto para mantener «altos estándares éticos», lo que sugiere que no buscarán una aprobación gubernamental prematura para ninguna de las vacunas covid-19 que desarrollen.

Dos de las vacunas en proceso han tenido que pausar sus ensayos

El equipo de investigación de la Universidad de Oxford anunció que su ensayo se reanudaría en el Reino Unido después de que se detuviera la semana pasada debido a una enfermedad inexplicable en uno de los voluntarios, un paso que según los expertos no es sin precedentes.

«En ensayos grandes como este, se espera que algunos participantes se sientan mal y cada caso debe ser evaluado cuidadosamente para asegurar una evaluación cuidadosa de la seguridad», señaló la Universidad de Oxford en un comunicado.

Pausar el ensayo de una vacuna es una precaución estándar, indicó el miércoles el director de los Institutos Nacionales de Salud de Estados Unidos, Dr. Francis Collins, en una audiencia en el Senado. Dijo que está destinado a garantizar que las vacunas experimentales no causen reacciones graves.

El miércoles, AstraZeneca reveló que su juicio se había detenido dos veces debido a eventos adversos.

Aunque no es inaudito, los expertos entrevistados por CNN dijeron que es poco común que un ensayo de Fase 3 se pause dos veces debido a eventos adversos.

«Es lamentable que haya sucedido. Con suerte lo resolverán y podrán continuar con el resto del ensayo, pero no lo sabe. Necesitan investigarlo más a fondo», dijo el Dr. Anthony Fauci, director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas.

Asegurar que la vacuna funcione para los más vulnerables

Aunque los resultados preliminares muestran signos de que las vacunas en desarrollo pueden funcionar, la Dra. Celine Gounder le dijo a Blitzer que los investigadores no sabrán realmente cuán efectivos son los productos hasta que se prueben en una gama más amplia de poblaciones.

No ha habido suficiente representación de los muy ancianos, los niños, las mujeres embarazadas y las personas con enfermedades inmunosupresoras como el VIH o el cáncer en las pruebas, aseguró.

«Eso importa porque su sistema inmunológico no va a responder a esta vacuna de la misma manera», dijo la internista y especialista en enfermedades infecciosas.

El sábado, la compañía farmacéutica estadounidense Pfizer y su socio alemán BioNTech anunciaron su propuesta de expandir los ensayos clínicos de Fase 3 para incluir 44.000 participantes y poblaciones de pacientes más diversas, incluidas personas de 16 años. Eso es más que el plan inicial de 30.000 participantes, un punto de referencia que planean cumplir la próxima semana, según un comunicado.

La propuesta, que necesitaría la aprobación de la FDA les permitiría a las empresas recopilar más datos sobre la seguridad y eficacia de la vacuna candidata al tiempo que diversifica el grupo de participantes.

«Creo que deberíamos esforzarnos por tener una población lo más diversa posible», dijo Bourla a CBS Sunday, enfatizando la importancia de tener un grupo diverso de voluntarios dado el mayor impacto que covid-19 ha tenido en las comunidades de color.

«Pero ahora mismo no estamos mal. En realidad, tenemos una población que a nivel mundial solo el 60% son caucásicos, el 40%, aproximadamente, minorías», dijo.

A los estudiantes universitarios se les pidió que hicieran su parte

Mientras tanto, a medida que los estudiantes regresan al campus, los funcionarios los instan a que hagan su parte para reducir la propagación del virus poniendo en cuarentena y practicando el distanciamiento social.

Como medida preventiva, la Universidad Estatal de Ohio planea cancelar las vacaciones de primavera en 2021 para reducir la exposición de sus estudiantes, personal y profesores, dijo la universidad el domingo, diciendo que en su lugar permitirá a los estudiantes dos días libres de clases.

La universidad dice que esto «mantendrá unida a nuestra comunidad durante todo el semestre y reducirá las exposiciones relacionadas con los viajes».

«Si bien hubo muchos ajustes en nuestros planes durante el verano, esperamos que nuestra experiencia este semestre permita un plan más fluido y predecible de cara al semestre de primavera», comentó el vicepresidente ejecutivo y rector Bruce A. McPherson en un correo electrónico a estudiantes y profesores.

A los estudiantes de la Universidad Estatal de Michigan se les pidió que se pusieran en cuarentena después de que el departamento de salud local informara 342 nuevos casos entre personas afiliadas a la universidad desde el 24 de agosto, dijo Aaron Stephens, alcalde de East Lansing, Michigan.

«MSU se compromete a hacer todo lo posible para prevenir la propagación del covid-19», dijo el médico de MSU David Weismantel. «La seguridad de toda nuestra comunidad es una prioridad y todos tenemos un papel que desempeñar para prevenir la propagación del virus».


Florida reporta 1,736 nuevos casos de coronavirus y otras 34 muertes

Los casos de coronavirus en Florida llegaron el lunes a 665,730 luego de reportarse 1,736 nuevos positivos y 34 fallecimientos adicionales de residentes en el estado, informó el Departamento de Salud.

En la última semana se ha notificado de 17,461 nuevos casos: 1,736 el lunes, 2,423 el domingo, 3,190 el sábado, 3,650 el viernes, 2,583 el jueves, 2,056 el miércoles y 1,823 el martes. El promedio de positivos al COVID-19 de la última semana es de 2,494 por día.

Miami-Dade ha tenido hasta ahora 164,299 casos y Broward 74,525 . Los dos condados son los que tienen el mayor número de personas infectadas en el estado, donde ya han muerto 12,642 personas por el COVID-19. Otras 158 personas no residentes en el estado han muerto en Florida, elevando el total de fallecimientos a 12,800.

En Miami-Dade han fallecido 2,894 personas por el COVID-19 y en Broward 1,284.

Además, el condado Palm Beach ha tenido 44,139 casos positivos y Monroe 1,787. Un total de 41,374 personas han estado hospitalizadas en el estado durante este brote, lo que no quiere decir que todos estén hospitalizados en este momento.

En el centro del estado, el condado Hillsborough registra 39,600 casos y Orange tiene 38,013 casos confirmados de COVID-19. En el suroeste, el condado Lee registra 19,525 positivos y el condado Collier 12,234.

Fuente: Telemundo51


COVID-19, una seria amenaza que podría alcanzar a las especies marinas

En tiempos sin precedentes, con la pandemia de COVID-19 en curso, que ha afectado la salud pública, la economía y la sociedad a escala mundial, los impactos también alcanzan el medio ambiente y la vida silvestre.

El patólogo Sabateeshan Mathavarajah de la Facultad de Medicina de Universidad de Dalhousie, Halifax, Canadá revela en un reciente estudio que la administración pobre de las aguas residuales puede acarrear efectos devastadores sobre las poblaciones de mamíferos marinos que están ya en la disminución, por quedar expuestas al virus.

Aunque el COVID-19 sea esencialmente una enfermedad respiratoria, los analistas están apuntando a que la patología devendría en una infección multiorgánica, incluyendo, por ejemplo, el aparato gastrointestinal. Los investigadores han mostrado que los pacientes con COVID-19 vierten contaminación a través de su orina y el virus ha sido descubierto en aguas residuales no tratadas en muchos países, incluyendo Italia, España, Francia, y Australia.

La amenaza del ecosistema marino se expuso en un estudio científico (Foto: Twitter@FanAnimalMX)La amenaza del ecosistema marino se expuso en un estudio científico (Foto: Twitter@FanAnimalMX)

Mathavarajah ha puesto sobre el tapete el papel esencial del tratamiento y la gestión de aguas residuales durante estos tiempos. Una consecuencia de la gestión deficiente es la descarga de desechos que transportan el SARS-CoV-2 infecciosoen los sistemas de agua natural que albergan a los mamíferos marinos.

En su análisis, pone de manifiesto la susceptibilidad de las especies de mamíferos marinos, donde prevé que muchas especies de ballenas, delfines y focas, así como nutrias, sean muy susceptibles a la infección. Adicionalmente, el mapeo geográfico destaca cómo la gestión actual de las aguas residuales en Alaska puede llevar a que las poblaciones de mamíferos marinos susceptibles estén expuestas al virus. Dado que más de la mitad de estas especies susceptibles ya están en riesgo en todo el mundo, la liberación del virus a través de aguas residuales no tratadas podría tener consecuencias devastadoras para sus poblaciones que ya están en declive.

Cuidar fauna libre y en cautiverio

Los investigadores indican que muchos tipos de mamíferos marinos que se encuentran cerca de los circuitos de agua naturales contaminados serán expuestos y que es vital determinar cuáles son los que corren más peligro. Para ello los estudiosos han analizado los datos disponibles sobre los genomas ordenados de mamíferos marinos y los sometido a una aproximación de modelado para predecir su susceptibilidad al COVID.

Ballenas beluga ('Delphinapterus leucas') también es una especie en extinción, amenazada por el nuevo SARS-CoV-2 LISA BARRY/NOAA/NMFS/AFSC/MML/NMFS Ballenas beluga (‘Delphinapterus leucas’) también es una especie en extinción, amenazada por el nuevo SARS-CoV-2 LISA BARRY/NOAA/NMFS/AFSC/MML/NMFS

En el estudio se expresan los enfoques que pueden adoptar el público, los responsables políticos y las instalaciones de tratamiento de aguas residuales para reducir el riesgo de propagación de virus en los sistemas de agua natural. Destacan el potencial de transmisión zoonótica inversa de COVID-19 y su impacto en la vida silvestre marina; cuestiones que pueden mitigarse con las acciones adecuadas para evitar mayores daños a estas poblaciones vulnerables.

Dado que más de la mitad de estas especies susceptibles ya están en riesgo en todo el mundo, la liberación del virus a través de aguas residuales no tratadas podría tener consecuencias devastadoras para sus poblaciones que ya están en declive.

Las graves consecuencias de la transmisión del SARS-CoV-2 por el agua a las poblaciones marinas, trae aparejada la pregunta: ¿hay pasos concretos que podamos tomar para mitigar los riesgos de las pandemias actuales y futuras para las poblaciones de animales marinos salvajes y cautivos?

Focas franjeadas o listadas del Ártico son una especie en extinción, amenazada también por el virus - DAVE WITHROW / NOAA Focas franjeadas o listadas del Ártico son una especie en extinción, amenazada también por el virus – DAVE WITHROW / NOAA

Para comenzar a abordar esta pregunta, han reunido una lista de posibles enfoques. Por ejemplo, restringir el contacto y el acceso a especies en riesgo en los parques marinos podría ayudar a proteger a los mamíferos marinos en cautiverio. Se ha sugerido un plan de este tipo para proteger a otras especies susceptibles, incluidos leones y tigres, después de la infección zoonótica inversa de un tigre con SARS-CoV-2 en el Zoológico del Bronx en Nueva York. De manera similar, también se predice que los primates no humanos y los monos del viejo mundo serán altamente susceptibles al SARS-CoV-2 y estos hallazgos han llevado a mejores medidas para proteger a estos primates en los zoológicos. Dichas medidas de restricción también deberían estar presentes en los acuarios que albergan mamíferos marinos susceptibles en el futuro.

Para las poblaciones de animales salvajes, la principal preocupación será la posibilidad de exposición a las aguas residuales. Mathavarajah y su equipo instan a monitorear y testear las poblaciones de mamíferos marinos para determinar si ha ocurrido algún evento de transmisión zoonótica inversa. Las nuevas tecnologías de monitoreo serán poderosas para tales tareas. Por ejemplo, SnotBot, en el que un dron recupera el moco de las ballenas, puede utilizarse para identificar cualquier evento de propagación del virus, ya que es probable que el SARS-CoV-2 se detecte en el moco de los animales infectados. Los enfoques no invasivos son invaluables para el seguimiento de la propagación del virus. Por lo tanto, la investigación sobre cómo continuar monitoreando estas especies después de este tiempo será fundamental para evaluar el impacto de una pandemia humana en la vida silvestre.

Pasos preventivos

Los científicos evalúan el potencial del peligro del nuevo coronavirus. SEA SHEPHERD/ Vía Reuters. Los científicos evalúan el potencial del peligro del nuevo coronavirus. SEA SHEPHERD/ Vía Reuters.

Si se identifica una posible propagación del virus, un enfoque factible puede ser la vacunación de determinadas poblaciones de agua dulce continental (por ejemplo, nutrias) o de mamíferos marinos costeros (focas). El enfoque de vacunación demostró previamente que era factible en un estudio de vacunación de focas grises de la isla Sable, donde se utilizó como forma de anticoncepción. Dado que la tecnología de vacunación estará disponible, no es descabellado imaginar que las poblaciones silvestres afectadas por el virus, al igual que los humanos, puedan protegerse mediante la inmunidad colectiva mediante esa vía.

La evaluación y el tratamiento adecuado de las aguas residuales es una medida que será clave para reducir el efecto de la transmisión de los sistemas hídricos naturales. Específicamente, Kore Schlottau, del Instituto de Virología Diagnóstica, Greifswald-Insel Riems, Alemania, describe qué países presentan el mayor riesgo en función de la supervivencia del virus en las aguas residuales.

En las naciones subdesarrolladas con un saneamiento deficiente, la principal preocupación es la salud pública y la posibilidad de que el virus contamine los reservorios de agua potable humana. Sin embargo, estas naciones también tienen un riesgo particularmente alto de propagación del virus si se descargan grandes cantidades de aguas residuales sin tratar en sistemas de agua natural que contienen especies susceptibles.

Más estudios científicos son necesarios para observar el impacto del virus en la fauna marina - NYTMás estudios científicos son necesarios para observar el impacto del virus en la fauna marina – NYT

Así, la adopción de medidas adicionales para el tratamiento de las aguas residuales es importante tanto para la salud del público como para la vida silvestre en estos países. Además, la localización precisa de los desbordamientos de aguas residuales y las fugas en las tuberías nos permitirá evaluar mejor dónde existe el mayor potencial de que la vida silvestre se vea afectada.

En este punto de la pandemia, la evidencia disponible indica que las aguas residuales son un vector importante para la transmisión de coronavirus para los humanos y la vida silvestre susceptible.

Fuente: Infobae


13 Septiembre de 2020 /

Ni besos ni abrazos, pero tampoco choque de codos o puños: cómo saludarse correctamente para protegerse del coronavirus

Hace ya ocho meses que la pandemia del coronavirus pone en jaque al mundo. Desde el brote en Wuhan, la ciudad china donde todo comenzó en diciembre pasado, más de 900 mil personas murieron y casi 29 millones se contagiaron.

Y mientras la comunidad científica internacional lucha por conseguir una vacuna que permita dar esperanzas al planeta, la vida se ha modificado sustancialmente. Lo que llaman “la nueva normalidad” hizo que los hábitos de sociabilización cambiaran y esas transformaciones atravisan nuestras vidas familiares y laborales. Las fronteras se cerraron y sólo se abrieron parcialmente, miles de familias quedaron separadas, las cuarentenas superaron largamente los 40 días y el distanciamiento que empujó a la soledad a millones de personas.

En este camino, las reglas tampoco fueron claras. Es que al ser un virus nuevo, las autoridades sanitarias fueron cambiando sus recomendaciones y con esos giros, alimentaron la confusión.

La Organización Mundial de la Salud, muy cuestionada por su reacción tardía a la pandemia, primero no recomendaba el uso de mascarilla. El propio director general de la organización, Tedros Adhanom Ghebreyesus, dijo en conferencia de prensa que los barbijos eran solo para los enfermos o los trabajadores de la salud. Con el correr de los meses ya nadie se atreve a salir a la calle sin un tapabocas. “Llaves, dinero y tapabocas”, suele ser la fórmula que todos repasamos mentalmente antes de abrir la puerta.

Con los niños sucedió lo mismo: primero se dijo que no se contagiaban, luego que eran los principales “vectores” de la enfermedad y, ahora, no hay consenso científico sobre cuán peligrosos son.

Las idas y vueltas en cuanto a las recomendaciones se ampliaron con el correr de los meses: en ese limbo quedó la actividad física, si el virus se transmite a través de los objetos, si permanece suspendido en el aire…

Y ahora, cuando ya nos habíamos acostumbrados al choque de codos como saludo, una nueva directriz lo cambia todo. Si los besos y los abrazos estaban vedados desde el principio, ahora se suma a esa lista de prohibiciones el choque de codo, de pies y de puños.

Según el director general de la OMS, se debe evitar el choque de codos. “Al saludar a las personas es mejor evitar golpes en el codo porque te sitúan a menos de un metro de la otra persona”, explicó en su cuenta de Twitter.

“El chocar de codos que tanto estamos viendo es, en mi opinión personal, un saludo de cierto mal gusto, poco higiénico y que, además, no cumple con la normativa actual que hay en España sobre el distanciamiento social obligatorio”, explicó a ABC Carlos Fuente Lafuente, director del Centro de Formación de Protocolo, ISEMCO y exjefe de Protocolo de la Fundación Princesa de Asturias

Si con los codos no, con los puños menos. Este saludo es muy popular entre los políticos latinoamericanos. El presidente argentino Alberto Ferández, lo utiliza muy seguido. Y los deportistas también lo hicieron propio. Sin embargo tampoco es recomendable, porque para llegar a unirse en un saludo de puños las personas también deben acercarse, quebrando el cerco de 1,5 metros recomendado para no contagiarse ni contagiar.

 

Queda el de pies, bautizado en las redes como el “Wuhan Shake”, por la ciudad donde se originó el virus. Pero volvemos a lo mismo: las piernas pueden no ser tan largas como para distanciar a las dos personas.

Entonces, ¿cómo saludarse en tiempos de pandemia? Tedros Adhanom Ghebreyesus recomienda usar un saludo sin contacto, como poner la mano sobre el corazón, desde una distancia de separación de al menos un metro.

Tom Freiden, ex director de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de Estados Unidos, aconseja hacer el “Namasté”, un saludo del sudeste asiático que consiste en acompañar esta palabra con juntar las palmas de las manos a la altura del pecho e inclinarse hacia adelante en señal de respeto.

La nueva normalidad viene con saludos sin contacto (Shutterstock)La nueva normalidad viene con saludos sin contacto (Shutterstock)

No importa cómo lo hagas, lo que queda claro es que el contacto está vedado. Cualquier inclinación hace que las personas se encuentren a una distancia menor a la recomendada y eso es sinónimo de riesgo. La prohibición, sin embargo, abre la puerta a la originalidad…

Fuente: Infobae


12 Septiembre de 2020 /

Florida reporta 3,650 nuevos casos de coronavirus y otras 176 muertes

Los casos de coronavirus en Florida llegaron el viernes a 658,381 luego de reportarse 3,650 nuevos positivos y 176 fallecimientos adicionales de residentes en el estado, informó el Departamento de Salud.

Este es el primer día en esta semana en que se reportan más de 3,000 casos nuevos.

En total se reportaron los resultados de 73,831 pruebas con una tasa de positividad del 5.53 por ciento, manteniéndose por debajo del 10 por ciento durante 31 días.

En la última semana se ha notificado de 18,170 nuevos casos: 3,650 el viernes, 2,583 el jueves, 2,056 el miércoles, 1,823 el martes, 1,838 el lunes 2,564 el domingo y 3,656 el sábado. El promedio de positivos al COVID-19 de la última semana es de 2,595 por día.

Miami-Dade ha tenido hasta ahora 163,375 casos y Broward 74,084. Los dos condados son los que tienen el mayor número de personas infectadas en el estado, donde ya han muerto 12,502 personas por el COVID-19. Otras 156 personas no residentes en el estado han muerto en Florida, elevando el total de fallecimientos a 12,658.

En Miami-Dade han fallecido 2,836 personas por el COVID-19 y en Broward 1,276.

Además, el condado Palm Beach ha tenido 43,724 casos positivos y Monroe 1,778. Un total de 41,021 personas han estado hospitalizadas en el estado durante este brote, lo que no quiere decir que todos estén hospitalizados en este momento.

En el centro del estado, el condado Hillsborough registra 39,138 casos y Orange tiene 37,701 casos confirmados de COVID-19. En el suroeste, el condado Lee registra 19,370 positivos y el condado Collier 12,132.

Fuente: Telemundo51

11 Septiembre de 2020 /

La mayor preocupación sobre COVID-19 de uno de los expertos en vacunas más reconocidos del mundo

A nueve meses de la aparición del nuevo coronavirus SARS-CoV-2 en China, todavía hay muchas cosas que se desconocen. Y para saber cuánto sabemos y qué tan cerca estamos de llegar a una solución que acabe con la enfermedad COVID-19, es necesario escuchar a los que más investigan. A los especialistas.

Paul A. Offit es el director del Centro de Educación sobre Vacunas del Children's Hospital of Philadelphia y experto reconocido internacionalmente en virología e inmunologíaPaul A. Offit es el director del Centro de Educación sobre Vacunas del Children’s Hospital of Philadelphia y experto reconocido internacionalmente en virología e inmunología

Uno de ellos, sin dudas, es el doctor Paul A. Offit, director del Centro de Educación sobre Vacunas del Children’s Hospital of Philadelphia y experto reconocido internacionalmente en virología e inmunología, que ha publicado más de 150 artículos en revistas médicas y científicas, y es co-inventor de la vacuna contra el rotavirus RotaTeq.

En una extensa y jugosa entrevista que le hizo el doctor Eric J. Topol, editor en jefe de Medscape, Offit vertió varios conceptos interesantes de cómo estamos hoy posicionados frente al coronavirus, la esperanza volcada en la vacunas en desarrollo, cómo es que no arribamos todavía a un tratamiento eficaz para salvar los casos más graves y el mayor temor que tiene de cara al futuro próximo.

La plataforma de la Organización Mundial de la Salud (OMS) fue creada para garantizar a todos los países un acceso equitativo a una o más vacunas contra la COVID-19 EFE/EPA/DAN HIMBRECHTS/ La plataforma de la Organización Mundial de la Salud (OMS) fue creada para garantizar a todos los países un acceso equitativo a una o más vacunas contra la COVID-19 EFE/EPA/DAN HIMBRECHTS/

Topol: —¿Cómo observa este momento de investigación sobre el COVID-19?

Offit: —Bueno, es un momento sin precedentes. Nunca antes en la historia se habían puesto en juego tantas empresas, ni tanto dinero, o tantas ideas diferentes sobre cómo hacer una vacuna. Estamos usando todas las estrategias que se han usado antes para hacer una vacuna, así como un puñado de estrategias que nunca antes se habían usado para hacer una vacuna.

Todo está sucediendo a gran velocidad y, en cierto nivel, eso es desconcertante. Mucho del lenguaje que rodea a esto –“velocidad extrema”, “finalista”, “carrera por una vacuna”– asusta a la gente por insinuar que los plazos se están truncando inapropiadamente o, peor aún, que se están ignorando las pautas de seguridad.

Pero creo que estamos bien. En este momento, 8 compañías se encuentran en medio de ensayos de fase 3 (ensayos grandes, prospectivos y controlados con placebo) para demostrar la eficacia, al menos durante un cierto período de tiempo, y para demostrar la seguridad, al menos en un cierto número de personas.

Mientras las pruebas de la fase 3 no se trunquen, estamos bien. Y mientras la administración Trump no intente meter la mano en el período de aceleramiento de la vacuna llamado Warp Speed y sacar un par de vacunas y venderlas en exceso, porque todavía no hay suficientes datos, creo que estamos bien.

Fotografía de archivo cedida por la Facultad de Medicina de la Universidad de Maryland que muestra a un participante mientras recibe una dosis durante la fase 1/2 del ensayo clínico de la vacuna candidata de Pfizer/BioNTech, en Estados Unidos. EFE/Facultad de Medicina de la Universidad de Maryland Fotografía de archivo cedida por la Facultad de Medicina de la Universidad de Maryland que muestra a un participante mientras recibe una dosis durante la fase 1/2 del ensayo clínico de la vacuna candidata de Pfizer/BioNTech, en Estados Unidos. EFE/Facultad de Medicina de la Universidad de Maryland

Topol: —¿Qué opina de las vacunas de ARNm? Las dos en las que Estados Unidos ha apostado más son las vacunas de ARNm de Moderna y Pfizer. Nunca antes se han utilizado en personas en un programa de vacunación, mientras que los otros enfoques, al menos algunos de los otros, sí. ¿Crees que hay alguna preocupación por tener una vacuna genética?

Offit: —Creo que cuando no tienes experiencia comercial con una estrategia de vacuna y la estás usando como una forma de intentar detener un nuevo virus, habrá una especie de curva de aprendizaje. Además, este coronavirus de murciélago, que acaba de debutar en la población humana, ha tenido una serie de sorpresas, clínica y patológicamente. Nadie hubiera esperado que un virus respiratorio envuelto que se transmite por pequeñas gotas se propagara en un clima cálido y húmedo durante el verano, una época en la que la gripe ha desaparecido. Nadie hubiera predicho que causaría este síndrome multiinflamatorio inusual en los niños. No conozco ningún otro virus que haga eso.

Creo que el aspecto más sorprendente de este virus es que causa vasculitis (inflamación de los vasos sanguíneos), pero no porque se reproduzca en las células endoteliales que recubren los vasos sanguíneos. Creo que la vasculitis es una función de la respuesta inmune, y un panel de citocinas y quimiocinas están causando eso. Como consecuencia, puede sufrir accidentes cerebrovasculares, ataques cardíacos, enfermedades hepáticas, renales y de otros órganos distales.

Offit dice ser realista y espera una vacuna hacia fin de este añoOffit dice ser realista y espera una vacuna hacia fin de este año

También parece tener predilección por los hogares de ancianos. La influenza también mata a las personas mayores, pero menos del 10% de las muertes por influenza ocurren en hogares de ancianos. Aquí, es más del 40%. Así que tiene este virus escurridizo y difícil de caracterizar que ahora está a punto de encontrar con un puñado de estrategias de vacuna para las que no tiene experiencia comercial. Creo que puede asumir que puede haber una curva de aprendizaje aquí. Ojalá hubiera un poco más de humildad por parte de algunas de estas empresas. Siempre se están golpeando el pecho en cuanto a cómo van a recibir esta vacuna. Creo que ayer el director ejecutivo de Pfizer dijo: “Creo que podemos tener una vacuna para fines de octubre”.

Topol: —Pasando a la vacuna. Hay dos ensayos controlados con placebo de 30.000 participantes con los candidatos a vacunas Pfizer y Moderna, que se espera que completen la inscripción a finales de este mes. Ambos tienen un programa de dos dosis. Entonces, después de la primera dosis, hay un refuerzo un mes después, y luego pasarán algunas semanas antes de que vea la respuesta inmune completa esperada. Sabiendo que la inscripción solo terminará este mes en el mejor de los casos, ¿puede explicar cómo podríamos tener una lectura de estas dos pruebas de fase 3 para fines de octubre?

Offit: —No veo cómo es posible. Moncef Slaoui, quien es el director de Warp Speed, creo apropiadamente, dijo recientemente en un programa de la Radio Pública Nacional que pensaba que el mejor de los casos sería el final del año, probablemente el comienzo del próximo año. Creo que es una representación más precisa. Como dijiste, tienes que conseguir que 30.000 personas reciban la dosis 1 de placebo o vacuna. Tienes que esperar un mes, dar a 30.000 personas la dosis 2 de placebo o vacuna, esperar 2 semanas hasta la inmunidad completa, luego tienes que esperar que unas 150 o 160 personas en tu grupo de placebo se enfermen. No solo infectado, sino enfermo. El criterio de valoración clínico de estos ensayos es una enfermedad de moderada a grave.

Actualmente hay 8 candidatas a la vacuna contra el SARS-CoV-2 en fase 3 - REUTERS/Dado Ruvic/Actualmente hay 8 candidatas a la vacuna contra el SARS-CoV-2 en fase 3 – REUTERS/Dado Ruvic/

Topol: —¿Hay algo que nos estamos perdiendo? ¿Algo importante?

Offit: —Te diré lo que me mantiene despierto por la noche sobre este tema en particular. Tenemos dos formas de detener este virus: una son las medidas higiénicas – mascarillas, distanciamiento social, lavado de manos– y la otra es la vacuna. Con esos dos, podremos controlar este virus. Pero se necesitarán ambos.

Lo que me preocupa es que si tuvieras que elegir cuál es el más fuerte de los dos, yo iría con medidas higiénicas. Quiero decir, si uso una máscara y me pongo a 6 pies de distancia (2 metros) de ti, y tú usas una máscara y te paras a 6 pies de mí, las posibilidades de que yo contraiga el virus de ti o de mí son casi nulas. Tienes dos cosas a tu favor. Uno, tienes una máscara, que va a prohibir que las pequeñas gotas del virus viajen muy lejos. Y dos, incluso si no usara una máscara y me quedara a 6 pies de distancia, lo más probable es que usted no la obtenga.

Topol: —Y, por cierto, si lo contrae, obtiene una dosis menor de virus, lo cual es importante.

Offit: —Eso es correcto. Podría tener una enfermedad más leve.Por otro lado, si tenemos una vacuna y es 75% efectiva contra la enfermedad de moderada a grave, eso significa que 1 de cada 4 personas aún puede enfermarse, incluso muy enferma. También significa que probablemente un porcentaje mayor de ese 25% podría contraer una infección leve, o una infección asintomática, que aún podrían perder, incluso hasta el punto de contagiarse.

Hemos estado pidiendo a estos ensayos que analicen no solo si protegen contra la enfermedad de moderada a grave, sino hasta qué punto protegen contra la asintomática. Creo que es importante saberlo. Pero la gente tiene una expectativa tan poco realista de estas vacunas que las ven como la panacea, como la solución mágica para hacer que todo desaparezca.

Si las personas tienen expectativas poco realistas, como por ejemplo: ‘Me han puesto la vacuna, estoy bien. No necesito usar una máscara. No necesito la distancia social. Puedo participar en actividades de alto riesgo’, entonces hemos perdido uno de los brazos importantes para controlar este virus, posiblemente un brazo más importante. Si, cuando planteamos la vacuna en términos de usuarios, reducimos el distanciamiento social y el enmascaramiento, podríamos terminar teniendo una especie de efecto de equilibrio.

Topol: —Bueno, está planteando un punto crítico y es que el efecto de la vacuna podría aumentar la cantidad de personas que son portadoras asintomáticas. Porque básicamente tienen protección más allá de su mucosa. Pero aún tienen el virus en la nariz y el tracto respiratorio superior para propagarse. Y es por eso que esta combinación de higiene continua –máscaras, distancia y estas otras medidas– va a ser importante en todo momento hasta que consigamos una inmunidad muy densa de la población, ¿verdad?

Offit: —Existe una fórmula para esto, en realidad. Si tiene una vacuna con un 75% de efectividad contra la diseminación significativa, entonces necesitaría inmunizar aproximadamente a dos tercios de la población estadounidense para reducir el R0 a menos de 1, lo que significa detener la propagación, que es lo que desea. Debido a que está hablando de vacunas de dos dosis, al menos las que se están implementando inicialmente, entonces está hablando de 400 millones de dosis. No vamos a tener eso, obviamente, cuando las vacunas se lancen inicialmente.

Fuente: Infobae


Cómo el coronavirus ataca el cerebro?

El coronavirus ataca principalmente los pulmones, pero también los riñones, el hígado y los vasos sanguíneos. Aun así, cerca de la mitad de los pacientes reportan síntomas neurológicos, como dolor de cabeza, desorientación y delirio, lo que sugiere que el virus también puede atacar el cerebro.

Un estudio nuevo presenta la primera evidencia clara de que, en algunas personas, el coronavirus invade las neuronas y las secuestra para hacer copias de sí mismo. Al parecer, el virus también absorbe todo el oxígeno a su alrededor y mata de hambre a las células vecinas.

No está claro cómo llega el virus al cerebro o con qué frecuencia desencadena este rastro de destrucción. Es probable que la infección del cerebro sea poco frecuente, pero algunas personas quizá sean más propensas debido a sus antecedentes genéticos, una carga viral alta o por otras razones.

“Si el cerebro se infecta, podría tener una consecuencia mortal”, afirmó Akiko Iwasaki, inmunóloga de la Universidad de Yale que dirigió la investigación

El estudio se divulgó en línea el miércoles y aún no ha sido revisado por expertos para su publicación oficial, pero varios investigadores señalaron que era cuidadoso y sofisticado, y que mostraba múltiples maneras en las que el virus podría infectar las neuronas.

Los investigadores han tenido que depender de las imágenes cerebrales y los síntomas de los pacientes para dilucidar los efectos del virus en el cerebro, pero “no habíamos visto realmente mucha evidencia de que el virus pudiera infectar el cerebro, a pesar de que sabíamos que era una posibilidad”, señaló Michael Zandi, neurólogo asesor del Hospital Nacional de Neurología y Neurocirugía del Reino Unido. “Estos datos solo proporcionan un poco más de evidencia de que en efecto puede infectarlo”.

Zandi y sus colegas publicaron en julio una investigación que muestra que algunos pacientes con COVID-19, la enfermedad causada por el coronavirus, desarrollan complicaciones neurológicas graves, entre las que están daños a los nervios.

En el nuevo estudio, Iwasaki y sus colegas documentaron la infección cerebral de tres maneras: en el tejido cerebral de una persona que falleció a causa del COVID-19, en un espécimen de ratón y en organoides, grupos de células cerebrales en una placa de Petri que tienen la finalidad de imitar la estructura tridimensional del cerebro.

Se sabe que otros patógenos (incluyendo el virus de Zika) infectan las neuronas. Entonces, las células inmunitarias inundan los lugares dañados, tratando de limpiar el cerebro mediante la destrucción de las células infectadas.

El coronavirus es mucho más sigiloso: se vale de la maquinaria de las neuronas para multiplicarse, pero no las destruye. En lugar de eso, les corta el oxígeno a las células adyacentes, lo que ocasiona que se marchiten y mueran.

Imagen computarizada del virus que causa el Covid-19. Imagen computarizada del virus que causa el Covid-19.

Los investigadores no encontraron evidencia alguna de una respuesta inmunitaria para solucionar este problema. “Es una especie de infección silenciosa”, dijo Iwasaki. “Este virus tiene muchos mecanismos de evasión”.

Estos hallazgos coinciden con otras observaciones en organoides infectados de coronavirus, señaló Alysson Muotri, neurocientífico de la Universidad de California en San Diego, quien también ha estudiado el virus de Zika.

Al parecer, el coronavirus disminuye rápidamente la cantidad de sinapsis, las conexiones entre las neuronas.

“A unos días de la infección, ya vemos una reducción drástica en la cantidad de sinapsis”, comentó Muotri. “Todavía no sabemos si eso se puede revertir o no”.

El virus infecta una célula mediante una proteína en su superficie llamada ACE2. Esa proteína está presente en todo el cuerpo y en especial en los pulmones, lo que explica por qué son los blancos favoritos del virus.

Estudios anteriores han sugerido, con base en una variable de los niveles de proteína, que en el cerebro hay poca presencia de ACE2 y que es probable que no se vea afectado. No obstante, Iwasaki y sus colegas observaron con mayor detenimiento y descubrieron que de hecho el virus podía introducirse en las neuronas a través de esta entrada.

“Está bastante claro que está expresada en las neuronas y es necesaria para entrar”, dijo Iwasaki.

A continuación, su equipo analizó a dos grupos de ratones: uno con el receptor ACE2 expresado solo en el cerebro, y el otro con el receptor solo en los pulmones. Cuando inocularon el virus en estos ratones, los ratones con la infección en el cerebro bajaron de peso rápidamente y murieron en seis días. En los ratones con infección en los pulmones no sucedió ninguna de las dos cosas.

A pesar de las advertencias de los estudios con ratones, los resultados aún sugieren que la infección del virus en el cerebro puede ser más mortal que la infección respiratoria, afirmó Iwasaki.

El virus puede llegar al cerebro a través del bulbo olfativo (que regula el olfato) a través de los ojos o incluso desde el torrente sanguíneo. No está claro qué ruta está tomando el patógeno, ni si lo hace con la frecuencia suficiente como para explicar los síntomas que se observan en las personas.

Personal médico trata a un paciente con Covid-19 en Francia. Foto: REUTERS/Eric Gaillard/File PhotoPersonal médico trata a un paciente con Covid-19 en Francia. Foto: REUTERS/Eric Gaillard/File Photo

“Creo que este es un caso en el que los datos científicos les llevan ventaja a las pruebas clínicas”, dijo Muotri.

Los investigadores tendrán que analizar muchas muestras de autopsias para calcular cuán común es la infección cerebral y si está presente en las personas con manifestaciones más leves de la enfermedad o en los llamados portadores de larga duración, muchos de los cuales presentan una gran cantidad de síntomas neurológicos.

Entre el 40 y el 60 por ciento de los pacientes con COVID-19 presenta síntomas neurológicos y psiquiátricos, señaló Robert Stevens, neurólogo de la Universidad Johns Hopkins, pero es probable que no todos los síntomas se deban a la invasión del virus en las neuronas. Pueden ser resultado de una inflamación generalizada en todo el cuerpo.

Por ejemplo, la inflamación en los pulmones puede liberar moléculas que hacen que la sangre se vuelva viscosa, obstruya los vasos sanguíneos y provoque derrames cerebrales. “No es necesario que las neuronas mismas estén infectadas para que eso ocurra”, comentó Zandi.

No obstante, en algunas personas, agregó, lo que desencadena los accidentes cerebrovasculares puede ser el bajo nivel de oxígeno en la sangre por las neuronas infectadas: “Distintos grupos de pacientes pueden verse afectados de diferentes maneras”, dijo. “Es muy posible que se vea una combinación de ambos factores”.

Algunos síntomas cognitivos, como la confusión mental y el delirio, pueden ser más difíciles de detectar en pacientes que están sedados y conectados a respiradores. Los médicos deberían pensar en reducir los sedantes una vez al día, de ser posible, para evaluar a los pacientes con COVID-19, señaló Stevens.

c.2020 The New York Times Company via Infobae


10 Septiembre de 2020 /

OMS no muy preocupada por pausa en pruebas de vacuna

LONDRES (AP) — La principal científica de la Organización Mundial de Salud (OMS) dice que la agencia no está demasiado preocupada por la pausa en las pruebas clínicas de una vacuna de coronavirus desarrollada por la Universidad de Oxford y AstraZeneca.

La doctora Soumya Swaminathan llamó la pausa en los ensayos clínicos de Oxford “una llamada de atención” a la comunidad global para que se dé cuenta de que “existen altos y bajos en las investigaciones”.

Swaminathan dijo que los datos iniciales en las candidatas a vacunas hasta ahora han sido “muy prometedores”, al mostrar que las inyecciones han causado respuesta inmunológica, pero agregó que se deben realizar pruebas con decenas de miles de personas para determinar si la vacuna puede proteger de forma segura a la gente de las infecciones.

“Pudiera ser que veamos algunos resultados para el fin del año, pudiera ser el año próximo”, dijo. “Tenemos que ser un poco pacientes y esperar los resultados”.


Científicos dudan de los resultados de la vacuna rusa contra el coronavirus

Un grupo de científicos internacionales cuestionó los resultados de un estudio de la apresurada vacuna rusa contra el coronavirus que se publicaron en la revista médica The Lancet, y señaló que algunos de los hallazgos parecían improbables.

Los investigadores manifestaron incertidumbre sobre niveles aparentemente idénticos de anticuerpos en varios participantes del estudio que fueron inoculados con la vacuna experimental. Este y otros patrones en los datos presentan “varias causas diferentes de inquietud”, según una carta abierta escrita por el profesor de la Universidad de Temple Enrico Bucci y firmada por más de una docena de científicos.

Además de ese detalle desconcertante, los investigadores también lamentaron la falta de datos completos y adecuadamente presentados para su evaluación. “Los datos numéricos de todos los experimentos y los archivos originales FACS en formato fcs, por ejemplo, serían de gran ayuda para evaluar el presente estudio, ya que permitirían reproducir directamente todos los análisis y conclusiones, en lugar de tratar de hacerlo a partir de datos abstractos o inferidos de las cifras”, apuntó el mensaje.

“9 de cada 9 voluntarios trtados con rAd26-S parecen tener títulos de anticuerpos idénticos a los 21 y 28 días; ¿esto también es cierto para 7 de cada 9 voluntarios desafiados con rAd5-S (recuadros amarillos) pasados desde que se produjeron los síntomas y la seronegativización?”

“Nos parece que, sobre la base de simples evaluaciones probabilísticas, el hecho de observar tantos puntos de datos conservados entre diferentes experimentos es muy poco probable”, añadieron.

The Lancet publicó la semana pasada los resultados de la prueba de fase inicial, ofreciendo el primer acercamiento para que el estudio ruso fuera analizado por expertos externos. La medida del Gobierno para aprobar el uso de la vacuna basándose en los resultados iniciales generó un escepticismo generalizado, ya que las vacunas normalmente no se autorizan antes de evaluaciones más amplias de su eficacia y seguridad.

La revista señaló que fomenta el debate sobre los artículos que publica. “Hemos compartido la carta directamente con los autores y los alentamos a participar en la discusión científica”, indicó la revista en un comunicado.

(Reuters)(Reuters)

El Instituto de Investigación de Epidemiología y Microbiología de Gamaleya, que está desarrollando la vacuna, dijo al portal de noticias Meduza que no hubo errores en el estudio.

“Si el consejo editorial de The Lancet pide una aclaración, estamos listos para responder”, dijo a Meduza el subdirector de la entidad, Denis Logunov, y agregó que no planea responder a los científicos detrás de la carta abierta.

Un representante de Gamaleya no pudo ser contactado de inmediato en busca de comentarios.

(Con información de Bloomberg via Infobae)


Pandemia de COVID-19 cobra la vida a 900.000 personas en el mundo

Con la cifra mundial de muertos por la pandemia de COVID-19 ahora sobre los 900.000, el principal experto en enfermedades infecciosas de Estados Unidos dice que la suspensión de los ensayos globales finales de la vacuna experimental de la farmacéutica AstraZeneca apunta a la efectividad de las salvaguardas que se han incorporado a los ensayos.

“Es importante señalar que esa es la razón por la que tiene varias fases de ensayos, para determinar si, de hecho, estos candidatos son seguros”, dijo el el miércoles el doctor Anthony Fauci, director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas, en una entrevista con This Morning de CBS.

El gigante farmacéutico británico-sueco detuvo los ensayos porque un participante voluntario se enfermó después de recibir el fármaco experimental.

“Es lamentable que haya sucedido y, con suerte, podrán continuar con el resto de la prueba”, dijo Fauci. “Pero no lo sabes. Necesitan investigarlo más”.

La compañía emitió un comunicado el martes diciendo que la pausa en las pruebas es una “acción de rutina, que tiene que suceder siempre que haya una enfermedad potencialmente inexplicable en uno de los ensayos, mientras se investiga, asegurando que mantengamos la integridad de los ensayos”.

AstraZeneca desarrolló la vacuna, AZD1222, en cooperación con la Universidad de Oxford de Gran Bretaña. La vacuna se está probando en ensayos de Fase 2 y Fase 3 a gran escala en varias naciones, incluidos Estados Unidos, Gran Bretaña, Brasil, Sudáfrica e India. AZD1222 es una de las tres vacunas para COVID-19 en ensayos de fase 3 en Estados Unidos.

A man wearing a face mask and rain cover is pushed in a wheelchair along a boulevard in Barcelona, Spain on Wednesday Sept. 9,…
Un hombre que usa una máscara facial y una capa para cubrir la lluvia es trasladado en una silla de ruedas a lo largo de un bulevar en Barcelona, España, el miércoles 9 de septiembre de 2020.

La compañía no reveló la naturaleza de la enfermedad del participante, pero The New York Times informó que el voluntario, con sede en Gran Bretaña, fue diagnosticado con mielitis transversa, un síndrome inflamatorio que afecta la médula espinal y que a menudo se desencadena por infecciones virales. Pero el Times dijo que se desconoce si está directamente relacionado con la vacuna AZD1222.

Esta es la segunda vez que AstraZeneca hace una pausa en las pruebas a gran escala de su vacuna experimental después de que un voluntario se enfermó tras ser inoculado. La revista científica Nature indicó que el ensayo se detuvo en julio después de que otro participante en Gran Bretaña también desarrolló síntomas de mielitis transversa. El individuo fue diagnosticado con una “enfermedad neurológica no relacionada”.

AstraZeneca es uno de los nueve gigantes farmacéuticos que se comprometieron a no solicitar la aprobación de los reguladores del gobierno de EE.UU.  para ninguna vacuna hasta que todos los datos muestren que es segura y eficaz.

Las nueve empresas, incluidas Johnson & Johnson, Merck, Moderna y Novavax, así como las que encabezan dos proyectos conjuntos de vacunas, Pfizer y BioNTech, y Sanofi y GlaxoSmithKline, hicieron el compromiso en un comunicado emitido el martes, horas antes de que AstraZeneca anunciara que estaba poniendo pausa a las pruebas generalizadas de su vacuna.

La inusual promesa conjunta tenía como objetivo aliviar los crecientes temores de los expertos en salud de que las compañías farmacéuticas están bajo una presión política considerable para desarrollar e introducir rápidamente una vacuna contra el COVID-19. El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha sugerido repetidamente que una vacuna exitosa podría estar lista antes del 3 de noviembre, fecha de las elecciones presidenciales de Estados Unidos.

El primer ministro británico, Boris Johnson, anunció el miércoles que su gobierno lanzará un ambicioso programa para evaluar al menos a medio millón de personas diariamente para detectar COVID-19, y los resultados estarán disponibles en cuestión de minutos. El primer ministro dijo que esperaba que el programa “moonshot”, -en una referencia al programa lunar tripulado estadounidense de la década de 1960-, estuviera en vigor antes de fin de año, y devolvería a Gran Bretaña a algún tipo de normalidad y otorgaría más libertad a quienes dan negativo en la prueba del coronavirus.

Johnson combinó el anuncio de la iniciativa de pruebas masivas con una nueva orden que limita el número de personas que participan en la mayoría de las reuniones sociales a seis, de las 30 actuales.

El nuevo límite entraría en vigor la próxima semana, ya que Gran Bretaña está padeciendo un aumento de casi 3.000 nuevos casos diarios de COVID-19 en las últimas semanas, la cifra diaria más alta desde mayo.

El principal funcionario de Salud del gobierno británico, Chris Whittey, dijo que es probable que las nuevas restricciones de la “regla de los seis” permanezcan vigentes durante los próximos meses.

Fuente: VOA


9 de Septiembre 2020 /

La OMS cree que la vacuna contra el coronavirus no estará disponible masivamente antes de 2022

La jefa de científicos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Soumya Swaminathan, advirtió hoy que no espera que las posibles vacunas contra la COVID-19 estén disponibles para la población general antes de dos años, aunque los primeros grupos de riesgo podrían ser inmunizados a mediados de 2021.

“Muchos piensan que a principios del próximo año llegará una panacea que lo resuelva todo, pero no va a ser así: hay un largo proceso de evaluación, licencias, fabricación y distribución”, subrayó la experta india en una sesión de preguntas y respuestas con internautas a través de las redes sociales.

Swaminathan indicó que desde la organización se maneja como escenario más optimista la primera llegada de vacunas a diversos países a mediados del próximo año, momento en el que se deberá dar prioridad a los grupos de mayor riesgo, ya que entonces aún no se habrán podido producir dosis para toda la sociedad.

“Es la primera vez en la historia que necesitamos miles de millones de dosis de una vacuna”, afirmó la científica en jefe de la OMS, quien explicó que como mucho en las campañas masivas de vacunación anuales contra otras enfermedades se necesitan cientos de millones de dosis.

En la selección de grupos prioritarios para recibir la vacuna, la experta india insistió en que “los trabajadores sanitarios deberían ser los primeros, y en cuanto lleguen más dosis se ha de llegar a los más mayores, a personas con otras enfermedades, para ir así cubriendo a más y más población, un proceso que llevará un par de años”.

Hasta entonces, subrayó Swaminathan, “la gente debe ser disciplinada”, dando a entender que deberán continuar las medidas preventivas actuales (distanciamiento físico, mascarillas, higiene de manos…) o similares.

 

La científica también explicó a los internautas el funcionamiento de COVAX, el programa con el que la OMS y otras organizaciones internacionales ayudan financieramente a la investigación de vacunas contra la COVID-19 a cambio de que se garantice una distribución de esta en todo el mundo, no solo en las naciones más ricas.

Swaminathan destacó que cerca de un centenar de países en desarrollo podrían beneficiarse de este programa, y que más de 70 se han mostrado interesados en participar.

Para ello, COVAX está en negociaciones con los principales firmas e instituciones que investigan vacunas contra la COVID-19 en todo el mundo para adquirir grandes cantidades de dosis cuando estas hayan probado su eficacia y seguridad.

Algunos fabricantes han propuesto precios de coste, mientras otros sugieren que sean más bajos o altos dependiendo de si un país es más o menos rico”, reveló la experta sobre las negociaciones de COVAX con las farmacéuticas.

Sobre el precio aproximado de las dosis, Swaminathan indicó que actualmente parece que podría oscilar entre los 2 y los 30 dólares estadounidenses, aunque aseguró que el mercado “es muy dinámico y cambiará a medida que más vacunas sean disponibles”.

También recordó que la mayoría de los Estados “vacunan a sus ciudadanos gratuitamente o sin apenas coste” directo para los bolsillos de los pacientes.

COVAX forma parte del programa de la OMS Acelerador ACT, que no sólo cubre vacunas sino también herramientas de diagnóstico y terapias para los pacientes de COVID-19.

Tras cuatro meses de lanzamiento de estas iniciativas para garantizar un acceso universal a las herramientas contra la pandemia, se han logrado “tremendos progresos”, aseguró Swaminathan, quien afirmó que la celeridad con la que se investigan vacunas y fármacos no irá en detrimento de la seguridad del paciente.

(Con información de EFE via Infobae)


Fauci: Pausa en pruebas de vacuna es “válvula de seguridad”

El principal experto en enfermedades infecciosas de Estados Unidos, doctor Anthony Fauci, dijo el miércoles que la suspensión temporal de las pruebas finales de la candidata de AstraZeneca para vacuna contra el COVID-19 muestra “una de las válvulas de seguridad” que se han incorporado en los estudios para detectar cualquier problema.

“Es desafortunado que haya ocurrido y espero que puedan continuar con el resto del ensayo. Pero no se sabe, necesitan investigar más”, comentó Fauci, director de enfermedades infecciosas en los Institutos Nacionales de Salud, al programa “This Morning” de la cadena CBS.

El martes por la noche, AstraZeneca anunció que la fase final de su estudio está suspendida mientras la compañía investiga si la “enfermedad potencialmente inexplicable” de un voluntario es un efecto secundario a la vacuna o se debe a otra causa.

Los supervisores que se encuentran tras bambalinas, conocidos como la “junta de supervisión de datos y seguridad”, en Gran Bretaña pausaron las pruebas de la vacuna al tiempo que alertaron a sus similares en Estados Unidos, dijo el doctor Moncef Slaout de la “Operation Warp Speed” (Operación a toda velocidad), que es un programa del gobierno del presidente estadounidense Donald Trump para desarrollar una vacuna.

A finales del mes pasado, AstraZeneca comenzó a reclutar a 30.000 personas en Estados Unidos para su estudio más grande de la vacuna. También está probando la vacuna, desarrollada por la Universidad de Oxford, en miles de personas en Gran Bretaña, y en estudios más pequeños en Brasil y Sudáfrica.

Los científicos de todo el mundo bregan por desarrollar una vacuna contra el coronavirus desde que empezó la pandemia. Hasta la fecha, se han reportado cerca de 900.000 decesos a causa del COVID-19.

Un portavoz de AstraZeneca confirmó la pausa en las pruebas de la vacuna abarca los estudios en Estados Unidos y otros países. La compañía no brindaría más detalles sobre la enfermedad.

Los estudios en etapas anteriores de la vacuna no habían revelado ningún efecto secundario grave.

“Es importante señalar que esa es la razón por la que tienen varias fases de pruebas, para determinar si esos candidatos son seguros”, señaló Fauci. “Realmente es una de las válvulas de seguridad que tenemos en ensayos clínicos como estos”.

No es inusual que haya pausas en los ensayos para investigar si una reacción está realmente relacionada con la vacuna o no, señaló.

 

(AP)

AstraZeneca pausa ensayos de su vacuna anticovid

La gigante farmacéutica AstraZeneca decidió interrumpir un ensayo clínico para lograr una vacuna contra el COVID-19, porque uno de los participantes sufre “una enfermedad potencialmente inexplicable”, informó la compañía este martes (08.09.2020).

“Esta es una acción de rutina que sucede siempre que hay una enfermedad potencialmente inexplicable en uno de los ensayos mientras se investiga, asegurándonos de que se mantiene la integridad de los estudios”, indicó un portavoz de AstraZeneca a la cadena CNBC y al medio especializado Stat.

El estudio está probando una vacuna anticovid que está siendo desarrollada por AstraZeneca y la Universidad de Oxford, investigadores en varios sitios, incluido el Reino Unido, reportado eventos.

De acuerdo con el sitio de noticias médicas Stat, se sospecha que hubo una grave reacción adversa en un participante del ensayo con base en Gran Bretaña, por lo que la empresa detuvo voluntariamente las pruebas de la vacuna de Oxford para revisar datos de seguridad e investigar, en lo que insistió es “una acción rutinaria”.

Además de los Estados Unidos, la vacuna está siendo probada en Gran Bretaña, Brasil y Sudáfrica.  En total, unas 50.000 personas iban a recibir la vacuna.

México augura un retraso

La llegada a América Latina de una potencial vacuna contra el covid-19 podría retrasarse tras el anuncio del laboratorio, reaccionó este martes el gobierno mexicano, implicado en la producción con Argentina.

Pausar los ensayos de una vacuna “no es un evento inusual (…) la consecuencia puede ser que se retrase la llegada de la vacuna” a la región, dijo Hugo López Gatell, subsecretario de Salud mexicano, al ser interrogado en rueda de prensa sobre el impacto de este anuncio.

Gatell pidió evitar especulaciones  en torno a la seguridad de las vacunas, en particular de esta que es considerada entre los proyectos más sólidos de todos los que se estaban desarrollando en el mundo occidental.

México y Argentina acordaron con AztraZeneca producir de manera conjunta la vacuna que desarrolla el grupo farmacéutico sueco-británico junto a científicos de Oxford.  Esta vacuna, de la que se espera producir unas 250 millones de dosis, sería distribuida al precio de costo en América Latina, salvo Brasil, que tiene un acuerdo aparte.

México colabora con otros laboratorios de Europa, China y Rusia en el desarrollo de las vacunas, si bien la de AztraZeneca es la única que ha garantizado su distribución en América Latina.

Fuente: DW.com

8 de Septiembre 2020 /

Farmacéuticas prometen altos estándares en vacuna de COVID

Los principales ejecutivos de nueve farmacéuticas que probablemente producirán las primeras vacunas contra el nuevo coronavirus firmaron el martes un compromiso sin precedentes destinado a impulsar la confianza del público en cualquier vacuna que sea aprobada.

Las compañías dijeron que se apegarán a los más altos estándares éticos y científicos en las pruebas y la producción de la vacuna, y tendrán como máxima prioridad el bienestar de aquellos que se vacunen.

El anuncio se produjo en medio de inquietudes en torno a que el presidente estadounidense Donald Trump presionará a la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA por sus siglas en inglés) para que apruebe una vacuna antes de que se compruebe que es segura y efectiva.

El mandatario ha dicho en repetidas ocasiones que una vacuna podría estar lista para finales del año, o incluso para octubre. Su gobierno también está avanzando con lo que llama “Operation Warp Speed” (Operación a toda velocidad), un programa dirigido a acelerar el desarrollo y producción de vacunas.

En tanto, los funcionarios de salud pública han expresado dudas de que los datos adecuados sobre la seguridad y efectividad de una vacuna estén disponibles antes de noviembre. También temen que si los estadounidenses se alejan de la vacuna porque no confían en ella, el COVID-19 será más complicado de controlar.

El compromiso anunciado el martes fue firmado por los directores generales de las farmacéuticas estadounidenses Johnson & Johnson, Merck, Moderna, Novavax y Pfizer, así como por las compañías europeas AstraZeneca, BioNTech, GlaxoSmithKline y Sanofi. BioNTech se ha asociado con Pfizer en una de las tres vacunas que se encuentra en la última fase de pruebas en seres humanos.

Las compañías dijeron que buscarán la aprobación o autorización para uso de emergencia sólo después de haber confirmado que las vacunas son eficaces y seguras mediante una gran y última ronda de pruebas en humanos.

“Creemos que este compromiso ayudará a ganar la confianza del público en el riguroso proceso científico y normativo mediante el cual se evalúan las vacunas de COVID-19 y, en última instancia, se pueden aprobar”, señala el compromiso.

Fuente: AP


El mapa de la OMS que muestra que América Latina sigue siendo la región que peor está por el COVID-19

La evaluación de la ONU identifica a los Estados Unidos y a Brasil como los países que contabilizan “casi tres cuartos de los casos” en el continente. En AméricaLatina, después de la nación conducida por JairBolsonaro, es la Argentina -seguida por Colombia y Perú– donde más contagios existen de acuerdo a las estadísticas oficiales.

Se notificaron más de 1.8 millones de casos nuevos y 37.000 nuevas muertes durante la semana que finalizó el 6 de septiembre, un aumento del 5% en el número de casos y una disminución del 2% en el número de muertes en comparación con la semana anterior, la del 24 al 30 de agosto”, indicó la OMS en su reporte.

El mapa muestra claramente que la región más afectada es América Latina. En la última semana se sumaron 570.095 infectados a la lista del subcontinente. Si se suman los EstadosUnidos (288.617) y Canadá (3.766), América agregó 862.478 positivos de COVID-19 en apenas siete días. Desde el comienzo de la pandemia en esta parte del globo se reportaron más de 14 millones de casos en la región, lo que equivale al 52% del total mundial, y 484.079 muertes, el 55% del planeta.

Por su parte, los EstadosUnidos -la nación con más casos de enfermos y decesos- ha comenzado a bajar nuevamente sus tasas. De acuerdo a los datos del diario The New York Times, los números presentados ayer lunes muestran un retroceso del 9% respecto a los últimos 14 días en cuanto contagios. En tanto, las muertes también van en descenso en igual lapso con una caída del 17%.

Una calle de Bogotá, concurrida de gente protegida con cubrebocas para evitar los contagios por coronavirus (EFE)Una calle de Bogotá, concurrida de gente protegida con cubrebocas para evitar los contagios por coronavirus (EFE)

En tanto, Brasil -el segundo país con mayor cantidad de muertos- registró la menor cantidad de muertes diarias por coronavirus desde abril, con 310 decesos en las últimas 24 horas. El total de fallecidos trepó a 126.960 víctimas y parece confirmar que la pandemia empieza a ceder en el país, según datos oficiales. El boletín emitido por el Ministerio de Salud también indicó que en la última jornada se confirmaron 10.273 nuevos casos, con lo que el total de contagios en el país llega ahora a 4.147.794.

Ese último balance confirma que la pandemia empieza a remitir en el país sudamericano, aunque las propias autoridades sanitarias aclararon que los datos de los fines de semana suelen ser menores, ya que se reduce el personal encargado de recopilar la información. Además, las imágenes de las playas atiborradas no fueron una buena señal y se teme que en unos días se vean las consecuencias de semejante espectáculo.

En el mismo informe evaluativo, la OMS dio algunas advertencias. Entre ellas, una relacionadas con los tratamientos a seguir. “Sobre la base de la evidencia actual, se hacen dos recomendaciones: una recomendación fuerte para el tratamiento con corticosteroides sistémicos durante 7 a 10 días en pacientes con COVID-19 grave y crítico, y una recomendación condicional de no utilizar el tratamiento con corticosteroides en pacientes con COVID-19 no grave”.

Los 10 países con más contagios

Desde el inicio de la pandemia la prestigiosa universidad Johns Hopkins de los Estados Unidos fue publicando el minuto a minuto de los focos infecciosos. Al comienzo, apenas era Wuhan, en China -el epicentro del brote- y alguna otra nación asiática. Poco a poco, ese mapa fue extendiéndose hasta ocupar todos los países.

Desde entonces figura en su sitio un ranking que muestra la evolución de la epidemia y los países más golpeados. En la actualidad ellos son Estados Unidos, Brasil, India, Rusia, Perú,, Colombia, Sudáfrica, México, España y Argentina.

Fuente: Infobae


Florida quiere distribuir 5 millones de dosis de vacuna contra el coronavirus para finales de octubre: quiénes serán los primeros en recibirla

Las autoridades del estado de la Florida anunciaron que para finales de octubre están preparando la distribución de 5 millones de dosis de vacunas contra el COVID-19. Para tal fin, compraron hace dos meses 5 millones de jeringas e igual cantidad de hisopos de alcohol para adelantarse a la demanda y así no competir con otros estados por los insumos.

Sin embargo, para poder cumplir con los tiempos establecidos y poder distribuir la vacuna, la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) tiene que aprobar el uso de emergencia de las vacunas que se están desarrollando.

Por su parte, el Centro de Prevención y Control Enfermedades manifestó su deseo de que los estados estén listos para octubre con la vacuna. Por esta razón pidieron a los gobernadores y a las autoridades locales que agilicen todo lo relacionado a licencias y permisos que permitan que la distribución se pueda realizar sin contratiempos.

Junto con California, Minnesota, Dakota del Norte y Pensilvania, la Florida fue escogida para crear programas pilotos de distribución. Si el modelo es exitoso será replicado en todo Estados Unidos. No obstante, uno de los principales asesores científicos de la Casa Blanca puso en duda de que la vacuna esté lista para finales de octubre, informo El Nuevo Herald.

Hay una probabilidad muy baja de que los ensayos que se están realizando tengan resultados antes de finales de octubre, es muy poco probable, aunque no imposible”, dijo Moncef Slaoui, asesor científico de Trump, en una entrevista con NPR.

Un paciente de coronavirus en Hialeah, Florida. REUTERS/Marco Bello/File PhotoUn paciente de coronavirus en Hialeah, Florida. REUTERS/Marco Bello/File Photo

Consultado por El Nuevo HeraldPeter Pitts, presidente del Center for Medicine in the Public Interest y ex funcionario de FDA, advirtió que uno de los mayores problemas que enfrentarán los estados para distribuir la vacuna es el escepticismo del público. “Tener una vacuna que nadie usa es un fracaso”, dijo.

Según un encuesta realizada, un 78% de los estadounidenses creen que el proceso de fabricación de las vacunas es impulsado más por la política que por la ciencia.

Las vacunas de Moderna y Pfizer, que son dos de las seis que están financiadas por el gobierno de Trump, están en la fase III de ensayos clínicos. Su distribución requiere de condiciones de transporte y almacenamiento a muy baja temperatura.

En Florida son limitadas las instalaciones que pueden almacenar las vacunas a temperaturas bajas, y éstas una vez son descongeladas deben usarse en uno o dos días.

“No se está discutiendo la logística, un gran problema, entre los que no menos importante es el almacenamiento en frío”, dijo Pitts. “No es como si llegara una gran caja de píldoras y las pusieras en un estante. Las vacunas requieren un cuidado especial. Tienen que ser enviadas de diferentes maneras y tienen que ser almacenadas de diferentes maneras. La pregunta es: ¿Está la infraestructura preparada para eso?

El gobernador de Florida, Ron DeSantis. (Estados Unidos) EFE/EPA/CRISTOBAL HERRERA-ULASHKEVICH/Archivo El gobernador de Florida, Ron DeSantis. (Estados Unidos) EFE/EPA/CRISTOBAL HERRERA-ULASHKEVICH/Archivo

Luego de que se resuelva el asunto del almacenamiento y distribución, el estado deberá decidir quiénes serán los primero en recibir la vacuna. El gobernador de la Florida, Ron DeSantis, dijo esta semana que “si hay una vacuna segura y eficaz, creo que la población más vulnerable debería tener prioridad”. DeSantis considera que la prioridad está en las personas mayores de 65 años y las que tienen enfermedades crónicas.

Por su parte, los expertos recomiendan que, además de los ancianos y de las personas con enfermedades, las primeras dosis también deben aplicarse a los trabajadores de la salud, a los trabajadores esenciales, a los empleados de seguridad nacional y a las minorías, que según estadísticas están más expuestas al virus.

Los expertos también recuerdan que la aplicación de la vacuna debe ser voluntaria, y en ningún caso a la persona se la debe obligar. Por tal motivo, enfatizan en la importancia de informar sobre todo lo concerniente al coronavirus.

Fuente: Infobae


7 de Septiembre 2020 /

Plasma convaleciente para tratar COVID-19: claves para entender por qué los médicos defienden su uso

La Administración de Alimentos y Fármacos de Estados Unidos (FDA por sus siglas en inglés) autorizó a finales de agosto el uso del plasma convaleciente. Fue presentada entonces como una terapia “poderosa” para combatir la pandemia del coronavirus.

Su efectividad ya ha sido probada en más de 70.000 pacientes, aunque algunas voces señalan que aún no existe suficiente evidencia científica que confirme que, en efecto, su uso tiene un resultado satisfactorio.

¿Qué es el plasma convaleciente?

El doctor José Gonzáles-Zamora, especialista en enfermedades infecciosas de la Universidad de Miami, que trabaja en el hospital Jackson Memorial en Miami, Florida, explica que el plasma convaleciente “es un componente de la sangre que tiene la capacidad de inhibir la replicación del virus en el contexto del coronavirus”.

En entrevista con la Voz de América, el experto médico recuerda que son “los pacientes que se han recuperado del coronavirus los que tienen plasma convaleciente para transfundir en personas que actualmente están luchando contra la COVID-19”.

“El plasma y los anticuerpos que están contenidos en el plasma van a inhibir la replicación del virus y se consigue su mejoría”, agregó.

¿Para qué se utilizaba el plasma antes del coronavirus?

Blood collection specialist Niilo Juntunen removes the IV from recovered coronavirus patient Monica Jacobs as she finishes…
Un especialista extrae sangre a una donante recuperada de coronavirus en un centro de donantes de Seattle, estado de Washington, para usar como plasma convaleciente, el 2 de septiembre de 2020.

El concepto de “plasma convaleciente” se ha popularizado entre la población a raíz de la pandemia del coronavirus y después de que varios médicos aseguraron que la transfusión de esos componentes sanguíneos tenía efectos positivos en las personas con síntomas más severos de COVID-19.

Pese a eso, tal y como recuerda el Dr. Gonzáles-Zamora, su uso se remonta a otros escenarios: por ejemplo, es un buen remedio para aquellos pacientes que tienen problemas de coagulación.

“Para las personas que tienen alteración de coagulación se podría utilizar su plasma para corregir algunos problemas”, comenta el médico, y añadió que “también se ha utilizado en el ámbito médico por sus propiedades antinflamatorias”.

En ese sentido, subraya que “en el contexto de la artritis reumatoide”, conocida como la artrosis, “también se ha utilizado para reducir la inflamación”.

Además, -explicó-, ha sido empleado en anteriores pandemias y para tratar otras enfermedades infecciosas “como la influenza”. Aclaró no obstante que “nunca se ha comprobado su uso”.

¿Cómo se usa el plasma convaleciente?

Lo primero que hay que hacer es encontrar un donante que cumpla con ciertos requisitos. El más importante es que “la persona (donante) se haya recuperado del coronavirus ya que son estos pacientes los que tienen los anticuerpos neutralizantes”.

“Una vez se identifica a la persona, se acude al banco de sangre para extraerle ese componente sanguíneo por un método que se llama plasmaféresis, que es un método que va a separar los componentes de la sangre”, explica el Dr. Gonzáles-Zamora.

Una vez extraído el plasma se podrá transfundir unos 250 mililitros a una persona enferma.

“Es como una transfusión de sangre normal”, dice. Los médicos reconocen no obstante que a veces existen dificultades para encontrar donantes, por lo que consideran que es indispensable seguir haciendo campañas para concienciar a la población de la importancia de donar plasma convaleciente.

Staff check a monitor as a donor gives blood plasma at a newly opened plasma donor centre in Twickenham, southwest London on…
OMS cautelosa con el uso de plasma sanguíneo para tratar COVID-19
La OMS dijo el lunes que la evidencia sobre la efectividad del tratamiento con plasma sanguíneo sigue siendo de “baja calidad”, incluso cuando Estados Unidos emitió una autorización de emergencia para este tipo de terapias.

¿Qué se sabe de los resultados?

Algunos médicos han defendido su uso al tener unos resultados clínicos muy favorables. En Estados Unidos, 70.000 personas han recibido plasma convaleciente “con resultados muy buenos”.

El experto consultado por la VOA señala que “posiblemente hay indicios de que también el plasma reduzca la mortalidad de personas” y alude a algunos estudios científicos que hablan “de una reducción del 30 por ciento”.

En el hospital Jackson Memorial, la institución en la que trabaja junto a la Universidad de Miami, se ha registrado “aproximadamente un 60 por ciento de éxito entre todos los pacientes que han recibido plasma”.

¿Se puede decir que es eficaz?

“Creo que es demasiado pronto, lo que se puede decir es que hay muchos indicios sólidos de que posiblemente sea eficaz, pero esta eficacia la única manera que se puede probar es conduciendo ensayos clínicos aleatorios utilizando placebos”, insiste.

“De lo contrario podríamos decir que hay indicios fuertes, pero no eficaces”, añade el experto.

¿Hay alguna desventaja en el uso de plasma convaleciente?

La Clínica Mayo ha desarrollado varios estudios para analizar los usos adversos del plasma convaleciente y, hasta el momento, no ha encontrado nada preocupante.

“De todos los pacientes que han recibido plasma convaleciente, menos del 1 por ciento han desarrollado fenómenos adversos, así que es una terapia muy segura”, defienden.

Algunos casos “adversos” tienen que ver con “reacciones alérgicas” que no suponen ningún peligro para la población que recibe este tipo de componente sanguíneo.

¿Existen restricciones para donar o para recibir plasma?

Para donar plasma sanguíneo hay que tener en cuenta algunos de los requisitos impuestos por las autoridades sanitarias. El donante tiene que ser mayor de 18 años y deben haber pasado, por lo menos, 28 días de su recuperación.

“Son estos pacientes lo que se desarrollan una cantidad más alta de anticuerpos neutralizantes”, sostiene el médico.

En cuanto al paciente que recibe la donación de sangre, los médicos se están enfocando “en pacientes hospitalizados y que requieren oxígeno suplementario”, es decir, aquellos que están en fase más crítica de la enfermedad.

Fuente: VOA


6 de septiembre 2020 /

Científicos alertan que la segunda ola de coronavirus en Europa puede ser tan grave como el brote de marzo

España sufre “una segunda ola” de la epidemia de covid-19, que podría llegar al resto de Europa en los próximos días, alerta un estudio de un hospital y una universidad de la región española de Cataluña (noreste).

El Hospital Universitario Germas Trias i Pujol (Can Ruti), de Badalona (Barcelona), y la Universidad Politécnica de Cataluña (UPC) han enviado ya el informe a la Comisión Europea, fechado el 2 de septiembre y conocido este domingo.

Estos centros de investigación explican que la segunda ola es el “efecto de bares y restaurantes podría tener grandes repercusiones en la evolución de las epidemias”, donde las medidas se respetan mucho menos que en otras circunstancias, como la distancia interpersonal de seguridad y el uso de mascarilla.

Con el título “Análisis y predicción del covid-19 para UE-EFTA-Reino Unido y otros países”, el estudio advierte a las autoridades europeas de que el momento actual es crucial para detener la segunda ola y que, en caso contrario, se podría volver a una situación parecida a la de marzo, cuando estalló la transmisión descontrolada del coronavirus.

Los investigadores se preguntan por qué España encabeza en número de casos la segunda ola, un país de altas temperaturas en el verano, cuando se hace más vida al aire libre, pues la tasa de contagio es 20 veces más baja en este caso que en espacios cerrados.

La clave está en que España levantó las restricciones de movilidad, especialmente entre provincias, antes que otros países de la Unión Europea en un momento en que “la tasa de casos positivos podría ser tres veces superior a la que realmente se estaba detectando” y la actividad social se incrementó notablemente, según los investigadores.

Esta apertura temprana explicaría que España haya sufrido antes que otros países los momentos más duros de esta segunda ola, caracterizada por un aumento de casos positivos asintomáticos y una cifra más baja de hospitalizaciones y muertes, aunque los científicos recuerdan que “el virus no ha cambiado y el número de personas inmunizadas es probablemente muy bajo”.

Todo el país permaneció en estado de alarma más de tres meses, desde mediados de marzo pasado, con fuertes limitaciones de movimiento de personas, que se suavizaron gradualmente al final, hasta desaparecer totalmente el día 21.

Veraneantes en la playa de San Xurxo, en Ferrol, Galicia, España. 18 de agosto de 2020. REUTERS/Nacho Doce/File PhotoVeraneantes en la playa de San Xurxo, en Ferrol, Galicia, España. 18 de agosto de 2020. REUTERS/Nacho Doce/File Photo

Las cifras muestran un descenso de los casos positivos en España en los últimos días, aunque los investigadores se muestran reticentes a asegurar que es un cambio de tendencia y esperan que “no se trate de un efecto debido a retrasos en el registro de los datos”.

Es que España sigue distanciada entre los países europeos por número de casos desde que comenzó la pandemia (más de 500.000), seguida por el Reino Unido (más de 340.000) y, sobre todo, por incidencia en los últimos 14 días por cada cien mil habitantes, 216,8 contagios, por delante de Francia (98,2), Rumanía (69,9), Ucrania (65,7), Bélgica (49,2) y Países Bajos (40,4). España también lideraba el 1 de septiembre la incidencia acumulada total por cien mil habitante en Europa, con 1.002 afectados, seguida de Suecia (837), Bélgica (737), Portugal (571), Rumanía (461), Italia (447), Francia (438), Países Bajos (415) y Alemania (292).

El estudio, además, afirma que distintos países están siguiendo el mismo camino español y, en las últimas dos semanas, han experimentado un importante repunte de los casos, como son Francia, con una índice de los últimos 14 días de más de 100 positivos por 100.000 habitantes, Bélgica de 60 y los Países Bajos, que supera los 50 casos, mientras que en España la cifra está por encima de los 200 pacientes.

Los científicos han dividido la evolución de la epidemia en cuatro fases: la importación del virus; un rápido crecimiento de los contagios “con efectos devastadores a nivel humano, social y económico” contenido con duras medidas de distanciamiento; una fase de estabilización y relajación del control; y un incremento de nuevos casos a partir del mes de julio, que ha desencadenado la denominada segunda ola.

Con información de EFE


5 de septiembre 2020 /

La OMS estima que no habrá vacunaciones masivas contra el coronavirus hasta mediados de 2021

La Organización Mundial de la Salud (OMS) sostuvo hoy que lo más probable es que haya que esperar hasta mediados de 2021 para que se realicen vacunaciones masivas contra el coronavirus.

En términos realistas, no esperamos ver vacunaciones masivas hasta mediados del próximo año”, dijo hoy a la prensa la portavoz de la organización, Margaret Harris.

Precisó que entre seis y nueve candidatas a vacunas están en fases avanzadas de investigación, con una parte de ellas en la fase 3 de los ensayos clínicos, que requieren la participación de 30.000 a más voluntarios y de la que se extrae la información sobre la eficacia del producto y se confirma que es seguro.

La carrera por desarrollar una vacuna contra la COVID-19 a la que se han lanzado decenas de farmacéuticas y firmas biotecnológicas ha generado esperanza y a la vez confusión sobre los plazos en los cuales una o más vacunas realmente podrían estar disponible para el público.

Harris reconoció que esta confusión existe y que, en parte, ha sido alimentada por el hecho de que hay gente que está siendo vacunada en el marco de los ensayos clínicos que se están realizando con varias vacunas candidatas, pero que no se sabe si realmente funcionan.

“Los diferentes grupos de investigación están vacunando a gente, pero en estos momentos no tenemos una señal clara de que se haya llegado a un nivel de eficacia y seguridad suficiente”, explicó Harris.

FOTO DE ARCHIVO: Una mujer sostiene un pequeño frasco etiquetado con una "Vacuna COVID-19" y una jeringa médica en esta ilustración tomada el 10 de abril de 2020. REUTERS/Dado Ruvic/Ilustración/Foto de archivoFOTO DE ARCHIVO: Una mujer sostiene un pequeño frasco etiquetado con una “Vacuna COVID-19” y una jeringa médica en esta ilustración tomada el 10 de abril de 2020. REUTERS/Dado Ruvic/Ilustración/Foto de archivo

Agregó que, en vista de los recursos que se están poniendo en ello, es muy probable que termine habiendo más de una vacuna disponible y que las que salgan al mercado podrían ser utilizadas en distintos grupos de población.

No obstante, Harris reconoció el peligro de “alimentar falsas esperanzas” entre la población porque esto puede “aumentar la complacencia” frente al virus y hacer que se descuiden gestos básicos de prevención, como la distancia social, el uso de mascarillas y el lavado de manos.

Recordemos que al principio de esta pandemia muchos le restaron importancia y decían que pasaría pronto. Esa actitud nos ha llevado a tiempos muy difíciles”, comentó la portavoz.

Sus palabras recordaban las posiciones que asumieron responsables políticos, como los presidentes de Estados Unidos, Donald Trump; o de Brasil, Jair Bolsonaro, quienes minimizaron la gravedad del coronavirus cuando éste empezaba a circular en sus países.

Ocho meses después de descubrirse el nuevo virus, EEUU y Brasil son los países -en este orden- con más casos y muertes por COVID-19 en todo el mundo.

Frente a la impaciencia alrededor de la búsqueda de una vacuna, Harris sostuvo que la fase 3 de los ensayos clínicos es la que más tiempo toma, pero debe ser bien realizada para entender plenamente el nivel de protección que ofrece la vacuna y su nivel de seguridad.

Agregó que se deben comparar los resultados de las diferentes candidatas a vacuna para ver cuál es la mejor y que, para eso, los datos de las investigaciones deben ser compartidos.

China y Rusia afirman haber descubierto vacunas que funcionan contra la COVID-19 y han señalado que han empezado a utilizarlas en sus poblaciones o están por hacerlo, a pesar de que no han concluido la fase 3 de los ensayos clínicos.

Harris no pudo confirmar si la OMS ha recibido los datos científicos que ha solicitado a Rusia sobre su vacuna.

(Con información de EFE)


La vacuna rusa contra el coronavirus presenta resultados positivos pero en un grupo reducido de pacientes fuera de la edad de riesgo

La candidata a vacuna contra la COVID-19 que desarrollan científicos rusos no han provocado incidentes adversos y generan anticuerpos, según los resultados preliminares de los ensayos clínicos, detallados en un estudio difundido este viernes por la revista médica británica The Lancet.

El informe sale publicado semanas después de que Rusia anunciase que tenía una vacuna contra el coronavirus, denominada Sputnik V, pero sin haber aportado detalles de las pruebas clínicas, algo que generó inquietud en el mundo científico.

El estudio detalla los primeros hallazgos arrojados por dos ensayos clínicos en su fase temprana, en los que han participado 76 personas. El grupo de expertos encontró que dos formulaciones -una congelada y otra liofilizada- de una vacuna que consta de dos partes son “seguras”, pues no identificaron reacciones adversas de gravedad en más de 42 días e indujeron respuestas de anticuerpos en todos los participantes en un plazo de 21 días.

Los resultados secundarios de los ensayos (no tan relevantes como los primarios) también llevaron a pensar, según esto, que las vacunas producen asimismo, en un plazo de 28 días, respuesta de células T, que detectan y mata patógenos invasores o células infectadas.

La formulación congelada está diseñada para su uso a gran escala, mientras que la liofilizada se desarrolla teniendo en mente aquellas regiones de difícil acceso, pues puede almacenarse a temperaturas de entre 2 y 8 grados centígrados. El estudio explica que la vacuna incluye dos vectores de adenovirus -el llamado “tipo 26 de adenovirus humano recombinante” o rAd26-S y el “tipo 5 de adenovirus humano recominante o rAd5-S-, modificados para expresar la “proteína del pico” Sars-CoV-2, herramienta clave que el virus utiliza para invadir las células humanas.

En las pruebas, se debilitaron los adenovirus a fin de que no se puedan replicar en células humanas y no puedan provocar enfermedades (ya que, en general, causan habitualmente el resfriado común). Ese tipo de vectores de adenovirus ya se han empleado en muchos ensayos clínicos de manera segura, según el estudio, que apunta que estas vacunas tienen como objetivo estimular ambos brazos del sistema inmune: los anticuerpos y las repuestas de las células T, de forma que ataquen el virus cuando circule por el organismo y también las células infectadas por el Sars-CoV-2.

El autor principal, Denis Logunov, del Centro Nacional de Investigación para Epidemiología y Microbiología (Rusia) comentó que “cuando las vacunas de adenovirus entran en las células de las personas, generan el código genético de la proteína spike del Sars-CoV-2”, que ocasiona que las células produzcan esta proteína. Esto ayuda, según dijo, a “enseñar al sistema inmunitario a reconocer y atacar el virus del Sars-CoV-2” aunque “para formar una respuesta inmunológica potente contra el virus, es importante proporcionar una vacuna de refuerzo”.

Un especialista durante la producción de la vacuna "Gam-COVID-Vac" desarrollada por el Instituto Nacional de Investigación de Epidemiología y Microbiología de Gamaleya (Reuters)Un especialista durante la producción de la vacuna “Gam-COVID-Vac” desarrollada por el Instituto Nacional de Investigación de Epidemiología y Microbiología de Gamaleya (Reuters)

En este sentido, Logunov puntualizó que las vacunas de refuerzo que usan el mismo vector de adenovirus podrían no producir una respuesta efectiva, pues el sistema inmunológico podría reconocer y atacar el vector” y esto “impediría que la vacuna entrar en las células del cuerpo”. Por ello se han usado dos tipos diferentes de vectores de adenovirus “en un intento por evitar que el sistema inmunológico se haga inmune al vector

Los ensayos se llevaron a cabo en dos hospitales rusos con adultos de entre 18 y 60 años, que se aislaron tan pronto se registraron para participar en las pruebas clínicas y permanecieron en los centros médicos durante los primeros 28 días. Entre algunos de los hallazgos, vieron que ambas formulaciones resultaron seguras y se toleraron bien y entre los eventos adversos más comunes figuraron dolor en el lugar de la inyección (en un 58 % de participantes), hipertermia (en un 50 %), dolor de cabeza (un 42 %), astenia (un 28 %), y dolor muscular y de articulaciones (24 %).

Tras los experimentos, los científicos consideraron que utilizar diferentes adenovirus supone un planteamiento efectivo para desencadenar una “robusta respuesta inmunológica” pero alertaron de que aún es necesario acometer más investigaciones. Sobre las “limitaciones” del estudio, incluyeron el corto periodo de seguimiento (42 días); que se trate de una investigación “pequeña”; que algunas partes de la primera fase de los ensayos incluya solo a voluntarios varones y que no hubiese placebo.

En cuanto a los próximos pasos de la investigación, el profesor Alexander Gintsburg, del citado centro, dijo que la fase tres del ensayo clínico de la vacuna incluirá 40.000 voluntarios de diferentes grupos de edad y de riesgo y se llevará a cabo con una constante vigilancia. El epidemiólogo Naor Bar-Zeev, del Centro internacional de Acceso a Vacunas (Estados Unidos), ajeno a la investigación, alertó, por su parte, de que todos los candidatos a vacuna deben mostrar “que son seguros y probar una eficacia clínica duradera (que incluya a grupos de mayor riesgo) en ensayos grandes aleatorios antes de que puedan ser utilizados”.

El extraño camino a la vacuna rusa

En abril el presidente ruso Vladimir Putin reunió a los científicos más destacados del país junto a sus funcionarios del área sanitaria y les ordenó que debían desarrollar de forma urgente una vacuna para vencer al coronavirus. Fue así como cuatro semanas después de aquella reunión, Alexander Gintsburg, director del Instituto para Epidemiología y Microbiología Gamaleya, anunció que ya habían encontrado una vacuna, según publicó The Wall Street Journal. en un artículo firmado por Georgi Kantchev Thomas Grove.

Gintsburg estaba convencido de la efectividad del descubrimiento que pondría fin al brote de Sars-CoV-2. Fue por eso que ordenó que parte de su staff se inyectara una dosis para demostrar que era segura para la población. Putin, contento, dio su bendición. Demoró unos meses en hacer pública la noticia. El pasado 11 de agosto convocó a los medios y dio el pomposo anuncio. “Esta mañanapor primera vez en el mundo, se ha registrado una vacuna contra el nuevo coronavirus”, dijo Putin. “Sé que es bastante eficaz, que otorga una inmunidad duradera”, agregó. Se sentía victorioso en su carrera contra las demás potencias.

Vladimir Putin, el pasado 11 de agosto durante la presentación de la vacuna rusa contra el coronavirus (Reuters)Vladimir Putin, el pasado 11 de agosto durante la presentación de la vacuna rusa contra el coronavirus (Reuters)

Pero la buena nueva que quiso instalar el Kremlin fue rápidamente cuestionada por organismos serios e internacionales. Alemania, Estados Unidos, Reino Unido y hasta la Organización Mundial de la Salud (OMS) pusieron en duda la seguridad de la vacuna de Putin. Mucho más cuando se filtró un documento del propio gobierno ruso en el que se admitía que las dosis no debían suministrarse a dos grupos etarios claves de la pandemia: los mayores de 60 años y los menores de 18. “Acelerar los progresos no debe significar poner en compromiso la seguridad”, advirtió la OMS. Se refería a que tan sólo había sido probada en 76 voluntarios al momento en que se presentó en sociedad.

Fue tal la importancia que le dio la jerarquía rusa a esta vacuna que la bautizó como Sputnik V, en referencia al primer satélite que la Unión Soviética lanzó al espacio. “Incluso el nombre dice que el objetivo de esto es obtener una ventaja geopolítica, ser el primero. Podría ser una gran vacuna. Pero simplemente no lo sabemos. Es una apuesta con la vida de las personas, una ruleta rusa”, dijo Konstantin Chumakov, un virólogo ruso miembro de Global Virus Network. Chumakov se fue de Rusia hace tiempo y está radicado en los Estados Unidos.

Por su parte, Vadim Tarasov, de la Universidad Sechenov y parte del equipo que supervisó los escasos ensayos de la “solución Putin” para el coronavirus, indicó que la vacuna era segura. “Cuán efectiva es, es otra cuestión”, admitió. Eso sí, se esperanzó: “Si tenemos una nueva ola (de contagios) en otoño, tenemos una herramienta segura que podemos usar”.

Los científicos rusos aceleraron modelos de vacunas que ya tenían estudiados. Se basaron, básicamente en la que estaban desarrollando para combatir el MERS y el ébola. Consiguieron las secuencias genéticas de sus colegas chinos y comenzaron a abocarse de inmediato en la misión que ya les había encargado Putin. El Instituto Gamaleya contaba con 100 investigadores trabajando sin descanso y apoyado por otros de San Petersburgo y Siberia.

Pero estaban atrasados comparados con sus colegas transnacionales del Reino Unido y los Estados Unidos. Mientras estos ya estaban anunciando que probarían sus fórmulas en humanos, los rusos comenzaban a hacerlo en ratones y conejos. Demasiado atrás por tratarse de una carrera. El Kremlin, entonces, decidió darles un empujón. Saltaron a los primates y de inmediato se inyectaron ellos mismos la pócima. Luego a 38 soldados. El Instituto -que tiene 130 años de historia y un gran prestigio internacional- había cometido algunas licencias inéditas para su vida.

Uno de los temores de esquivar todos los procesos de seguridad que requieren este tipo de campañas, es que de no generar inmunidad de largo tiempo o no tener información de cómo podría afectar a pacientes con riesgos previo podría ser un búmeran para combatir la epidemia. Una falsa expectativa podría generar en la gente la sensación de que pueden dejar sus casas sin consecuencias, lo que generaría una expansión del virus aún mayor.

Fuente: Infobae


4 de septiembre 2020 /

EEUU autoriza uso de test para distinguir la gripe común de la COVID-19

El grupo farmacéutico suizo Roche obtuvo el permiso de las autoridades sanitarias de EEUU para para un test que detecta y distingue el coronavirus de los virus de la gripe A y B, anunció la compañía este viernes.

Esta prueba de diagnóstico, denominada cobas SARS-CoV-2 e Influenza A / B, estará disponible en los mercados que aceptan el marcado CE. La FDA estadounidense ha aprobado el test en un procedimiento urgente, dada la premura de la temporada de la gripe estacional.

«Con la temporada de gripe acercándose, esta nueva prueba es particularmente importante ya que el coronavirus y la gripe difícilmente pueden diferenciarse sobre la base de los síntomas solamente», ha explicado Thomas Schinecker, CEO de la división de diagnóstico de Roche.

Esta prueba, realizada a partir de muestras por frotis nasal o nasofaríngeo, está pensada para su uso en sus máquinas Cobas 6800 y 8800, ampliamente distribuidas en hospitales y capaces de tratar grandes volúmenes. Puede proporcionar hasta 96 resultados en aproximadamente 3 horas.

AFP


El método de la Universidad de Cambridge para evitar los falsos negativos de coronavirus en las pruebas por hisopados

La ciencia aún no ha desarrollado un test infalible que determine con certeza absoluta la presencia o no del virus que atacó a todo el planeta. Es por eso que la Universidad de Cambridge propuso un complementario y sencillo “pinchazo” en un dedo para reducir los falsos negativos por coronavirus que arrojan algunas pruebas de hisopado. De esta forma, se tomarían muestras de sangre que permitirían determinar si los anticuerpos comenzaron a activarse en el organismo del paciente sospechoso, independientemente de que la mucosa nasal y bucal no registraran Sars-CoV-2 que provoca la enfermedad COVID-19.

Los hisopados de nariz y garganta pueden fallar entre un 30% y un 50% de las veces, según indicó el equipo investigador. Esto sucede porque el virus puede desaparecer del tracto respiratorio superior hacia los pulmones. Es por eso que aseguran que sumar una prueba de sangre puede cubrir ese importante porcentaje sería significativo. Esto permitiría despejar dudas e impedir que los “falsos negativos” sean potenciales focos de infección.

Los anticuerpos aparecen aproximadamente seis días después de contraer el Sars-CoV-2, cuando usualmente también se manifestaron los síntomas que llevarían a una persona a realizarse los exámenes por Reacción en Cadena de la Polimerasa, conocidos por sus siglas en inglés PCR.

En el estudio publicado por los académicos, se determinaron estos cuatro puntos esenciales:

1 – La detección rápida combinada de anticuerpos + ácido nucleico diagnostica correctamente el Sars-CoV-2.

2 – Las pruebas rápidas de anticuerpos detectan respuestas inmunitarias contra el Sars-CoV-2 que transporta D614G, una cepa del coronavirus mucho más contagiosa.

3 – Las pruebas rápidas de anticuerpos contra el SARS-CoV-2 no presentan reacciones cruzadas con los anticuerpos contra el CoV estacional.

4 – La falsa positividad en las pruebas de anticuerpos en sangre por punción en el dedo del Sars-CoV-2 puede ser muy baja.

El equipo de científicos y médicos de la Universidad deCambridge realizó las pruebas combinadas para los pacientes que llegan al hospital universitario. Ravi Gupta, profesor de microbiología clínica en el Instituto de Inmunología Terapéutica y Enfermedades Infecciosas de esa casa de altos estudios dijo: “Todavía no tenemos una prueba estándar de oro para diagnosticar COVID-19. Esto plantea un desafío para los trabajadores de la salud, que necesitan tomar decisiones rápidas y seguras sobre cómo y dónde tratar a los pacientes”.

La Universidad de Cambridge determinó que combinar pruebas PCR conjuntamente con los test de anticuerpos reduce significativamente los falsos negativos para detectar COVID-19 (EFE) La Universidad de Cambridge determinó que combinar pruebas PCR conjuntamente con los test de anticuerpos reduce significativamente los falsos negativos para detectar COVID-19 (EFE)

Los dos tipos principales de pruebas, PCR y pruebas de anticuerpos, tienen limitaciones debido a la naturaleza de la infección por coronavirus y la forma en que responde nuestro cuerpo. Pero hemos demostrado que si se los combina y se realizan ambos en el punto de atención, su confiabilidad puede aumentar enormemente“, explicó Gupta en declaraciones tomadas por el diario The Guardian.

Los PCR de los investigadores de Cambridge fueron combinaron con dos pruebas de anticuerpos por punción en dedo, las cuales identifican los anticuerpos contra la proteína del coronavirus Sars-CoV-2. Del estudio participaron 45 pacientes y los científicos descubrieron que las pruebas en nariz y boca por sí solas podrían identificar a ocho de cada 10 pacientes con COVID-19. Sin embargo, cuando a ellos se los sometió también a tests rápidos de anticuerpos, el 100% de los pacientes resultaron positivo.

La combinación de los PCR y las pruebas de anticuerpos podrían cambiar las reglas del juego para identificar rápidamente a los pacientes con infección por COVID-19 de moderada a grave. Esto podría resultar extremadamente útil, particularmente en el caso de que surja una segunda ola durante la temporada de gripe, cuando no estará claro de inmediato si los pacientes tienen COVID-19 o gripe estacional”, dijo Gupta en relación a la llegada del otoño en el hemisferio norte.

El estudio de Cambridge al que tuvo acceso Infobae, señala que son “múltiples los factores pueden contribuir a resultados negativos”. Entre ellas se distinguen “la sensibilidad de la prueba, la técnica de muestreo y momento en el curso de la enfermedad. La carga viral en el tracto respiratorio superior es detectable aproximadamente 4 días antes de los síntomas y frecuentemente disminuye después de una semana tras la aparición de los síntomas”.

Un farmacéutico toma una muestra de sangre para una prueba de diagnóstico rápido de anticuerpos para COVID-19 en Cambrai, Francia (Reuters)Un farmacéutico toma una muestra de sangre para una prueba de diagnóstico rápido de anticuerpos para COVID-19 en Cambrai, Francia (Reuters)

Una respuesta de anticuerpos al Sars-CoV-2 es detectable 6 días después de la infección. El diagnóstico de COVID-19 basado en anticuerpos muestra un aumento de sensibilidad en la última parte del curso de la infección cuando la prueba en nariz/garganta es más probable que sea negativa. Como resultado, el diagnóstico de infección y la identificación de la infectividad se beneficiaría de una combinación de virológicos e inmunológicos”, señala el informe.

De todas formas, los científicos no descartaron realizar las pruebas PCR en absoluto. “Un resultado positivo confirmado sigue siendo crítico no solo para identificar una infección temprana sino, más importante aún, clasificar a los pacientes infecciosos para aislarlos de otros pacientes y manejarlo con especial cuidado por el personal. También es valiosa en casos más leves y asintomáticos. En conclusión las pruebas rápidas combinadas podrían ser importantes en el diagnóstico y manejo de COVID-19, particularmente dado que la pandemia no está bien controlada en muchas partes del mundo y a medida que surgen diversas manifestaciones de la enfermedad”, manifestaron los médicos firmantes de la investigación.

Fuente: Infobae.-


Gran Bretaña invierte en prueba rápida para COVID

El gobierno británico anunció el jueves que ha invertido fondos en una prueba diagnóstica de coronavirus que da resultados en 20 minutos, promocionándolo como el último hito en los esfuerzos por llevar al Reino Unido al frente del grupo mundial en las pruebas de COVID-19.

El secretario de Salud, Matt Hancock, afirmó que el gobierno está poniendo a prueba un test simple de saliva y otro que da los resultados en minutos. También está ensayando una prueba sobre los beneficios de testear por segunda vez a personas asintomáticas, algo que el primer ministro Boris Johnson ha dicho que podría reducir la necesidad de medidas de distanciamiento social.

El gobierno dice que gastará hasta 500 millones de libras (660 millones de dólares) en los intentos por lograr pruebas masivas a la población, un proyecto que se ha denominado “Operación Moonshot”.

“A falta de una vacuna, esta es la mejor oportunidad que tenemos de aliviar el distanciamiento social mientras controlamos el virus, especialmente con la llegada del invierno, con todos los desafíos que conlleva”, dijo Hancock a la BBC.

Gran Bretaña carecía de capacidad de pruebas masivas cuando comenzó el brote de coronavirus en el país y en marzo abandonó los esfuerzos para rastrear y probar los contactos de todas las personas con casos confirmados, una decisión que las autoridades dicen ahora que lamentan.

El país ha ampliado enormemente su capacidad de aplicar pruebas diagnósticas desde entonces. Cualquiera que tenga síntomas puede recibir una prueba, pero la BBC informó el jueves que la gente que introduce su código postal en el sitio web del gobierno suele ser referida a lugares situados a cientos de kilómetros.

Hancock aseguró que el sistema estaba funcionando bien a pesar de algunos “problemas operativos”, pero los críticos dicen que aún no hace suficientes esfuerzos para hallar y aislar a personas infectadas.

El gobierno dice que tiene capacidad para efectuar casi 350.000 pruebas por día, aunque sólo procesa diariamente unas 180.000.

Fuente: AP

3 de Septiembre 2020 /

Farmacéuticas Sanofi y GlaxoSmithKline prueban vacuna para COVID-19 en humanos

La farmacéutica francesa Sanofi y la británica GlaxoSmithKline (GSK) dijeron el jueves que habían comenzado un ensayo clínico de su candidata a vacuna para COVID-19 a base de proteínas, con el objetivo de alcanzar la etapa de prueba final en diciembre.

Si los resultados son concluyentes, Sanofi y GSK esperan que la vacuna se apruebe en la primera mitad del próximo año. Ambas empresas anunciaron en julio sus planes para colaborar con Estados Unidos en la producción de hasta 100 millones de dosis de la vacuna, y el gobierno tomó una opción de compra de hasta 500 millones de dosis más en el futuro. Gran Bretaña, por su parte, firmó un acuerdo para adquirir hasta 60 millones de dosis.

El ensayo se encuentra actualmente en un “estudio de fase 1/2” destinado a evaluar la seguridad, la tolerabilidad y la respuesta inmunitaria de la vacuna en 440 adultos sanos en 11 puntos de investigación en Estados Unidos.

La vacuna candidata utiliza la misma tecnología basada en proteínas recombinantes que una de las vacunas contra la influenza estacional de Sanofi. Se combinará con un adyuvante, una sustancia que actúa como refuerzo de la vacuna, fabricada por GSK.

Los fabricantes de medicamentos y las agencias gubernamentales de todo el mundo están compitiendo para desarrollar vacunas y tratamientos para la COVID-19, la enfermedad causada por el nuevo coronavirus, que se ha cobrado más de 861.000 vidas y ha paralizado la actividad económica en todo el mundo.

Sanofi y GSK no son los primeros en la carrera – varias vacunas candidatas ya han alcanzado la etapa final de prueba más amplia conocida como “Fase 3” – pero creen que la experiencia que tienen en los campos de las vacunas es una ventaja.

El grupo francés también está trabajando en otra vacuna candidata para prevenir COVID-19 con la empresa estadounidense Translate Bio, que se basará en una tecnología diferente llamada ARNm.

El director ejecutivo de Sanofi, Paul Hudson, dijo recientemente a Reuters que las lecturas de datos preclínicos habían aumentado la confianza del grupo en sus dos candidatas a vacunas contra el nuevo coronavirus.

Sanofi y GSK han asegurado acuerdos para la vacuna y el adyuvante con Estados Unidos y Gran Bretaña, y están en conversaciones avanzadas con la Unión Europea para suministrarle hasta 300 millones de dosis.

A principios de este mes, Sanofi dijo que un medicamento para la artritis reumatoide Kevzara había fallado como tratamiento para COVID-19.

Fuente: VOA


2 de Septiembre 2020 /

Anthony Fauci dijo que confía en que habrá una vacuna contra el coronavirus antes de fin de año

El principal epidemiólogo de la Casa Blanca, Anthony Fauci, indicó este miércoles que la información disponible sobre el desarrollo de las vacunas contra el Covid-19 permiten afirmar con seguridad que al menos una de ellas será aprobada antes de fin de año.

“Creo que para el momento en que lleguemos al final de este año calendario nos sentiremos lo suficientemente cómodos para decir que tenemos una vacuna segura y efectiva para el público estadounidense”, expresó en una entrevista televisiva el director del Instituto de Alergias y Enfermedades Infecciosas.

Nueve potenciales vacunas están actualmente en la tercera y última fase de testeos. De mostrar resultados alentadores -es decir, haber generado anticuerpos suficientes para combatir la enfermedad sin causar efectos secundarios de relevancia- la iniciativa recibirá aprobación de las autoridades sanitarias correspondientes para comenzar a ser inoculada en el público.

La tercera fase de testeos requiere una amplia base de voluntarios -alrededor de 30.000 personas- de diversos grupos demográficos y con condiciones preexistentes para asegurarse de que los potenciales efectos secundarios no sean lo suficientemente detrimentales para representar un peligro en los grupos de riesgo.

De las nueve vacunas en esta etapa, Estados Unidos ya ha llegado a acuerdos con al menos dos de ellas para procurarse millones de dosis inmediatas en caso que efectivamente logren su aprobación: Aquellas desarrolladas por Moderna, y Pfizer y BioNtech.

Un cartel de Moderna Therapeutics. Foto: REUTERS/Brian SnyderUn cartel de Moderna Therapeutics. Foto: REUTERS/Brian Snyder

En el primer caso, la administración de Donald Trump firmó un acuerdo el pasado 12 de agosto para comprar 100 millones de dosis por alrededor de USD 1.500 millones. El contrato también incluye una opción por 400 millones de dosis adicionales, según declaraciones de la empresa y del Departamento de Salud estadounidense.

De esta manera, el acuerdo elevó la inversión de la Casa Blanca en el laboratorio creado hace menos de 10 años. Ahora alcanza los USD 2.480 millones. Moderna se encamina a concluir la tercera fase de su estudio -que abarca a 30.000 personas- en septiembre. No obstante, la compañía indicó que sus resultados serán publicados en diciembre.

Los resultados de su fase 1, publicados a finales de julio, mostró resultados prometedores. Las conclusiones, publicadas por la revista científica The New England Journal of Medicine (NEJM), detallaron que la vacuna mRNA-1273 indujo respuestas inmunitarias anti-SARS-CoV-2 en todos los participantes, y no se identificaron problemas de seguridad graves o limitantes de los ensayos.

La Casa Blanca también se aseguró 100 millones de dosis de la vacuna de BioNtech y Pfizer. A finales de agosto anunció que pagaría USD 2.000 millones por ellas y que podría adquirir 500 millones adicionales. Su candidata también ha arrojado resultados prometedores en los ensayos clínicos preliminares en humanos.

Como la vacuna en desarrollo de BioNTech probablemente requerirá al menos dos dosis para ser efectiva, el costo por inmunización es de aproximadamente 40 dólares por persona, según consignó el Financial Times.

Foto del logo de la empresa estadounidense Pfizer en la sede mundial de la compañía en Nueva York. EFE/Justin Lane Foto del logo de la empresa estadounidense Pfizer en la sede mundial de la compañía en Nueva York. EFE/Justin Lane

En paralelo, los responsables de la potencial vacuna desarrollada por el instituto Jenner de la Universidad de Oxford y AstraZeneca anunciaron que venderían 2.000 millones de dosis al costo. La administración de Donald Trump le otorgó USD 1.200 millones para apotar su desarrollo, y los resultados de sus primeras fases también mostraron que era segura. En agosto, llegó a un acuerdo con la Unión Europea para entregarle 400 millones de dosis en caso de que los resultados de la última fase fueran positivos.

No obstante, y más allá de los progresos de las iniciativas, Fauci destacó en otro pasaje de la entrevista que actualmente el foco debe estar en mitigar el avance de la enfermedad. Especialmente considerando los peligros de que la temporada de gripe -que tiene lugar en el otoño boreal, que comenzará en alrededor de tres semanas- se sumen a los causados por el Covid-19.

Estados Unidos es el país más afectado por la pandemia a nivel global, al menos en términos nominales. Según la universidad Johns Hopkins, cuenta al martes con más de 6 millones de casos y 184.804 muertes. Las cifras representan casi un cuarto y más de un quinto de las cifras a nivel global, respectivamente. Y si bien la cantidad de casos positivos diarios y ha disminuido en las últimas semanas desde su pico del 24 de julio -cuando registró casi 80.000 contagios- las cifras diarias continúan por sobre las 40.000 transmistiones.

Fuente: Infobae


Los casos de covid-19 en niños de EE. UU. han aumentado un 17% en dos semanas, dice informe

Desde el inicio de la pandemia de covid-19 hasta el 27 de agosto, ha habido más de 476.000 casos de coronavirus en niños, según un informe actualizado publicado por la Academia Estadounidense de Pediatría y la Asociación de Hospitales de Niños.

El informe analiza los datos informados públicamente de 49 estados, la ciudad de Nueva York, el Distrito de Columbia, Puerto Rico y Guam.

Los niños representaron el 9,5% de todos los casos, y hay una tasa general de 631 casos por cada 100.000 niños en la población. Ambos números han aumentado desde el informe anterior del 20 de agosto, cuando los niños representaban el 9,3% de todos los casos y la tasa general con 583 casos por cada 100.000 niños de la población.

Se informaron 70.330 nuevos casos de niños desde el 13 de agosto, lo que representa un aumento del 17% en los casos de niños en dos semanas.

De los nueve estados que informaron pruebas, los niños representan entre el 4% y el 13,3% de todas las pruebas. Entre el 2,8% y el 17,4% de los niños evaluados dieron positivos por covid-19.

Para los 22 estados y la ciudad de Nueva York que informaron hospitalizaciones, los niños representaron del 0,6% al 4,1% del total de hospitalizaciones informadas. Entre el 0,3% y el 8,5% de todos los casos de niños terminaron en hospitalización.

Para los 43 estados y la ciudad de Nueva York que informaron sobre mortalidad, los niños representaron del 0% al 0,3% de todas las muertes por covid-19 y 19 estados informaron cero muertes infantiles. En los estados que informaron, del 0% al 0,7% de todos los casos de niños resultaron en muerte.

“En este momento, parece que la enfermedad grave debida al covid-19 es poco común entre los niños”, dice el informe. «Sin embargo, los estados deben continuar proporcionando informes detallados sobre casos, pruebas, hospitalizaciones y mortalidad de covid-19 por edad para que los efectos del covid-19 en la salud de los niños se puedan documentar y monitorear».

Fuente: CNN


Máscaras con válvulas y viseras no frenan propagación del coronavirus

Las personas que usan viseras de plástico y máscaras con válvulas pueden rociar pequeñas gotas invisibles en un área extensa cuando tosen o estornudan, lo que demuestra que esos dispositivos son ineficaces por sí solos para prevenir la propagación del coronavirus, según un experimento publicado este martes.

En un informe del US journal Physics of Fluids, investigadores de la universidad Florida Atlantic usaron rayos láser horizontales y verticales para observar cómo pequeñas gotas de agua destilada y glicerina se propagaban de una cabeza de maniquí equipada con una visera de plástico o una máscara con un respirador de válvula.

La visera inicialmente bloquea el paso de gotas, pero “las gotas expulsadas se pueden mover alrededor de la visera con relativa facilidad y propagarse hacia un área extensa”, dijeron los investigadores.

En tanto, con la máscara con válvula, “un gran número de gotas pasan a través de la válvula sin filtro, lo que la hace ineficaz para detener la propagación del virus covid-19 si la persona que usa la máscara está infectada”.

Los científicos concluyeron que a pesar de la comodidad que ambos tipos de dispositivos ofrecen, las mascarillas de tela de calidad y las médicas, de diseño más sencillo, son preferibles en el esfuerzo para prevenir la propagación del virus.

Las autoridades sanitarias han desalentado el uso de las máscaras N-95 con válvulas porque, si bien protegen al usuario, esparcen más fácilmente el aire contaminado exhalado por una persona.

Fuente: El Nuevo Herald


Estados Unidos no se unirá al esfuerzo mundial de la vacuna contra el coronavirus dirigido por la OMS

Washington (CNN) — Estados Unidos no participará en un esfuerzo internacional para desarrollar y distribuir una vacuna contra el coronavirus porque la iniciativa está vinculada a la Organización Mundial de la Salud (OMS), dijo el martes la Casa Blanca.

La decisión, que llega en un punto crítico en la respuesta al coronavirus de EE.UU., con casos que superan los 6 millones, mantendrá a Estados Unidos aislado de los más de 170 países involucrados en la iniciativa COVAX que trabajan para brindar acceso mundial a una vacuna eficaz.

«Estados Unidos continuará involucrando a nuestros socios internacionales para asegurar que derrotamos este virus, pero no nos veremos limitados por organizaciones multilaterales influenciadas por la corrupta Organización Mundial de la Salud y China«, dijo el portavoz de la Casa Blanca, Judd Deere, en un comunicado.

«Este presidente no escatimará gastos para garantizar que cualquier vacuna nueva mantenga el estándar de oro de nuestra propia FDA en cuanto a seguridad y eficacia, se pruebe a fondo y salve vidas».

Además de subrayar la desconfianza de Trump hacia las alianzas globales y, en particular, su crítica a la OMS, la decisión marca una apuesta notable por la Operación Warp Speed («Operación Máxima Velocidad»), el esfuerzo del gobierno federal para acelerar el desarrollo de medicamentos, vacunas y otras medidas para combatir la pandemia. Dos vacunas de covid-19 están en ensayos de fase 3 en EE.UU., las fabricadas por Moderna y Pfizer / BioNTech, y se espera que dos más comiencen los ensayos de fase 3 a mediados de septiembre.

«Bajo el liderazgo del presidente Trump, la investigación, el desarrollo y los ensayos de vacunas y terapias han avanzado a una velocidad sin precedentes para ofrecer medicamentos innovadores y eficaces impulsados por los datos y la seguridad y no frenado por la burocracia gubernamental», dijo Deere.

Trump, que durante mucho tiempo ha evitado las alianzas e instituciones globales, ha culpado cada vez más a otros, incluidos China y la OMS, en medio del escrutinio de la respuesta de su propia administración a la pandemia.

En julio, la administración de Trump notificó al Congreso y a las Naciones Unidas que Estados Unidos se retira formalmente de la OMS, dijeron varios funcionarios a CNN.

La retirada, que entrará en vigor el próximo julio, ha generado críticas de legisladores bipartidistas, asociaciones médicas, organizaciones de defensa y aliados en el extranjero. El candidato presidencial demócrata Joe Biden prometió anteriormente revertir la decisión «en (su) primer día» si es elegido.

Los críticos han cuestionado si la OMS es lo suficientemente independiente, dada la creciente riqueza y poder de China. Señalan el efusivo elogio de la OMS a la respuesta de China a la pandemia de coronavirus. Los funcionarios de la agencia han defendido sus primeras acciones en lo que respecta a la lucha contra el coronavirus, señalando que se desconocía mucho sobre el virus en enero.


1ro de septiembre 2020 /

Florida reporta cifra inusualmente alta de casos de coronavirus por demora de laboratorio

Los casos de coronavirus en Florida llegaron el martes a 631,040 luego de reportarse 7,569 nuevos positivos y 187 fallecimientos adicionales de residentes en el estado, informó el Departamento de Salud.

Las cifras, sin embargo, no reflejan la tendencia diaria debido a que el laboratorio Quest Diagnostics reportó alrededor de 75,000 resultados, incluyendo algunos correspondientes al mes de abril.

En total se reportaron los resultados de 127,993 pruebas con una tasa de positividad del 6.81 por ciento. Pero si se excluyen los resultados de Quest Diagnostics, la tasa de positividad fue del 5.89 por ciento, indicó el Departamento de Salud.

A consecuencia de la demora en el reporte de los resultados, el estado rompió sus relaciones con Quest.

En la última semana se ha notificado de 25,538 nuevos casos: 7,569 el martes, 1,885 el lunes, 2,583 el domingo, 3,197 el sábado, 3,815 el viernes, 3,269 el jueves y 3,220 el miércoles. El promedio de positivos al COVID-19 de la última semana es de 3,648 por día.

Miami-Dade tiene ahora 159,059 casos y Broward 72,245. Los dos condados son los que tienen el mayor número de personas infectadas en el estado, donde ya han muerto 11,374 personas por el COVID-19. Otras 147 personas no residentes en el estado han muerto en Florida, elevando el total de fallecimientos a 11,521.

En Miami-Dade han fallecido 2,437 personas por el COVID-19 y en Broward 1,184.

Además, el condado Palm Beach tiene 42,387 casos positivos y Monroe 1,743. Un total de 38,859 personas han estado hospitalizadas en el estado durante este brote, lo que no quiere decir que todos estén hospitalizados en este momento.

En el centro del estado, el condado Hillsborough registra 37,458 casos y Orange tiene 36,400 casos confirmados de COVID-19. En el suroeste, el condado Lee registra 18,824 positivos y el condado Collier 11,796.


Estados Unidos busca 30.000 voluntarios para iniciar la fase 3 de la vacuna contra el coronavirus de Oxford y AstraZeneca

Estados Unidos busca reclutar a unos 30.000 voluntarios en 80 puntos del país para participar en la fase 3 del ensayo clínico de la posible vacuna contra el coronavirus en la que trabajan la farmacéutica AstraZeneca y la Universidad de Oxford.

El anuncio lo hizo este lunes el Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas (NIAID, en inglés) en un comunicado, que detalla que la prueba es parte de la operación “Warp Speed” (velocidad de la luz), con la que Estados Unidos busca procurarse 300 millones de vacunas y tratamientos suficientes contra la COVID-19.

“El ensayo está diseñado principalmente para determinar si el AZD1222 puede prevenir la COVID-19 sintomática después de dos dosis”, detalla la nota, y agrega que también evaluará si puede prevenir la infección por SARS-CoV-2, independientemente de los síntomas, y la enfermedad severa.

De igual forma se examinará si la vacuna experimental “puede reducir la incidencia de visitas a la sala de emergencias debido a la COVID-19”.

Los participantes, que deberán ser mayores de 18 años y expresar previamente su consentimiento informado, recibirán dos inyecciones bien sea de la candidata a vacuna o un placebo salino con un intervalo aproximado de cuatro semanas cada una.

“Una persona recibirá una inyección de placebo por cada dos personas que reciban AZD1222, lo que resultará aproximadamente en 20.000 personas que reciban la vacuna en investigación y 10.000 que recibirán un placebo”, expone la información.

La vacuna de AstraZeneca es una de las más avanzadas de las vacunas experimentales. Entre otras empresas que se encuentran en ensayos de fase 3 se incluyen Moderna Inc. y Pfizer IncLa vacuna de AstraZeneca es una de las más avanzadas de las vacunas experimentales. Entre otras empresas que se encuentran en ensayos de fase 3 se incluyen Moderna Inc. y Pfizer Inc

La Universidad de Wisconsin, uno de los sitios para el ensayo, pretende comenzar a inyectar a voluntarios sanos este martes, según William Hartman, anestesiólogo de UW Health e investigador del ensayo. Planean aumentar hasta inyectar a 50 personas al día poco después del feriado del Día del Trabajo del 7 de septiembre, dijo en una entrevista.

El inicio de la Fase 3, que ya se está realizando en otros países, sufrió un retraso en Estados Unidos. La semana pasada, el Palm Beach Post reportó que el ensayo fue suspendido debido a una presión política, posiblemente porque los reguladores del gobierno planeaban otorgar una autorización de uso de emergencia sobre la base del ensayo en Europa. Hartman señaló que le dijeron que la suspensión se debía a problemas operativos no especificados. “Hubo una suspensión en la inscripción. Realmente no sabemos cuál fue el motivo. Nos dijeron que no tenía nada que ver con la seguridad, que era solo un problema operativo”, dijo el investigador en una entrevista telefónica. “El viernes por la noche, levantaron esa suspensión”.

Al respecto, Anthony Fauci, el principal epidemiólogo del Gobierno de EEUU, aseguró que las “vacunas seguras y eficaces serán esenciales para satisfacer la necesidad mundial de una protección generalizada contra la COVID-19”.

El presidente estadounidense, Donald Trump, presumió este lunes de ese anuncio durante una conferencia de prensa en la Casa Blanca, e indicó que esta candidata a vacuna se une a otro grupo que “está muy cerca del final y, con suerte, de su aprobación”.

“En Estados Unidos estamos haciendo cosas que nadie pensó que serían posibles. Este es un proceso que en algunos casos habría llevado años y lo hicimos en cuestión de meses”, afirmó Trump, cuyo manejo de la pandemia se ha convertido en uno de los puntos más criticados de su gestión por parte de su rival demócrata en las elecciones de noviembre, el ex vicepresidente Joe Biden.

La potencial vacuna de AstraZeneca está en la fase 3 de los ensayos clínicos, la última antes de recibir su aprobación de las autoridades reguladoras. Durante los ensayos clínicos realizados por expertos de Oxford, 1.077 voluntarios mostraron que una inyección llevaba a producir anticuerpos y células blancas que pueden combatir el virus.

En junio se conoció que esta posible vacuna contra la COVID-19 se probaría también en Brasil.

Un empleado en el Reference Center for Special Immunobiologicals (CRIE) de la Universidad Federal de Sao Paulo (Unifesp) donde se realizan los ensayos de la vacuna del coronavirus Oxford/AstraZeneca (Reuters)Un empleado en el Reference Center for Special Immunobiologicals (CRIE) de la Universidad Federal de Sao Paulo (Unifesp) donde se realizan los ensayos de la vacuna del coronavirus Oxford/AstraZeneca (Reuters)

El pasado 13 de agosto se informó igualmente que la industria mexicana podría iniciar la producción de la vacuna contra la COVID-19 en el primer trimestre de 2021, tras un acuerdo alcanzado entre el Gobierno de México y el de Argentina con AstraZeneca, la Universidad de Oxford y la Fundación Carlos Slim. La sustancia activa se desarrollará en Argentina para después enviarse a México, donde concluirá su manufactura y posterior distribución a Latinoamérica, anunció Sylvia Varela, presidenta de AstraZeneca México.

(Con información de EFE y Bloomberg)


La pandemia golpea a los agricultores y agrava el hambre

La pandemia del coronavirus ha causado complicaciones a muchos agricultores y puso en peligro la seguridad alimentaria de muchos millones de personas tanto en las ciudades como en el campo.

Expertos de Naciones Unidas iniciaron el martes una conferencia online para encontrar formas de ayudar a aliviar el hambre y evitar que los problemas empeoren en la región Asia y Pacífico, un desafío doblemente complicado por la pérdida de muchos millones de puestos de trabajo a causa de la crisis.

Según la previsión de la Organización de Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por sus siglas en inglés), el número de personas desnutridas aumentará hasta 132 millones este año, mientras que el de niños con desnutrición severa aumentará en 6,7 millones en todo el mundo debido a la pandemia.

“Debemos aceptar lo que tenemos ante nosotros y reconocer que el mundo y nuestra región han cambiado”, afirmó Jong-Jin Kim, subdirector general de la FAO y representante regional para Asia y el Pacífico.

“Tenemos que encontrar nuevas vías para avanzar y garantizar una seguridad alimenticia sostenible frente a estas pandemias, además de prepararnos para las amenazas que puedan desarrollarse y se desarrollarán en el futuro”, agregó Kim.

Las alteraciones causadas por los brotes de COVID-19 y las restricciones en los negocios y viajes dejan desde campos sin cosechar por los problemas para que los trabajadores migrantes ocupen sus puestos, a problemas de transporte para quienes sobreviven gracias a la venta de ganado o equipos, afirmó la FAO en un reporte preparado antes de la reunión.

El impacto combinado del coronavirus, desastres naturales como tifones o sequías, enfermedades y plagas como las langostas han puesto de manifiesto la necesidad de desarrollar una capacidad más firme para “gestionar múltiples riesgos en los sistemas alimentarios”, añadió.

La FAO pidió avances más rápidos en herramientas de alta tecnología como drones y aplicaciones celulares para monitorear los cultivos, las plagas y otros condicionantes para la agricultura como parte de una transformación de los sistemas alimentarios para hacerlos más resistentes y reducir los riesgos, especialmente para los pequeños agricultores más vulnerables en países pobres.

Esto incluye lugares con poca seguridad alimentaria, como Yemen — donde según datos de la ONU más de un cuarto de millón de niños sufren desnutrición severa y podrían morir sin tratamiento — y partes de África, donde cerca de 5 millones de personas están bajo la amenaza de la hambruna por las plagas de langostas.

Las largas filas en los bancos de alimentos, incluso en países ricos como Estados Unidos, reflejan la lucha por mantener a las familias alimentadas con decenas de miles de nuevos desempleados.

En naciones como Tailandia, donde el turismo ayuda a mantener la economía a flote, el cierre de fronteras y la cancelación de vuelos comerciales ha tenido un efecto dominó en muchas industrias. El gobierno concedió más de 5.000 millones de dólares en ayudas de emergencia a más de 10 millones de agricultores, explicó el ministro de Agricultura, Pisan Pongsapitch, en la conferencia.

Pero la pérdida de los medios de vida es una crisis a largo plazo.

La cuestión es cómo arreglar un sistema alimentario roto, apuntó uno de los participantes.

El reporte de la FAO publicado con motivo de la conferencia, patrocinada por Bután, recomendó conceder préstamos a agricultores para ayudarles a evitar que tengan que vender su ganado y otros activos para salir adelante.

Según el informe, aldeas pesqueras emprendedoras en Phuket, en el sur de Tailandia, cerraron acuerdos de trueque con productores de arroz del noreste. Algunos pescadores de Indonesia que no pueden exportar sus capturas, se pasaron a una pesca más asequible para los locales.

En muchos países, los agricultores usan cada vez más el comercio electrónico y los datos digitales para perfeccionar la siembra y otros aspectos de sus cultivos. Las plataformas de comercio electrónico chinas ayudan a cubrir la demanda de productos agrícolas y otros alimentos.

A una escala más pequeña, expertos de la FAO destacaron que existen muchas posibles soluciones de cercanía, como plantar en sacos o emplear cultivos hidropónicos, la cría de grillos para comer y procesar la leche de los camellos para hacer queso.

Fuente: AP

31 de Agosto 2020 /

FDA podría considerar la autorización de la vacuna contra el covid-19 antes de que se completen los ensayos de fase 3

(CNN) — La Administración de Medicamentos y Alimentos de Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés) podría considerar la autorización o aprobación de uso de emergencia (EUA, por sus siglas en inglés) para una vacuna contra el covid-19 antes de que se completen los ensayos de fase 3, según dijo el doctor Stephen Hahn, comisionado de la FDA en una entrevista con el diario Financial Times.

«Depende del patrocinador [desarrollador de la vacuna] solicitar la autorización o aprobación, y nosotros adjudicamos su solicitud», dijo Hahn. «Si lo hacen antes del final de la fase 3, podemos encontrarlo apropiado. Puede que lo encontremos inapropiado, tomaremos una determinación».

Hahn señaló que un EUA no es lo mismo que una aprobación de la FDA.

«Nuestra autorización de uso de emergencia no es lo mismo que una aprobación completa», dijo. «El estándar legal, médico y científico para eso es que el beneficio supera el riesgo en una emergencia de salud pública».

Cómo es ser voluntario de una vacuna contra el covid-19 10:03

Hahn dijo que la decisión sobre la vacuna se basaría en datos, no en políticas.

«Tenemos una convergencia de la pandemia de covid-19 con la temporada política, y tendremos que superar eso y ceñirnos a nuestros principios fundamentales», dijo al Financial Times. «Esta será una decisión de ciencia, medicina, datos. No será una decisión política».

CNN se ha puesto en contacto con la FDA para obtener comentarios. Esta no es la primera vez que los funcionarios de Estados Unidos han discutido la autorización para una vacuna contra el covid-19 antes de que se completen los ensayos a gran escala.

Durante una reunión, el 30 de julio, en la oficina de la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, el secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, y el secretario general, de la Casa Blanca, Mark Meadows, plantearon la posibilidad de una autorización de uso de emergencia para una vacuna antes de que se completaran los ensayos de la fase 3. El Financial Times informó por primera vez los detalles de la reunión.

Los ensayos de vacunas de fase 3 están en curso

¿Qué significa que una vacuna esté en fase 3? 1:25

Dos vacunas anticovid-19 se encuentran actualmente en ensayos de fase 3 en Estados Unidos: los realizadas por Moderna y Pfizer/BioNTech— y se espera que dos más comiencen los ensayos de fase 3 a mediados de septiembre. Los fabricantes de vacunas buscan inscribir al menos a 30.000 voluntarios para que puedan saber si la vacuna es realmente segura y protege a las personas de la infección. Ambos, que ya se encuentran en ensayos en etapa avanzada en Estados Unidos, han inscrito a más de la mitad del número de participantes necesarios, dijeron funcionarios de salud estadounidenses durante una llamada con reporteros, el viernes, sobre la Operation Warp Speed (que en español traduce «Operación Máxima Velocidad») -el esfuerzo del Gobierno de Estados Unidos por tener una vacuna contra el nuevo coronavirus lo más rápido posible-.

Durante la llamada, los funcionarios de salud dijeron que podría haber suficientes datos incluso antes de que 30.000 personas estén inscritas en una prueba, pero los funcionarios de la Operación Máxima Velocidad aún no pueden ver los datos.

«Hay una cosa llamada Junta de Monitoreo de Seguridad de Datos (DSMB, por sus siglas en inglés), un organismo independiente que se asigna a cada ensayo clínico», dijo Paul Mango, subdirector de personal para Políticas del Departamento de Servicios Humanos de Salud de EE.UU., durante la sesión informativa.

«No tenemos conocimiento de los datos hasta que la DSMB diga que podemos verlos. Pueden regresar y decir: ‘Esta no es una buena vacuna’. Podrían volver antes de que incluso tengamos 30.000 personas inscritas y decir «Tenemos suficiente. Esto se ve muy bien». «Las reacciones adversas a la vacuna también podrían hacer que la DSMB detenga el ensayo.

«Lo que realmente estamos buscando son casos: la cantidad de casos positivos tanto del grupo de placebo como del de la vacuna», dijo Mango.

«Una vez que llegamos a 150 o más, estadísticamente eso es significativo, independientemente de cuántos inscritos tengamos en la prueba», agregó.

«Eso puede ser sorprendente para algunos, pero en realidad la cantidad de eventos que tienen que ocurrir … es relativamente pequeña», agregó el Dr. Robert Redfield, director de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU. (CDC, por sus siglas en inglés) durante la llamada.

Preocupaciones sobre una vacuna ‘sorpresa de octubre’

A principios de este mes, el presidente Trump dijo que estaba «optimista» de que una vacuna estaría lista alrededor del día de las elecciones el 3 de noviembre.

«Creo que tendremos la vacuna antes de fin de año , ciertamente, pero alrededor de esa fecha, sí. Creo que sí «, dijo Trump.

A los médicos les ha preocupado que, justo antes del día de las elecciones, el presidente Trump pueda presionar a la FDA para que apruebe una vacuna contra el coronavirus antes de que esté lista como una «sorpresa de octubre» para ganar votos.

«No se puede permitir que esto suceda», dijo el Dr. Francis Collins a CNN este mes.

Dijo que si Hahn, de la FDA, aprueba una vacuna basada en evidencia endeble, «tiene muchas personas a las que tendrá que responder».

Collins dijo que él sería una de esas personas, al igual que el Dr. Anthony Fauci, director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas y miembro del Grupo de Trabajo de la Casa Blanca sobre el Coronavirus.

Collins dijo que él, Fauci y otros «ciertamente harían un gran ruido sobre no apoyar [la vacuna]» si la FDA la aprobara prematuramente, y agregó que la vacuna no puede ser aprobada «sobre la base de otra cosa que no sea la ciencia».

Fuente: CNN

La Unión Europea se unió al mecanismo COVAX y aportará USD 477 millones para fomentar el acceso global a la vacuna contra el coronavirus

La Comisión Europea anunció este lunes su participación en el mecanismo de la Organización Mundial de la Salud (OMS) para facilitar el acceso de países pobres a la vacuna contra el coronavirus con 400 millones de euros (477 millones de dólares) en garantías.

El 18 de agosto, la OMS envió una carta a sus 194 países miembros, a los que instaba a adherirse antes del 31 de agosto a su dispositivo llamado COVAX sobre un acceso mundial a la vacuna contra el covid-19.

Su objetivo es incitar a los laboratorios a fabricar cantidades suficientes de vacunas y garantizar su disponibilidad para los países en desarrollo.

“La Comisión anuncia hoy una contribución de 400 millones de euros al COVAX para colaborar en la adquisición de futuras vacunas destinadas a los países de renta baja y media”, anunció la presidenta del ejecutivo comunitario, Ursula von der Leyen.

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen. (Francois Walschaerts, Pool Via AP)La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen. (Francois Walschaerts, Pool Via AP)

En paralelo, la Comisión firmó el pasado jueves en nombre de los 27 un primer contrato con el laboratorio farmacéutico británico AstraZeneca para permitir la compra de una vacuna anticoronavirus.

Asimismo, Bruselas continúa negociando con otros laboratorios para alcanzar acuerdos similares que permiten garantizar millones de dosis de eventuales vacunas para sus países miembros, así como para los países menos desarrollados

Qué es el mecanismo COVAX

El dispositivo de acceso global a la vacuna contra la Covid-19, conocido con el nombre de COVAX, fue lanzado por la OMS para luchar contra el “nacionalismo de las vacunas”. Hace dos semanas, el organismo indicó que más de 170 países –que representan casi al 70% de la población mundial–dijeron que querían integrarse al mecanismo o al menos habían manifestado su interés.

Una vez que las vacunas estén disponibles, la OMS propone que sean atribuidas en dos fases siguiendo el mecanismo COVAX.

“Durante la primera fase, las dosis serán distribuidas de manera proporcional y simultánea a todos los países participantes (en COVAX), con el objetivo de reducir el riesgo global. En la fase 2, se tendrá en cuenta la amenaza y la vulnerabilidad de los países”, explicó hace dos semanas el director general de la OMS Tedros Adhanom Ghebreyesus.

El director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, en la conferencia de prensa sobre COVID-19 - 9 de marzo de 2020 El director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, en la conferencia de prensa sobre COVID-19 – 9 de marzo de 2020

“La manera más rápida de poner fin a esta pandemia y reactivar las economías es comenzar por proteger a las poblaciones más expuestas en todas partes del mundo, y no a poblaciones enteras en unos pocos países”, advirtió.

“Se dará prioridad a los trabajadores que están en primera línea (de fuego) en los establecimientos de atención sanitaria y social, puesto que son fundamentales para atender y proteger a la población, y se encuentran en contacto estrecho con colectivos con un alto riesgo de mortalidad”, o sea, con los mayores de 65 años y aquellos con otras patologías que pueden combinarse de manera negativa.

“Para la mayoría de los países, una atribución (de vacunas) durante la fase 1, que permita alcanzar al 20% de la población, cubriría la mayoría de los grupos de riesgo”, señaló el director general de la OMS.

En tanto la carrera por las vacunas se intensifica, la pandemia del coronavirus ha provocado más de 845.000 muertes en todo el mundo desde fines de diciembre.

Fuente: Infobae


Los niños pueden contagiar coronavirus hasta tres semanas después del diagnóstico

La población infantil afectada por Covid-19 podría ser potencialmente infecciosa en el transcurso de hasta tres semanas. Así lo plantea una investigación recientemente publicada en la revista JAMA Pediatrics.

No importa si nunca tuvieron síntomas o si dejaron de tenerlos hace días. Según los autores del estudio, tras examinar la evolución de 91 pacientes pediátricos en 22 hospitales de Corea del Sur, el virus fue detectable durante un promedio de aproximadamente dos semanas y media.

A diferencia del sistema de salud estadounidense, aquellos que dan positivo por Covid-19 en Corea del Sur permanecen en el hospital hasta que desaparecen sus infecciones, incluso si no son sintomáticos. Así es como los investigadores pudieron ver que una quinta parte de los asintomáticos y la mitad de los que habían tenido signos de coronavirus «todavía estaban perdiendo virus tres semanas después de haberse realizado las pruebas iniciales».

Estos hallazgos hacen pensar que los niños podrían ser vectores de transmisión durante más tiempo del que se creía, incluso sin haber mostrado señales externas más frecuentes del coronavirus.

Sin embargo, en un comentario que acompaña al estudio en la misma publicación, varios autores y médicos del Children’s National Hospital (Estados Unidos) señalaban algunas cuestiones. Por un lado, «un positivo o un negativo cualitativo en las pruebas no refleja necesariamente la infectividad, ya que algunos positivos implican fragmentos de material genético que podrían no enfermar a alguien» o al revés, «un negativo podría significar niveles bajos de virus que aún pueden ser infecciosos». También se desconoce si los individuos asintomáticos están diseminando diferentes cantidades de virus que aquellos con síntomas y además, «las pruebas sólo para virus activos en lugar de anticuerpos ignoran la gran cantidad de personas que pueden haber tenido y haberse curado tras una infección asintomática o leve, un factor importante para comprender la inmunidad colectiva», argumenta Roberta L.DeBiasi, jefa de Enfermedades Infecciosas en el Children’s National Hospital .

Por último, tanto DeBiasi como su compañera Meghan Delaney, jefa de Patología y Medicina de Laboratorio, señalan que el estudio sólo evaluó la diseminación viral del tracto respiratorio, a pesar de que múltiples trabajos han detectado el virus en otros fluidos corporales, incluidas las heces. Por lo tanto, se desconoce qué papel podrían desempeñar estas otras fuentes en la propagación de esta enfermedad.

Todos y cada uno de estos estudios son necesarios para ir redirigiendo las medidas en salud pública, con el fin de poder controlar eficazmente esta pandemia. Aún se tienen que dedicar más esfuerzos para evaluar cómo avanzan las infecciones por SARS-CoV-2 en los niños, incluida la forma en que se desarrollan los anticuerpos tanto a nivel individual como poblacional. En palabras de DeBiasi, «es fundamental para desarrollar políticas que ralentizarán la tasa de transmisión viral en nuestra comunidad».

Fuente: ElMundo.es


30 de Agosto 2020 /

Más de 25 millones de casos de COVID-19 en todo el mundo

Más de 25 millones de casos del nuevo coronavirus han sido registrados en todo el mundo, más de la mitad de ellos en América, según un recuento de la agencia francesa AFP a partir de fuentes oficiales, este domingo a las 06:20 CET. Es sin embargo la India el país en el que más nuevos casos se registran: hoy batió un nuevo récord de contagios en un solo día.

En el mundo se han notificado al menos 25.029.250 casos, de los cuales 842.915 pacientes han fallecido. Casi 4 de cada 10 casos se encuentran en Estados Unidos y Brasil, los dos países más afectados con 5.960.652 casos (182.760 muertes) y 3.846.153 casos (120.262 fallecimientos), respectivamente. El ritmo de la pandemia parece estabilizarse en el mundo, con un millón de nuevos casos detectados cada cuatro días desde mediados de julio.

Tras ser el primer epicentro de la pandemia, Asia vuelve a ser la región del mundo donde se han contabilizado más nuevos casos en los últimos siete días (570.819), de los cuales más de 8 de 10 casos se registraron sólo en India. Le siguen América Latina y el Caribe (552.238), Canadá y Estados Unidos (296.503), Europa (221.670), Oriente Medio (80.966), África (59.688) y Oceanía (1.670). África (1.238.149, 29.399), el continente menos afectado después de Oceanía (28.807, 641), registró más de la mitad de sus casos en Sudáfrica (cerca de 640.000).

India con récord mundial de 78.761 contagios en 24 horas

El gobierno de la India anunció este domingo (30.08.2020) haber registrado 78.761 nuevos casos de coronavirus en 24 horas, lo que representa un récord mundial de contagios en un día. El anterior récord lo batió Estados Unidos el 17 de julio pasado, con 77.638 nuevos contagios.

India, con 1.300 millones de habitantes, es la tercera nación con más infecciones en el mundo (más de 3,5 millones de casos), por detrás de Estados Unidos y Brasil. En total, 63.000 personas han muerto de COVID-19 en el país. Este triste récord tiene lugar al día siguiente de una nueva flexibilización de las restricciones en vigor desde marzo en el país, el segundo más poblado del mundo detrás de China.

Las autoridades indias tomaron esta decisión para intentar relanzar la economía, paralizada por el virus. El Ministerio del Interior indicó que a partir de septiembre las reuniones de hasta 100 personas serían de nuevo autorizadas para los eventos culturales, deportivos y políticos.

Fuente: DW.com

29 de Agosto 2020 /

Según la edad, los hombres tienen casi el doble de riesgo de morir por COVID-19

Desde el inicio de la pandemia por COVID-19 se enfatiza en la importancia de que los datos epidemiológicos se presenten por grupos de edad y sexo. Expertos de la Asociación Europea de Editores de Ciencias insisten en el hecho de que sin estos datos, el público no puede tomar decisiones verdaderamente informadas sobre su propio riesgo de enfermedad, y las respuestas de política pública no pueden ser dirigidas específicamente.

Según publicó la revista The Lancet, “la opinión predominante es que, aunque el número de casos masculinos no es muy diferente al número de casos femeninos, los hombres tienen aproximadamente el doble de riesgo de muerte por COVID-19, lo que lleva a una variedad de hipótesis, desde estilos de vida hasta diferencias en la estructura cromosómica”.

Aunque los gráficos que describen datos estadísticos desglosados se pueden encontrar en el sitio web de Global Health 50/50, los datos subyacentes no se muestran y, según los expertos “no se han descrito en la literatura”.

“Examinamos la proporción de sexos a lo largo del ciclo de vida para ver si el diferencial de sexo de mortalidad de COVID-19 era el mismo en todas las edades-destacó la publicación-. Analizamos los datos recopilados por el Instituto Nacional de Estudios Demográficos de las agencias nacionales de estadística de Inglaterra y Gales, Francia, Alemania, Italia, Países Bajos, Portugal, Corea y España, que cubren una población estimada de 194.349.591 hombres y 201.715.364 mujeres desde el inicio de la pandemia hasta el 21 de junio de 2020”. Bélgica y los EEUU no se incluyeron debido a la presentación de datos en diferentes categorías de edad.

"Examinamos la proporción de sexos a lo largo del ciclo de vida para ver si el diferencial de sexo de mortalidad de COVID-19 era el mismo en todas las edades" (Shutterstock)“Examinamos la proporción de sexos a lo largo del ciclo de vida para ver si el diferencial de sexo de mortalidad de COVID-19 era el mismo en todas las edades” (Shutterstock)

En el artículo se destaca que en las poblaciones analizadas murieron 77.652 hombres y 59.591 mujeres, por lo que la tasa general de mortalidad entre hombres y mujeres por sexo por 100.000 habitantes fue 1. 4. Sin embargo, esta proporción no fue igual en todas las edades. Por ejemplo, la proporción fue de 1.87 en el grupo de edad de 40 a 49 años (esto resulta de saber que por cada 3,56 hombres murieron 1,90 mujeres), en tanto en el grupo de 50 a 59 años, la proporción fue de 2.31, esto es que cada 12,9 hombres que murieron por coronavirus lo hicieron 5,57 mujeres. En el grupo de 60 a 69 años por cada 42,4 hombres murieron 16,6 mujeres (lo que da una proporción de 2.56). Finalmente, en el grupo de 70 a 79 años, la proporción fue de 2.36 (139,3 hombres versus 59,0 mujeres).

Hubo alguna variación entre países, aunque en general el patrón fue similar, y los números se volvieron demasiado pequeños para una interpretación clara.

Estos datos alteran nuestra comprensión de las diferencias entre hombres y mujeres; la relación no es sencilla y ahora se deben hacer esfuerzos para comprender el riesgo en función de la interacción del sexo y la edad, junto con otros factores.

Las hipótesis basadas en factores de riesgo que se sabe que cambian con el sexo y la edad parecen ser las explicaciones más probables de las diferencias observadas. Estos incluyen diferencias en la ocupación, el estilo de vida (incluido el tabaquismo y el consumo de alcohol), comorbilidades médicas o uso de medicamentos. Estas explicaciones reflejan factores sociales y culturales relacionados con el género más que con la biología del sexo. Las explicaciones genéticas deberán considerar la interacción de la edad, el sexo y los factores de riesgo mencionados anteriormente a lo largo del curso de la vida, incluida la expresión genética y la epigenética.

Los datos desglosados permiten a las autoridades de salud pública adaptar las estrategias de prevención de la mortalidad para priorizar a los que están en mayor riesgo. “Aunque estamos desarrollando métodos de estandarización indirectos, instamos a las naciones a proporcionar datos específicos por edad y sexo, no sólo para una descripción precisa de la pandemia, sino también para el cálculo de tasas directamente estandarizadas a nivel internacional, algo que la Organización Mundial de la Salud (OMS) no puede hacer a nivel mundial por falta de datos completos específicos por sexo y grupo de edad”, concluyó el artículo.

Infobae.-


28 de agosto 2020 /

Miami-Dade confirma tendencia a la baja de nuevos positivos

La autoridad estatal de Salud reporta que el condado Miami-Dade, donde se encuentra la ciudad de Miami, denota el viernes 27 de agosto 661 nuevos contagios, 39 más que ayer, lo que suma 155.418 casos acumulados, incluyendo los miles que se han curado o fallecido.

Asimismo, Miami-Dade, el condado más poblado del estado, asegura que la tasa de pruebas y positivos de los últimos 14 días figura por debajo de 10% por segundo día, exactamente 9.33%.

Esto significa un mejoramiento significativo respecto a dos semanas atrás, cuando se reportó 20%, e incluso 28% antes, cuando se incluían los casos reincidentes

De hecho, la tasa recomendada por el Centro para el Control de Enfermedades (CDC) para establecer la llamada “nueva normalidad” es menos de 10% con tendencia al 5% por 14 días.

Asimismo, Miami-Dade informa el fallecimiento de 26 personas en 24 horas, tres menos que ayer, y esto suma 2.372 decesos hasta hoy.

Por otra parte, la autoridad estatal de Salud de Florida reporta 3.815 nuevos casos, 546 más que ayer, así como 89 decesos en 24 horas, 46 menos que ayer, lo que suma 615.806 contagios y 10.957 muertes relacionadas con coronavirus, desde que comenzó la pandemia en marzo.

Y si a esto sumamos 143 fallecimientos de personas que no residían en el estado, pero fueron atendidas aquí, el total ascendería a 11.100 decesos.

Entretanto, Broward reporta 366 nuevos casos y seis fallecimientos, lo que suma 70.513 contagiados y 1.175 decesos hasta la fecha.

Palm Beach denota 363 nuevos contagios y cinco decesos en las últimas 24 horas, lo que suma 41.558 y 1.099 fallecimientos hasta hoy.

Por otra parte, el condado Monroe, donde se encuentran los Cayos, reporta 10 nuevos casos y un deceso en las últimas 24 horas, lo que suma 1.714 contagiados y 16 fallecimientos hasta el momento.

 

Fuente: DLA


España autorizó el primer ensayo clínico en humanos de una vacuna contra el coronavirus

La Agencia Española de Medicamentos y productos Sanitarios del Ministerio de Sanidad autorizó este viernes el primer ensayo clínico en humanos en el país para una vacuna contra el coronavirus que ha provocado una pandemia.

Lo anunció hoy el ministro español de Sanidad, Salvador Illa, en rueda de prensa, en la que agregó que la vacuna es de la compañía farmacéutica Janssen, de Johnson & Johnson, y en el ensayo participarán 190 voluntarios sanos de entre 18 y 55 años.

Además de España, participarán en este ensayo otros dos países europeos: Bélgica y Alemania. El ensayo en fase 1 se ha hecho en Estados Unidos y Bélgica.

En total participarán 550 voluntarios sanos de los tres países europeos para evaluar el rango de dosis y diferentes pautas de administración.

La investigación se realizará en adultos e incluye dos grupos de voluntarios, uno de 18 a 55 años y otro de 65 y más.

El reclutamiento empezará “de forma inmediata” y los ensayos clínicos se llevarán a cabo en los Hospitales La Paz y La Princesa de Madrid y en el Hospital Marqués de Valdecilla de Santander (Cantabria, norte de España).

El ensayo clínico durará varios meses e irá seguido de uno en fase 3, la última antes de tener una autorización del producto. “Y vamos a ir viendo las próximas semanas y meses cómo evoluciona esto”, señaló Illa.

Esta vacuna, denominada Ad26.COV2.S, usa una tecnología basada en un adenovirus recombinante no replicativo para generar una respuesta inmunológica frente a una de las proteínas del coronavirus.

Los ensayos son imprescindibles para garantizar la calidad, seguridad y eficacia de las vacunas.

Solo con resultados positivos, una vez evaluados por las autoridades regulatorias competentes, se autorizaría la comercialización en territorio europeo, indicó el ministro español.

La Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios mantiene contacto con diferentes compañías para llevar a cabo más ensayos clínicos de este tipo en España.

(Con información de EFE)


OMS respalda realización de pruebas a gente asintomática

La Organización Mundial de la Salud dijo el jueves que los países deberían realizar pruebas de manera activa para detectar casos de coronavirus aun si las personas no muestran síntomas, una postura adoptada después de que la agencia de salud de Estados Unidos cambió su política y afirmó que no es necesario realizar pruebas a los contactos asintomáticos de gente infectada.

En conferencia de prensa, Maria Van Kerkhove, responsable técnica de la OMS para el COVID-19, señaló que cuando las autoridades estén investigando brotes de COVID-19, “podría ser necesario ampliar las pruebas para buscar a individuos en el extremo más leve del espectro o que podrían ser asintomáticos”.

Sin embargo, de acuerdo con la nueva directriz de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC), no es necesario hacer la prueba a quienes hayan tenido estrecho contacto con personas infectadas y que no se sienten enfermas. La agencia había recomendado previamente a las autoridades locales de salud que realizaran la prueba a quienes hubieran estado durante más de 15 minutos a 1,8 metros (6 pies) o menos de una persona infectada.

Van Kerkhove dijo que los países estaban en libertad de adaptar las guías de la OMS para la realización de pruebas a sus propias necesidades, y que aunque las pruebas son importantes en sí, es igualmente crucial tener los resultados con rapidez.

“Lo que es realmente importante es que las pruebas sean utilizadas como una oportunidad para definir casos activos a fin de poderlos aislar y dar seguimiento al rastreo de contactos”, apuntó. “Esto es realmente esencial para romper las cadenas de contagio”.

Van Kerkhove también expresó que le “preocupa un poco” que el uso de mascarillas haga que algunas personas crean que no necesita guardar una distancia segura de las demás.

“Estamos viendo que la gente ya no está observando más el distanciamiento físico”, declaró Van Kerkhove. “Aun si utilizas mascarilla, todavía necesitas mantener el distanciamiento físico de por lo menos un metro e incluso más si es posible”.

También el jueves, el jefe de la OMS para Europa, doctor Hans Kluge, advirtió que el coronavirus es un “tornado de cola larga” y que el aumento del número de casos entre los jóvenes podría llegar a las personas mayores, que son más vulnerables, y provocar un aumento de las cifras de mortalidad.

Señaló que es más probable que los jóvenes entren en contacto más cercano con los ancianos a medida que el frío vaya llegando a Europa y las familias muden sus actividades al interior.

Fuente: AP

28 de Agosto 2020 /

El coronavirus impacta más a los hombres. Los científicos empiezan a comprender por qué

Las mujeres producen una respuesta inmunológica más poderosa que los hombres, según un nuevo estudio.

El coronavirus puede infectar a cualquiera, joven o viejo, pero los hombres mayores tienen hasta el doble de posibilidades de enfermarse gravemente y morir que las mujeres de la misma edad.

¿Por qué? El primer estudio que examinó la respuesta inmunológica diferenciada por sexo arrojó una pista: los investigadores concluyeron que los hombres producen una respuesta inmunológica más débil al virus que las mujeres.

Los hallazgos, publicados el miércoles en la revista Nature, sugieren que los hombres, sobre todo los mayores de 60 años, podrían necesitar más de las vacunas para protegerse contra la infección.

“La infección natural está fallando claramente” para suscitar respuestas inmunológicas adecuadas en los hombres, dijo Akiko Iwasaki, inmunóloga de la Universidad de Yale que dirigió el trabajo.

Los resultados son congruentes con lo que se sabe sobre las diferencias de sexo tras varios desafíos al sistema inmunológico.

Las mujeres desarrollan respuestas inmunológicas más rápidas y fuertes, quizás porque sus cuerpos están preparados para combatir los patógenos que amenazan a los niños no nacidos o recién nacidos.

Pero con el tiempo, un sistema inmunológico en estado constante de alerta máxima puede ser perjudicial. Por ejemplo, la mayoría de las enfermedades autoinmunes —que se caracterizan por una respuesta inmunológica demasiado fuerte— son mucho más frecuentes en las mujeres que en los hombres.

“Lo que vemos son las dos caras de la misma moneda”, dijo Marcus Altfeld, un inmunólogo del Instituto Heinrich Pette y del Centro Médico Universitario de Hamburg-Eppendorf en Alemania.

Los hallazgos enfatizan la necesidad de que las compañías que buscan vacunas contra el coronavirus analicen sus datos por sexo y también pueden influir en las decisiones sobre la dosis, dijeron Altfeld y otros expertos.

“Se podrían imaginar escenarios en los que una sola dosis de una vacuna podría ser suficiente en individuos jóvenes o tal vez en mujeres jóvenes, mientras que los hombres mayores podrían necesitar tres dosis de la vacuna”, dijo Altfeld.

Las compañías en busca de las vacunas contra el coronavirus aún no han publicado datos clínicos analizados según el sexo de los participantes, pero la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA por su sigla en inglés) les ha pedido que lo hagan, así como por origen racial y étnico, dijo el doctor William Gruber, uno de los vicepresidentes de Pfizer.

El equipo de Iwasaki analizó las respuestas inmunológicas de 17 hombres y 22 mujeres que fueron hospitalizados poco después de haber sido infectados por el coronavirus. Los investigadores recolectaron sangre, hisopos nasofaríngeos, saliva, orina y heces de los pacientes cada tres a siete días.

El análisis excluyó a los pacientes con respiradores y a los que tomaban medicamentos que afectan al sistema inmunológico “para asegurarse de que estábamos midiendo la respuesta inmunológica natural al virus”, dijo Iwasaki.

Los investigadores también analizaron los datos de otros 59 hombres y mujeres que no cumplían con estos criterios.

Sobre todo, los científicos encontraron que el cuerpo de las mujeres producía más células T, que pueden matar a las células infectadas con virus y evitar que la infección se propague.

Los hombres mostraron una activación mucho más débil de las células T, y ese rezago se vinculó con cuán enfermos se pusieron. Cuanto más mayores eran los hombres, más débiles eran las respuestas de las células T.

“Cuando envejecen, pierden su capacidad de estimular las células T”, dijo Iwasaki. “Si prestas atención a los que de verdad fallaron en la producción de células T, fueron los que empeoraron con la enfermedad”.

Pero “las mujeres mayores —incluso las muy mayores, como las de 90 años— aún tienen una respuesta inmunológica bastante buena y aceptable”, agregó.

En comparación con los trabajadores de la salud y los sujetos de control sanos, todos los pacientes tenían en la sangre niveles elevados de citoquinas, proteínas que hacen que el sistema inmunológico actúe. Algunos tipos de citoquinas, llamadas interleucina-8 e interleucina-18, estaban elevadas en todos los hombres pero solo en algunas mujeres.

Según los investigadores, las mujeres que tenían altos niveles de otras citoquinas se enfermaban más gravemente. A esas mujeres les iría mejor si se les dieran medicamentos que atenúan esas proteínas, dijo Iwasaki.

El estudio tiene limitaciones. Fue pequeño, y los pacientes eran mayores de 60 años en promedio, lo que hace difícil evaluar cómo cambia la respuesta inmunológica con la edad.

“Sabemos que la edad está demostrando ser un factor muy importante en los resultados de la COVID-19, y la intersección de la edad y el sexo debe explorarse”, dijo Sabra Klein, experta en vacunas de la Escuela Bloomberg de Salud Pública de Johns Hopkins.

El estudio tampoco ofreció explicación para las diferencias entre hombres y mujeres. Debido a que las mujeres ya habían pasado la menopausia, en promedio, “es dudoso que las hormonas esteroideas sexuales estén involucradas”, dijo Klein.

Aún así, los nuevos hallazgos son “emocionantes” porque empiezan a explicar por qué a los hombres les va tan mal con el coronavirus, añadió: “Las respuestas más robustas de las células T en las mujeres mayores podrían ser una pista importante para la protección y deben explorarse más”.

Apoorva Mandavilli es reportera del Times y se enfoca en ciencia y salud global. En 2019 ganó el premio Victor Cohn a la Excelencia en Reportaje sobre Ciencias Médicas. @apoorva_nyc

*Copyright: 2020 The New York Times Company via Infobae


27 de agosto 2020 /

OMS: repuntan contagios de COVID-19 en Europa

La Organización Mundial de la Salud (OMS) dice que Europa tiene un significativo repunten casos de COVID-19 durante las últimas dos semanas, con 32 de los 55 países y territorios experimentando aumentos en las tasas de infección de más del 10 por ciento.

Hablando con los reporteros en una conferencia virtual en Copenhagen, el director de la OMS para Europa, el doctor Hans Kluge, dijo que buena parte de ese repunte de casos ha sido entre jóvenes.

Kluge dijo que mientras los jóvenes tienden a ser más saludables y el virus no ha sido tan severo en ellos, al enfriarse el clima en Europa, ellos tienden a pasar más tiempo en lugares cerrados donde tienen más contacto con personas mayores y otros más vulnerables. Indicó que eso podría resultar en un repunte mayor de más hospitalizaciones y muertes.

Pero también indicó que las autoridades sanitarias y otros funcionarios están en una mejor posición y más preparados que en febrero cuando el continente estaba en la cúspide del brote de coronavirus.

“Ahora sabemos lo que se tiene que hacer”, dijo Kluge. Hizo un llamado a los gobiernos regionales a implementar comunicaciones sobre los riesgos, más pruebas y rastreo de contactos, y a la población que siga las recomendaciones de medidas de prevención.

Fuente: VOA


El director científico de Moderna dijo que algunas personas enfermarán a pesar de la vacuna contra el coronavirus y que una segunda dosis daría más protección

El director científico de la biotecnológica Moderna se dijo este jueves “muy contento” de los resultados de su vacuna contra la COVID-19, que generó una respuesta inmune prometedora incluso en pacientes de edad avanzada, aunque advirtió que “ninguna vacuna es efectiva al 100%”.

En una entrevista con el diario español El País, el médico israelí Tal Zaks admitió que para que el producto de Moderna sea eficaz necesitará probablemente de la aplicación de dos dosis, lo cual supone un desafío logístico y operativo que “requerirá más recursos”. “Si se necesitan dos inyecciones para deshacerse de esta pandemia, encontraremos una manera de poner dos inyecciones”, dijo.

La vacuna experimental de Moderna contiene material genético llamado ARN mensajero, o ARNm, que los científicos esperan que provoque que el sistema inmunológico luche contra el coronavirus.

En mayo pasado, la compañía publicó datos preliminares que mostraban que la vacuna producía anticuerpos en unos 45 adultos sanos, si bien la comunidad científica ha advertido en varias ocasiones a la compañía que su estudio de fase uno era pequeño y que los resultados pueden diferir para otras poblaciones. Este miércoles, la empresa informó que su vacuna contra la COVID-19 generó una respuesta inmune “prometedora” también en pacientes de edadavanzada tras llevar a cabo un ensayo clínico de etapa inicial y probar su prototipo en 10 adultos de entre 56 y 70 años y en otros 10 mayores de 71 años

“Decidimos probar con dos dosis porque, dada la gravedad de esta pandemia, no queremos asumir riesgos, explicó Zaks. “Quiero ofrecer la mayor protección posible. Y esto se consigue con una segunda dosis”.

Desde el mes pasado, Moderna se encuentra inmersa en sus pruebas de etapa tardía para su vacuna y espera contar con al menos 30.000 participantes.

De cara a esta última fase, Zaks dijo que su mayor preocupación es “que no haya suficientes personas que se infecten y tengan la enfermedad durante el ensayo”.

“Es estupendo para la sociedad que la situación esté bajo control y el virus desaparezca”, aclaró. Sin embargo ”si no hay casos, no sabremos si la vacuna es eficaz”, ya que la realización de un ensayo clínico con un grupo de control que recibe un placebo es fundamental para testear la seguridad del producto.

Por otra parte, el científico israelí advirtió que “ninguna vacuna es efectiva al 100%” y que “algunas personas enfermarán a pesar de mi vacuna”.

De allí, la importancia de tener datos para poder explicarle al público la inexistencia de cualquier vínculo entrela vacuna y una potencial enfermedad que pueda surgir. “Como promotores del ensayo, queremos asegurarnos de que tenemos datos que confirmen la eficacia y la seguridad de esta vacuna antes de empezar la campaña de vacunación”, dijo.

Zaks también se refirió el riesgo de forzar los tiempos para desarrollar un producto que pueda poner fin a la pandemia, algo que, antes los potenciales efectos adversos a largo plazo, abre “un debate muy difícil sobre el riesgo y el beneficio” .

“Cada persona, para querer vacunarse, tendrá que estar tranquila respecto a que la vacuna es suficientemente segura y probablemente eficaz”, consideró, por lo que “cuantos más datos tengamos, mejor”.

Por otra parte, vacunarse “también es una elección individual”. “No creo que nadie vaya a imponer vacunas obligatorias”, dijo el científico.

Zaks también se refirió a la controversia sobre el precio de las vacunas. AstraZeneca y Johnson & Johnson, que desarrollan otras vacunas muy prometedoras, se comprometieron a vender “al costo” sus productos. Solo Moderna dijo que no la venderá al costo, pese a haber recibido 536 millones en fondos del gobierno estadounidense.

La vacuna de Moderna, además, será sensiblemente más costosa en comparación a la de sus competidores, con un precio estimado de entre USD 50 y 60 por cada dosis, frente a los USD 3 y 4 de la de AstraZeneca.

Foto de archivo del logo de Moderna en las oficinas centrales de la ccompañía en Cambridge, Massachusetts. May 18, 2020. REUTERS/Brian SnyderFoto de archivo del logo de Moderna en las oficinas centrales de la ccompañía en Cambridge, Massachusetts. May 18, 2020. REUTERS/Brian Snyder

Zaks aseguró que el precio de su vacuna es “más que razonable respecto a la inversión”. “Quizá otras empresas pueden ofrecer sus vacunas gratis: es su elección y quizá pueden permitírselo. Pero no creo que haya que esperar de nosotros que podamos hacer esto”, dijo.

El médico israelí también habló sobre la venta de acciones de Moderna por un valor de millones de dólares en los últimos meses por parte de él y otros ejecutivos de la empresa, algo que alimentó las sospechas sobre una supuesta manipulación de mercado a través del uso de información privilegiada. Muchos ejecutivos cambiaron sus planes de venta después de los resultados preliminares prometedores del primer ensayo, según revelaron varios medios estadounidenses.

Las acciones de Moderna, que nunca ha lanzado un producto al mercado durante sus 10 años de existencia, se han disparado hasta en un 380% desde el comienzo del año cuando surgieron noticias de su prometedor potencial para producir una vacuna contra el coronavirus.

Consultado al respecto, Zaks dijo que cuando preparó su plan de venta “todavía no habíamos inyectado la vacuna a nadie”.

“Tenía un poco de dinero y necesitaba diversificar lo que tenía”, se defendió. “Mirando atrás, no sé si fui estúpido, pero no lo puedo cambiar”.

Fuente: Infobae


Corea del Sur podría entrar en cuarentena por repunte de virus

Corea del Sur reportó el jueves 441 nuevos casos de coronavirus, su peor dato diario en meses, lo que hace que parezca inevitable que se decreten medidas de cuarentena ante el descontrol en los contagios.

El número de casos en el país ha aumentado en casi 4.000, y durante los últimos 14 días registró incrementos diarios de tres dígitos, datos que llevaron a los expertos en salud a advertir que los hospitales están saturándose.

Los 441 casos reportados el jueves representan el mayor incremento diario desde los 483 reportados el 7 de marzo. Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades surcoreanos dijeron que 315 de ellos estaban en el área metropolitana de Seúl, donde viven la mitad de los 51 millones de habitantes del país y donde los trabajadores sanitarios han tenido problemas para rastrear infecciones vinculadas a varias fuentes, incluyendo iglesias, restaurantes, escuelas y trabajadores.

La Asamblea Nacional en Seúl cerró y más de una docena de legisladores del partido gobernante tuvieron que ponerse bajo aislamiento el jueves tras el positivo de un periodista que cubrió una reunión de los líderes de la formación.

Se han reportado contagios en grandes ciudades y pueblos en todo el país, incluyendo Gwangju, Busan, Daejeon y Daegu, una región del sureste que fue el epicentro de un enorme brote en febrebro y marzo, que quedó estabilizado en abril.

Las autoridades de salud han descrito el brote actual como la mayor crisis en el país desde la aparición del COVID-19.

Si las medidas de distanciamiento social adoptadas hasta el momento — que incluyen la prohibición de grandes reuniones, el cierre de iglesias y locales de ocio nocturno, la prohibición de asistir a eventos deportivos profesionales y el cierre de la mayoría de las escuelas — no frenan la propagación del virus, las autoridades dijeron que se pasará al “Nivel 3”, que supone limitar las reuniones a 10 personas y pedir a las empresas que permitan el teletrabajo.

Por su parte, India registró su récord diario de nuevas infecciones con 75.760 luego de aumentar el número de pruebas de detección realizadas, elevando el total nacional por encima de los 3,3 millones de pacientes. El Ministerio de Salud reportó además 1.023 decesos a causa del virus en las últimas 24 horas, para un total de 60.472.

El país lleva dos semanas registrando más de 60.000 nuevos pacientes de COVID-19 al día. Con un promedio de más de 800.000 tests diarios, India realiza pruebas ahora a más de 27.000 personas por cada millón de habitantes, explicó el Ministerio.

Corea del Norte comunicó a la Organización Mundial de la Salud (OMS) que, hasta el 20 de agosto, realizó pruebas de coronavirus a 2.767 personas sin detectar positivos. En un correo electrónico a The Associated Press, Edwin Salvador, representante de la OMS para Corea del Norte, señaló que Pyongyang está monitoreando a 1.004 ciudadanos que están bajo cuarentena.

El Norte dijo a la OMS que 29.961 personas, entre ellas 382 extranjeros, pasaron por aislamiento, agregó Salvador. La hermética nación no ha confirmado ningún caso de COVID-10, una afirmación de la que desconfían observadores externos. El país anunció el aislamiento de una ciudad fronteriza en julio luego de reportar que una persona tenía síntomas del virus. Según Salvador, la OMS no ha recibido aún información sobre el supuesto caso. Las fronteras norcoreanas están cerradas excepto para la llegada de envíos relacionados con la pandemia a través del paso fronterizo de Sinuiju-Dandong con China, añadió.

China sumó su 11mo día sin transmisiones locales del virus mientras finaliza los esfuerzos de contención de sus últimos brotes. Las autoridades chinas reportaron ocho nuevas infecciones importadas y dijeron que 324 personas siguen en tratamiento. El país registró 4.634 decesos por el virus entre sus 85.004 casos. La región de Urumqi, en el extremo occidental de la nación y que fue el último gran foco de contagios con más de 300 casos, ha relajado sus medidas de cuarentena en comunidades que quedaron aisladas para frenar la propagación del COVID-19.

Fuente: AP

26 Agosto 2020 /

Ya hay más de 180,000 muertos por COVID-19 en EEUU

WASHINGTON – Estados Unidos rebasó este miércoles las 180,000 muertes por coronavirus, el único país en lo que va de la pandemia en alcanzar esta marca.

EEUU se mantiene como el país más afectado por el brote con 5,814,295 casos y 180,022 muertes, según el recuento independiente de NBC News este miércoles a la 1 p.m. ET.

Texas se convirtió el lunes en el tercer estado en superar los 600,000 casos de coronavirus (612,632 casos y 11,980 decesos), después de que Florida superase esta marca el domingo (608,722 infectados, 10,871 muertes).

California se mantiene como el estado con más contagios de COVID-19 (682,420 casos, 12,413 fallecimientos).

Cinco estados ya han superado las 10,000 muertes por COVID-19 cada uno: Nueva York, Nueva Jersey, California, Texas y Florida.

Nueva York sigue siendo el estado con más decesos (436,800 contagios, 33,735 muertes), seguido por Nueva Jersey (193,582 casos y 15,954 fallecimientos).

Le siguen: Georgia, con 258,354 casos y 5,262 muertes; Illinois, con 224,887 contagios y 8,126 fallecimientos.

Después de que estados como Nueva York y Nueva Jersey, ubicados en la costa Este, fueran azotados por la pandemia en los meses posteriores a la llegada de la enfermedad al país, los casos se han trasladado a zonas como California, Florida y Texas, cuyas autoridades han debido retroceder en sus planes de reapertura.

El balance provisional de fallecidos ha superado ya con creces la cota más baja de las estimaciones iniciales de la Casa Blanca, que proyectó en el mejor de los casos entre 100,000 y 240,000 muertes a causa de la pandemia.

El Instituto de Métricas y Evaluaciones de Salud (IHME) de la Universidad de Washington, en cuyos modelos de predicción de la evolución de la pandemia se fija a menudo la Casa Blanca, calcula que para las elecciones presidenciales del 3 de noviembre EEUU habrá superado los 230,000 fallecidos por COVID-19.

 

Fuente: Telemundo


Florida reporta tasa de positivos a coronavirus menor a 10% por dos semanas seguidas

Los casos de coronavirus en Florida llegaron el miércoles a 608,722 luego de reportarse 3,220 nuevos positivos y 153 fallecimientos adicionales, informó el Departamento de Salud.

En total se reportaron los resultados de 65,295 pruebas con una tasa de positividad del 5.75 por ciento, manteniéndose por debajo del 10 por ciento durante 14 días consecutivos.

La tasa de nuevos casos positivos en Miami-Dade cayó a 7.7 por ciento, la segunda más baja en meses, mientras la de Broward subió levemente a 5.8 por ciento.

En la última semana se ha notificado de 24,675 nuevos casos: 3,220 el miércoles, 2,673 el martes, 2,258 el lunes, 2,974 el domingo, 4,311 el sábado, 4,684 el viernes y 4,555 el jueves. El promedio de positivos al COVID-19 de la última semana es de 3,525 por día.

Miami-Dade tiene ahora 154,135 casos y Broward 69,833. Los dos condados son los que tienen el mayor número de personas infectadas en el estado, donde ya han muerto 10,733 personas por el COVID-19. Otras 139 personas no residentes en el estado han muerto en Florida, elevando el total de fallecimientos a 10,872.

Solo en Miami-Dade han fallecido 2,317 personas por el COVID-19 y en Broward 1,160.

Además, el condado Palm Beach tiene 41,013 casos positivos y Monroe 1,700. Un total de 37,404 personas han estado hospitalizadas en el estado durante este brote, lo que no quiere decir que todos estén hospitalizados en este momento.

En el centro del estado, el condado Hillsborough registra 36,157 casos y Orange tiene 35,083 casos confirmados de COVID-19. En el suroeste, el condado Lee registra 18,207 positivos y el condado Collier 11,376 .

Fuente: Telemundo51

Vacunas nasales: según un estudio, podrían ser más efectivas para prevenir el COVID-19

En los ocho meses que ya lleva la pandemia del coronavirus en el mundo nos hemos acostumbrado al seguimiento cotidiano de los números: de contagios, de muertos, de recuperados, de camas de terapia intensiva y de respiradores disponibles.

En las últimas semanas, una nueva carrera se ha sumado a nuestras listas de seguimiento: la de los avances de la vacuna contra el coronavirus. Pese a que generalmente el desarrollo de una vacuna implica un proceso complejo que toma años, la crisis global abierta por el COVID-19 ha empujado a los gobiernos, las autoridades científicas y a las empresas privadas a dedicar recursos de forma nunca antes vista.

Recientemente, estudios en ratones y monos mostraron que las vacunas nasales pueden proteger a los animales del nuevo coronavirus, y que tales vacunas podrían ser más efectivas que una forma inyectada de la misma vacuna. Tales investigaciones fueron publicadas en las prestigiosas revistas científicas Nature, Science y National Center for Biotechnology Information.

Los científicos de la Facultad de Medicina de la Universidad de Washington en St. Louis desarrollaron una vacuna que se dirige al virus SARS-CoV-2, se puede administrar en una dosis por la nariz y es eficaz para prevenir la infección en ratones susceptibles al nuevo coronavirus. Ahora planean probar la vacuna en primates no humanos y humanos para ver si es segura y efectiva para prevenir la infección por COVID-19.

A diferencia de otras vacunas COVID-19 en desarrollo, esta se administra por la nariz, a menudo el sitio inicial de la infección (REUTERS) A diferencia de otras vacunas COVID-19 en desarrollo, esta se administra por la nariz, a menudo el sitio inicial de la infección (REUTERS)

Los autores principales de la investigación, David Curiel y Michael S. Diamond, y sus colegas crearon una vacuna candidata que codifica la proteína de pico SARS-CoV-2, que el virus usa para invadir las células. Luego, administraron la vacuna a ratones modificados mediante bioingeniería que tenían receptores humanos para la proteína.

Después de ser inyectados con la vacuna y luego expuestos al SARS-CoV-2, los ratones no mostraron virus infecciosos en sus pulmones, pero sí albergaban pequeñas cantidades de ARN viral. Por el contrario, los ratones a los que se les insertó la vacuna en la nariz antes de la exposición no tenían ARN viral medible en sus pulmones. Esta y otra evidencia sugiere que la vacuna nasal evitó por completo la infección, dicen los autores.

A diferencia de otras vacunas COVID-19 en desarrollo, esta se administra por la nariz, a menudo el sitio inicial de la infección. En el nuevo estudio, los investigadores encontraron que la vía de administración nasal creaba una fuerte respuesta inmune en todo el cuerpo, pero era particularmente efectiva en la nariz y el tracto respiratorio, evitando que la infección se apoderara del cuerpo.

“Nos sorprendió gratamente ver una fuerte respuesta inmune en las células del revestimiento interno de la nariz y las vías respiratorias superiores, y una profunda protección contra la infección con este virus”, aseguró Diamond, profesor de microbiología molecular y de patología e inmunología. “Estos ratones estaban bien protegidos de la enfermedad. Y en algunos de los ratones, vimos evidencia de inmunidad esterilizante, donde no hay ningún signo de infección después de que el ratón es desafiado con el virus”.

Los investigadores dijeron que el estudio es prometedor, pero advirtieron que la vacuna hasta ahora solo se ha estudiado en ratones (REUTERS)Los investigadores dijeron que el estudio es prometedor, pero advirtieron que la vacuna hasta ahora solo se ha estudiado en ratones (REUTERS)

Para desarrollar la vacuna, los investigadores insertaron la proteína de pico del virus, que el coronavirus usa para invadir las células, dentro de otro virus, llamado adenovirus, que causa el resfriado común. Pero los científicos modificaron el adenovirus, dejándolo incapaz de causar enfermedades. El adenovirus inofensivo transporta la proteína en forma de pico a la nariz, lo que permite al cuerpo montar una defensa inmunitaria contra el virus SARS-CoV-2 sin enfermarse. En otra innovación más allá de la administración nasal, la nueva vacuna incorpora dos mutaciones en la proteína de pico que la estabilizan en una forma específica que es más propicia para la formación de anticuerpos contra ella.

“Los adenovirus son la base de muchas vacunas en investigación para COVID-19 y otras enfermedades infecciosas, como el virus del Ébola y la tuberculosis, y tienen buenos registros de seguridad y eficacia, pero no se han realizado muchas investigaciones con la administración nasal de estas vacunas”, dijo Curiel, profesor distinguido de oncología radioterápica. Y añadió: “Todas las demás vacunas de adenovirus en desarrollo para COVID-19 se administran mediante inyección en el brazo o en el músculo del muslo. La nariz es una vía nueva, por lo que nuestros resultados son sorprendentes y prometedores.También es importante que una sola dosis produzca una dosis tan sólida respuesta inmune. Las vacunas que requieren dos dosis para una protección completa son menos efectivas porque algunas personas, por diversas razones, nunca reciben la segunda dosis“.

Aunque existe una vacuna contra la influenza llamada FluMist que se administra por la nariz, utiliza una forma debilitada del virus vivo de la influenza y no se puede administrar a ciertos grupos, incluidos aquellos cuyo sistema inmunológico está comprometido por enfermedades como el cáncer, el VIH y diabetes. Por el contrario, la nueva vacuna intranasal COVID-19 en este estudio no usa un virus vivo capaz de replicarse, lo que presumiblemente lo hace más seguro.

Los investigadores dijeron que el estudio es prometedor, pero advirtieron que la vacuna hasta ahora solo se ha estudiado en ratones. “Pronto comenzaremos un estudio para probar esta vacuna intranasal en primates no humanos con un plan para pasar a ensayos clínicos en humanos lo más rápido posible”, advirtió Diamond. “Somos optimistas, pero esto debe continuar pasando por los canales de evaluación adecuados. En estos modelos de ratón, la vacuna es altamente protectora. Esperamos comenzar la próxima ronda de estudios y, finalmente, probarla en personas para ver si podemos inducir el tipo de inmunidad protectora que creemos que no solo evitará la infección sino que también frenará la transmisión pandémica de este virus“, concluyó el especialista.

Fuente: Infobae

25 de agosto 2020 /

EE.UU.: baja el número de nuevos casos de coronavirus

El número de casos confirmados de coronavirus está bajando en Estados Unidos_algo que los expertos atribuyen, al menos en parte, a un aumento en el uso de mascarillas_, pero la enfermedad sigue cobrando casi 1.000 vidas cada día en el país.

Unos 43.000 nuevos casos están siendo reportados diariamente en Estados Unidos, una baja de 21% comparados con inicios de agosto, de acuerdo con datos compilados por la Universidad Johns Hopkins. Aunque Estados Unidos, India y Brasil siguen teniendo los números más elevados de nuevos casos en el mundo, la tendencia a la baja es alentadora.

“Es una noticia profundamente esperanzadora”, dijo la doctora Monica Gandhi, experta en enfermedades infecciosas de la Universidad de California, campus San Francisco, que atribuye la declinación a la reciente comprensión del público sobre cómo se disemina el virus, mayor uso de mascarillas y, posiblemente, un aumento del nivel de inmunidad.

“Esperamos que esos factores estén siendo un factor para poder controlar el virus en este país, que ha sido realmente vapuleado por la pandemia”, dijo.

Ha habido más de 5,7 millones de infecciones confirmadas y alrededor de 178.000 muertes por el virus en Estados Unidos. Globalmente, el saldo de muertes es de más de 810.000, con unos 23,7 millones de casos.

Jeffrey Shaman, experto de salud pública de la Universidad de Columbia, expresó escepticismo de que haya suficientes personas inmunes para reducir significativamente la diseminación. Pero concordó en que cambios en el comportamiento de los estadounidenses pudieran estar marcando una diferencia, recordando el impacto que las acciones de la gente tuvieron para contener el ébola en África occidental hace unos años.

“El ébola se frenó por razones que no esperábamos entonces. Fue tan horripilante que la gente dejó de tocarse entre sí”, dijo Shaman. Algo similar pudiera estar sucediendo con el coronavirus, dijo.

“Sé que no tengo el número de contactos que solía tener”, dijo Shaman. Pero si relajamos eso, ¿veremos otro brote?”

La declinación de nuevos casos reportados en Estados Unidos se produce en momentos en que las muertes siguen siendo alarmantemente altas. En las últimas dos semanas, las autoridades han reportado un promedio de 865 muertes diarias por COVID-19, una baja respecto a 1.051 al día a inicios de agosto.

Fuente: VOA

¿Pueden los mosquitos propagar el coronavirus?

 No. Aunque pueden propagar algunas enfermedades, especialmente la malaria, los expertos afirman que el COVID-19 no es una de ellas.

Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos no tienen datos que sugieran que el coronavirus se propaga a través de los mosquitos o las garrapatas. El COVID-19 se transmite principalmente entre humanos a través de las gotitas que se esparcen al hablar, toser o estornudar. Y la Organización Mundial de la Salud apunta que una picadura de mosquito no le hará contraer la enfermedad.

¿Pero por qué no, si los mosquitos pueden transmitir otras enfermedades? Un estudio reciente ofrece una explicación. Los investigadores dicen que el virus tendría que infectar al mosquito y multiplicarse dentro de él antes de que puedan transmitirlo a los humanos. Pero esto no ocurrió cuando los investigadores inocularon el virus a tres especies de mosquitos.

Fuente: AP

24 Agosto 2020 /

OMS cautelosa con el uso de plasma sanguíneo para tratar COVID-19

La Organización Mundial de la Salud se mostró cautelosa el lunes respecto a la aprobación del uso de plasma de pacientes recuperados de COVID-19 para tratar a personas enfermas.

El organismo dijo que la evidencia sobre la efectividad del tratamiento sigue siendo de “baja calidad”, incluso cuando Estados Unidos emitió el domingo una autorización de emergencia para este tipo de terapias.

“Hay una serie de ensayos clínicos en todo el mundo que analizan el plasma convaleciente en comparación con el estándar”, dijo a periodistas el científico de la OMS, Soumya Swaminathan.

“Solo algunos de estos han informado resultados provisionales (…) y por el momento, todavía hay evidencia de muy baja calidad”, agregó en una conferencia de prensa.

“Recomendamos que el plasma de convalecencia sea todavía una terapia experimental. Debe continuar evaluándose en ensayos clínicos aleatorios bien diseñados”, afirmó Swaminathan.

El llamado “plasma convaleciente”, que se ha utilizado durante mucho tiempo para tratar enfermedades, se ha convertido en el último punto de atención política en la carrera por encontrar terapias para el COVID-19. El plasma sanguíneo, – rico en anticuerpos-, puede brindar beneficios a quienes luchan contra la enfermedad, pero la evidencia no ha sido concluyente en cuanto a cómo funciona o cuál es la mejor forma de administrarlo.

Trump y funcionarios de la Salud de Estados Unidos mostraron el domingo esperanzas en su uso.

“Llevo tiempo queriendo hacer esto”, dijo Trump en una conferencia en la Casa Blanca el domingo. “Hoy tengo el placer de hacer un anuncio realmente histórico en la batalla contra el virus de China que salvará incontables vidas”.

Explicó además que los estudios en Estados Unidos han conseguido “increíble éxito”, y afirmó que el tratamiento en cuestión “es seguro y muy efectivo”.

Estudios han revelado evidencias contradictorias respecto a esta terapia. Un estudio en China mostró que el plasma de personas que se recuperaron del coronavirus no logró marcar una diferencia en los pacientes hospitalizados, mientras que otro análisis conjunto mostró que puede reducir el riesgo de muerte.

Swaminathan dijo el lunes que uno de los desafíos es la variabilidad del plasma, ya que se extrae de muchas personas diferentes, lo que genera un producto que está menos estandarizado que los anticuerpos monoclonales elaborados en el laboratorio.

Bruce Aylward, asesor de alto rango en la Organización Mundial de la Salud, agregó que más allá de la eficacia del plasma, también existen riesgos potenciales de seguridad que deben ser examinados.

“Hay una serie de efectos secundarios”, dijo Aylward, que van desde fiebre leve hasta lesiones pulmonares graves o sobrecarga circulatoria. “Por esa razón, los resultados de los ensayos clínicos son extremadamente importantes”.

 

Fuente: VOA


EE.UU. autoriza uso de plasma sanguíneo para tratar coronavirus

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, respaldó el domingo la decisión de la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés) de autorizar el uso de emergencia del plasma sanguíneo de pacientes que se han recuperado del COVID-19 como tratamiento para la enfermedad.

El plasma sanguíneo, – rico en anticuerpos-, puede brindar beneficios a quienes luchan contra la enfermedad, pero la evidencia no ha sido concluyente en cuanto a cómo funciona o cuál es la mejor forma de administrarlo.

Trump dijo al hacer el anuncio que los estudios habían obtenido una “increíble tasa de éxito”. Además, afirmó que el tratamiento en cuestión “es seguro y muy efectivo”.

“Llevo tiempo queriendo hacer esto”, dijo Trump en una conferencia en la Casa Blanca. “Hoy tengo el placer de hacer un anuncio realmente histórico en la batalla contra el virus de China que salvará incontables vidas”.

La Casa Blanca había informado temprano el domingo que Trump anunciaría un  “gran avance terapéutico” referente al coronavirus. Junto a Trump estuvieron presentes en la rueda de prensa el secretario de Salud y Servicios Humanos, Alex Azar, y el doctor Stephen Hahn, jefe de la FDA.

Azar dijo que los pacientes que más se habían beneficiado del tratamiento con plasma fueron aquellos a los que se les suministró en “los primeros días de la enfermedad”, así como las personas menores de 80 años que no usaron respiradores.

Trump, Azar y Hahn exhortaron a las personas que se han recuperado de coronavirus a que donen su plasma sanguíneo para apoyar el programa que comenzó en abril y ha contado con el financiamiento del gobierno estadounidense. También hace cuatro meses comenzó la recolección de plasma de personas recuperadas.

En la conferencia se supo que continúan obteniendo información sobre este tratamiento y sobre los resultados en los pacientes a los que se les está aplicando.

También se conoció que los doctores que participaron en el proyecto no solo evaluaron este estudio, sino que se nutrieron de una docena de investigaciones en torno al tratamiento.

El anuncio llega un día después de que el presidente Trump acusó a la agencia de impedir el lanzamiento de vacunas y terapias contra el coronavirus por razones políticas.

El anuncio de la FDA de una llamada “autorización de uso de emergencia” también se produce en vísperas de la Convención Nacional Republicana que comienza el lunes, donde se espera que Trump será nominado como candidato presidencial para conseguir su segundo mandato.

Trump había escrito en su cuenta de Twitter el sábado que “el Estado profundo o quien sea” en la FDA estaba dificultándole a las farmacéuticas inscribir a personas en ensayos clínicos para probar vacunas y terapias contra el coronavirus.

“Obviamente, están esperando retrasar la respuesta hasta después del 3 de noviembre. Hay que concentrarse en la velocidad, y salvar vidas”, escribió Trump en un tuit, etiquetando al comisionado de la FDA, Stephen Hahn.

Pero el domingo Trump hizo un giro en su discurso, al agradecer a la FDA por acelerar el proceso de autorización de este tratamiento.

La FDA declaró que la evidencia preliminar sugiere que el plasma sanguíneo puede disminuir la mortalidad y mejorar la salud de los pacientes cuando se administra en los primeros tres días de su hospitalización.

No quedó claro de inmediato cuál sería el impacto de esta decisión.

La pandemia ha remecido a Estados Unidos, donde han muerto más de 176.000 personas y casi 5.7 millones han sido contagiados con el COVID-19.

Países de la región como Costa Rica, El Salvador y Bolivia realizan pruebas para utilizar el plasma sanguíneo en tratamientos contra el nuevo coronavirus.

Fuente: VOA


23  Agosto 2020 /

Los rebrotes en Europa y Asia encendieron todas las alertas: las autoridades y los expertos temen una segunda ola mundial de coronavirus

Las cifras no paran de crecer. Desde que apareció en China en diciembre, la enfermedad deja ya más de 805.000 muertos y ha contagiado a unos 23,2 millones de personas, según un balance de AFP a partir de fuentes oficiales. América Latina y el Caribe es la región más afligida, con más de 258.000 muertos y unos 6,7 millones de contagios.

En Europa, los retornos de vacaciones de verano son fuente de contagio en países como Italia, España, Francia y Alemania, en momentos en que se prepara en la región el inicio del nuevo año escolar. ”Estamos en una situación de riesgo”, la pandemia “nunca se ha detenido”, dijo el ministro de Sanidad francés, Olivier Véran, en una entrevista con el Journal du Dimanche.

Incluso Corea del Sur, que fue considerado un ejemplo en la lucha contra la pandemia, registró en las últimas 24 horas el mayor número de casos diarios (397) desde principios de marzo.

Ante este recrudecimiento, las autoridades extendieron a partir de este domingo a todo su territorio las restricciones ya en vigor en la capital, desde los encuentros deportivos a puerta cerrada hasta el cierre de los museos. ”La situación es muy grave y seria y estamos al borde de una pandemia a nivel nacional”, afirmó la responsable del Centro de Control y Prevención de Enfermedades de Corea del Sur (KCDC), Jung Eun-kyeong.

Imagen de archivo de un hombre y sus hijos con mascarillas andando con bicicleta por Hanói, Vietnam. 27 julio 2020. REUTERS/KhamImagen de archivo de un hombre y sus hijos con mascarillas andando con bicicleta por Hanói, Vietnam. 27 julio 2020. REUTERS/Kham

Más de la mitad de las muertes por covid-19 en el planeta se registraron en cuatro países: Estados Unidos con cerca de 180.000 decesos, Brasil (unos 115.000), México (más de 60.000) e India. India, segunda nación más poblada del planeta después de China, superó este domingo la barrera de los tres millones de casos, al reportar 69.239 nuevos contagios. Sumó 912 muertes para un total de 56.706 decesos, según datos oficiales.

Un hombre que lleva equipo de protección personal está de pie junto al cuerpo de un familiar que murió debido a la enfermedad coronavirus (COVID-19), antes de ser cremado en un crematorio en Nueva Delhi, India, el 22 de agosto de 2020. REUTERS/Adnan AbidiUn hombre que lleva equipo de protección personal está de pie junto al cuerpo de un familiar que murió debido a la enfermedad coronavirus (COVID-19), antes de ser cremado en un crematorio en Nueva Delhi, India, el 22 de agosto de 2020. REUTERS/Adnan Abidi

 

\El agua vuelve a hervir

Para las autoridades no está siendo fácil controlar las idas y venidas de los veraneantes a las playas, y las reuniones sociales, sobre todo en los jóvenes.

En Perú, 13 personas murieron asfixiadas cuando la policía allanó una discoteca en Lima donde 120 personas participaban en una fiesta la noche del sábado, al inicio del toque de queda dominical por la pandemia. Con 27.453 muertos, Perú, que prohibió las reuniones sociales, es el tercer país en América Latina en decesos por la pandemia después de Brasil y México.

Uno de los países europeos más golpeados por el virus, Italia, con más de 35.000 muertos, superó los 1.000 nuevos casos en las últimas 24 horas, muchos de ellos en Roma y en gran parte por los viajes de vacaciones. Desde hace cinco días, en Italia se ordenó el cierre de discotecas y se impuso en las calles la mascarilla, cuya obligatoriedad también se extiende en ciudades de Francia, y desde hace días en amplios sectores de París, ante una media de unos 4.000 nuevos casos diarios.

También en Alemania, las infecciones aumentaron en los últimos días (más de 2.000 diarios), debido al regreso masivo de alemanes que pasaron vacaciones en zonas de riesgo en el extranjero.

Un hombre con una máscara protectora tira de una carreta pasando por un mural mientras continúa el brote de la enfermedad coronavirus (COVID-19) en Yakarta, Indonesia, el 23 de agosto de 2020. REUTERS/Willy KurniawanUn hombre con una máscara protectora tira de una carreta pasando por un mural mientras continúa el brote de la enfermedad coronavirus (COVID-19) en Yakarta, Indonesia, el 23 de agosto de 2020. REUTERS/Willy Kurniawan

En Irlanda, las autoridades restringieron las reuniones a un máximo de seis personas en un lugar cerrado. Y en Reino Unido y España, las autoridades han vuelto a confinar varias zonas.

“El riesgo es que, después de quitar suavemente la tapa de la olla, el agua vuelva a hervir”, insistió el ministro francés.

Francia impuso el uso “sistemático” de la máscara en las aulas a principios de septiembre. De hecho, la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomendó su uso para “los niños de 12 años o más en las mismas condiciones que los adultos”.

“No supo llevar la pandemia”

Mientras la pandemia sigue extendiéndose, las carencias en los hospitales, el agotamiento y las bajas remuneraciones del personal médico, y la falta de asistencia para las poblaciones más pobres, siguen provocando malestar y protestas.

En Guatemala, decenas protestaron el sábado para exigir la renuncia del presidente Alejandro Giammattei. “No supo llevar la pandemia (…) no está sabiendo llevar el gobierno; lo más digno es que renuncie”, dijo a la AFP Gabriela Morales, frente al Palacio Nacional.

Un pariente escribe el nombre de María Eugenia, de 71 años, que murió de la enfermedad coronavirus (COVID-19), en la puerta del nicho con sus restos en el Cementerio Municipal de Nezahualcoyotl, Estado de México, México, el 21 de agosto de 2020. REUTERS/Edgard GarridoUn pariente escribe el nombre de María Eugenia, de 71 años, que murió de la enfermedad coronavirus (COVID-19), en la puerta del nicho con sus restos en el Cementerio Municipal de Nezahualcoyotl, Estado de México, México, el 21 de agosto de 2020. REUTERS/Edgard Garrido

La policía israelí anunció el domingo que detuvo a 30 personas, tras la manifestación en la que miles de personas reclamaron la dimisión del primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, con lemas como “ministro del crimen”. Lo acusan de corrupción y de haber gestionado mal el impacto económico de la pandemia.

Pero, con el brutal impacto del virus en la economía, muchos países han optado por reanudar actividades aún cuando la enfermedad sigue propagándose. El Salvador, por ejemplo, reabrirá el lunes los centros comerciales, restaurantes y reanudará el transporte público.

Fuente: Infobae


22 de Agosto 2020 /

OMS espera que pandemia acabe en menos de dos años

LONDRES (AP) — El director de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, dijo el viernes que espera que el mundo pueda acabar con la pandemia de coronavirus en menos de dos años, menos del tiempo que tomó para que se detuviera la pandemia de gripe de 1918.

Tedros describió al COVID-19 como una “crisis de salud única en un siglo” y agregó que aunque la globalización ha permitido que el virus se propague más rápido de lo que lo hizo la gripe en 1918, ahora también existe tecnología para frenarlo que no estaba disponible hace un siglo.

“Esperamos acabar con esta pandemia en menos de dos años, sobre todo si podemos sumar esfuerzos”, manifestó.

Por su parte, el jefe de emergencias de la OMS, el doctor Michael Ryan, señaló que la pandemia de 1918 golpeó al mundo en tres olas, y que la segunda, que comenzó hacia finales de 1918 , fue la más devastadora.

“Este virus no exhibe un patrón similar de olas”, indicó. “Cuando el virus no está bajo control, vuelve a aparecer”. Ryan agregó que aunque los virus pandémicos con frecuencia entran en un patrón estacional, ese no parecía ser el caso con el coronavirus.

Actualmente hay más de 22 millones de casos confirmados de coronavirus en el mundo y más de 795.000 muertes, según un conteo de la Universidad Johns Hopkins.


21 de agosto 2020 /

Coronavirus cobra saldo desproporcionado a minorías en EEUU

Alrededor de 215.000 personas más que lo usual murieron en Estados Unidos en los primeros siete meses de 2020, lo que indica que el número de vidas que se perdieron por el coronavirus es mucho mayor que el saldo oficial. La mitad de los muertos fueron personas que no son de raza blanca: negros, hispanos, indígenas y, a un nivel hasta ahora no reconocido, asiáticos.

Las nuevas cifras de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC por sus siglas en inglés) resaltan una marcada disparidad: las muertes entre las minorías durante la crisis han aumentado mucho más que entre los estadounidenses de raza blanca.

Para el final de julio, el saldo oficial de muertes en Estados Unidos por COVID-19 era de alrededor de 150.000. Ha aumentado desde entonces a más de 170.000.

Pero las autoridades de salud pública han sabido desde hace tiempo que algunas muertes por coronavirus, especialmente a inicios de la pandemia, fueron atribuidas a otras causas y que la crisis podría haber llevado indirectamente a la pérdida de muchas otras vidas al desalentar a personas con otros padecimientos graves a buscar tratamiento.

Un conteo de muertes por todas las causas durante el período de siete meses arroja lo que según los expertos es una imagen más completa y alarmante del desastre y sus dimensiones raciales.

Las personas de color son poco menos de 40% de la población de Estados Unidos, pero representaron aproximadamente 52% de todas las “muertes en exceso” sobre lo normal hasta el final de julio, de acuerdo con un análisis de The Associated Press y The Marshall Project, una organización noticiosa sin fines de lucro que cubre el sistema de justicia penal.

“El saldo de la pandemia muestra lo ubicuo que es el racismo estructural”, dijo Olugbenga Ajilore, economista del Center for American Progress, una organización de políticas públicas en Washington.

Los datos iniciales de casos, hospitalizaciones y muertes revelaron un efecto especialmente grande en negros, hispanos e indígenas, una disparidad atribuida a un acceso desigual a la atención médica y las oportunidades económicas, pero los incrementos en los números de muertes por razas no fueron reportados hasta ahora, como tampoco lo fue la carga desproporcionada sobre los estadounidenses de origen asiático.

Con los nuevos datos, los asiático-estadounidenses se suman a negros e hispanos entre las comunidades más azotadas, con las muertes en cada grupo arriba al menos 30% este año comparado con el promedio de los cinco años anteriores, concluye el análisis. Las muertes entre los indígenas estadounidenses subieron más de 20%, un conteo claramente menor que el real debido a la falta de datos. Las muertes entre los blancos subieron 9%.

El saldo entre los asiático-estadounidenses ha recibido menos atención, debido quizás en parte a que los números de quienes han muerto —unos 14.000 más que lo normal este año— son mucho menores que entre otros grupos. Aun así, el incremento de 355 entre los asiáticos es el segundo más elevado, después de los hispanos.

Cada año, mueren como promedio unos 1,7 millones de personas en Estados Unidos entre enero y el final de julio. Este año, la cifra fue de alrededor de 1,9 millones.

De las posibles 215.000 muertes adicionales por encima de la norma hasta el final de julio —un total que ha aumentado a hasta 235.000— la mayor parte fueron atribuidas oficialmente a infecciones con coronavirus. El resto fueron atribuidas a otras causas, incluso problemas cardíacos, hipertensión y otros tipos de padecimientos respiratorios.

CDC no ha provisto aún un desglose por razas o etnias de las muertes por otras causas. Los nuevos datos son considerados provisionales y sujetos a cambios a medida en que llegue más información. Ciertas categorías de muertes —suicidios y sobredosis de drogas, por ejemplo— a menudo requieren largas investigaciones antes de la asignación de una causa.

El efecto desproporcionado del brote en las comunidades de color no se limita a una región específica del país.

El virus azotó inicialmente las áreas urbanas de las costas este y oeste del país. ero de acuerdo con la estudiosa Carrie Henning-Smith, de la Universidad de Minnesota, esas disparidades se han visto también a medida en que el virus se disemina por el país hacia estados del sur y el oeste con grandes poblaciones rurales.

Por ejemplo, Arizona reportó casi 60% más muertes de indígenas en lo que va de año comparado con los años previos y Nuevo México registró un aumento de más de 40%. Entre los dos estados, han muerto 1.100 indígenas más que lo normal.

 

Fuente: AP


EEUU sobrepasa las 175,000 muertes por COVID-19 desde el inicio de la pandemia

WASHINGTON – Estados Unidos se mantiene como el país más afectado por la pandemia de COVID-19 con 5,610,667 casos y 175,597 muertes, según el recuento independiente de NBC News este viernes a la 1:30 p.m. ET

California se convirtió en el primer estado en superar los 600,000 casos (653,955 infectados, 11,822 muertes), mientras Florida ocupa la segunda posición (con 593,286 casos y 10,304 fallecidos).

Con las últimas cifras de Florida, ya son cinco los estados que han superado las 10,000 muertes por COVID-19 cada uno, incluyendo además a Nueva York, Nueva Jersey, California y Texas.

Nueva York sigue siendo el estado con más decesos (433,957 contagios, 33,688 muertes), seguido por Nueva Jersey (192,204 casos y 15,933 fallecimientos).

Le siguen: Texas con 587,491 casos y 11,247 decesos; Georgia, con 246,741 casos y 4,904 muertes; Illinois, con 215,053 contagios y 8,044 fallecimientos.

Después de que estados como Nueva York y Nueva Jersey, ubicados en la costa Este, fueran azotados por la pandemia en los meses posteriores a la llegada de la enfermedad al país, los casos se han trasladado a zonas como California, Florida y Texas, cuyas autoridades han debido retroceder en sus planes de reapertura.

El balance provisional de fallecidos ha superado ya con creces la cota más baja de las estimaciones iniciales de la Casa Blanca, que proyectó en el mejor de los casos entre 100,000 y 240,000 muertes a causa de la pandemia.

El Instituto de Métricas y Evaluaciones de Salud (IHME) de la Universidad de Washington, en cuyos modelos de predicción de la evolución de la pandemia se fija a menudo la Casa Blanca, calcula que para las elecciones presidenciales del 3 de noviembre EEUU habrá superado los 230,000 fallecidos por COVID-19.

Fuente: Telemundo 51


Brote de virus de Seúl parece propagarse por todo el país

Corea del Sur reportó el viernes su peor dato de contagios de coronavirus en meses por un brote en torno a la capital, Seúl, que parece haberse extendido a todo el país. Las 324 nuevas infecciones registradas en un día suponen la cifra más elevada desde marzo y el octavo día consecutivo con un incremento de tres dígitos.

La mayoría de los que contrajeron la enfermedad recientemente viven en la región metropolitana de Seúl, que tiene una elevada densidad de población y donde las autoridades sanitarias tratan de rastrear varios focos de contagio, incluyendo iglesias, restaurantes, escuelas y empleados.

Pero los contagios confirmados el viernes se registraron en prácticamente todas las ciudades importantes del país, incluyendo Busan, Gwangju, Daejeon, Sejong y Daegu, en el sureste del país y que fue el epicentro de un gran brote en febrero y marzo.

El nuevo dato de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades sitúa el total de casos nacional en 16.670, incluyendo 309 decesos.

Las autoridades de salud habían logrado contener el virus en la región de Daegu en abril ampliando el número de tests y utilizando datos de localización de celulares, registros de tarjetas de crédito e imágenes de cámaras de seguridad para seguir y aislar a los contactos, lo que permitió que el país superase ese brote sin necesidad de imponer restricciones severas sobre su economía.

Pero no estaba claro que esa fórmula pueda aplicarse ahora ya que la región de Seúl tiene muchos más habitantes y hay focos en varias zonas.

Las iglesias han sido un importante foco de contagios en la región metropolitana antes de que las autoridades decidiesen cerrarlas esta semana y ampliar las restricciones, algo a lo que se habían resistido durante meses por motivos económicos. Los clubes de ocio nocturno, karaokes, restaurantes con buffet y cibercafés también tuvieron que cerrar sus puertas y se prohibió la entrada de espectadores a partidos de béisbol y fútbol.

En India, el total de casos de coronavirus superó los 2,9 millones el viernes tras la confirmación de 68.898 infecciones más en las últimas 24 horas. El Ministerio de Salud reportó también 983 muertes, que elevan el total nacional a 54.849.

En el país se registran al menos 50.000 nuevos contagios diarios desde mediados de julio. Cuatro de sus 28 estados suman el 63% de los fallecimientos y el 54,6% de los casos.

Según el ministerio, se están realizando más de 900.000 pruebas de detección del virus al día que arrojan una tasa promedio de positivos de alrededor del 8%.

Por otra parte, Papúa Nueva Guinea dijo que suspendió la llegada de trabajadores chinos al país luego de que una empresa de minería china anunció que inmunizó a sus empleados contra el COVID-19 en un aparente ensayo de una vacuna.

Fuente: AP

20 de agosto 2020 /

La Universidad Johns Hopkins sostuvo que “puede haber un componente aéreo” en la transmisión del coronavirus

Uno de los grandes debates en torno a la transmisión del coronavirus es si el virus se puede contagiar a través del aire. Diferentes enfoques han tratado este tema, pero hasta el momento no hay una confirmación al respecto.

Sin embargo, cada vez son más las voces que sostienen que existe evidencia de esto. La doctora Lisa Maragakis, epidemióloga y especialista en enfermedades infecciosas de la Universidad Johns Hopkins, indicó que hay pruebas que sugieren “que puede haber un componente aéreo en la transmisión del virus”.

“Existe un debate científico sobre si el coronavirus se propaga por la vía aérea además de por las gotas respiratorias de mayor tamaño. Pero lo que sí sabemos es que la evidencia científica sugiere que pequeñas partículas virales pueden permanecer en el aire durante varias horas en condiciones experimentales”, indicó la especialista en un video divulgado por la universidad de Baltimore.

Al respecto, subrayó que las experiencias demuestran que en los lugares cerrados se produce “una amplia transmisión del virus”, tanto de portadores asintomáticos como de los sintomáticos.

Pese a que todo parece indicar que se pueden dar contagios a través del aire, todavía no hay una conclusión definitiva. Por eso, remarcó Maragakis, las autoridades sanitarias “siguen las directrices del Centro de Control y Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos”: “Nos dicen que debemos tomar precauciones en los centros de salud, si podemos”.

Pese a no tener certezas sobre la posible transmisión del virus vía aérea, las autoridades mantienen las recomendaciones de evitar lugares con grandes aglomeraciones y repestar la distancia social (REUTERS/Edgard Garrido)Pese a no tener certezas sobre la posible transmisión del virus vía aérea, las autoridades mantienen las recomendaciones de evitar lugares con grandes aglomeraciones y repestar la distancia social (REUTERS/Edgard Garrido)

Por su parte, destacó que por estos motivos “es muy importante” el uso de mascarillas “en todo momento”: “Excepto cuando estamos solos en nuestra oficina, o cuando estamos en casa con nuestros familiares”.

Después de varias idas y vueltas, a principios de julio la Organización Mundial de la Salud (OMS) reconoció que la posibilidad de que el virus de la Covid-19 se transmita por vía aérea no es descartada por sus expertos.

“Sobre la posible ruta de transmisión aérea hay nuevas evidencias pero no definitivas, y esa posibilidad se ve especialmente en condiciones muy específicas, como lugares con mucha gente y poco ventiladas”, explicó la experta Benedetta Allegranzi, de la Unidad Global de Prevención de Infecciones de la OMS.

Pese a no tener certezas al respecto, Allegranzi puntualizó que la OMS sigue recomendando evitar reuniones en lugares cerrados o participar en actos con un gran número de gente, además del mantenimiento de adecuadas condiciones de ventilación, el distanciamiento social y el uso de mascarillas.

Aunque la OMS considera que el principal medio de transmisión de la Covid-19 es a través de pequeñas gotas (expelidas por los enfermos, por ejemplo al toser o al estornudar), Maria Van Kerkhove, jefa del Departamento de Enfermedades Emergentes del organismo internacional, aclaró que se siguen estudiando otros medios de transmisión, incluyendo de animales al ser humano y de madres a hijos en el embarazo.

Fuente: Infobae


El papel de los niños en la propagación del coronavirus es mayor de lo que se pensaba

El rol de los menores en el contagio del coronavirus Sars-CoV-2 es mayor a lo que se pensaba, de acuerdo a un informe publicado hoy en The Journal of Pediatrics y dado a conocer por The Harvard Gazette, elaborado por médicos y científicos de esa universidad norteamericana. “En el estudio más completo de pacientes pediátricos con COVID-19 hasta la fecha, los investigadores proporcionan datos críticos que muestran que los niños juegan un papel más importante en la propagación comunitaria de COVID-19 de lo que se pensaba anteriormente”, señala el artículo. El informe agrega que sobre todo el fenómeno se da en los dos primeros días de que los pequeños hayan sido infectados.

Incluso, el nivel de carga viral en esos menores era mayor a la presente en enfermos avanzados y en estado delicado, muchos de ellos hospitalizados en unidades de terapia intensiva. “En un estudio de 192 niños de 0 a 22 años, 49 dieron positivo al Sars-CoV-2 y otros 18 niños tuvieron una enfermedad de aparición tardía relacionada con el COVID-19. Se demostró que los niños infectados tenían un nivel significativamente más alto de virus en sus vías respiratorias que los adultos hospitalizados en UCI para el tratamiento de COVID-19”, remarca la publicación.

Me sorprendieron los altos niveles de virus que encontramos en niños de todas las edades, especialmente en los primeros dos días de la infección”, indicó Lael Yonker, director del Centro de Fibrosis Quística MGH y autor principal del estudio que involucró a otros 30 investigadores de diversas instituciones de renombre. “No esperaba que la carga viral fuera tan alta”, subrayó el profesional y añadió: “Piensa en un hospital y en todas las precauciones que se toman para tratar a los adultos gravemente enfermos, pero las cargas virales de estos pacientes hospitalizados son significativamente más bajas que las de un ‘niño sano’ que camina con una carga viral alta de SARS-CoV-2″.

Alumnas de quinto año usan voluntariamente máscaras protectoras dentro de su aula cuando las escuelas vuelven a abrir después de las vacaciones de verano en la escuela secundaria Karl-Rehbein en Hanau, Alemania (Reuters)Alumnas de quinto año usan voluntariamente máscaras protectoras dentro de su aula cuando las escuelas vuelven a abrir después de las vacaciones de verano en la escuela secundaria Karl-Rehbein en Hanau, Alemania (Reuters)

Diferentes teorías indicaban que los menores no eran grandes transmisores del coronavirus, algo que choca con este estudio de la Universidad de Harvard y que podría generar una marcha atrás en algunos países donde se está en proceso de retornar a las escuelas. De acuerdo a la investigación, es probable que los niños con COVID-19 no se enfermen tan gravemente como los adultos. Sin embargo, como portadores asintomáticos que asisten a las instituciones escolares, pueden propagar la infección y llevar el virus a sus hogares. Para los autores del informe lo más importante es saber qué pasos tomarán las instituciones educativas para mantener a “los niños, los maestros y el personal a resguardo”.

A medida que las escuelas planean reabrir, persisten los debates sobre el papel que juegan los niños en la pandemia de COVID-19″, dice el estudio al que accedió Infobae. “A nivel individual, a las familias les preocupa cómo la infección por Sars-CoV-2 podría afectar a sus hijos y familiares. Es especialmente preocupante para las familias que pertenecen a clases socioeconómicas bajas, donde la prevalencia de la infección es mayor y donde la convivencia multigeneracional es la norma, lo que aumenta el riesgo de transmitir la infección a abuelos vulnerables y adultos mayores”.

Si las escuelas reabrieran completamente sin las precauciones necesarias, es probable que los niños jueguen un papel más importante en esta pandemia”, concluyen los autores.

De acuerdo al artículo de The Harvard Gazette, “la transmisibilidad o el riesgo de contagio es mayor con una carga viral alta”. Incluso, asegura la revista, “cuando los niños presentan síntomas típicos de COVID-19, como fiebre, secreción nasal y tos, a menudo se superponen con enfermedades infantiles comunes, como la influenza y el resfriado común”, lo que provoca una confusión en el diagnóstico.

Niños con mascarillas protectoras hacen fila durante las actividades de enseñanza y aprendizaje en medio del brote de coronavirus en Lebak, provincia de Banten, Indonesia (Reuters)Niños con mascarillas protectoras hacen fila durante las actividades de enseñanza y aprendizaje en medio del brote de coronavirus en Lebak, provincia de Banten, Indonesia (Reuters)

Otro de los autores de la investigación, Alessio Fasano es director del Centro de Investigación de Inmunología y Biología de las Mucosas del Massachusetts General Hospital. Según lo que pudo determinar, “los niños no son inmunes a esta infección y sus síntomas no se correlacionan con la exposición y la infección. Durante esta pandemia de COVID-19, hemos examinado principalmente a sujetos sintomáticos, por lo que hemos llegado a la conclusión errónea de que la gran mayoría de las personas infectadas son adultos. Sin embargo, nuestros resultados muestran que los niños no están protegidos contra este virus. No debemos descartar a los niños como posibles transmisores de este virus“.

Los investigadores desafían la hipótesis de que debido a que los niños tienen un menor número de receptores inmunes para el Sars-CoV- 2, esto los hace menos propensos a infectarse o enfermarse gravemente. Los datos muestran que aunque los niños más pequeños tienen un número menor del receptor del virus que los niños mayores y los adultos, esto no se correlaciona con una carga viral disminuida. Según los autores, este hallazgo sugiere que los niños pueden tener una carga viral alta, lo que significa que son más contagiosos, independientemente de su susceptibilidad a desarrollar la infección por COVID-19″, señala la publicación.

Los médicos también estudiaron la respuesta del sistema inmune a una infección multi orgánica que los menores puede desarrollar semanas después del contagio. La respuesta inmune acelerada podría causar complicaciones de índole cardíaco, de acuerdo a la edición de The Harvard Gazette. “Esta es una complicación grave como resultado de la respuesta inmunitaria a la infección por COVID-19, y el número de estos pacientes está creciendo. Y, al igual que en los adultos con estas complicaciones sistémicas muy graves, el corazón parece ser el órgano favorito de la respuesta inmune posterior al COVID-19”, indicó Fasano.

Este estudio proporciona datos muy necesarios para que los legisladores tomen las mejores decisiones posibles para las escuelas, guarderías y otras instituciones que atienden a los niños”, dice Fasano. “Los niños son una posible fuente de propagación de este virus y esto debe tenerse en cuenta en las etapas de planificación para la reapertura de las escuelas”.

Fuente: Infobae


¿En qué cambiará la vida en la oficina tras la pandemia?

¿En qué cambiará la vida en la oficina tras la pandemia?

Es probable que las oficinas como las conocía hasta ahora cambien notablemente.

Las empresas están adoptando una serie de medidas para mantener a sus empleados a una distancia segura, como implantar turnos escalonados o pedirles que trabajen de forma presencial en días alternos. Las paredes de los cubículos podrían ser más altas o podría haber nuevas divisiones entre los escritorios para aumentar la protección.

Las cocinas, salas de conferencias y otras estancias comunitarias podrían cerrar, y algunas oficinas han implementado pasillos de sentido único para evitar que la gente se cruce. En los espacios comunes esenciales, como ascensores y servicios, podría exigirse el uso de mascarilla y es posible que se limpien más a menudo, además de limitar el número de personas que usarlos a la vez. Esto podría derivar en esperas más largas.

Incluso con estas medidas de distanciamiento social, espere tener que utilizar mascarilla, especialmente cuando no esté en su mesa. La compañía podría pedirle además que notifique si padece algún síntoma.

Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos ofrecen lineamientos para hacer de las oficinas un espacio seguro. Pero las medidas concretas que se tomen en cada oficina pueden variar en función de la empresa y de las leyes locales. En la última fase del plan de reapertura en el estado de Nueva York, por ejemplo, se limita la capacidad de las oficias al 50%.

La pandemia podría provocar además cambios que no están directamente relacionados con la seguridad. En Bergmeyer, una firma de diseño de Boston, se ajustaron las luches para poder ver mejor las llamadas de Zoom.

Fuente: AP

19 de agosto 2020/

Ataques y derrames: los daños que causa el COVID-19 al cerebro

Los efectos más difundidos que tiene la COVID-19 sobre el cuerpo humano están relacionados con los pulmones; sin embargo, no son los únicos órganos del cuerpo humano que padecen de las consecuencias del nuevo coronavirus, ya que éste puede tener consecuencias incluso en el cerebro.

El doctor Hugo Escobar, especialista en neurocirugía del Hospital Juárez de México, explicó a Infobae que una de las enfermedades asociadas que se han observado en algunos pacientes con COVID-19 es la presencia de ataques cerebrales, los cuales se dan debido a la incapacidad del cerebro para conseguir oxígeno y sangre a causa de la obstrucción de una arteria.

Estos ataques, detalló, no son las únicas consecuencias que puede originar este virus, pues cabe la posibilidad de que también existan casos de hemorragias cerebrales, que es la ruptura de un vaso sanguíneo, normalmente en una arteria, el cual provoca sangrado tanto en el encéfalo, como a su alrededor.

Algunos de los indicios más relevantes de un daño neurológico, que provocaría uno de los episodios referidos, son la caída de la cara, la debilidad de un brazo o una pierna, así como la incapacidad de hablar. Tanto en el caso de un ataque cerebral, como en el de una hemorragia, la consecuencia más grave es el fallecimiento del paciente.

El nuevo coronavirus también produce fuertes dolores de cabeza y cansancio generalizado. (Foto: Shutterstock)El nuevo coronavirus también produce fuertes dolores de cabeza y cansancio generalizado. (Foto: Shutterstock)

Hasta el momento, los expertos no han hallado una explicación del porqué el nuevo coronavirus podría provocar estas enfermedades; no obstante, refirió el también miembro de la Sociedad Mexicana de Cirugía Neurológica, una hipótesis en torno al tema tiene relación con que el virus podría causar una inflamación en los vasos sanguíneos cerebrales.

Además, esta “cascada de factores inflamatorios”, como los definió en una entrevista telefónica, deterioran a las células nerviosas y vasos sanguíneos, generando “dolores muy intensos de cabeza e incluso anormalidades en el nervio craneal olfatorio, lo cual se conoce como anosmia, es decir, la incapacidad para percibir olores”.

Otro de los síntomas relacionados con el cerebro en los pacientes de coronavirus que han detectado los especialistas es algo llamado como “niebla cerebral”, la cual consiste en una profunda somnolencia e incapacidad para mantenerse despierto. En estos lapsos, explicó Escobar de la Garma, “puede haber dolor de cabeza e incluso crisis convulsivas”.

Es importante resaltar que la posibilidad de presentar uno de estos padecimientos no dependen de la severidad del cuadro de COVID-19, pues incluso una persona asintomática puede generar las condiciones para tener un ataque o hemorragia cerebral.

La posibilidad de presentar uno de estos padecimientos no dependen de la severidad del cuadro de COVID-19. (Foto: Archivo)La posibilidad de presentar uno de estos padecimientos no dependen de la severidad del cuadro de COVID-19. (Foto: Archivo)

Aunque hasta el momento no se tienen estadísticas de cuántas personas con COVID-19 han presentado uno de estos padecimientos, el especialista comentó que con base en la experiencia clínica que ha llevado a cabo durante la emergencia sanitaria, podría referirse que suceden en un porcentaje bajo.

Sin embargo, destacó que los factores de riesgo para que un paciente presente un ataque cerebral son los mismos que las comorbilidades que complican la atención del nuevo coronavirus, como la obesidad, el tabaquismo, la hipertensión arterial sistémica, la diabetes mellitus y el sedentarismo.

Cuando se detectaron los primeros casos del nuevo coronavirus en Wuhan, China, explicó Escobar, desde el campo de la neurocirugía no se imaginaban que tendría tantas implicaciones en otros órganos y menos en el cerebro: “Existen otros tipos de coronavirus que causan resfriado común, pero esto era algo que el gremio médico no esperaba a nivel mundial”.

De acuerdo con cifras proporcionadas por el especialista, una de cada cuatro personas puede tener un ataque cerebral en algún momento de su vida, y si bien son la segunda causa de muerte en el mundo, aclaró que son mortales sólo si no se tratan a tiempo, pues es un episodio prevenible y tratable.

Fuente: Infobae.-


Rastro de burbujas revela nueva pista sobre coronavirus

Una médica que examinaba a enfermos de COVID-19 en coma en busca de signos de derrame se ha topado con una nueva pista acerca de cómo el virus afectaría los pulmones, gracias a un test que emplea diminutas burbujas de aire y un robot.

La doctora Alexandra Reynolds, una neuróloga en el Mount Sinai Health System de Nueva York, escuchaba desconcertada “la cacofonía de sonidos” de las burbujas inofensivas al pasar por el torrente sanguíneo en un paciente tras otro.

Pero el extraño hallazgo despertó el interés de los especialistas en pulmón, que tratan de hallar una explicación de por qué los enfermos más graves de coronavirus no reciben suficiente oxígeno incluso cuando están conectados a un respirador.

Es un hecho revelador de cómo, después de meses de iniciada la pandemia, los científicos tienen dificultades para desentrañar las múltiples vías de ataque del coronavirus y encuentran pistas en sitios inesperados.

En mayo, cuando los enfermos inundaban los hospitales de Nueva York, la unidad de cuidados intensivos de Mount Sinai —que habitualmente atiende problemas cerebrales— se transformó inmediatamente en un pabellón de COVID-19, en el cual los respiradores mantenían con vida a los enfermos fuertemente sedados.

“Cuando los despertemos, ¿hallaremos que padecen alguna horrible lesión cerebral?”, se preguntaba angustiada Reynolds, quien al principio no tenía manera de monitorear la función cerebral, aparte de mirar las pupilas de los enfermos.

Un test llamado eco doppler transcraneal utiliza las ondas sonoras para rastrear el flujo de sangre en el cerebro, pero era demasiado peligroso para el personal permanecer demasiado tiempo junto a la cabeza del paciente.

Por eso, Reynolds recurrió a una nueva versión robot, un artefacto que se coloca sobre el enfermo y realiza automáticamente el rastreo. Con éste realizó un rastreo de burbujas, un método indoloro para determinar si hay riesgo de derrame y que consiste en inyectar en una vena solución fisiológica que contiene diminutas burbujas de aire. Al circular las microburbujas, los vasos sanguíneos más pequeños en los pulmones sanos —llamados capilares— las filtran y retiran del torrente sanguíneo.

A lo largo de varias noches en la UCI, Reynolds hizo el test a algunos de sus pacientes más graves de coronavirus y una y otra vez, el robot doppler de NovaSignal medía unas burbujas que, lejos de ser filtradas, llegaban al cerebro.

“Era realmente extraño”, dijo Reynolds. A veces las burbujas esquivan el filtro al atravesar un defecto cardíaco que es un conocido factor de riesgo de derrame, pero “era imposible que todos tuvieran de repente un orificio en el corazón”.

Pero para el doctor Hooman Poor, experto en pulmón de Mount Sinai, el misterio de la burbuja podría ser el “eslabón perdido” para determinar por qué estos enfermos no reciben suficiente oxígeno. Tal vez lo que permitía el paso de las burbujas no era un defecto cardíaco sino una dilatación anormal de los capilares del pulmón.

Poor y Reynolds continuaron los tests. Al finalizar la prueba piloto, 15 de los 18 enfermos tenían microburbujas en el cerebro. Adicionalmente, en respaldo de la teoría de Poor, los enfermos con mayor cantidad de burbujas mostraban los niveles más bajos de oxígeno, informaron los investigadores en la revista especializada American Journal of Respiratory and Critical Care Medicine.

¿Cuál es la importancia de los capilares en este caso?

Los enfermos de coronavirus conectados a respiradores tienen síndrome de dificultad respiratoria aguda (SDRA), una inflamación que provoca insuficiencia pulmonar cuando otras infecciones endurecen los pulmones al bloquear el oxígeno, pero el coronavirus no endurece los pulmones de la misma manera, dijo Poor.

Los médicos saben que el coronavirus ataca el revestimiento de los vasos sanguíneos y provoca coágulos peligrosos. Según la nueva teoría de Poor, el estudio con burbujas sugiere que la sangre es desviada de los vasos obstruidos a otros anormalmente dilatados y por eso fluye con excesiva rapidez, lo cual le impide absorber debidamente el oxígeno.

Un trastorno raro llamado síndrome hepatopulmonar provoca la misma anormalidad y se lo diagnostica mediante el estudio con burbujas.

Estos hallazgos preliminares no desmuestran que el problema está en los vasos sanguíneos dilatados, pero ciertas autopsias han vinculado el COVID-19 con capilares pulmonares deformados.

Ahora se realiza un estudio más amplio para determinar si la medición con burbujas permite saber si el enfermo mejora o se agrava.

El informe es “una nueva prueba de que la respuesta está en el vaso sanguíneo”, dijo el doctor Corey Kershaw de la Universidad de Texas, quien no participó del estudio piloto.

Dijo que aún no está demostrado en forma definitiva que el problema no radica en un defecto cardíaco.

Pero “es un ejemplo de las tantas cosas que todavía no sabemos”, dijo Kershaw, quien elogió la creatividad de los que hallaron esta pista.

Fuente: AP


Cuba comienza ensayos de su vacuna contra COVID-19

Cuba comenzará la primera etapa del ensayo clínico de una posible vacuna contra el nuevo coronavirus el próximo 24 de agosto y los resultados deberán estar listos en febrero, según un registro oficial.

El fármaco profiláctico contra el COVID-19 llevará el nombre de Soberana 01 y la investigación “tiene el propósito de evaluar la seguridad, reactogenicidad e inmunogenicidad en un esquema de dos dosis”, indicó la ficha del Registro Público Cubano de Ensayos Clínicos divulgada el martes en medios de prensa oficiales.

Esta etapa de la investigación abarca su aplicación a 676 personas de entre 18 y 80 años bajo el control del estatal Instituto Finlay de Vacunas.

El ensayo deberá culminar el 11 de enero y sus resultados se publicarán el 15 de febrero, indicó el documento.

El presidente Miguel Díaz-Canel se reunió con Vicente Vérez, director del Instituto Finlay y un reconocido creador de vacunas, para conocer sobre los avances del fármaco, indicó el portal oficial Cubadebate.

Cuba logró controlar la propagación de COVID-19 a finales de junio, pero actualmente sufre un rebrote que ha afectado particularmente el occidente de la isla donde se ubica la capital, por lo que se endurecieron las restricciones de movilidad en la zona.

El martes se reportaron 44 nuevos casos para un total de 3.408 personas infectadas, así como 88 decesos.

En estos meses la isla desarrolló un programa muy activo de aislamiento de casos sospechosos, la aplicación de pruebas de diagnóstico y la búsqueda casa por casa de personas con síntomas. Además se suspendieron las clases y el transporte público, se cerraron comercios y cancelaron los vuelos comerciales, entre otras medidas.

La semana pasada también se informó que la isla llegó a un acuerdo con Rusia para la fabricación de la vacuna Sputnik V, una de las primeras en ser registradas.

Tanto la vacuna cubana como la presentada en Rusia deben ser validadas en una tercera fase de ensayos antes de obtener la aprobación total.

La Organización Mundial de la Salud afirmó que todas las posibles vacunas deben completar todas las fases de ensayo antes de ser distribuidas.

Según expertos, Cuba cuenta con un importante polo científico con profesionales de alto nivel y fabrica el 80% de las vacunas de su programa nacional de inmunización.

Fuente: AP

18 de agosto 2020 /

La OMS advirtió que la pandemia está cambiando: “Las personas de 20, 30 o 40 años son cada día una amenaza mayor”

El coronavirus ha entrado en una “nueva fase” en la región Asia-Pacífico, donde se propaga actualmente entre los menores de 50 años a menudo asintomáticos, adivirtió la Organización Mundial de la Salud (OMS) este martes.

Y las personas sin síntomas o son síntomas leves corren el riesgo de infectar a personas de edad avanzada o con problemas de salud, dijo Takeshi Kasai, director de la OMS para el Pacífico occidental, en una rueda de prensa telemática.

La epidemia está cambiando. Las personas de 20, 30 o 40 años son cada día más una amenaza”, dijo. “Muchos no saben que están infectados. Tienen síntomas ligeros o a veces ningún síntoma”.

Una familia camina en Tokio (Reuters)Una familia camina en Tokio (Reuters)

“No estamos viendo únicamente un rebrote, yo veo señales de que hemos entrado en una nueva fase de la pandemia en Asia-Pacífico”, dijo Kasai. Dos tercios de los contagiados de los últimos días en Japón tienen menos de 40 años, según datos de la OMS. Igual ocurre con la mitad de los infectados en Filipinas y Australia.

Hay que redoblar esfuerzos para que el virus no llegue a las poblaciones más vulnerables”, advirtió Kasai.

La región del Pacífico Occidental, que abarca 27 países de Asia y el Pacífico, ha confirmado hasta ahora más de 400.000 infecciones por coronavirus y casi 9.300 muertes, según la OMS. Esas muertes representan el 2,3 por ciento de todos los casos de la región.

Países donde la epidemia parecía estar controlada como Nueva Zelanda, Vietnam o Corea del Sur detectaron nuevos focos últimamente, lo cual obligó a las autoridades a reimponer restricciones en varias ciudades.

Recurrir a confinamientos localizados, sin consecuencias económicas tan graves para los países, parece estar funcionando en muchos casos y resultaría una herramienta útil a largo plazo, según Kasai. “Muchos están detectando ahora los brotes más temprano y respondiendo a ellos más rápidamente con intervenciones más específicas y un enfoque ágil que devuelve la salud a las sociedades y economías al mismo tiempo”, ha concluido Kasai

Sin embargo, “la amenaza perdurará mientras el virus circule y no estemos inmunizados contra él”, advirtió.

(Con información de AFP y Europa Press)


Los científicos ven señales de una inmunidad perdurable al COVID-19, incluso después de una infección leve

El sistema inmunitario no tiene la misma memoria para todos los gérmenes. Pero parece que las células de nuestro cuerpo están estudiando al coronavirus.

Una gran cantidad de nuevos estudios indican que los científicos que han estado monitoreando las respuestas inmunitarias al virus comienzan a detectar la alentadora existencia de una inmunidad elevada y perdurable, incluso en personas que solo desarrollaron síntomas leves de COVID-19. Parece que los anticuerpos que combaten la enfermedad, así como las células inmunitarias que pueden reconocer al virus, llamadas linfocitos B y T, persisten durante meses después de que se ha controlado la infección, lo cual es un reflejo alentador de la respuesta perdurable del cuerpo a otros virus.

“En realidad, las cosas están funcionando como debe ser”, señaló Deepta Bhattacharya, inmunólogo de la Universidad de Arizona y autor de uno de los nuevos estudios que aún no ha sido arbitrado.

Pese a que los investigadores no pueden pronosticar cuánto tiempo durará esta respuesta inmunitaria, muchos expertos consideran que los datos son una buena señal de que las células más estudiosas del cuerpo están haciendo su trabajo y que tendrán una buena posibilidad de combatir al coronavirus, con mayor rapidez y firmeza que antes, si vuelven a estar expuestas a él.

Esto es exactamente lo que se esperaría”, afirmó Marion Pepper, inmunóloga de la Universidad de Washington y autora de otro de los nuevos estudios que está en evaluación en la revista Nature. “Ahí están todos los elementos para tener una respuesta inmunitaria que proteja totalmente”.

Foto de archivo ilustrativa de un mozo atendiendo al público en una cafetería de Atenas, con la Acrópolis de fondo. May 25, 2020. REUTERS/Costas BaltasFoto de archivo ilustrativa de un mozo atendiendo al público en una cafetería de Atenas, con la Acrópolis de fondo. May 25, 2020. REUTERS/Costas Baltas

Pepper mencionó que no se puede decir a ciencia cierta que existe una protección contra la reinfección hasta que haya pruebas de que la mayoría de las personas que contraen el virus por segunda vez pueden mantenerlo a raya. Pero los descubrimientos podrían mitigar la reciente preocupación sobre la capacidad del virus para engañar al sistema inmunitario y hacer que no lo recuerde, lo cual haría que la gente fuera vulnerable a nuevos episodios de la enfermedad

Los investigadores todavía no encuentran pruebas inequívocas de que están surgiendo reinfecciones del coronavirus, sobre todo en el periodo en que el virus ha estado propagándose en los seres humanos. Las posibilidades de una memoria inmunitaria “ayudan a explicarlo”, señaló Pepper.

En los debates sobre las respuestas inmunitarias al coronavirus, gran parte de las discusiones se han centrado en los anticuerpos: proteínas en forma de Y que pueden adherirse a la superficie de los patógenos e impedir que infecten a las células. Pero los anticuerpos representan solo una parte de un escuadrón complejo y coordinado de soldados inmunitarios, cada uno con su propia manera de atacar. Por ejemplo, es difícil que los anticuerpos detecten los virus que ya han invadido las células, pero estos siguen siendo vulnerables a las células T citotóxicas, las cuales obligan a las células infectadas a autodestruirse. Otros grupos de células T, llamadas “colaboradoras”, pueden persuadir a las células B para que se conviertan en máquinas de fabricación de anticuerpos.

(Sin embargo, otro sector del sistema inmunitario ataca a los patógenos a los pocos minutos de que entran, al mismo tiempo que envían citoquinas para movilizar los ejércitos de otras partes del cuerpo. Algunas pruebas indican que los casos graves de COVID-19 podrían deberse a que se desequilibra este proceso inicial).

Los anticuerpos también tienen una fecha de vencimiento: debido a que son proteínas inanimadas y no células vivas, no pueden reabastecerse, así que salen de la sangre pocas semanas o pocos meses después de que se producen. Reservas de anticuerpos aparecen poco tiempo después de que un virus ha traspasado las barreras del cuerpo y luego se disipan conforme disminuye la amenaza. También muere la mayor parte de las células B que producen estos anticuerpos iniciales.

Un grupo de personas, con mascarilla para protegerse del coronavirus, esperanzas en fila para recibir comida donada durante la pandemia del coronavirus, el 23 de junio de 2020, en el vecindario de Corona, en Queens, Nueva York. (Foto AP / John Minchillo)Un grupo de personas, con mascarilla para protegerse del coronavirus, esperanzas en fila para recibir comida donada durante la pandemia del coronavirus, el 23 de junio de 2020, en el vecindario de Corona, en Queens, Nueva York. (Foto AP / John Minchillo)

No obstante, incluso cuando no está siendo atacado, el cuerpo conserva un batallón de células B más longevas que, si demuestran que pueden volver a ser útiles, es capaz de generar anticuerpos para atacar en masa a los virus. Algunos patrullan el torrente sanguíneo en espera de volver a ser disparados; otros se refugian en la médula ósea y generan pequeñas cantidades de anticuerpos que se detectan años o, en ocasiones, décadas después de que se acaba una infección. En varios estudios, incluyendo en los dirigidos por Bhattacharya y por Pepper, se han descubierto anticuerpos capaces de inhabilitar al coronavirus que persiste en niveles bajos en la sangre, meses después de que la persona se ha recuperado de COVID-19.

“Los anticuerpos disminuyen, pero se estabilizan en lo que parece ser un punto mínimo estable”, lo cual puede observarse unos tres meses después de que comienzan los síntomas, afirmó Bhattacharya. “Parece que la respuesta es totalmente perdurable”.

El hecho de que los anticuerpos duren tanto después de la infección es una señal importante de que las células B siguen avanzando en la médula ósea, comentó Pepper, quien, junto con su equipo, pudo obtener de la sangre de las personas que se han recuperado de casos leves de COVID-19 las células B que reconocen al coronavirus y cultivarlas en el laboratorio.

Muchos estudios, entre los que se encuentra el que se publicó el viernes en la revista Cell, también han podido aislar de la sangre de los sujetos las células T que atacan al coronavirus mucho tiempo después de que desaparecen los síntomas. Cuando se les estimuló a las células T con segmentos de coronavirus en el laboratorio, estas mandaron señales para atacar al virus y se clonaron para producir nuevos ejércitos que confrontaran a un enemigo ya conocido. Algunos informes han observado que los análisis de las células T podrían darles a los investigadores una idea de la respuesta inmunitaria al coronavirus, incluso en pacientes cuyos niveles de anticuerpos han disminuido hasta un punto en que son difíciles de detectar.

- Personas con tapabocas caminan hoy por un sector comercial de Sao Paulo (Brasil). EFE/ Sebastiao Moreira – Personas con tapabocas caminan hoy por un sector comercial de Sao Paulo (Brasil). EFE/ Sebastiao Moreira

“Esto es muy prometedor”, afirmó Smita Iyer, una inmunóloga de la Universidad de California, campus Davis, que está estudiando las respuestas inmunitarias al coronavirus en macacos Rhesus, pero que no participó en los nuevos estudios. “Esto nos permite ser optimistas con respecto a la inmunidad comunitaria y a la posibilidad de desarrollar una vacuna”.

Esta nueva ola de estudios también podría mitigar más los temores relacionados con cómo y cuándo terminará la pandemia. El viernes, las directrices actualizadas por los Centros para la Prevención y el Control de Enfermedades de Estados Unidos fueron malinterpretadas por varios medios noticiosos que insinuaron que la inmunidad al coronavirus tal vez solo dure algunos meses. Los expertos respondieron de inmediato para señalar el riesgo de difundir esa afirmación y mencionar la diversidad de pruebas de que las personas que contrajeron el virus con anterioridad se encuentran protegidas, al menos parcialmente, de volver a infectarse durante por lo menos tres meses, si no es que por mucho más tiempo.

Al analizar otros informes recientes, la nueva información refuerza la idea de que “en efecto, se desarrolla inmunidad a este virus”, comentó Eun-Hyung Lee, inmunóloga de la Universidad Emory que no participó en los estudios. “Ese es el mensaje que queremos que llegue”.

Algunas enfermedades, como la influenza, pueden atacar a la población en repetidas ocasiones. Pero eso se atribuye, al menos de manera parcial, a la elevada tasa de mutación de los virus de la influenza, lo que rápidamente puede hacer que el sistema inmunitario no reconozca a los patógenos. Por el contrario, los coronavirus tienden a cambiar su apariencia menos rápido de un año a otro.

No obstante, todavía se sabe muy poco. Aunque estos estudios dan una idea de las posibilidades de la protección, no demuestran esta protección en acción, mencionó Cheong-Hee Chang, una inmunóloga de la Universidad de Míchigan que participó en los nuevos estudios. “Es difícil predecir lo que va a suceder”, señaló Chang. “Los seres humanos somos muy heterogéneos. Hay muchísimos factores que entran en juego”.

c.2020 The New York Times Company via Infobae


Expertos irán a centro de detención afectado por virus

Dos expertos independientes podrán inspeccionar un centro de detención de inmigrantes en Virginia donde ha ocurrido el peor brote de coronavirus de ese tipo de instalaciones en Estados Unidos, informó una jueza en una audiencia efectuada por video el lunes.

La jueza Leonie Brinkema aceptó el pedido de los abogados de los internos que presentaron una demanda a raíz de las condiciones en el centro y exigieron que un experto independiente venga a inspeccionarlo.

Brinkema aceptó también el pedido de la administración de la instalación de que se permita también la inspección de su propio experto.

La jueza instruyó a ambas partes a redactar la orden de permiso para la visita, que ella podría firmar incluso el mismo lunes. La visita podría ocurrir esta semana.

Más del 80% de los internados en eso centro han dado positivo al virus, y uno de ellos ha fallecido.

La semana pasada, la jueza ordenó a las autoridades federales cesar todo traslado a esa instalación. Fustigó al Servicio de Inmigración y Aduanas (ICE) por aceptar 74 traslados de instalaciones en Florida y Arizona.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) enviaron a su propio equipo de expertos al lugar la semana pasada.

El doctor Homer Venters, el experto contratado por los abogados de los detenidos, escribió en un documento judicial reciente que asistió a una sesión informativa ofrecida por los CDC luego que el equipo fue a la instalación.

En base a lo observado por los CDC, Venters afirmó que es difícil mantener el distanciamiento social en partes del centro de detención. Añadió que algunos miembros del personal no usaban adecuadamente el equipo protector o seguían trabajando a pesar de exhibir síntomas.

Jeffrey Crawford, director de Immigration Centers of America-Farmville, respondió en con su propio documento judicial.

“Los funcionarios de los CDC afirmaron que ICA Farmville está cumpliendo mayormente con las recomendaciones de los CDC y efectuaron sólo unas pocas recomendaciones operativas que intentaré implementar en la instalación”, escribió.

Fuente: AP

17 de Agosto 2020 /

Expertos: sobrevivientes del COVID-19 podrían tener inmunidad hasta por un año

Un experto estadounidense en temas de la salud afirma que los sobrevivientes del COVID-19 pueden esperar ser inmunes a otro contagio por lo menos durante un año.

El exfuncionario de la Administración de Drogas y Alimentos, el doctor Scott Guttleib, compareció en el programa de la cadena CBS, “Face the Nation”, para hablar sobre hallazgos de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades, que dicen que es segura una inmunidad de por lo menos tres meses.

“Pero es probable el caso que usted vaya a tener un período de inmunidad que dure entre seis a doce meses. Será altamente variable. Algunas personas podría tener un poco más. Pero son buenas noticias que hayan podido documentar que las personas tengan una inmunidad realmente estéril. No podrán ser reinfectados por al menos tres meses y posiblemente más allá después de una infección”.

Pero Gottlieb advirtió que el COVID-19 es llamado el “virus nuevo” por una razón, aún hay mucho que los doctores no saben sobre él.

Con Estados Unidos acercándose a las 170.000 muertes por coronavirus, los expertos en el Instituto de Métrica de la Salud en la Universidad de Washington, predicen que el número de muertes habrá alcanzado los 186.000 el primero de septiembre y más de 390.000 a inicios de diciembre.

Funcionarios de la salud no han logrado convencer a suficientes personas que usen mascarilla y que practiquen el distanciamiento social para ralentizar el avance del virus.

Científicos estadounidenses dicen que ellos han logrado capturar partículas aisladas del virus hasta a 4,8 metros de pacientes hospitalizados. Los científicos dijeron que el margen de protección comúnmente conocido de dos metros ofrece un “falso sentido de seguridad” y podría resultar en grandes grupos de personas siendo expuestos al virus. El estudio, realizado en el Florida Health Shands Hospital no ha sido revisado por otros científicos.

Fuente: VOA


España registró más de 16.200 nuevos casos de coronavirus desde el viernes

El gobierno español reportó un aumento de 16.269 casos confirmados de coronavirus desde el viernes y 29 fallecidos, con los que el total de contagios se elevaron a 359.082 y las víctimas fatales a 28.646.

El salto, que suele ser considerablemente más alto los lunes por la acumulación durante el fin de semana, es casi el doble que el aumento reportado hace una semana, cuando se registraron otros 8.618 positivos, aunque buena parte de las cifras corresponde a pruebas de varios días atrás.

Con respecto a los positivos detectados únicamente entre las pruebas PCR realizadas en las últimas 24 horas, el aumento fue de 1.833 contagios, tras dos días consecutivos bordeando las 3.000 nuevas infecciones, lo que mantiene la tendencia alcista de agosto, a la par de una relajación de las prevenciones.

“No es una buena cifra. Tenemos un incremento progresivo más fácil de controlar que en otros periodos y todavía estamos incrementándolo. El hecho de la movilidad geográfica nos permite valorar que podemos controlarlo. Todo lo que se refiere a grandes ciudades son situaciones complicadas”, dijo el epidemiólgo Fernando Simón.

Con respecto a la situación hospitalaria, detalló que en las últimas horas se realizaron 569 internaciones y se dio de alta a 150 pacientes. “No hay una presión excesiva, pero algunos hospitales están empezando a observar situaciones que generan estrés en el personal médico”, advirtió.

De los 1.833 contagios más recientes, 203 corresponden a Andalucía, 389 a Aragón, 18 en Asturias, dos en Baleares, 78 en Canarias, 48 en Cantabria, nueve en Castilla-La Mancha, 29 en Castilla y León, 129 en Cataluña, cinco en Ceuta, 21 en Comunidad Valenciana, 27 en Extremadura, 92 en Galicia, 324 en Madrid, cuatro en Melilla, quince en Murcia, 60 en Navarra, 344 en País Vasco y 36 en La Rioja.

Ante el creciente número de contagios de COVID-19 durante julio y, especialmente, lo que va de agosto, el Gobierno español decidió el viernes poner coto al ocio nocturno en todo el país con el cierre de bares de copas y discotecas. Además, prohibió fumar en la calle cuando no se pueda garantizar una distancia de seguridad de dos metros, una medida que ya habían tomando algunas comunidades autónomas, y aconsejó evitar las reuniones de más de 10 personas.

(Con información de Europa Press, EFE y Reuters)


Las últimas estrategias para cuidar al personal de salud durante la pandemia

La pandemia sitúa al personal sanitario en situaciones de exigencia excepcional. La vulnerabilidad y el riesgo del personal de salud en la primera línea de fuego los hace estar sometidos a un enorme volumen de trabajo y en ocasiones se ven en situaciones traumáticas y frente a decisiones difíciles, con una tasa de letalidad sin precedentes, y además deben convivir con el temor a contraer la enfermedad o a propagarla entre sus familiares y allegados.

Por las lecciones extraídas de otros brotes, como la epidemia de ébola en África Occidental en 2014, se sabe que los trabajadores y trabajadoras de salud pueden vivir en carne propia la discriminación y el estigma, debido al temor del público a contraer la enfermedad.

La Organización Mundial del Trabajo (OIT) ha sugerido una respuesta que debe prever, entre otras cosas, la prestación de asistencia social a los equipos, las familias y los allegados, además de información y orientaciones para los trabajadores de salud sobre cómo gestionar el estrés, y de asesoramiento y orientaciones para el estrés postraumático.

En situaciones de emergencia, el personal de salud tiene que trabajar en situaciones irregulares y en ocasiones atípicas. En el marco de la respuesta al brote, buena parte de este personal está afrontando una inmensa carga de trabajo adicional, horas de trabajo prolongadas, y falta de periodos de descanso. Ante el cierre de las escuelas y el confinamiento impuesto en muchos países, estas personas tienen además que organizar su vida privada y cuidar de personas a cargo.

Para este punto, la OIT insta a adoptar disposiciones apropiadas con respecto al horario de trabajo, para que los trabajadores y trabajadoras de salud puedan equilibrar las exigencias del servicio sanitario con sus responsabilidades domésticas de cuidados y su propio bienestar.

Para luchar contra la pandemia, varios países han reaccionado recurriendo a asistencia profesional de corta duración, aunque también a voluntarios y a otros sectores, como el de las fuerzas armadas, estudiantes de medicina o enfermería, o a trabajadores de salud jubilados.

Si bien estas medidas son alentadoras pues aseguran la asistencia necesaria, deben aplicarse con cuidado para que estos trabajadores y trabajadoras gocen de la misma protección laboral que los demás trabajadores. La preocupación se centra en la tarea de los gobiernos que deberían celebrar consultas con los interlocutores sociales sobre la supervisión y regulación de esas contrataciones especiales, según procediera. Se han de tener en cuenta no solo la seguridad y salud en el trabajo, sino también otras condiciones contractuales, como la protección social, la remuneración, los periodos de descanso y las disposiciones con respecto a las horas de trabajo.

Según revela Victor J. Dzau, profesional de la Academia Nacional de Medicina de Estados Unidos en su reciente estudio publicado en The New England Journal of Medicine “la pandemia de Covid-19, que había matado a más de 60.000 estadounidenses hasta el 1 de mayo, se ha comparado con Pearl Harbor y el 11 de septiembre, eventos cataclísmicos que dejaron huellas indelebles en la psique nacional de Estados Unidos”. Al igual que los voluntarios que inundaron Manhattan después de los ataques al World Trade Center, paraleliza en el análisis el especialista junto a su equipo de colaboradores, “los proveedores de atención médica que trabajaron en la línea del frente de la pandemia Covid-19 serán recordados por la historia como héroes”.

En situaciones de emergencia, el personal de salud tiene que trabajar en situaciones irregulares y en ocasiones atípicas (Shutterstock)En situaciones de emergencia, el personal de salud tiene que trabajar en situaciones irregulares y en ocasiones atípicas (Shutterstock)

Este material, el más actualizado al momento, invita a considerar una serie de puntos para establecer el protocolo correcto que permita mantener. Para ello alerta:

– Integrar el trabajo de los responsables de calidad de vida de los médicos a los centros de comando de Covid-19 u otros órganos de toma de decisiones organizativos durante la crisis.

– Garantizar la seguridad psicológica de los médicos a través de mecanismos de denuncia anónimos que les permitan abogar por ellos mismos y sus pacientes sin temor a represalias. Las organizaciones pueden empoderar y alentar a los médicos a hablar libremente sobre los factores estresantes que enfrentan y defender su propia salud y la de sus pacientes. Este esfuerzo podría incluir el uso de sistemas de línea directa anónimos para permitir que los médicos expresen sus inquietudes sin temor a represalias. Para que dichos sistemas sean significativos, los líderes deben estar preparados para responder de manera transparente y proactiva a los comentarios.

 Mantener y complementar los programas de bienestar existentes.

– Asignar fondos para atender a los médicos que experimentan efectos en la salud física y mental del servicio Covid-19.

– Establecer un programa de seguimiento epidemiológico para medir el bienestar de los médicos e informar sobre los resultados de las intervenciones. Idealmente, dicho programa estaría dirigido por los centros de prevención de y utilizaría un muestreo aleatorio e instrumentos estandarizados para evaluar los efectos agudos y a largo plazo del servicio Covid-19 en los médicos. Los datos sólidos son esenciales para comprender el alcance del desafío y para informar los resultados de las intervenciones.

La Directora de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), Carissa F. Etienne, llamó a los países a aplicar medidas para proteger a los trabajadores de la salud. “La escasez del equipo de protección más básico deja a los médicos, enfermeras y otros trabajadores de primera línea en peligro vulnerables a medida que atienden a pacientes con COVID-19 -advirtió-. Una pandemia como COVID-19 abrumaría a cualquier sistema de salud, pero su impacto en aquellos sin suficientes trabajadores de salud será devastador”.

A medida que se prolongue la crisis de Covid-19, la carga del estrés solo aumentará”, anuncia Dzau. Después del brote de SARS de 2003 en Toronto, los estudios encontraron altos niveles de angustia emocional entre los trabajadores del hospital, derivados del aislamiento social, el dolor de perder a colegas a causa de la enfermedad y el estigma social asociado con la exposición al SARS, entre otros factores. El estigma, incluía la autoestigmatización, también fue un problema para las enfermeras encuestadas después del desastre nuclear de Fukushima en 2011, quienes describieron la confusión emocional de verse obligadas a elegir entre protegerse a sí mismas y a sus seres queridos y cumplir con su deber como cuidadores durante una crisis.

Covid-19 supone un golpe para una población que ya tiene un mayor riesgo de sufrir trastornos psicológicos y problemas de salud mental. Incluso antes de la pandemia, un número alarmantemente alto de profesionales de la salud sufría de agotamiento, según algunos estudios, entre un 45 y un 55%. El agotamiento se asocia con tasas más altas de trastornos de ansiedad, depresión, abuso de sustancias y tendencias suicidas, cuestiones que se agravarán con la pandemia. Y el costo de los médicos se convertirá en un costo para los pacientes, ya que los cuidadores enfermos y agotados abandonan la fuerza laboral en un momento en que se los necesita desesperadamente.

Enfrentado condiciones crónicas como el trastorno de estrés postraumático entre los socorristas del 11 de septiembre, el Congreso estableció el Programa de Salud Federal del World Trade Center en Estados Unidos, que proporciona seguimiento médico y tratamiento a casi 78.000 socorristas y 24.000 supervivientes. “Es probable que el número de médicos que sufren daños a largo plazo por la pandemia de Covid-19 sea mucho mayor”, indica Dzau. Profesionales de salud en 20 países de Latinoamérica han manifestado escasez de infraestructura, equipo de protección personal y falta de apoyo.

El bienestar de los médicos es un tema de sistemas complejos con múltiples partes responsables, incluidos empleadores, asociaciones profesionales, aseguradoras, organizaciones de mejora de la calidad y el gobierno. Para Dzau nunca ha habido un momento más importante para invertir en la fuerza laboral de los médicos. “Tenemos una breve ventana de oportunidad para adelantarnos a dos pandemias -afirma-, la propagación del virus hoy y el daño al bienestar de los médicos mañana. Si fallamos, pagaremos el precio en los próximos años. En la carrera por responder a la crisis de Covid-19, no debemos dejar de cuidar a quienes nos cuidan”.

Fuente: Infobae


16 de Agosto 2020 /

EEUU autorizó un test de coronavirus basado en muestras de saliva, probado en jugadores de la NBA

La Administración de Alimentos y Fármacos de Estados Unidos (FDA, en inglés) anunció ese sábao que ha autorizado por la vía urgente un test de COVID-19 basado en muestras de saliva y que se ha probado durante más de un mes en jugadores de baloncesto de la NBA.

La prueba, desarrollada por investigadores de la universidad de Yale, ha atraído la atención de muchos expertos en salud pública porque, al contrario que otros tests, no requiere un instrumento específico para registrar la muestra sino que la saliva puede almacenarse en cualquier contenedor estéril y enviarse para su examen.

El test es más sencillo que el incómodo hisopado nasal (Shutterstock)El test es más sencillo que el incómodo hisopado nasal (Shutterstock)

El test es el quinto autorizado por la FDA que utiliza muestras de saliva para detectar la COVID-19, pero algunos analistas lo consideran especialmente prometedor en parte porque no requiere atravesar un paso extra para separar el ácido nucleico, lo que evita el problema de escasez de los kits empleados para esa operación.

De acuerdo con el diario The Wall Street Journal, eso permitirá que el producto sea mucho más asequible y accesible que el hisopado nasal, dado que almacenar cada muestra costará entre uno y cinco dólares, y podrán enviarse a cualquier laboratorio para su examen.

(Reuters)(Reuters)

Dar este tipo de flexibilidad para procesar las muestras de saliva y ver si hay infección por COVID-19 es revolucionario en cuanto a su eficiencia y a evitar la escasez de componentes cruciales para las pruebas”, dijo en un comunicado el comisionado de la FDA, Stephen Hahn.

“Como la saliva es fácil de recolectar, vimos que puede ser un cambio enorme para los diagnósticos”, indicó Anne Wyllie, profesora integrante del equipo de investigación. Los estudios de Yale indicaron que el coronavirus se mantiene estable en la saliva durante períodos prolongados en temperaturas cálidas, sin necesidad de preservantes o materiales especiales.

Con este método, los laboratorios de Yale pueden duplicar su capacidad de testeo, resaltó Chen Liu, director del departamento de patología de Yale, que validó el estudio clínico.

La NBA empezó a colaborar en junio con los investigadores de Yale y varios jugadores de la liga empezaron a enviar sus muestras de saliva para ayudar a desarrollar la prueba, denominada SalivaDirect y que permite producir hasta 90 resultados de distintas muestras en menos de tres horas.

Los científicos necesitaban una gran población asintomática para comparar los resultados de sus pruebas con muestras de saliva y los de los tests nasales tradicionales, con el objetivo de garantizar la precisión de su nuevo protocolo, y la encontraron en la NBA.

De forma anónima, jugadores, técnicos y otros trabajadores de equipos de la NBA se sometieron regularmente a tests nasales, orales y de saliva y los enviaron a dos laboratorios y a los científicos de Yale que compararon los resultados de los distintos métodos.

El equipo de Yale continuará a partir de ahora su estudio con personal de la NBA que se encuentra en Walt Disney World, en Florida, y según el Wall Street Journal, hasta ahora no han encontrado ningún caso positivo entre quienes están concentrados en las instalaciones de ese parque, algo que puede complicar o retrasar su investigación.

Según la FDA, Yale pretende compartir el protocolo de SalivaDirect con los laboratorios interesados como un “código abierto”, lo que significa que, siempre que sigan las instrucciones de los científicos que desarrollaron el test y demuestren que tienen equipos básicos, podrán procesarlo.

(Con información de EFE via Infobae)


15 de Agosto de 2020 /

Estudio demuestra que hay indicios de la eficacia del plasma contra el COVID-19

Investigadores de la Clínica Mayo informaron de fuertes indicios de que el plasma sanguíneo de sobrevivientes de COVID-19 ayuda a otros pacientes a recuperarse, pero no dieron una prueba concluyente, y algunos expertos se preguntan si algún día se llegará a tener una respuesta irrefutable.

Más de 64.000 pacientes en Estados Unidos han recibido plasma convaleciente, un procedimiento de un siglo de antigüedad que se utilizó para ayudar a no padecer la gripe y el sarampión antes de que aparecieran las vacunas respectivas. Es un método al que se recurre cuando aparecen nuevas enfermedades, y la historia deja entrever que funciona contra algunas infecciones, pero no todas.

Aún no hay evidencia sólida de que el plasma sirva para combatir el coronavirus y, de ser así, cuál sería la mejor manera de utilizarlo. Sin embargo, información preliminar de 35.000 pacientes de coronavirus atendidos con plasma brinda lo que el principal investigador de la Clínica Mayo, el doctor Michael Joyner, dijo el viernes que son “indicios de eficacia”.

Hubo menos muertes entre las personas que recibieron plasma a más tardar tres días después del diagnóstico, y también entre quienes se les dio plasma con los niveles más altos de anticuerpos que combaten el virus, informaron Joyner y sus colegas.

El problema es que no fue un estudio formal. Los pacientes fueron atendidos de diversas formas en hospitales en todo el país como parte de un programa de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés) diseñado para agilizar el acceso a terapias experimentales. Este programa llamado de “acceso ampliado” da seguimiento a los efectos obtenidos en los beneficiarios, pero no puede demostrar que el plasma —y no otros cuidados recibidos— fue la verdadera razón de la mejoría.

Estudios rigurosos en marcha en todo el país están diseñados para obtener esa evidencia, mediante la comparación de pacientes similares escogidos aleatoriamente para suministrarles plasma o una infusión placebo además de la atención ordinaria. Sin embargo, esos estudios han sido difíciles de completar debido a que la presencia del virus aumenta y disminuye en diferentes ciudades. Además, algunos pacientes han solicitado plasma en lugar de aceptar su inclusión en un estudio en el que podrían darles un placebo.

“Durante 102 años hemos estado debatiendo si el plasma convaleciente funciona o no”, dijo la doctora Mila Ortigoza, de la Universidad de Nueva York, en referencia al que se utilizó durante la pandemia de gripe de 1918. Esta vez “realmente necesitamos una prueba irrefutable”.

Ortigoza codirige uno de esos estudios, que esta semana se está ampliando a otros tres estados: Connecticut, Florida y Texas. Su equipo también está trabajando para compartir información con otros ensayos clínicos en otras regiones, con la expectativa de encontrar respuestas más rápidamente.

“Hay preocupación en torno a cuándo habrá una respuesta clara”, señaló el doctor Jeffrey Henderson, especialista en enfermedades infecciosas de la Universidad Washington en San Luis.

Expresó confianza en que los ensayos clínicos obtendrán avances sobre este tema, pero señaló que el informe de la Clínica Mayo es congruente con estudios previos más pequeños sobre el plasma y “un ejemplo de cómo hacer las cosas lo mejor que se pueda con la información disponible”.

Cuando el organismo enfrenta un nuevo germen produce proteínas llamadas anticuerpos diseñadas especialmente para combatir esa infección particular. Los anticuerpos se encuentran en el plasma, que es la parte amarillenta y líquida de la sangre. Como la formación de anticuerpos tarda algunas semanas, la esperanza es que la transfusión de anticuerpos de otra persona pueda ayudar a los pacientes a combatir el virus antes de que su sistema inmunológico se active.

Los hallazgos de la Clínica Mayo fueron publicados en línea antes de ser examinados por otros científicos. Muestran que 20% de las personas a las que se les dio plasma con altos niveles de anticuerpos a más tardar tres días después del diagnóstico habían fallecido antes de 30 días, en comparación con 30% de las personas atendidas posteriormente con plasma que tenía menor número de anticuerpos.

La FDA ha estado sopesando cuidadosamente si la evidencia es lo suficientemente buena para permitir el llamado uso de emergencia de plasma convaleciente, medida que dificultaría aún más completar pruebas más rigurosas. La FDA no declaró el viernes sobre el asunto.

Decenas de miles de sobrevivientes de COVID-19 han donado plasma, y los bancos de sangre han exhortado a que otros también lo hagan a fin de enfrentar la demanda, ya que el coronavirus continúa causando estragos en Estados Unidos. Según la AABB, la Asociación Americana de Bancos de Sangre, una cuarte de los hospitales que supervisa semanalmente están informando de esperas de más de 24 horas para obtener el plasma solicitado.

Más allá de si el plasma ayuda en lo general, los científicos quieren saber cuándo debe ser utilizado, si en las personas muy enfermas o en aquellas que acusen las primeras señales de infección. Y cuál es la dosis correcta.

Los sobrevivientes de COVID-19 tienen cantidades variables de anticuerpos, que Ortigoza dijo son difíciles de medir antes de la utilización del plasma donado. La especialista indicó que otra interrogante es cuáles de los muchos tipos de anticuerpos son los mejores para ser utilizados.

Joyner subrayó que el programa de acceso ampliado no tenía el propósito de sustituir los estudios rigurosos, pero fue diseñado originalmente para dar seguimiento a 5.000 personas y verificar la seguridad del uso del plasma. Sin embargo, el uso del programa se disparó.

“Posiblemente hay evidencia razonable y que puede ponerse en práctica a partir de nuestros hallazgos para reafirmar” las lecciones históricas de la terapia con plasma, de que entre más pronto se aplique es mejor, agregó.

Fuente: AP


14 de Agosto de 2020 /

Según la líder del equipo detrás de la vacuna Oxford-AstraZeneca, no hay certezas de que esté lista a fin de año

La vacuna COVID-19 de la Universidad de Oxford que se producirá localmente en Argentina y que ha tenido tanta repercusión en las últimas horas en virtud a versiones sobre su posible lanzamiento para finales de año, no tiene certeza de esto último, según expresó un vocero del desarrollador a Medscape, la plataforma especializada en ciencias.

La mencionada vacuna, que obtuvo la licencia de AstraZeneca, ha obtenido respuesta inmune en ensayos clínicos en etapa inicial, según los últimos datos oficiales, lo que renovó las esperanzas de tener una herramienta a nivel mundial para luchar contra el coronavirus en lo que queda del presente año.

Según un documento publicado por Jama, medio oficial de la Asociación Médica de Estados Unidos, “las vías del desarrollo de vacunas se están adaptando de maneras que no se podrían haber predichoni siquiera hace un año. La rápida identificación de objetivos inmunogénicos de un nuevo coronavirus, el aprovechamiento de plataformas de vacunas experimentales y la trágica naturaleza de una pandemia en curso han creado un caldo de cultivo fértil para la innovación. Aunque se desconoce el éxito final de una vacuna candidata, o candidatas, es probable que los cambios en el campo de la vacunación que han traído estas exigentes circunstancias aquí se queden”. Una serie de variables que permitiría pensar en la proximidad de un resultado exitos.

Aún así, Sarah Gilbert, la científica británica especialista en vacunas co-fundadora de Vaccitech, quien lidera un equipo de 300 personas en la Universidad de Oxford en investigaciones para la vacuna del SARS-CoV-2 asociadas con la farmacéutica británico-sueca AstraZeneca, declaró en un webinar convocado por la revista Science que “el objetivo de fin de año para el lanzamiento de la vacuna, es una posibilidad, pero no hay absolutamente ninguna certeza al respecto porque necesitamos que sucedan tres cosas”.

“Las posibilidades de que obtengamos una vacuna antes de Navidad que en realidad sea muy eficaz son, en mi opinión, muy bajas” (REUTERS)“Las posibilidades de que obtengamos una vacuna antes de Navidad que en realidad sea muy eficaz son, en mi opinión, muy bajas” (REUTERS)

La especialista declaró que esos tres puntos implican demostrar el funcionamiento de la vacuna en ensayos de última etapa, que se fabrique en grandes cantidades y que los reguladores acepten rápidamente la licencia para uso de emergencia antes de que se pudiera vacunar a un gran número de personas. Al mismo tiempo, en una declaración oficial desde la Universidad de Oxford se indicó que “todavía queda mucho trabajo por hacer antes de que podamos confirmar si nuestra vacuna ayudará a manejar la pandemia de COVID-19, pero estos primeros resultados son prometedores”.

El director médico de Inglaterra, Chris Whitty, y su adjunto, Jonathan Van-Tam, expresaron discrepancias y concordancias frente a la cautela de Gilbert. “Las posibilidades de que obtengamos una vacuna antes de Navidad que en realidad sea muy eficaz son, en mi opinión, muy bajas”, dijo Whitty en una presentación de rutina a los legisladores.

Van-Tam, por su parte, apostó por la buena fortuna, indicó estar “cautelosamente optimista de que tendremos alguna vacuna en este lado de la Navidad”.

El ministro de salud británico, Matt Hancock, en tanto, intentó moderar optimismos y pesimismos al expresar frente al comité parlamentario destinado a seguir paso a paso la temática que a pesar de ser un “optimista en la vida” por lo que llamó el mejor escenario posible para recibir una vacuna para Navidad, no podía “prometer jugar a Papá Noel”.

Los científicos de Oxford habían indicado que estarían produciéndose un millón de dosis de la posible vacuna para septiembre. Aunque AstraZeneca ha expresado públicamente su capacidad para poder fabricar dichas dosis, la reducción de contagios en Gran Bretaña estaría complicando la pruebas de eficacia de la vacuna.

“Las vacunas más rápidas del pasado que han llegado a la aprobación de la FDA (no de fabricación, sino solo de aprobación) han tardado más de 5 o 6 años”, indicó Art Caplan, de la División de Ética Médica de la Escuela de Medicina Grossman de New York. “Necesitamos velocidad de urdimbre para una vacuna segura y eficaz. Tenemos que correr para encontrar una vacuna segura y eficaz. No estoy a favor de ir lento, pero sí para asegurarme de que el público sepa que no se va a poner en riesgo”, completó.

En Brasil y Argentina, tal como se hizo público oficialmente, se están llevando a cabo ensayos de última etapa, cruciales para proporcionar datos, y se prevé que también se inicien en Estados Unidos; así como la producción de las vacunas.

Si bien no existe aprobación definitiva de vacunas  para COVID-19, la Organización Mundial de la Salud ha dicho que la propuesta de Oxford es una de las serias candidatas a lograrlo.

Algunas preguntas y respuestas sobre esta vacuna:

Los científicos de Oxford habían indicado que estarían produciéndose un millón de dosis de la posible vacuna para septiembre (REUTERS)Los científicos de Oxford habían indicado que estarían produciéndose un millón de dosis de la posible vacuna para septiembre (REUTERS)

¿Cuántas dosis habrá que aplicarse?

Todavía se deben realizar pruebas más masivas para terminar de definirlo, pero se estima que serán dos. Los resultados de los estudios publicados hasta el momento indican que la primera dosis otorgó un 91% de inmunidad y un 100% tras la segunda. “Vimos la respuesta más fuerte en los participantes que recibieron dos dosis de la vacuna, lo que indica que esta podría ser una buena estrategia”, indicó el profesor Andrew Pollard, profesor de Infectología e Inmunidad Pediátrica de la Universidad de Oxford.

¿Cuánto durará la inmunidad?

No se sabe con exactitud, ya que todavía se encuentra en etapa de investigación. Lo que sí demostraron los estudios realizados hasta ahora es que “a la semana de completar el esquema (de dos dosis) la persona ya tendría respuesta de anticuerpos como para estar protegida”.

Hasta el momento, se estima que serán necesarias dos dosis para alcanzar el 100% de inmunidad (REUTERS/Dado Ruvic).

¿En qué fase de su desarrollo se encuentra?

La vacuna de Oxford-AstraZeneca está en fase 3, habiendo superado con éxito las primeras dos. “La fase 1 midió fundamentalmente la seguridad y la fase 2 midió la respuesta de anticuerpos e inmunidad celular, es decir, la protección”, explicó a Infobae la infectóloga pediatra Ángela Gentile, jefa del Departamento de Epidemiología del Hospital de Niños Ricardo Gutiérrez.

De todas formas, el Ministro de Salud anticipó que no van a esperar a que se complete esta etapa para comenzar a fabricarla. “Antes de que se termine la fase 3, va a empezar la producción. Si sale mal, es a pérdida”, dijo González García.

¿Tiene efectos adversos?

“Los eventos adversos han sido generalmente pocos: algo de fiebre, puede aparecer dolor de cabeza o decaimiento, pero fácilmente superables”, indicó la infectóloga Ángela Gentile. A su vez, los voceros de AstraZeneca y los científicos de Oxford le aseguraron a Infobae: “Los datos de fase I / II muestran que la vacuna no condujo a ninguna reacción inesperada y tuvo un perfil de seguridad similar a las vacunas anteriores de este tipo”.

¿Por qué es el proyecto más prometedor hasta el momento?

“Los resultados son muy alentadores. Nos dicen que esta vacuna es la más avanzada y es la que más información publica en la medida que avanza, lo que es muy importante para los científicos”, consideró en diálogo con este medio Ricardo Rüttimann, miembro de la Fundación del Centro de estudios Infectológicos (FUNCEI), de la Sociedad Argentina de Pediatría (SAP) y experto en desarrollo de vacunas, sintetizando los dos aspectos que destacan a este desarrollo: la inmunidad obtenida en las fases anteriores y la transparencia a la hora de informar esos resultados.


Laboratorios clandestinos chinos lanzaron una peligrosa estafa online: vacunas falsas contra el coronavirus

Dos grandes laboratorios de China debieron emitir comunicados alertando a la población por estafas que se producían online, luego de que se informara sobre la venta de vacunas falsas para combatir el COVID-19. La producción ilegal se da gracias a la industria clandestina de fármacos que se desarrolla en todo el país asiático con pocos controles por parte de las autoridades del régimen.

Las publicidades -que aparecen en plataformas de redes sociales como WeChat Weibo– alientan a comprar las supuestas dosis que podrían prevenir la enfermedad producida por el coronavirus Sars-CoV-2, nacida en Wuhan, provincia de Hubei, en noviembre pasado. “Contáctame si necesitas la vacuna contra el coronavirus”, invita el aviso que indica que el producto se lanzará oficialmente el próximo 2 de septiembre.

Los estafadores aseguran vender la vacuna del laboratorio Sinovac Biotech, el que más próximo está en aquella nación de alcanzar la aprobación definitiva luego de concluir con sus ensayos clínicos. Desde la compañía farmacéutica advirtieron que la publicidad no era auténtica y que el producto en cuestión estaba siendo probado en Brasil e Indonesia.

Una caja con una dosis de un producto que estafadores aseguran que es la vacuna que se desarrolló en el Instituto Wuhan (Weibo)Una caja con una dosis de un producto que estafadores aseguran que es la vacuna que se desarrolló en el Instituto Wuhan (Weibo)

Liu Peicheng -director de Comunicaciones de la firma- emitió una breve aclaración al diario South China Morning Post, en el cual dijo que las publicidades no pertenecían a su empresa. Sin embargo, se negó a confirmar si las vacunas eran reales o incluso habían sido producidas por Sinovac. “Contáctame si necesitas la vacuna contra el coronavirus. Puede fabricarse para exportación y el volumen de producción es bajo, por lo que la gente debe hacer cola. Se lanzará oficialmente el 2 de septiembre”, decía el anuncio que reprobó la farmacéutica.

Otra de las publicidades decía pertenecer al Instituto de Productos Biológicos de Wuhan, otra de las entidades que está detrás de la vacuna salvadora. Su valor era de 71 dólares. La misma nota señalaba que quienes adquirieran el producto debían darse tres dosis. “Trabajadores de la salud y personas que tienen que viajar al extranjero pueden ser prioridad”, indicaba el engañoso aviso. En declaraciones a Jiefang Daily, portavoces del instituto aclararon que su vacuna estaba en período de testeo y que aún no había llegado al mercado.

Seguridad de las vacunas chinas

Además de la falta de controles y regulaciones -y la complicidad de funcionarios del régimen chino y el Partido Comunista con productores ilegales-, la comunidad internacional ha mostrado su preocupación respecto a la seguridad que podría representar una vacuna producida en china, país con un nefasto historial en materia de seguridad sanitaria.

Uno de quienes se mostraron más escépticos respecto a los procesos que podrían adoptarse en países con pocos controles institucionales, fue Bill Gates. El fundador de Microsft fue uno de los primeros en advertir sobre la pandemia y quien más colaboró para buscar una solución, al financiar investigaciones científicas contra el COVID-19“En China y en Rusia se están moviendo a toda velocidad. Apuesto a que en algún lugar del mundo habrá algunas vacunas que saldrán sin la revisión completa”, remarcó hace una semana. El primero en moverse en ese sentido fue el gobierno de Vladimir Putin, que presentó la novedad a principios de esta semana.

En todas partes. Personas con mascarillas pasan frente a una pantalla gigante que muestra imágenes de noticias del presidente chino Xi Jinping con una mascarilla, en una zona comercial en Beijing (Reuters)En todas partes. Personas con mascarillas pasan frente a una pantalla gigante que muestra imágenes de noticias del presidente chino Xi Jinping con una mascarilla, en una zona comercial en Beijing (Reuters)

Varias compañías chinas están a la vanguardia de la carrera mundial por una vacuna contra el nuevo coronavirus, mientras que Rusia ha dicho que espera ser el primer país en brindar una vacuna al público, algo que prevé concretar en septiembre. Pero es probable que los proyectos se enfrenten a un mayor escrutinio, dado que los sistemas reguladores de ambos países son mucho más opacos que en Occidente.

Anthony Fauci -principal autoridad en materia infecciosa en los Estados Unidos- a quien se le preguntó durante una audiencia en el Congreso si Estados Unidos podría usar vacunas chinas o rusas si llegaban a producirse primero, afirmó que era poco probable. “Espero que los chinos y los rusos realmente estén probando la vacuna antes de administrársela a alguien”, dijo. “Las afirmaciones de que tienen una vacuna lista para distribuir antes de hacer las pruebas son, cuanto menos, problemáticas”, añadió.

Fuente: Infobae


Alerta de los expertos en Estados Unidos: todavía hay tiempo para controlar el coronavirus, pero no demasiado

Pocos quieren pensar en eso ahora: los días son largos y soleados, hay playas y parques para disfrutar de las vacaciones, los restaurantes y los hoteles cumplen con protocolos de seguridad sanitaria. Incluso se habla de una vacuna contra el COVID-19 en el horizonte. Sin embargo, en los Estados Unidos, donde el brote del coronavirus no está controlado (basta con que mejoren las estadísticas en un lugar para que haya un pico en otro) se avecina el invierno.

Invierno equivale a resfríos, gripes, infecciones de garganta y otras enfermedades del tracto respiratorio que complicarán el sistema de salud que, mientras tanto, continuará combatiendo la pandemia de SARS-CoV-2, que seguirá siendo amenazante. Pronto muchos lugares, sobre todo en los estados del norte, perderán los espacios abiertos: el frío no los permitirá ya hasta la primavera de 2021.

“A menos que los estadounidenses aprovechen las semanas, cada vez más escasas, entre el presente y el comienzo del ‘clima de interiores’ para reducir la transmisión en el país, este invierno podría ser sombrío como en una novela de Charles Dickens”, sintetizó Stat la opinión de los expertos en salud pública que consultó sobre qué hacer ante la posibilidad de una segunda ola de COVID-19, cuando todavía sigue dando vueltas la primera.

Invierno equivale a resfríos, gripes y otras infecciones respiratorias, además del COVID-19, que complicarán el sistema de salud. (EFE/EPA/CRISTOBAL HERRERA-ULASHKEVICH) Invierno equivale a resfríos, gripes y otras infecciones respiratorias, además del COVID-19, que complicarán el sistema de salud. (EFE/EPA/CRISTOBAL HERRERA-ULASHKEVICH)

“Creo que noviembre, diciembre, enero y febrero van a ser meses duros en este país, sin una vacuna”, pronosticó Michael Osterholm, director del Centro de Investigación y Políticas para Enfermedades Infecciosas de la Universidad de Minnesota. Aun si en ese momento se hubiera aprobado una vacuna, lo cual sería un récord histórico para la ciencia, “hay pocas perspectivas de que una gran cantidad de estadounidenses sean vacunados a tiempo”, estimó la publicación sobre medicina.

Los coronavirus que afectan a los humanos, primos lejanos del SARS-CoV-2, que causan resfríos, circulan todo el año; si embargo, los meses cálidos son la temporada baja de transmisión. “Deberíamos tener como objetivo llegar a una transmisión cero antes de abrir las escuelas y poner a los niños en peligro”, dijo Caroline Buckee, subdirectora del Centro sobre Dinámica de las Enfermedades de Transmisión en la Escuela de Salud Pública T.H. Chan de Harvard.

Se corrigió: “A los niños, a sus maestros y a quienes los cuidan”. Y si eso significa “cero gimnasios, cero cine, que así sea”, enfatizó. “Parece que privilegiamos las actividades recreativas antes que la seguridad de los niños dentro de un mes. No puedo comprender que se cambie una cosa por la otra”.

"Parece que privilegiamos las actividades recreativas antes que la seguridad de los niños dentro de un mes", dijo una experta, sobre los peligros que afectarán la vuelta a clases por la diseminación actual del COVID-19.“Parece que privilegiamos las actividades recreativas antes que la seguridad de los niños dentro de un mes”, dijo una experta, sobre los peligros que afectarán la vuelta a clases por la diseminación actual del COVID-19.

A diferencia de otros países del hemisferio norte que sufrieron la primera ola de este coronavirus a comienzos de 2020, los Estados Unidos no lograron controlar la transmisión. Así los países asiáticos y Europa se preocupan, y se preparan, para la segunda ola, mientras que cada día más de 50.000 estadounidenses reciben un diagnóstico positivo de COVID-19. Esa cifra, desde luego, no incluye a los infectados que no saben que lo están, porque no tienen síntomas y no se confirman como casos.

“Para ponerlo en perspectiva, a este ritmo los Estados Unidos acumulan más casos en una semana que todos los que el Reino Unido ha acumulado desde el comienzo de la pandemia”, comparó Helen Branswell, editora especializada en infecciosas de Stat.

Si bien la transmisión del virus es menos probable en ámbitos abiertos, en particular si se usa una mascarilla y se mantiene la distancia social, una de las cuestiones críticas es, precisamente, que la población no sigue las indicaciones para prevenir el contagio. Kristen Ehresmann, del Departamento de Salud de Minnesota, puso como ejemplo un rodeo que se realizó durante tres días en su estado: a los organizadores se les informó que debían limitar la cantidad de asistentes a 250, pero se negaron a hacerlo.

El problema también se da en eventos de menor escala, como reuniones de familias o conocidos: la gente baja la guardia, como si la epidemia hubiera terminado. “Otros nunca aceptaron la necesidad de tratar de prevenir el virus”, continuó Branswell. Ehresman y otros agentes de la salud pública están desconcertados por el fenómeno de la gente que se niega a reconocer el peligro que presenta el virus: “Esta idea de ’No quiero creerlo, así que no va a ser verdad’”, dijo. “Honestamente, nunca antes realmente tuve que enfrentar algo así cuando se trata de una enfermedad”.

Michael Mina, director de microbiología clínica en el hospital Brigham and Women’s, de Boston, lamenta que a medida que pasan los días se cierra la ventana para someter al SARS-CoV-2, porque la gente trata de recuperar la normalidad de la vida en lugar de aceptar la realidad de la pandemia. “Seguimos desperdiciando cada oportunidad que tenemos. El mejor momento para aplastar una epidemia es cuando las características del medio ambiente frenan la transmisión. Es la única oportunidad en el año, es una ayuda extra”.

El resto del tiempo, ya se sabe, porque ya sucedió: restricciones, cierres, confinamiento, cuarentena. “Reducir la transmisión requeriría que la gente siguiera haciendo sacrificios, que aceptara que la vida post-COVID no puede seguir normalmente, no mientras haya tantas personas que se mantienen vulnerables al virus”, siguió el artículo. “En cambio, la gente se libera a toda velocidad de las cadenas que representaron los esfuerzos para suprimir el coronavirus, aparentemente convencidos de que un puñado de semanas de sacrificio durante la primavera fue una solución definitiva”.

El país parece haberse estabilizado en un patrón peligroso, según Osterholm: un aumento de casos en una localidad provoca que la gente tome conciencia y practique las medidas de prevención temporalmente, pero apenas los contagios y las muertes comienzan a declinar, se crea la falsa impresión de haber derrotado al virus y las medidas se relajan, y se abandonan, por el deseo —y no la posibilidad real— de volver a la normalidad.

“Como un fenómeno de todo o nada”, comparó Anthony Fauci, director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas (NIAID) de los Estados Unidos.

Osterholm advirtió que apenas se inicie el ciclo escolar —en muchos estados del país, los niños desde el jardín de infantes hasta el final de la primaria empiezan las clases a finales de agosto— la transmisión va a aumentar, y seguirá así en las semanas siguientes, cuando abran las aulas universitarias. Su estimación es pesimista: “Los próximos picos excederán, y mucho, lo que hemos vivido. El invierno sólo va a reforzar eso”.

Reducir la transmisión requeriría que la gente siguiera haciendo sacrificios y aceptara que la vida no puede seguir normalmente mientras haya personas vulnerables al coronavirus. (EFE/Etienne Laurent) Reducir la transmisión requeriría que la gente siguiera haciendo sacrificios y aceptara que la vida no puede seguir normalmente mientras haya personas vulnerables al coronavirus. (EFE/Etienne Laurent)

Buckee teme que, si el país no cambia la trayectoria en la que se halla, en el futuro serán inevitables nuevos cierres y medidas de confinamiento. “Francamente no veo la manera de que tengamos abiertos los restaurantes y los bares en el invierno. Habrá un resurgimiento. Todo se cerrará de nuevo”, arriesgó.

Fauci se manifestó a favor de un ajuste en las medidas de reapertura, con énfasis en un fuerte mensaje: reducir la transmisión hoy dará buenos resultados más adelante. En particular los jóvenes de 20 a 25 años tienen que comprender que, si bien desde el punto de vista estadístico son los que menos probabilidades tienen de morir de COVID-19, su contagio implicará que sus padres y abuelos se contagien, y ellos sí tienen más chances de sufrir una infección grave y un desenlace fatal. Por otra parte, recordó Stat, dada la complejidad que sigue revelando el cuadro completo que causa el coronavirus, hay problemas de salud de largo plazo que sí pueden afectar a los jóvenes.

“No están solos en un vacío”, dijo Fauci. “Transmiten el virus a aquellos que van a terminar en el hospital”. Por el sistema de red que establece la fácil propagación del SARS-CoV-2, es necesario que la gente coopere junta para lograr que los casos lleguen a un nivel más manejable “si esperamos evitar un invierno desastroso”. Pero sin un esfuerzo total “los casos no van a bajar”, advirtió.

Fuente: Infobae


13 de Agosto de 2020 /

OMS asegura que no se debe temer propagación de COVID-19 a través de alimentos

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recalcó el jueves que la mejor manera de prevenir el contagio de coronavirus es siguiendo las medidas sanitarias y que las personas no deben temer a su propagación por medio de los alimentos.

A una pregunta de la prensa -en su sesión diaria sobre COVID-19- sobre reportes de que autoridades chinas encontraron vestigios de coronavirus en envases de alimentos procedentes de Brasil y Ecuador, la epidemióloga María Van Kerkhove, dijo que “el virus puede inactivarse si se lava las manos o usa un desinfectante a base de alcohol”.

Dos ciudades de China informaron que habían encontrado rastros del coronavirus en alitas de pollo congeladas importadas de Brasil y en el empaque exterior de camarones ecuatorianos congelados, citó la agencia Reuters.

Pero Van Kerkhove insistió en que no existen evidencias de que en algún lugar “este virus se ha transmitido por los alimentos que alguien haya consumido”.

Health workers help a man who lies on the floor, amid the outbreak of the coronavirus disease (COVID-19), at the emergency…
La OMS llama al fuerte liderazgo y trabajo con la comunidad para erradicar la COVID-19
La mejor forma para que los países puedan proteger a la población del nuevo coronavirus es implementando medidas básicas de salud, que incluyen el distanciamiento social, el uso de máscaras y la práctica de una buena higiene, recalcó la OMS.

En tanto, el director de Programa de Emergencias de la OMS, Mike Ryan, explicó que es necesario “un seguimiento de hallazgos como este ”sin descartar la evidencia científica”.

“Las personas no deben temer a los alimentos o el envasado de alimentos, o el procesamiento, o la entrega de alimentos”, subrayó Ryan.

El directivo de la más importante entidad de salud mundial apoyó lo dicho anteriormente por la epidemióloga y señaló: “(…) no hay evidencia de que los alimentos o la cadena alimentaria estén participando en la transmisión de este virus y las personas deben sentirse cómodas y seguras”.

El Ministerio de Agricultura, Ganadería y Abastecimiento de Brasil dijo en una declaración que estaba en la búsqueda de “información oficial para esclarecer las circunstancias de la supuesta contaminación”.

El ministro de producción de Ecuador, Iván Ontaneda, dijo a Reuters que el país mantiene protocolos estrictos y no se hace responsable de lo que suceda con las mercancías después de que salen del país.

Desde la declaración de pandemia que hizo la OMS por COVID-19 en marzo hasta el jueves 13 de agosto, en el mundo hay 20.728.74 millones de casos de contagios y 771.448 fallecimientos.

(Con información de Reuters, VOA, gobierno de Brasil y OMS).


Científicos en Stanford encuentran vínculo entre cigarrillos electrónicos y el COVID-19

Un estudio sugiere que hay un posible vínculo entre el uso de los cigarrillos electrónicos o vaporizadores y el COVID-19, sugiriendo que los adolescentes y jóvenes adultos en Estados Unidos que inhalan podrían estar de cinco a siete veces más en peligro de contraer la enfermedad ocasionada por el coronavirus.

Los resultados publicados en el Journal of Adolescent Health (Revista de Salud Adolescente) fue basado en información recopilada en mayo y analizada por la Escuela de Medicina de la Universidad de Stanford.

“La gente joven podría creer que su edad los protege de contraer el virus o que ellos no experimentarán los síntomas del COVID-19, pero la información muestra que eso no es cierto entre aquellos que usan vaporizadores”, dijo el líder del estudio, Shivani Mathur, es una nota de prensa.

El estudio le preguntó a los participantes si habían usado un vaporizador, que si habían inhalado o fumado en los últimos 30 días, si había tenido síntomas del COVID-19, si se habían hecho una prueba o contraído la enfermedad.

Los resultados mostraron que aquellos que habían usado cigarrillos o cigarrillos electrónicos en los últimos 30 días, tenían cinco o más veces las posibilidades de tener los síntomas del COVID-19, comparado con los que nunca habían fumado o usado un vaporizador.

El estudio no prueba que usar un vaporizador causa el COVID-19. Una posible explicación planteada por los investigadores es que usar un vaporizador requiere de tocarse repetidamente la boca o la cara, lo cual ayudaría a esparcir la enfermedad. Adicionalmente, dicen que la nicotina en los vaporizadores y en los cigarrillos puede ocasionar daño pulmonar, lo cual hace la enfermedad COVID-19 más peligrosa.

Los investigadores en Stanford dijeron que esperan que sus hallazgos “incentivarán a la Administración de Alimentos y Drogas a incrementar las regulaciones sobre cómo los vaporizadores son vendidos a personas jóvenes”.

Fuente: VOA


Los casos de coronavirus en EEUU sobrepasan los 5.2 millones; hay más de 166,000 muertos

WASHINGTON – Estados Unidos se mantiene como el país más afectado por la pandemia de COVID-19 con 5,209,780 casos y 166,766 muertes, según el recuento independiente de NBC News este jueves a las 2 a.m. ET.

California lidera el ránking de los estados con más contagios (594,504 infectados, 10,810 muertes), Florida ocupa la segunda posición (con 550,901 casos y 8,897 fallecidos).

Nueva York, que se mantiene como el estado con más decesos (428,757 contagios, 33,623 muertes).

Le siguen: Texas con 520,898 casos y 9,269 decesos; Georgia, con 226,153 casos y 4,456 muertes; Illinois, con 199,893 contagios y 7,881 fallecimientos.

Después de que estados como Nueva York y Nueva Jersey, ubicados en la costa Este, fueran azotados por la pandemia en los meses posteriores a la llegada de la enfermedad al país, los casos se han trasladado a zonas como California, Florida y Texas, cuyas autoridades han debido retroceder en sus planes de reapertura.

El balance provisional de fallecidos ha superado ya con creces la cota más baja de las estimaciones iniciales de la Casa Blanca, que proyectó en el mejor de los casos entre 100,000 y 240,000 muertes a causa de la pandemia.

El Instituto de Métricas y Evaluaciones de Salud (IHME) de la Universidad de Washington, en cuyos modelos de predicción de la evolución de la pandemia se fija a menudo la Casa Blanca, calcula que para las elecciones presidenciales del 3 de noviembre EEUU habrá superado los 230,000 fallecidos por COVID-19.

Fuente: Telemundo


12 de agosto de 2020 /

El lado B de la vacuna rusa: los expertos en salud del mundo aseguran que el país “está cantando victoria” antes de tiempo

Rusia anunció este martes la aprobación de la primera vacuna contra el coronavirus que genera la enfermedad COVID-19, afirmando que otorga una “inmunidad duradera”, según declaró ayer el presidente Vladimir Putin durante una videoconferencia con miembros del gobierno y llamativamente sin la intervención de científicos. “Esta mañana, por primera vez en el mundo, se ha registrado una vacuna contra el nuevo coronavirus. Sé que es bastante eficaz, que otorga una inmunidad duradera”, aseguró Putin.

Incluso, informó que su hija estaba entre las primeras personas inoculadas por la fórmula, desarrollada por el instituto Gamaleya, con sede en Moscú. “Una de mis hijas se aplicó esta vacuna. Creo que participó en los experimentos”, dijo Putin, según comunicó la agencia Interfax, unos minutos después de haber anunciado la homologación.

Esta vacuna será distribuida el 1 de enero de 2021, según el registro nacional de medicamentos del ministerio de Salud local. Las autoridades rusas también han dicho que la producción de la vacuna a gran escala comenzará en septiembre, y las campañas masivas de vacunación empezarían a partir de octubre. Personal sanitario, profesores y otros grupos de riesgo serán los primeros en recibirla, aunque el mandatario insistió en que la aplicación será voluntaria.Unos 20 países han iniciado el proceso de compra, por un total de más de 1000 millones de dosis, según indicó el gobierno.

Pero según una investigación publicada en prestigiosa revista científica Nature,los científicos de todo el mundo han cuestionado severamente este anuncio por ser peligrosamente apresurado. “Rusia no ha completado grandes ensayos para probar su seguridad y eficacia, y el lanzamiento de una vacuna no examinada adecuadamente podría poner en riesgo a las personas que la reciben”, adelantan los investigadores en la revista científica. También afirman que podría obstaculizar los esfuerzos globales para desarrollar inmunizaciones COVID-19 de calidad.

En su anuncio, Putin dijo que el regulador ruso había aprobado una vacuna COVID-19 desarrollada por el Instituto de Investigación de Epidemiología y Microbiología Gamaleya en Moscú, a pesar de que los ensayos de fase 3 de la vacuna aún no se habían completado (REUTERS)En su anuncio, Putin dijo que el regulador ruso había aprobado una vacuna COVID-19 desarrollada por el Instituto de Investigación de Epidemiología y Microbiología Gamaleya en Moscú, a pesar de que los ensayos de fase 3 de la vacuna aún no se habían completado (REUTERS)

En las primeras reacciones al anuncio, la Organización Mundial de la Salud (OMS) advirtió que la fórmula, como el resto, deberán seguir los trámites de precalificación y revisión que marca el organismo. “Acelerar los progresos no debe significar poner en compromiso la seguridad”, dijo en rueda de prensa el portavoz de la OMS Tarik Jasarevic, quien añadió que la organización está en contacto con las autoridades rusas y de otros países para analizar los progresos de las distintas investigaciones de vacunas.

“Que los rusos se estén saltando tales medidas y pasos es lo que preocupa a nuestra comunidad de científicos de vacunas. Si se equivocan, podría socavar toda la empresa mundial“, alertó Peter Hotez, especialista en vacunas del Baylor College of Medicine en Houston, Texas.

Para Francois Balloux, genetista del University College London, se trata de “una decisión imprudente y tonta”. “La vacunación masiva con una vacuna probada incorrectamente no es ética. Cualquier problema con la campaña de vacunación rusa sería desastroso, tanto por sus efectos negativos sobre la salud, como porque retrasaría aún más la aceptación de las vacunas en la población“, manifestó el experto en un comunicado distribuido por el Science Media Center del Reino Unido.

En su anuncio, Putin insistió que el regulador ruso había aprobado una vacuna COVID-19 desarrollada por el Instituto de Investigación de Epidemiología y Microbiología Gamaleya en Moscú, a pesar de que los ensayos de fase 3 de la vacuna aún no se habían completado. Dichos ensayos implican administrar una vacuna o una inyección de placebo a miles de personas y luego seguirlas para ver si la vacuna previene la enfermedad con efiacia. También permiten a los investigadores confirmar la seguridad de la vacuna y buscar efectos secundarios más raros que pueden no haberse observado en ensayos más pequeños y en etapas anteriores.

Falta de datos

La vacuna Gamaleya se administró a 76 voluntarios como parte de dos ensayos en etapa inicial que figuran en ClinicalTrials.gov, pero no se han publicado resultados de esos ensayos u otros estudios preclínicos, y se sabe poco sobre la vacuna experimental.

“En este momento no hay datos publicados sobre los ensayos clínicos que permitan opinar sobre la eficacia y seguridad de esta vacuna. Los estudios en humanos que se realizan sobre la seguridad de las vacunas se comienzan en la primera fase de desarrollo y se continúan monitoreando a lo largo del tiempo. Cuando una vacuna se licencia en el mercado se han realizado los estudios suficientes para que sean aplicadas sin poner en riesgo la salud de la población y se haya demostrado que previene la enfermedad o sus complicaciones”, sostuvo en diálogo con Infobae la doctora Hebe Vázquez, jefa de Vacunas en el Adulto, de Helios Salud.

Según los listados de ClinicalTrials.gov, la vacuna, que se administra en dos dosis, está hecha de dos adenovirus que expresan la proteína de pico de coronavirus. La primera dosis es un virus Ad26, la misma cepa que se usa en una vacuna experimental que está desarrollando la compañía farmacéutica Johnson & Johnson y su subsidiaria Janssen; mientras que la segunda dosis de ‘refuerzo’ está hecha de un virus Ad5, como el de una vacuna experimental que está desarrollando CanSino Biologics en China.

Según el certificado de registro en ruso de la vacuna, los 38 participantes que recibieron una o dos dosis de la vacuna habían producido anticuerpos contra la proteína de pico del SARS-CoV-2, incluidos potentes anticuerpos neutralizantes que inactivan las partículas virales. Estos hallazgos son similares a los resultados de ensayos en etapa inicial de otras vacunas candidatas. Los efectos secundarios también fueron similares, como fiebre, dolor de cabeza e irritación de la piel en el lugar de la inyección.

Hotezespera que la vacuna Gamaleya provoque una respuesta inmune decente contra el SARS-CoV-2. “La hazaña técnica de desarrollar una vacuna COVID-19 no es muy complicada”, dice. “La parte difícil es producir estas vacunas bajo un paraguas de calidad – control de calidad y garantía de calidad – y luego garantizar que las vacunas sean seguras y que realmente funcionen para proteger contra COVID-19 en grandes ensayos clínicos de fase 3”.

Pero se sabe poco sobre los planes de prueba de fase 3 para la vacuna Gamaleya. “Simplemente no he logrado encontrar ningún detalle publicado de un protocolo”, asegura Danny Altmann, inmunólogo del Imperial College London que espera que el ensayo esté siguiendo de cerca las respuestas inmunitarias de los participantes y esté atento a los efectos secundarios.

El jefe de un fondo de inversión respaldado por el gobierno ruso dijo que la vacuna pasaría por pruebas de fase 3 en los Emiratos Árabes Unidos, Arabia Saudita y otros países, según la agencia estatal de noticias rusa TASS. El funcionario dijo que 20 países, en América Latina, Medio Oriente, Asia y otros lugares, habían recibido solicitudes de compra de mil millones de dosis, y que la fabricación estaba lista para producir 500 millones de dosis, con más capacidad en proceso.

“Esta vacuna no fue validada científicamente en ninguna publicación conocida. No hay estudios en revistas científicas y no fue revisada por pares.La investigación para arribar a una vacuna consta de 4 fases clínicas, además de las preclínicas en laboratorio y animales. En la primera fase clínica se aplica a voluntarios sanos. En la segunda a un grupo reducido de pacientes. En la tercera, se aplica a una gran cantidad de pacientes o voluntarios. Y en la cuarta es cuando se aplica a gran escala y ya está en su fase de lanzamiento”, manifestó consultado por este medio el doctor Lautaro de Vedia, ex presidente de la Sociedad Argentina de Infectología.

“Autorización ridícula”

Altmann dice que le preocupa que la vacuna pueda causar una enfermedad agravada que ocurre cuando los anticuerpos generados por la vacuna transportan el virus a las células, después de la exposición al virus. Otro problema podría ser una reacción inmunitaria similar al asmaque se convirtió en un problema con algunas vacunas experimentales contra el virus del SARS (síndrome respiratorio agudo severo). Detectar estas reacciones requeriría comparar miles de personas que recibieron una vacuna o un placebo y potencialmente se expusieron al SARS-CoV-2.

“Es ridículo, por supuesto, obtener autorización sobre estos datos”, dice Svetlana Zavidova, directora de la Asociación de Organizaciones de Ensayos Clínicos de Rusia, que trabaja con compañías farmacéuticas internacionales y organizaciones de investigación. Sin un ensayo de fase 3 completo, a Zavidova también le preocupa que no quede claro si la vacuna previene el COVID-19 o no, o si causa efectos secundarios dañinos, debido a las brechas en la forma en que Rusia monitorea los efectos de los medicamentos.“Nuestro sistema de monitoreo de seguridad, creo, no es el mejor”, reconoce.

A la especialista también le preocupa que la aprobación de la vacuna sea “muy dañina”para los esfuerzos por realizar ensayos clínicos de otras vacunas COVID-19 y otros medicamentos en Rusia.

“No estoy seguro de lo que está haciendo Rusia, pero ciertamente no tomaría una vacuna que no haya sido probada en la fase 3”, dijo Florian Krammer, virólogo de la Escuela de Medicina Icahn en Mount Sinai en la ciudad de Nueva York, en un tweet. “Nadie sabe si es seguro o si funciona. Están poniendo en riesgo a los trabajadores de la salud y a su población“.

“En el afán de ganar protagonismo podemos apresurarnos y cometer errores. Sobre este anuncio hay que ser muy precavido. Puede ser que la vacuna no sea buena o no sea eficaz en un amplio sentido. Me parece muy prematuro por parte de Rusia hablar de tener lista ya una vacuna con solo un estudio de fase 2 que contempla a 38 pacientes. No parece haber mucha información valiosa todavía”, concluyó De Vedia.

Fuente: Infobae


La pandemia supera los 20 millones de casos, la cuarta parte de ellos en EEUU

Los casos de COVID-19 confirmados por la Organización Mundial de la Salud (OMS) superaron hoy la barrera de los 20 millones, de los que la cuarta parte se registraron en Estados Unidos, que también franqueó hoy una cifra importante, la de los cinco millones de contagios.

El total de fallecidos en la pandemia ascendía hoy a 736.766, después de que en las últimas 24 horas se informara de 4.200 nuevos decesos en el planeta, una cifra sensiblemente menor a la de días anteriores, en que se superaron los 6.000.

Fuente: EFE


Se publicaron resultados de la vacuna de Pfizer y BioNTech contra el coronavirus: mostró una robusta respuesta inmunológica

La candidata a vacuna de ARN desarrollada por Pfizer y BioNTech ha demostrado inducir una robusta respuesta inmunológica en un ensayo clínico preliminar realizado con 45 adultos sanos de 18 a 55 años y cuyos resultados se publican hoy en Nature.

La BNT162b1 es la más prometedora de las cuatro vacunas desarrolladas por la farmacéutica estadounidense Pfizer y la empresa alemana BioNTech, todas ellas basadas en el ARN mensajero para provocar una respuesta inmunológica.

Este tipo de candidatas a vacunas son las que se consideran generalmente seguras y han facilitado el rápido desarrollo de vacunas contra el SARS-CoV-2.

Según los datos provisionales del estudio clínico en fase 1/2, realizado para evaluar la seguridad, tolerabilidad e inmunogenicidad de la vacuna, la BNT162b1, que se administra por vía intramuscular, se testó en 45 adultos sanos (23 hombres y 22 mujeres no embarazadas; 37 participantes eran de raza blanca) de 18 a 55 años de edad. Se espera que las nuevas fases incluyan poblaciones mucho más diversas, teniendo en cuenta que las minorías han sido más afectadas por la pandemia.

Los candidatos -asignados al azar- recibieron 10 microgramos (μg), 30 μg o 100 μg de BNT162b1, o un placebo; además, los participantes de los grupos 10μg y 30μg también recibieron una segunda dosis el día 21.

Los autores constataron que el BNT162b1 era, por lo general, bien tolerado, aunque algunos participantes experimentaron, en los siete días siguientes a la vacunación, efectos secundarios de leves a moderados, que aumentaron con el nivel de la dosis. Las reacciones adversas más frecuentes fueron dolor local en el lugar de la inyección, fatiga, dolor de cabeza, dolor muscular, escalofríos, fiebre y trastornos del sueño.

No obstante, la vacuna provocó una respuesta inmunológica robusta en los participantes, que aumentó con el nivel de la dosis y con una segunda dosis.

Los anticuerpos contra el SARS-CoV-2 permanecían 21 días después de la primera vacunación en todos los niveles de dosis, y se registró un aumento sustancial de los anticuerpos neutralizantes contra el SARS-CoV-2 siete días después de que se administrara la segunda dosis de 10-μg o 30-μg.

La respuesta inmunológica fue mucho más fuerte en el grupo 30-μg que en el grupo 10-μg.

Sin embargo, no hubo diferencias notables en la respuesta inmunológica entre los grupos de 30-μg y 100-μg tras la primera dosis, y como los participantes que recibieron la dosis de 100-μg también experimentaron mayores efectos secundarios, no recibieron una segunda dosis.

Los niveles de anticuerpos neutralizantes de los participantes fueron de 1,9 a 4,6 veces más altos que los de los pacientes que se recuperaban de la infección por el SARS-CoV-2.

(Reuters)(Reuters)

Aunque esta comparación proporciona un punto de referencia para evaluar la respuesta inmunológica provocada por la vacuna y su potencial para proporcionar protección, se necesitan ensayos de fase 3 para determinar la eficacia de la BNT162b1.

Para ese estudio se están reclutando adultos de 65 a 85 años, y en fases posteriores se dará prioridad al reclutamiento de poblaciones más diversas, apunta el estudio.

Pfizer anunció a fines de julio que comenzó la última etapa de pruebas. La empresa explicó en un comunicado que en la fase participarán hasta 30.000 personas distribuidas en 120 locaciones a nivel global. Entre ellas se cuentan 39 estados de Estados Unidos y otras regiones del mundo con amplia presencia del virus, como Argentina, Brasil y Alemania.

(Con información de EFE)


Preocupación en Alemania por repunte de coronavirus

El ministro de Salud de Alemania mostró su preocupación por el aumento de los casos de coronavirus en el país y pidió a sus compatriotas que respeten las normas de higiene y distancia social.

Jens Spahn dijo que había focos de contagio, tanto grandes como pequeños, en casi todas las regiones.

En declaraciones a la emisora de radio Deutschlandfunk señaló que las infecciones estaban impulsadas por viajeros que regresaron del extranjero y por otros que acudieron a fiestas o participaron en reuniones familiares.

“Si no todos tenemos cuidado ahora, esto puede llevar, obviamente, a una cierta dinámica” y al resurgimiento de la pandemia, añadió.

El Instituto Robert Koch, que rastrea el coronavirus en el país, registró 1.226 nuevos contagios el miércoles, el peor dato desde principios de mayo.

Spahn reiteró los llamados a usar mascarilla, mantener la distancia social y no llenar los entornos sociales.

“Cuando hay alcohol de por medio, cuando un acto festivo se convierte en una fiesta, puede pasar muy muy rápido”, advirtió.

Alemania ha sido elogiada por tener la pandemia bajo control durante mucho tiempo, pero en las últimas semanas, la flexibilización de las medidas y el regreso de viajeros del extranjero han llevado a un repunte de los contagios. Además, las vacaciones estivales han terminado en varios estados y la mayoría de os estudiantes volvieron a clase, donde no tienen que llevar mascarilla.

En el país hay un total de 218.519 casos confirmados de COVID-19, la enfermedad causada por el virus, y 9.207 decesos.

Fuente: AP

11 de Agosto de 2020 /

La OMS dice que necesita más información para poder respaldar a la vacuna rusa

GINEBRA – La Organización Mundial de la Salud (OMS) recibió con cautela la noticia de que Rusia ha aprobado la primera vacuna del mundo contra el COVID-19, señalando que ésta, como el resto, deberán seguir los trámites de precalificación y revisión que marca el organismo.

“Acelerar los progresos no debe significar poner en compromiso la seguridad”, señaló en rueda de prensa el portavoz de la OMS Tarik Jasarevic, quien añadió que la organización está en contacto con las autoridades rusas y de otros países para analizar los progresos de las distintas investigaciones de vacunas.

El portavoz subrayó que la organización se siente animada “por la rapidez en que se están desarrollando las vacunas” y espera que algunas de ellas “se muestren seguras y eficientes”.

La vacuna rusa, anunciada este martes por el presidente ruso Vladimir Putin en una reunión con el Gabinete de Ministros, no figuraba entre las seis que según señaló la OMS la semana pasada estaban más avanzadas.

El organismo con sede en Ginebra citó entre esas seis a tres candidatas a vacunas desarrolladas por laboratorios chinos, dos estadounidenses (de las farmacéuticas Pfizer y Moderna) y la británica desarrollada por AstraZeneca en colaboración con la Universidad de Oxford.

Según Putin, la vacuna rusa es “eficaz”, ha superado todas las pruebas necesarias y permite lograr una “inmunidad estable” ante la COVID-19.


¿Qué es el Ifenprodil y por qué Miami es elegida para hacer las pruebas en pacientes con COVID-19?

Un hospital de Miami va a ser el primero en realizar pruebas con humanos para determinar si un medicamento de hace medio siglo usado para el vértigo y los mareos puede “reducir la estadía hospitalaria, la mortalidad y el daño pulmonar” de los pacientes de COVID-19, según afirma a Efe Christopher Moreau, director ejecutivo de la canadiense Algernon Pharmaceuticals.

El fármaco, el Ifenprodil (NP-120), fue identificado este año por la Universidad de Texas en Dallas (UT Dallas) como un posible tratamiento eficaz del nuevo coronavirus y “puede incluso revertir la enfermedad”, afirmó Moreau.

Esta píldora comenzará a suministrarse en el Hospital General de Westchester de Miami, el primero en cinco ciudades de Estados Unidos en probarla tras las aprobación de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA), explicó Moreau.

“La diversidad étnica es muy útil en los ensayos en humanos, especialmente en un estudio de Fase 3, que es la fase de aprobación previa a la comercialización”, indicó el ejecutivo.

Subrayó que esos datos recopilados en la multicultural Miami “serán útiles para poder confirmar que el tratamiento tiene un efecto de amplia difusión en la población”.

“Tenemos la esperanza de que veremos una reducción significativa en la tasa de mortalidad, el tiempo de ingreso en el hospital y una reducción del daño pulmonar causado por la infección”, dijo.

“También tenemos la esperanza de que el medicamento reduzca los efectos graves de la tos, que es otro factor en los pacientes con el COVID-19”, precisó el ejecutivo de Algernon Pharmaceuticals.

Esta compañía canadiense se concentra en la reutilización de medicamentos; investiga fármacos seguros y ya aprobados para aplicaciones en nuevas enfermedades.

Moreau manifestó además que se han encontrado “resultados muy prometedores” del Ifenprodil contra la gripe aviar H5N1, “la gripe más letal del mundo”, en un estudio independiente realizado por un grupo de científicos chinos con ratones infectados.

Recordó que la H5N1 tiene una tasa de mortalidad de más del 55 %, mientras que el COVID-19 es del 1 % al 3 %.

“Los resultados fueron muy convincentes, con Ifenprodil reduciendo la mortalidad en un 40 %, y reduciendo la lesión pulmonar aguda y la inflamación en el tejido pulmonar”.

En ese sentido, dijo que “si Ifenprodil estaba funcionando tan bien con la gripe aviar más letal del mundo, tal vez podamos ver un resultado similar en el COVID-19 (que es) menos letal”.

El Ifenprodil fue desarrollado originalmente por la francesa Sanofi a principios de la década de los años 70 como un tratamiento para la “claudicación intermitente”, un trastorno de circulación sanguínea.

Sin embargo, dijo Moreau, terminó siendo aprobada en Japón y Corea del Sur como fármaco neurológico para tratar el mareo y el vértigo, pero “basado en su mecanismo de acción”, Algernon determinó que puede tratar también “enfermedades graves del pulmón”.

Ahora, la canadiense ha presentado nuevos derechos de propiedad intelectual a nivel mundial para NP-120 (Ifenprodil) para el tratamiento de enfermedades respiratorias y está trabajando para desarrollar una fórmula inyectable y de liberación lenta.

El ejecutivo dijo que Algernon está en una “carrera con varios caballos”, porque también investigan el Ifenprodil para otra enfermedad grave del pulmón llamada fibrosis pulmonar idiopática (FPI) y también tos crónica.

“Así que tenemos dos ensayos clínicos de fase 2 con tres indicaciones de enfermedades”, precisó.

LAS VACUNAS REQUIEREN TIEMPO

Moreau por otro lado expresó preocupación por un desarrollo apresurado de vacunas contra el COVID-19, una enfermedad que solo en Estados Unidos ha ocasionado la muerte de más 163,000 personas y contagiado a más de 5 millones.

“Si van a desarrollar algo que se le dará a miles de millones de personas, es mejor que sepan lo que hacen y eso lleva tiempo”, subrayó.

Hizo alusión a las palabras del director ejecutivo de Merck, Kenneth Frazier, quien describió que sólo se han desarrollado siete vacunas “verdaderamente nuevas” en los últimos 25 años.

Además, dijo que ya hay un problema con la gente renuente a usar mascarillas y opinó que mucho menos querrán una vacuna, especialmente, alguna que se haya apresurado.

“La naturaleza humana es encontrar una solución rápida que elimine un problema; sin embargo, podemos enfrentarnos a tener que aceptar un enfoque diferente, como el VIH, que se trata con un cóctel de medicamentos”, precisó.

Manifestó que mientras el mundo trabaja en una vacuna, también debemos buscar una posible respuesta terapéutica como el Ifenprodil y otras que pueden terminar siendo combinatorias con otros tratamientos.

Moreau expresó además que hay “mucho que aprender” del patógeno, especialmente sobre cómo funciona la inmunidad “ya sea a corto o largo plazo” o si el nuevo coronavirus mutará como la gripe.

El COVID-19 dejó ver “lo poco preparados que estábamos para una pandemia, a pesar de los años de advertencias de los expertos en salud mundial”, subrayó.

 

Fuente: Telemundo 51


Rusia registra una vacuna contra el coronavirus

MOSCÚ (AP) — Rusia se convirtió el martes en el primer país en registrar oficialmente una vacuna contra el coronavirus y declararla lista para su uso, pese al escepticismo internacional. El presidente, Vladimir Putin, dijo que una de sus hijas ya se había vacunado.

Putin dijo que la vacuna había demostrado su eficacia durante las pruebas, ofreciendo una inmunidad duradera contra el virus. Sin embargo, muchos científicos dentro y fuera del país se han mostrado escépticos, cuestionando la decisión de registrar la vacuna antes de los ensayos de fase 3, que suelen durar meses e implicar a miles de personas.

En declaraciones en una reunión del gobierno, Putin hizo hincapié en que la vacuna había pasado las pruebas necesarias.

“Me gustaría repetir que ha pasado todas las pruebas necesarias”, dijo. “Lo más importante es asegurar la total seguridad de utilizar la vacuna y su eficacia”.

Añadió que una de sus dos hijas se había vacunado y se sentía bien. “Ha participado en el experimento”, señaló.

Putin dijo que su hija había tenido 38 grados Celsius (100,4 Fahrenheit) en el día de la primera inyección, que bajaron a 37 grados (98,6 Fahrenheit) al día siguiente. Tras la segunda inyección volvió a tener una leve subida de la temperatura, pero eso fue todo.

“Se siente bien y tiene un alto número de anticuerpos”, añadió Putin. No especificó cuál de sus dos hijas -Maria o Katerina- se había vacunado.

La vice primera ministra, Tatyana Golikova, dijo que la vacunación de médicos podría comenzar este mes.

En un comunicado, el Ministerio de Salud dijo que se esperaba que la vacuna diera hasta dos años de inmunidad ante el nuevo coronavirus.

Putin insistió en que la vacunación sería voluntaria.

Las autoridades rusas han dicho que la producción de la vacuna a gran escala comenzará en septiembre, y las campañas masivas de vacunación empezarían a partir de octubre.

Cuando la pandemia llegó a Rusia, Putin ordenó que se abreviara el plazo de los ensayos clínicos para posibles vacunas de coronavirus.

Convertirse en el primer país del mundo en desarrollar una vacuna era una cuestión de prestigio nacional para el Kremlin, que trata de consolidar la imagen de Rusia como potencia global. Televisoras y otros medios elogiaron a los científicos trabajando en ellos y presentaron su trabajo como la envidia de otros países.

El profesor Alexander Gintsburg, responsable del instituto Gamaleya que desarrolló la vacuna, causó sorpresa en mayo cuando dijo que él y otros investigadores habían probado la vacuna en sí mismos.

Los estudios en humanos comenzaron el 17 de junio con 76 voluntarios. La mitad recibieron una vacuna en forma líquida y la otra mitad con una vacuna en polvo soluble. Algunos de la primera mitad fueron reclutados en el Ejército, lo que planteó el temor a que los militares pudieran haberse visto presionados para participar.

Gran Bretaña y Canadá acusaron el mes pasado a Rusia de utilizar hackers para robar investigaciones sobre vacunas de laboratorios occidentales.

Cuando se anunció que se habían completado los ensayos surgieron preguntas sobre la seguridad y eficacia del fármaco. Algunos expertos se burlaron de las afirmaciones de las autoridades rusas sobre que el fármaco producía la respuesta inmune deseada sin efectos secundarios significativos, señalando que esas afirmaciones debían ir respaldadas de datos científicos publicados.

La Organización Mundial de la Salud afirma que todas las posibles vacunas deben completar las fases de ensayo antes de ser distribuidas. Los expertos han advertido que las vacunas que no completen las pruebas pueden resultar dañinas de diversas formas, desde un impacto negativo en la salud a crear una falsa sensación de seguridad o socavar la confianza en las vacunas.


10 de Agosto de 2020 /

Florida reporta el menor número de nuevos casos de coronavirus desde junio

Los casos de coronavirus en Florida llegaron el lunes a 536,961 luego de reportarse 4,155 nuevos positivos y 91 fallecimientos adicionales de residentes en el estado, informó el Departamento de Salud.

Este es el número más bajo de nuevos casos reportados en un período de 24 horas desde el pasado 22 de junio.

En total se reportaron los resultados de 58,153 pruebas con una tasa de positividad del 8.60%, el tercer día consecutivo en que se ubica por debajo de la meta de 10 por ciento.

En la última semana se ha notificado de 45,077 nuevos casos: 4,155 el lunes, 6,229 el domingo; 8,502 el sábado, 7,686 el viernes, 7,650 el jueves, 5,409 el miércoles y 5,446 el martes. El promedio de positivos al COVID-19 de la última semana es de 6,439 por día.

Miami-Dade tiene ahora 133,623 casos y Broward 62,898 . Los dos condados son los que tienen el mayor número de personas infectadas en el estado, donde ya han muerto 8,277 residentes por el COVID-19. Otras 131 personas no residentes en el estado han muerto en Florida, elevando el total de fallecimientos a 8,408.

Solo en Miami-Dade han fallecido 1,874 personas por el COVID-19 y en Broward 821.

Además, el condado Palm Beach tiene 37,297 casos positivos y Monroe 1,531. Un total de 30,785 personas han estado hospitalizadas en el estado durante este brote, lo que no quiere decir que todos estén hospitalizados en este momento.

En el centro del estado, el condado Hillsborough registra 32,731 casos y Orange tiene 31,851 casos confirmados de COVID-19. En el suroeste, el condado Lee registra 16,632 positivos y el condado Collier 10,448.

Fuente: Telemundo 51


Estudio revela que unos 97,000 niños se infectaron de coronavirus en EEUU en dos semanas, un aumento de 40%

Las infecciones de coronavirus entre los niños y adolescentes estadounidenses aumentaron un 40% en la segunda quincena de julio, según un informe de la Academia Estadounidense de Pediatría y la Asociación de Hospitales Infantiles, lo que eleva el número total de contagios de menores al 8,8% de todos los casos en el país.

El informe, que agrupa datos de 49 estados, se ha dado a conocer en medio de un acalorado debate sobre si las escuelas deberían reanudar la actividad en otoño, mientras varios estados ya reabrieron las clases presenciales. Si bien la oleada de infecciones contradice la afirmación del presidente Donald Trump de que los niños son “prácticamente inmunes”, los datos también muestran que las infecciones infantiles constituyen una parte desproporcionadamente baja del total de contagios.

Según el estudio, se informaron 97.078 nuevos casos de niños entre el 16 y el 30 de julio, lo que eleva el número total desde que comenzó la pandemia a 338.982. El rango de edades variaba de un estado a otro, y algunos incluían un límite de edad más allá de la adolescencia, hasta 24 años.

California, Florida y Arizona registraron el número más alto de casos totales de niños en EEUU, con más de 20.000 contagios respectivamente, según el informe. Por población, Arizona registró la cifra proporcional más alta, con más de 1.000 casos por cada 100.000 niños, más del doble de la media nacional de 447.

Estudiante en el campus de la universidad North Carolina State (Reuters)Estudiante en el campus de la universidad North Carolina State (Reuters)

Las muertes de niños estadounidenses por covid-19 suman 86, solo el 0,06% del total de fallecimientos en el país y el 0,03% de las infecciones entre los niños.

Muchos padres están ansiosos por que sus hijos regresen a las aulas. Sin embargo, los casos de covid-19 siguen aumentando en gran parte del país, y hay datos contradictorios sobre la transmisión de la enfermedad hacia y desde niños. Algunas escuelas que ya reanudaron las clases han experimentado brotes en medio de escenas de niños apiñados sin máscaras, lo que ha suscitado temores de que una reapertura total a nivel nacional en septiembre provoque un nuevo pico de infecciones.

Grandes ciudades como Chicago, Houston, Los Ángeles, Miami, decidieron empezar las clases de modo virtual, frente a otras que dieron luz verde al retorno a las escuelas.

El gobernador del Estado de Nueva York -epicentro de la expansión de la covid-19 en la primavera boreal- anunció este viernes que las escuelas podrían reabrir a modo presencial en áreas donde la tasa de test positivos esté por debajo del 5%. Cuando en la mayor parte del estado ese valor está actualmente alrededor del 1%. Pero la ciudad de Nueva York, que ha anunciado que está considerando un modelo híbrido con entre uno y tres días de clases presenciales, aún tiene que confirmar qué formato tendrán sus 1,1 millones de estudiantes cuando se reincorporen en septiembre.

Por otro lado, gobernadores de los estados republicanos insisten en que todos los estudiantes vuelvan a las escuelas, apoyando la línea del presidente Donald Trump.

¿Es seguro que las escuelas reabran durante la pandemia?

Depende de lo extendidos que estén los casos de COVID-19 en la comunidad y de las medidas de seguridad que adopte el centro educativo. En zonas donde el virus no está apenas controlado, los expertos en salud pública dicen que la educación presencial supondría un riesgo muy elevado.

En aquellas áreas donde el virus parece estar bajo control, los expertos apuntan que los colegios tendrán que hacer ajustes para minimizar los riesgos cuando regresen los alumnos. Un declive sostenido en el número de contagios y una tasa de positivos menor del 2% son algunos de los indicios de que el coronavirus está bajo control, afirman algunos expertos.

Pero ante las muchas incógnitas que todavía rodean al virus, los distritos escolares están enfocando este curso de varias formas.

Las evidencias sugieren que los niños pequeños no transmiten la enfermedad fácilmente, mientras que los mayores de 10 años pueden contagiar con la misma facilidad que un adulto, pero los expertos señalan que hacen falta pruebas más concluyentes.

Y aunque parece menos probable que se contagie un niño que un adulto y menos probable también que se enfermen de gravedad cuando lo hagan, se han registrado casos graves y decesos.

(Con información de Bloomberg, AP via Infobae)


EE.UU. con más de 5 millones de infecciones de Covid

Estados Unidos superó los cinco millones de casos de coronavirus el domingo, la mayor cantidad en el mundo.

Las cifras fueron publicadas por la Universidad Johns Hopkins, según cuyos datos, el número de muertos en Estados Unidos es superior a 162.000.

En EE.UU., el Instituto de Métricas y Evaluación de la Salud ha publicado un modelo que predice casi 300,000 muertes para el 1 de diciembre si los estadounidenses no comienzan a usar máscaras faciales de manera constante.

El director del IHME, el Dr. Christopher Murray, dijo en un comunicado que si el 95 por ciento de los estadounidenses comenzaran a usar máscaras, se salvarían más de 66.000 vidas.

Hay más de 5 millones de infecciones en Estados Unidos, indicaba -antes de hacerse oficial la cifra- una base de datos del New York Times. Brasil e India siguen como números dos y tres, respectivamente, en el número de infecciones. Brasil tiene más de 3 millones de casos e India tiene más de 2 millones.

Las muertes en Estados Unidos por COVID-19 aumentaron por cuarta semana consecutiva a más de 8.500 personas en los siete días que terminaron el 2 de agosto, mientras que el número de casos nuevos disminuyó por segunda semana consecutiva, según un análisis de Reuters.

El número de muertos de la semana pasada fue un 36% más alto que la semana anterior, aunque las muertes son un indicador rezagado y pueden continuar aumentando semanas después de que disminuyan las nuevas infecciones.

Brasil se convirtió este sábado en el segundo país del mundo en superar las 100.000 muertes por coronavirus, segundo después de Estados Unidos, que tiene más de 162.000 muertes.

El presidente brasileño, Jair Bolsonaro, dijo la semana pasada que tenía “la conciencia tranquila” a pesar del número de víctimas. El propio Bolsonaro sobrevivió al COVID-19 el mes pasado y dijo que había hecho “todo lo posible para salvar vidas”. Debido a pruebas insuficientes, dicen los expertos, la cantidad de brasileños con el virus podría ser seis veces mayor.

Naga women, wearing face masks as a precaution against the coronavirus, sit by the side of a road selling poultry on the eve of…
Mujeres del nororiental estado de Nagaland en India, venden gallinas en un camino, el sábado 8 de agosto de 2020. Este domingo es el Día Mundial de los Pueblos Indígenas. India tiene más de 2 millones de casos de Covid y más de 41 mil muertes.

El Ministerio de Salud de México informó el sábado cerca de 6.500 nuevas infecciones por COVID y casi 700 muertes. México sigue solo a EE.UU. y Brasil en el número de muertes por COVID, y tiene más de 46,000 muertes por la enfermedad del coronavirus, según datos de la Universidad John Hopkins.

En Francia, el gobierno ordenó que, a partir del lunes, las máscaras faciales deben usarse afuera de los hogares en áreas concurridas, excepto alrededor de algunos sitios turísticos, incluida la Torre Eiffel.

El gobierno dijo que la industria del turismo francés ha perdido al menos $ 35- $ 47 mil millones debido a la crisis de salud.

“Los franceses están participando masivamente en la reactivación del sector turístico favoreciendo a Francia”, y el 70 por ciento de los que se han ido de vacaciones han optado por quedarse en su país, dijo el secretario de Estado de Turismo, Jean-Baptiste Lemoyne, en una entrevista con el Journal du Dimanche.

Los nuevos mandatos de máscaras entraron en vigor el sábado en Gran Bretaña, donde ahora se requiere que las personas usen máscaras en la mayoría de los entornos interiores. En Inglaterra y Escocia, las máscaras deben usarse en lugares de culto, bancos, bibliotecas y en muchos otros lugares interiores.

Los viajeros que llegan a Alemania desde la mayoría de los países y regiones no europeos dentro de la Unión Europea con altas tasas de infección ahora deben someterse a pruebas para detectar el coronavirus.

Los viajeros de áreas de alto riesgo previamente debían ponerse en cuarentena durante 14 días o hasta que pudieran producir una prueba con resultado negativo.

Australia registró 404 casos nuevos el domingo: 10 en Nueva Gales del Sur y 394 en Victoria. Se reportaron diecisiete muertes en Victoria.Nueva Zelanda informa que ha experimentado 100 días sin transmisión comunitaria del coronavirus.

Ya se requerían máscaras en las tiendas y en el transporte público, pero se impusieron medidas más estrictas para contener un aumento en las infecciones por coronavirus en Gran Bretaña después de flexibilizar los requisitos de cierre.

Fuente: VOA


09 de Agosto 2020 /

Desde cansancio hasta “niebla cerebral”, los síntomas persistentes de COVID-19 que más preocupan a los expertos

La lista de enfermedades persistentes de COVID-19 es más larga y variada de lo que la mayoría de los médicos podrían haber imaginado. Las secuelas reportadas en todo el mundo incluyen fatiga, latidos cardíacos acelerados, falta de aliento, dolor en las articulaciones, pensamiento confuso, pérdida persistente del sentido del olfato y daños en el corazón, los pulmones, los riñones y el cerebro.

Y lo que se observa es que la probabilidad de que un paciente desarrolle síntomas persistentes es difícil de precisar y no estaría relacionado con que la persona haya presentado un cuadro grave de la enfermedad.

Diferentes estudios rastrean diversas manifestaciones y siguen a los sobrevivientes durante diferentes períodos de tiempo. Así, por ejemplo, en Italia se descubrió que el 87% de una cohorte de pacientes hospitalizados por COVID-19 agudo todavía estaba luchando con síntomas persistentes dos meses después. Mientras que datos de un estudio, que utiliza una aplicación en la que se ingresan datos de millones de personas de los Estados Unidos, el Reino Unido y Suecia sugieren del 10 al 15%, incluidas algunas con casos “leves”, no se recuperaron rápidamente.

Lo cierto es que con la pandemia aún en curso, nadie sabe qué tan lejos en el futuro perdurarán los síntomas y si el COVID-19 provocará la aparición de enfermedades crónicas.

Pero, ¿cuál es la causa de este fenómeno? “El virus SARS-CoV-2 causante de COVID-19 entra a las células que infecta a través de la unión con un receptor específico llamado ‘enzima convertidora de la angiotensina’ (ACE2 del inglés) que normalmente tiene una función relacionada con el sistema cardiovascular, la regulación de la presión arterial y la modulación del sistema inflamatorio celular”. Así comenzó a explicar a Infobae el médico neurólogo Conrado Estol (MN 65005), quien ahondó: “El ACE2 regula los efectos de una hormona llamada angiotensina II, que aumenta la presión arterial e inflamación causando daño en los tejidos. Cuando el virus que causa COVID-19 se une al ACE2, impide que este regule los efectos negativos de la angiotensina II y esto lleva al daño celular”.

El problema -según Estol- “es que casi todos los órganos y todo el sistema circulatorio del cuerpo tiene receptores ACE2 lo que explica que el virus cause lesiones en diferentes órganos y en el sistema circulatorio”.

Al inicio de los síntomas es cuando se considera que la persona tiene una mayor carga viral; esos primeros síntomas son en respuesta a la infección aguda (Shutterstock)Al inicio de los síntomas es cuando se considera que la persona tiene una mayor carga viral; esos primeros síntomas son en respuesta a la infección aguda (Shutterstock)

Entre un 10 y 30% de los pacientes que tuvieron la infección pueden desarrollar un cuadro crónico que se manifestará según el órgano comprometido. Un estudio publicado en la revista JAMA evaluó con resonancia magnética cardíaca a 100 pacientes 70 días después de tener COVID-19 (sólo el 30% de los pacientes había requerido internación). Se encontró algún tipo de alteración cardíaca en el 80% y signos de miocarditis (inflamación del músculo cardíaco) en el 60%. “Es posible que este hallazgo explique la ocurrencia de arritmias en varios pacientes y también la elevación de la troponina que usualmente aumenta en casos de infarto cardíaco”, consideró Estol.

Otros pacientes refirieron dificultad respiratoria y fatiga rápida al hacer actividades de la rutina diaria, que se atribuyó a la presencia de compromiso pulmonar persistente detectado en imágenes del tórax. “Además, otros estudios confirmaron fibrosis pulmonar que es improbable que pueda revertir con el tiempo”, aseguró el neurólogo, quien agregó que “en los riñones se identificaron lesiones en los túbulos donde se filtra la sangre para formar orina y esto se expresa con una insuficiencia renal”.

Una proporción importante de pacientes describió trastornos neurológicos persistentes manifestados por debilidad de brazos o piernas como secuela de la inflamación de nervios (causada por el llamado síndrome de Guillain-Barre y por mononeuritis multiplex), otros tienen pérdida persistente del olfato, muchos describen trastornos en la memoria y la capacidad de concentración, dificultades con el equilibrio (describen tropezarse frecuentemente) y alteraciones en la coordinación motora fina -detalló-. También hay pacientes que reportan persistencia de dolores corporales difusos, cefaleas, cansancio, insomnio y trastornos digestivos como vómitos y diarrea”.

El síntoma más persistente y más desconcertante parece ser la fatiga, pero los investigadores advierten sobre llamarlo síndrome de fatiga crónica, ya que “ese es un diagnóstico específico”. “Es posible que tengan fibrosis en los pulmones, y eso los hará sentir fatigados; podrían tener una función cardíaca deteriorada, y eso hará sentir fatigado”. Intentar rastrear los síntomas hasta su origen es fundamental para comprenderlos y finalmente manejarlos, coinciden los que saben.

Y tras asegurar que “no es posible determinar aún si estos síntomas tendrán una duración de meses, años o se transformarán en una secuela permanente”, Estol consideró que “la aparición de estas secuelas es independiente de la severidad del cuadro clínico que haya manifestado el paciente por lo que una presentación asintomática o leve no asegura que la persona no tendrá síntomas en el largo plazo”. Y ejemplificó: “Un estudio de tomografía computada pulmonar en los pacientes asintomáticos contagiados en el crucero Diamond Princess, mostró que el 50% tenían lesiones pulmonares”.

Hay pacientes que reportan persistencia de dolores corporales difusos, cefaleas, cansancio, insomnio y trastornos digestivos (Shutterstock)Hay pacientes que reportan persistencia de dolores corporales difusos, cefaleas, cansancio, insomnio y trastornos digestivos (Shutterstock)

“En el Sanatorio Güemes, el servicio de Infectología puso en marcha un consultorio de ‘síndrome post-COVID’ para tratar y dar el apoyo necesario a los pacientes que presenten estas manifestaciones de largo plazo”, sumó el experto.

Para la médica infectóloga Romina Mauas (MN 100075), si bien el tema preocupa “no es novedoso porque hay varias infecciones virales y bacterianas -como la influenza, el virus de la mononucleosis, o bacterias que producen sepsis o neumonías graves- que producen afectación de diferentes órganos”. “Las funciones alteradas a veces se restablecen y otras quedan secuelas”, remarcó la coordinadora médica en Helios Salud y miembro de la Sociedad Argentina de Infectología (Sadi).

“En relación al COVID-19 recién se están viendo qué lesiones son más leves y cuáles mejoran”, sostuvo la especialista, quien, consultada sobre la causa de este fenómeno, explicó: “El cuadro inflamatorio que causa el virus es sistémico, afecta diferentes sistemas y si bien el virus elige un ‘órgano blanco’, que en este caso es la vía respiratoria, en algunos individuos se ve afectado más de un órgano”. “En general tiene que ver con la inmunidad, y la inflamación que el individuo desarrolle frente al virus (a más inflamación más se observa). Ahora, por qué uno se inflama más que otro aún no se sabe”, agregó.

Respecto a la fatiga, que es uno de los síntomas más comunes -y al que no se le encuentra causa-, Mauas señaló: “No se sabe si se debe al problema pulmonar secuelar, a la secuela cardiológica, o a otra causa. Habría que ver si esos pacientes tienen otro síntoma que justifique ese cansancio”.

Wanda Cornistein es médica docente de Enfermedades Infecciosas en la Facultad de Ciencias Biomédicas de la Universidad Austral (MN 105460) y destacó que “al inicio de los síntomas es cuando se considera que la persona tiene una mayor carga viral, que el cuadro es contagioso y esos síntomas son en respuesta a la infección aguda”. “Como cualquier otra enfermedad viral, hay una etapa de convalecencia, en la que la persona puede persistir con mialgias, fatiga o decaimiento, que es propio del impacto que tuvo la enfermedad sobre esa persona y que dependerá de cada uno”, explicó la especialista, quien señaló que “hay pacientes que en 48 horas resuelven todo los síntomas y otros que quedan con ese periodo de convalecencia en el que es más compleja la resolución completa de la sintomatología”.

Sin embargo, a pesar de esta situación, Cornistein aclaró que “hoy se sabe que después del día ocho y estando afebril y sin síntomas agudos esa persona no contagia y eso es lo que hace que pueda retomar su vida habitual, aunque tenga este decaimiento que puede acompañar a su cuadro y que quede como una convalescencia un poco más prolongada”.

Qué pasa en el corazón

"Algunos pacientes pueden quedar con secuelas, como arritmias, esas mismas que tienen durante la internación por COVID-19 relacionadas a una enfermedad pulmonar y también puede permanecer en el tiempo" (Shutterstock)“Algunos pacientes pueden quedar con secuelas, como arritmias, esas mismas que tienen durante la internación por COVID-19 relacionadas a una enfermedad pulmonar y también puede permanecer en el tiempo” (Shutterstock)

Ante la consulta de este medio, el médico cardiólogo Jorge Tartaglione (MN 67.502) explicó: “Las afecciones cardíacas que puede generar el COVID-19 pueden manifestarse como un impacto del virus en el corazón generando una inflamación del músculo cardíaco, lo que determina una miocarditis, que se ha visto con otros virus también y que genera una dilatación del corazón que lo hace insuficiente y que algunos pacientes tienen la restitución total y otros necesitan un tratamiento o algunos llegan a tener después de una miocarditis un trasplante”.

El presidente de la Fundación Cardiológica Argentina (FCA) amplió que “también lo que se vio es que produce daño cardíaco a través de un marcador que se determina -que se llama la troponina- que está aumentado entre un 20 y un 30% y esto lo que significa es que el corazón se daña”. “Esa troponina indica que el corazón tiene algún daño en alguna célula y es el mismo marcador que se utiliza para ver el diagnóstico y la evolución del infarto agudo de miocardio”, agregó.

“Algunos pacientes pueden quedar con secuelas, como arritmias, esas mismas que tienen durante la internación por COVID-19 relacionadas a una enfermedad pulmonar y también puede permanecer en el tiempo”, puntualizó el experto.

El SARS-CoV-2 en el cerebro

Cuando el cerebro es afectado por una inflamación la persona puede sentir que no tiene "claridad" de pensamiento (Shutterstock)Cuando el cerebro es afectado por una inflamación la persona puede sentir que no tiene “claridad” de pensamiento (Shutterstock)

Sobre cuál es la causa de lo que ocurre a nivel neurológico como consecuencia de la infección por SARS-CoV-2, Estol explicó que “los mecanismos pueden ser varios y no necesariamente el compromiso neuronal directo por el virus”. “Por ejemplo, en el caso de la anosmia (pérdida del olfato) se mostró que son las células que rodean a las neuronas del olfato las que son dañadas por el virus -puntualizó-. Otro mecanismo ocurre cuando el virus activa la tormenta de citoquinas y es el propio sistema inmunológico de la persona afectada el que ataca al cerebro causando encefalitis y otras lesiones”.

– ¿Cómo explicaría el fenómeno que neurólogos y pacientes describen como “niebla cerebral”?

– Cuando el cerebro es afectado por una inflamación, como ocurre en las encefalitis, o por una descarga eléctrica generalizada -como sucede en una convulsión-, la persona puede sentir que no tiene “claridad” de pensamiento (de ahí el nombre de “niebla cerebral”). Este fenómeno puede desaparecer en pocas horas cuando es por una convulsión pero puede durar días o semanas cuando es el resultado de una inflamación difusa como la que causa en algunos casos el COVID-19.

A casi cinco meses de declarada la pandemia por coronavirus por parte de la Organización Mundial de la Salud (OMS), y en un contexto dinámico en el que todo lo que se sabe de la enfermedad es sobre la base de la casuística del momento, evitar que más personas puedan desarrollar un cuadro de COVID-19 crónico es otra muy buena razón para controlar esta pandemia lo más rápidamente posible. “Al disminuir el número de contagiados serán menos los candidatos a sufrir consecuencias en forma crónica”, concluyó Estol.

Fuente: Infobae


08 de Agosto 2020 /

Ibuprofeno inhalado: en qué consiste la “terapia de rescate” que muestra resultados prometedores en casos graves de COVID-19

Dante Beltramo es doctor en Bioquímica, investigador principal del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (Conicet) y del Centro de Excelencia en Productos y Procesos de Córdoba (Ceprocor), profesor titular de Biotecnología de la Facultad de Ciencias Químicas de la Universidad Católica de Córdoba y responsable del laboratorio de biociencias de Ceprocor. Pero fue luego de varios mensajes de WhatsApp posteriores a la entrevista vía Meet que hizo en exclusiva con Infobae, que accedió a compartir su currículum. “No me gusta hablar de mi persona”, se excusaba con la humildad que sólo tienen los grandes.

Dante Beltramo se emociona hasta las lágrimas al contar que es la primera vez que uno de sus proyectos “traspasa la mesada del laboratorio”. “Me emociona cada vez que me hacen un reporte de pacientes que estaban graves y que les dan el alta; la satisfacción de ver gente que se recupera no se paga con nada, créame”.

Es que Dante Beltramo, a sus 65 años recién cumplidos, jamás imaginó estar al frente de lo que podría terminar convirtiéndose en un tratamiento eficaz contra el COVID-19, una enfermedad que tiene al mundo en vilo y que ya causó la muerte de más de 725 mil personas alrededor de todo el planeta.

Con 100 pacientes con infección moderada a severa por SARS-CoV-2 que presentaban disnea e hipoxemia y que luego de recibir un tratamiento de uso compasivo de ibuprofeno inhalatorio experimentaron “una mejoría inmediata de los síntomas”, todas las miradas se dirigieron a la mente detrás de ese abordaje.

“La mayoría de las cosas terminan siendo no como uno las piensa sino como el destino lo decide”, aseguró a Infobae consultado sobre los orígenes de su tratamiento. Es que el hombre buscaba junto a su equipo “conseguir un sistema simple para minimizar la actividad de las bacterias que anidan en el pulmón de los pacientes con fibrosis quística”. “Estábamos tratando de encontrar una molécula simple y que pudiera combatir a las tres bacterias, y entre lo que discutíamos se nos ocurrió probar esta molécula de ibuprofeno, a la que había que hacerla soluble en agua para que sea accesible al pulmón -comenzó a explicar-. Y como nosotros trabajamos en el área de la nanotecnología lo que hicimos fue crear una nanoestructura del ibuprofenato sódico en una solución salina hipertónica con la que la pudimos estabilizar. Y la observación que hicimos fue que tenía capacidad para matar a las tres bacterias que más frecuentemente anidan en el pulmón”.

Entusiasmados con el hallazgo y habiendo publicado el trabajo científico que demostraba su logro. Así estaban Beltramo y su equipo cuando “apareció el coronavirus”. “Allí se replanteó todo, empezamos a preguntarnos si eso que mataba bacterias podría matar el virus e inmediatamente empezamos a ver si tenía la capacidad de inactivar virus y especialmente este tipo de virus con cubierta lipídica dentro de los que está el SARS-CoV-2 -puntualizó el investigador-. Tomamos cuatro o cinco modelos porque lógicamente no tenemos el material genético original de este virus y vimos en los ensayos que funcionaba muy bien”.

Ahí, según él, es cuando dejó de pensar como químico y empezó a pensar como médico. “La visión del químico está muy sesgada hacia la reproducción de los resultados en el laboratorio; el médico es quien trata con el paciente y con las patologías complejas, por eso decidimos incorporar médicos al equipo”, contó. “En el comienzo no había un entendimiento de la patología como hay ahora. Es una infección viral que desencadena todo un mecanismo, que se fue descubriendo a lo largo del tiempo, pero lo que sí se sabía desde el inicio es que había un proceso inflamatorio severo, que hacía que los pacientes llegaran a situaciones extremas”.

En ese punto, Beltramo tenía “una formulación con propiedades bactericidas que habían sido demostradas inicialmente, propiedades viricidas que se descubrieron después y por supuesto no se le podía negar al ibuprofeno su principal y más importante propiedad, que es la de ser antiinflamatorio”.

“Sabemos que esta formulación tiene in vitro capacidad para inhibir el virus, que tiene un PH ligeramente alcalino y que tiene propiedades antiinflamatorias”, analizó el investigador. Y profundizó: “Las infecciones por SARS-CoV-2 se sabe que ocurren cuando hay interacción de la proteína del virus y la proteína de la membrana en un PH ácido -y que si se le da un medio alcalino disminuye la propiedad de interacción y nuestra formulación tiene un medio alcalino-, segundo, el hecho de que la nanoestructura del ibuprofeno se intercala en la membrana y puede eliminar al virus y tercero que la literatura sobre el tema habla de que el virus para replicarse en el interior de la célula usa una proteína que es la actina -las referencias bibliográficas dicen que el ibuprofeno controla los estados estructurales de la actina-. Entonces teníamos tres variables sobre las cuales podríamos pensar en una primera etapa, pero lo más importante es su potencial gran capacidad antiinflamatoria”.

Además, Beltramo puntualizó que “el doctor (Andrei) Onischuk en su laboratorio ya había demostrado en un ensayo con ratas, con una formulación no acuosa sino con una nanoestructura más grande que si el ibuprofeno se hace ingresar directo al pulmón tiene la propiedad de inhibir la liberación de citoquinas”. “Su propiedad antiinflamatoria es mil veces más activa que si se da en la forma oral; al llegar directo al pulmón ejerce un mayor efecto en menor tiempo”.

Y eso fue lo que empezaron a observar en los pacientes tratados, primero en el marco del estudio que espera la aprobación de la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (Anmat) y luego, haciendo uso de lo que se conoce como “tratamiento compasivo extendido” y que ya fue administrado a 100 personas en Córdoba, Buenos Aires y Jujuy.

“Los pacientes entran al tratamiento con 80% de saturación de oxígeno, que es un valor muy riesgoso y la recuperación de la capacidad de oxígeno luego de dos nebulizaciones vuelve los valores a 96/98% de saturación”, precisó Beltramo.

Y tras asegurar que “lo que se observa es un efecto rápido y que los pacientes se empiezan a sentir bien en forma casi inmediata”, explicó con qué criterio eligen los pacientes a tratar: “Luego de los primeros estudios vimos que se podía aplicar en pacientes con bajos niveles de saturación, alta frecuencia cardiaca, en lo que podría considerarse un paso intermedio a un cuadro mucho más grave. Tal vez si lo usáramos al inicio del cuadro andaría muy bien por las propiedades que decíamos antes, pero en esa etapa uno no puede identificar bien quién es el paciente que va a evolucionar bien y para demostrar su eficacia había que probarlo en pacientes con baja y sostenida saturación de oxígeno y con alta frecuencia cardiaca”.

Esos fueron los pacientes en los que se empezó a probar, por eso es que los especialistas decidieron llamarlo “terapia de rescate” con un objetivo concreto: mostrar que esta formulación busca resolver el cuadro en la fase clínica previa a que el paciente llegue al respirador.

“Estamos esperando poder expandir su uso”

“Para hacer todo legal, estamos a la espera de una respuesta de la Anmat, que tengo entendido que debiera haber llegado ayer viernes, ante la primera presentación para poder iniciar la llamada fase 2 -explicó el investigador-. En realidad, lo primero que hemos podido demostrar en todo este estudio, es que la formulación es inocua, o sea, que no tiene efectos colaterales severos adversos”.

Y luego de puntualizar que “lo único que da cuando se nebuliza a un paciente en esta condición es que puede hacer estornudar, a raíz de que puede irritar y picar la nariz o garganta”, aclaró que debieron lidiar con esa “contra” del tratamiento. “La recomendación de la Organización Mundial de la Salud y las sociedades de virología es no nebulizar en personas con infecciones en el tracto respiratorio superior para no contagiar al médico que atiende, por lo que rápidamente el laboratorio diseñó una escafandra que cubre al paciente desde los hombros y tiene una salida a partir de la que se aspira todo el aire que el paciente exhala cuando se nebuliza, el cual pasa por un filtro de bioseguridad por el que nada de lo que el paciente exhala queda expuesto al medio”.

“Es tremendamente relevante el trabajo que hacen los médicos en esta etapa. Uno llega hasta un punto y después le entrega la potestad para que hagan y son ellos quienes van a trabajar con las personas -reconoció-. Si ellos no hubieran tomado la decisión de acompañar el proyecto esto hubiera quedado en la mesada de un laboratorio”.

El otro punto importante -para Beltramo- “es que hubo un laboratorio de Córdoba que en su afán de innovación tomó el proyecto a costa de que podría haber resultado un fracaso, como en la mayoría de los casos”.

“Si esto funciona como aseveran los médicos con todos los pacientes que han atendido y se puede generalizar uno esperaría que este estudio en pequeña escala fuera directamente proporcional, o sea que siguiera aplicándose con éxito en más pacientes”, dijo consultado acerca de si creía que con el tratamiento aplicado de manera masiva a más pacientes podrían salvarse muchas vidas.

En ese punto, sobre si estaban preparados para producir a gran escala si el tratamiento fuera solicitado de otros lugares, señaló que “el laboratorio está preparándose por si las cosas funcionan y recibe la aprobación para la futura comercialización”. “Por ahora la distribución es a demanda de los hospitales y centros de salud que lo piden y se les brindan las escafandras y el medicamento para cada uno de los pacientes”.

Sobre si reciben algún tipo de apoyo estatal -provincial o nacional-, Beltramo contó: “En la provincia de Córdoba cuando empezaron a ver las tratativas para usarlo como tratamiento compasivo nos dieron una ayuda importantísima en cuanto a la factibilidad que tiene el ministerio de tomar decisiones. Este sistema de uso compasivo extendido facilitó mucho la entrada de pacientes. En Buenos Aires se está haciendo en cada lugar donde los directores médicos solicitan este tipo de terapia. Creo que el laboratorio no recibió contacto del Ministerio de Salud de la Nación hasta lo que yo sé, lo que sí sé es que presentamos todos los papeles a Anmat”.

El financiamiento para hacer esto no es menor y no tuvimos otra ayuda que no sea de empresas privadas para llegar a este estado donde estamos ahora -remarcó-. Nos presentamos para acceder a subsidios que entregó Nación (el Ceprocor presentó dos proyectos) y lamentablemente el proyecto fue considerado por decisión unánime ‘no prioritario’”.

Fuente: Infobae

De pies a cabeza: los numerosos síntomas del COVID-19

Para una enfermera de Texas, la primera señal de que algo andaba mal sucedió mientras se cepillaba los dientes: no pudo percibir el sabor de su pasta de dientes. Para un abogado de Georgia, fue terminar completamente exhausto tras su salida a correr que por lo general es sencilla. Cuando un profesor de Wisconsin se enfermó en junio, pensó que le había caído mal una comida.

Pero al final, todas estas personas descubrieron que sus diversos síntomas eran señales de COVID-19. Algunos de los síntomas comunes —tos seca, dolor de cabeza— pueden manifestarse de manera tan leve que al principio pueden confundirse con una alergia, o un resfriado. En otros casos, los síntomas son tan inusuales —extraños dolores de pierna, sarpullido, mareo— que los pacientes e incluso sus médicos no creen que el COVID-19 pueda ser el causante.

Con más de 18 millones de casos de coronavirus a nivel mundial, algo es seguro: los síntomas son variados y extraños, pueden ser leves o debilitantes, y la enfermedad puede progresar, de pies a cabeza, de maneras impredecibles.

A pesar de cientos de estudios publicados sobre los síntomas del COVID-19, saber cuán común es alguno de los síntomas depende del grupo de pacientes estudiado. Los pacientes en hospitales, por lo general, tienen síntomas más graves. Los pacientes de mayor edad son más propensos a tener problemas cognitivos. Los pacientes más jóvenes tienden a manifestar una enfermedad leve y extraños sarpullidos.

“El problema es que depende de quién eres y cuán sano estés”, afirmó Mark A. Perazella, especialista en riñones y profesor de medicina en la Escuela de Medicina de la Universidad de Yale. “Es tan heterogéneo que es difícil saberlo. Si tienes buena salud, lo más probable es que te dé fiebre, dolor muscular, síntomas nasales, tos seca y malestar general. Pero también van a aparecer los bichos raros que son difíciles de diagnosticar porque llegan con algunos síntomas y más nada, por lo que no sospechas que puedan tener COVID-19”.

El coronavirus tiene múltiples síntomas (Shutterstock)El coronavirus tiene múltiples síntomas (Shutterstock)

La enfermera de Texas que no pudo percibir el sabor de su pasta de dientes dijo que, al día siguiente, tenía fiebre, dolores corporales “horribles” y tos. Sus síntomas duraron cinco días (ella y muchos otros entrevistados pidieron que sus nombres no fueran revelados para proteger su privacidad médica o proteger a sus familias del estigma del COVID-19).

Anosmia, la pérdida del olfato que también suele venir acompañada de la pérdida del sentido del gusto, es vista como un síntoma definitorio. En un estudio de 961 trabajadores de la salud a los que se les realizó la prueba del COVID-19, la anosmia fue el síntoma más predictivo, pero no infalible. Solo la mitad de las personas que reportaron haber perdido el olfato y el gusto dieron positivo, afirmó Brian Clemency, el autor principal del estudio y profesor adjunto del Departamento de Medicina de Urgencias de la Escuela Jacobs de Medicina y Ciencias Biomédicas de la Universidad de Búfalo.

Incluso un síntoma tan común como la fiebre puede ser engañoso cuando se intenta predecir si un paciente tiene COVID-19. Aunque muchos negocios están realizando revisiones de temperatura para detectar el COVID-19, muchos pacientes con la enfermedad nunca experimentan fiebre. En un estudio europeo realizado a 2.000 pacientes de COVID-19 con enfermedades leves y moderadas, el 60 por ciento nunca tuvo fiebre. En el estudio de la Universidad de Búfalo, menos de uno de cada tres pacientes con fiebre también dio positivo por COVID-19.

Rob Gregson, de 52 años, de South Orange, Nueva Jersey, se fue a dormir con cierto malestar y despertó con opresión en el pecho, una tos “rara”, problemas para respirar y una “fatiga impresionante”. Eso fue el 11 de marzo, justo antes de que se impusieran las cuarentenas, por lo que de inmediato sospechó que era COVID-19. Pero debido a que nunca tuvo fiebre, le costó más de una semana encontrar a un médico que lo atendiera y le aplicara la prueba. Dio positivo.

“La fatiga ha sido lo más debilitante”, aseguró Gregson, director ejecutivo de una organización religiosa sin fines de lucro. Casi cinco meses después, dice que sigue teniendo problemas para recuperar su resistencia física. “He estado en la montaña rusa del coronavirus. Un día me siento mejor y pienso que estaré bien, y de repente regresa con fuerza”.

Un médico analiza una tomografía (Shutterstock)Un médico analiza una tomografía (Shutterstock)

Cuando Erin, una mujer de 30 años que trabaja para una organización sin fines de lucro en Washington, D. C., empezó a tener tos y dolor de cabeza en mayo, no se preocupó. “No tenía fiebre, y me había esmerado en usar cubrebocas y lavar mis manos constantemente, así que al principio asumí que era una alergia o un resfriado”, dijo.

Unos cuatro días después de que comenzó a tener tos, Erin empezó a sentir fatiga severa, dolor de garganta, congestión, escalofríos, dolores musculares y una ligera pérdida del olfato, pero nada de fiebre. También tuvo un síntoma inusual: fuerte dolor en los músculos de la cadera, el cual describió como “realmente raro”.

Aunque los dolores corporales son un síntoma común del COVID-19, algunos pacientes están reportando graves dolores en las articulaciones y en el cuerpo, en particular en músculos grandes. Aunque no es común, el COVID-19 puede causar inflamaciones dolorosas en las articulaciones o decantar en rabdomiólisis, una enfermedad grave y posiblemente mortal que puede causar un dolor muscular atroz en los hombros, los muslos o la parte baja de la espalda.

En un principio, una ciclista de Nueva York que en mayo desarrolló un severo dolor en las piernas, recibió el diagnóstico a distancia de una hernia discal. Buscó una segunda opinión de telemedicina con Jordan Metzl, especialista en medicina deportiva del Hospital para Cirugía Especial en Nueva York, quien le pidió que moviera, girara y pusiera presión en sus piernas mientras la veía por video.

Un paciente que sufre COVID-19 en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del hospital Lok Nayak Jai Prakash (LNJP), en Nueva Delhi, India (REUTERS/Danish Siddiqui)Un paciente que sufre COVID-19 en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del hospital Lok Nayak Jai Prakash (LNJP), en Nueva Delhi, India (REUTERS/Danish Siddiqui)

“A la altura de su pantorrilla, dijo que le dolía mucho”, afirmó Metzl, quien empezó a preocuparse. “No soy para nada un médico alarmista, pero busqué la sala de urgencias más cercana a su ubicación, la cual estaba a 25 kilómetros, y le dije: ‘Quiero que te subas a tu auto y vayas a la sala de urgencias en este instante’”.

Un ultrasonido mostró que no tenía pulso en sus piernas y tenía graves problemas de coagulación en ambas, poniéndola en riesgo de amputación. Fue transferida a otro hospital donde se sometió a nueve horas de cirugía de emergencia. Metzl dijo que fue una gran fortuna que acabara de tener una conferencia telefónica con algunos colegas sobre los coágulos y el COVID-19.

“Es una historia aterradora, y es la razón por la que necesitamos estar informados sobre estos casos extraños”, dijo Metzl. “La infección de COVID-19 puede afectar diferentes partes del cuerpo de distintas maneras. Algunas personas entran en estados de hipercoagulabilidad y terminan desarrollando coágulos de sangre. No siempre sabemos quiénes son esas personas”.

En junio, John, un profesor de 55 años de Oshkosh, Wisconsin, se despertó una mañana sintiendo que le había caído mal algo que comió. Al día siguiente fue azotado por una fatiga debilitante y náuseas, cólicos y otros síntomas gastrointestinales. No sospechó que se tratara de COVID-19 porque había estado utilizando cubrebocas y cumpliendo con el distanciamiento social.

Personal medico realiza el traslado de personas que dieron positivo en la prueba de la COVID-19 en Buenos Aires (EFE/Juan Ignacio Roncoroni/Archivo)Personal medico realiza el traslado de personas que dieron positivo en la prueba de la COVID-19 en Buenos Aires (EFE/Juan Ignacio Roncoroni/Archivo)

“El segundo día, solo quería dormir todo el tiempo. Dormía unas 20 horas diarias”, dijo. “Incluso recuerdo que durante ese tiempo mi mentalidad cambió. No podía imaginar cómo mi esposa e hijo eran capaces de estar despiertos todo el día. Pensaba: ‘¿Cómo puede alguien hacer eso?’. Cuando me levantaba de la cama a la cocina por un vaso de agua, para cuando llegaba lo único en lo que podía pensar era en regresar a la cama”.

Los médicos le hicieron pruebas de COVID-19 y la enfermedad de Lyme. Ambas dieron negativo. Un ultrasonido tampoco mostró ningún problema, pero un análisis de sangre indicó que tenía algún tipo de infección. Un médico le recetó un medicamento contra la acidez por dos semanas. John perdió 4,5 kilogramos. Al cabo de dos semanas, comenzó a sentirse mejor. Dos meses después, dio positivo para anticuerpos de COVID-19, lo cual sugiere que su prueba de diagnóstico original había sido un falso negativo.

Los médicos afirman que los pacientes de COVID-19 que solo exhiben síntomas gastrointestinales suelen dar resultados negativos cuando se les aplica la prueba de diagnóstico con un cultivo nasofaríngeo. El virus tiene más probabilidades de ser detectado en pruebas fecales, las cuales son comunes en otros países, pero no son muy utilizadas en Estados Unidos. Tanto el tracto gastrointestinal como el respiratorio son ricos en receptores llamados angiotensina 2 (ACE2), los cuales usa el virus para entrar a nuestras células. Sin embargo, no se sabe con exactitud por qué el virus a veces parece ignorar el tracto respiratorio para infectar solo el tracto digestivo.

“Este es un virus y enfermedad bastante engañosos y confusos, y nos encontramos con sorpresas todos los días”, dijo Asaf Bitton, director ejecutivo de Ariadne Labs en el Brigham and Women’s Hospital y la Escuela de Salud Pública T. H. Chan de la Universidad de Harvard.

La fatiga es uno de los síntomas más habituales del coronavirus (Shutterstock)La fatiga es uno de los síntomas más habituales del coronavirus (Shutterstock)

Ilan Schwartz, profesor adjunto de enfermedades infecciosas en la Universidad de Alberta, dijo que se hizo la prueba del COVID-19 tras presentar síntomas respiratorios. La prueba salió negativa, pero poco después desarrolló “dedos de COVID” , lesiones rojas o moradas en la punta de los dedos de las manos y los pies que se cree son un síntoma de coronavirus, en particular en pacientes jóvenes. Puede ser el resultado de pequeños coágulos sanguíneos o del momento en el que el virus invade los vasos sanguíneos.

“Estas lesiones empezaron a aparecer en mi pie y no podía entender qué sucedía”, dijo Schwartz, quien tiene 37 años. “Me dolían mucho. Pensé que quizás me las había provocado yo mismo, lo cual sería insólito. Luego pensé que quizás había un problema con mis zapatos. He escuchado a muchas personas con historias similares que terminan comprando nuevos zapatos porque no saben qué es lo que sucede. Es un síntoma tan inusual que no es natural pensar que un virus respiratorio puede ser la causa de lesiones en los dedos de los pies”.

Thomas Ryan, un abogado de Atlanta de 36 años, dijo que la primera señal de que algo andaba mal sucedió mientras se ejercitaba. “Salí a correr un jueves por la tarde después del trabajo y me sentí terrible”, dijo. “Era como si hubiera corrido un maratón en lo que suele ser una distancia bastante corta para mí”.

La mañana siguiente, despertó con una ligera tos, dolor de garganta y una sensación de acidez en el pecho. Más tarde desarrolló fatiga, dolor pulmonar y dificultad para respirar. Aunque su prueba de COVID-19 salió negativa, su médico le dijo que era un falso negativo, y que, basado en sus síntomas, era claro que tenía COVID-19.

“Esto no es agradable”, dijo Ryan, quien seguía tosiendo semanas después de haberse enfermado. “La cantidad de energía que tengo… siento como si estuviera en un sitio con gran altitud. Fueron dos semanas de no poder hacer nada. Si este es un caso leve, pienso que las personas están tomando muchos riesgos que probablemente no deberían”.

c.2020 The New York Times Company via Infobae


07 de agosto 2020 /

Europa registra un alarmante repunte de casos de coronavirus

Los casos de coronavirus vuelven a dispararse en Europa tras unos meses de datos a la baja, según cifras de este viernes (07.08.2020).

Particularmente España y Francia están experimentando un alarmante repunte de casos.

En España se registraron 1.895 nuevos contagios en las últimas 24 horas, el mayor incremento en las últimas jornadas, mientras que en Francia se contabilizaron 2.288, frente a 1.604 el día anterior.

Según la Universidad Johns Hopkins, España es el primer país en número de casos de Europa Occidental (314.362 infectados y 28.503 muertos), al haber superado a Reino Unido en positivos (310.667), aunque este país registra un mayor número de defunciones (46.596).

A escala europea, solo Rusia (875.378 contagios) presenta más positivos que España.

Francia registra 30.327 muertes y 235.202 casos.

Dos escuelas en el estado federado de Mecklemburgo-Pomerania Occidental, el primero en retomar las clases tras el receso veraniego, cerraron cinco días después del inicio de la clases debido a dos casos detectados

Por su parte, Alemania superó este viernes los 1.000 casos por segundo día consecutivo (1.147 en las últimas 24 horas) y después de tres meses. En total, suma 214.214 contagios y 9.183 muertes, según el Instituto Robert Koch, la autoridad epidemiológica local.

El repunte ha llevado a que dos escuelas en el estado federado de Mecklemburgo-Pomerania Occidental, el primero en retomar las clases tras el receso veraniego, hayan tenido que cerrar cinco días después del inicio de curso por dos casos detectados.

Aunque con cifras menores, Italia también vive un incremento de los contagios y este viernes contabilizó 552 frente a los 402 del jueves (hasta un total de 249.756), las peores cifras desde la reapertura del país en junio.

Fuente: DW


Mientras los casos nuevos de COVID-19 en Florida disminuyen, las muertes siguen en alza

El Departamento de Salud de Florida agregó 180 muertes adicionales de floridanos con COVID-19 el viernes, lo que lleva el conteo de muertes en el estado a 8,051.

El récord de fallecimientos se marcó el viernes pasado, cuando el estado registró 257 muertes nuevas de personas que habían dado positivo a la enfermedad. Un análisis de el Nuevo Herald de las cifras registradas durante los últimos 14 días indica que las muertes siguen el alza mientras los nuevos casos registrados diariamente han ido disminuyendo.

Un total de 7,927 residentes de Florida y 124 no residentes han muerto de la enfermedad, según las cifras oficiales.

Las autoridades de Salud han explicado que no necesariamente todas las muertes ocurrieron en las últimas 24 horas. En Florida, las muertes anunciadas pueden ser de días previos porque el Departamento informa sobre nuevas muertes cuando se las reportan a ellos pero no necesariamente son del mismo día. Un análisis de las cifras oficiales de las últimas dos semanas indica que las muertes están en alza.

El Departamento de Salud también registró otras 7,686 pruebas positivas de COVID-19 al conteo de casos confirmados en el estado este viernes, lo cual elevó el número total de personas que han dado positivo a 518,075.

TENDENCIA DE MUERTES DE PERSONAS CON COVID-19 EN FLORIDA

Un análisis de el Nuevo Herald de las cifras oficiales del Departamento de Salud indica que las muertes a nivel estatal están en alza. Durante los últimos 14 días se han registrado casi cuatro muertes más que el día anterior.

Durante ese tiempo el departamento ha agregado 2,274 muertes de residentes con COVID-19, lo que representa el 29% de todas las muertes de residentes registradas por el departamento.

TENDENCIAS EN CASOS NUEVOS DE COVID-19

Durante los últimos 14 días el Departamento de Salud ha agregado 115,763 casos confirmados al conteo estatal, lo que representa el 22% de todos los casos registrados desde marzo.

Sin embargo, la tendencia de nuevos casos a nivel estatal está disminuyendo. Es decir, aunque las cifras de casos nuevos anunciadas diariamente han sido altas en comparación con meses atrás, en los últimos 14 días se han registrado, en promedio, cerca de 438 casos menos a diario.

No obstante, muchos sitios de pruebas del estado estuvieron cerrados desde el viernes pasado por la tormenta tropical Isaías, lo que afectó los casos nuevos anunciados durante la última semana. Del domingo hasta el miércoles se procesaron un promedio de 58,000 pruebas al día, comparado con 98,000 que se estaban procesando durante las dos semanas anteriores.

CASOS CONFIRMADOS DE COVID-19 EN FLORIDA

Según las cifras divulgadas el viernes, el 37% de los nuevos casos y 29% de las muertes registradas en las últimas 24 horas corresponden al sureste del estado:

▪ En Miami-Dade: Un total de 129,409 personas han dado positivo a la prueba de COVID-19, un alza de 1,732 contagios con respecto al jueves. Un total de 1,809 residentes han muerto de la enfermedad.

▪ En Broward: Un total de 60,746 personas han dado positivo a la prueba, un alza de 688 contagios con respecto al jueves. Un total de 782 residentes han muerto de la enfermedad.

▪ En Palm Beach: Un total de 36,114 personas han dado positivo a la prueba, un alza de 377 contagios con respecto al jueves. Un total de 919 residentes han muerto de la enfermedad.

▪ En Monroe: Un total de 1,456 personas han dado positivo a la prueba, un alza de 18 contagios con respecto al jueves. Un total de 13 residentes han muerto de la enfermedad.

 

Fuente: El Nuevo Herald


Bebé habría contraído el COVID-19 por besos de su padre asintomático

SAN ANTONIO- un bebé del área de San Antonio fue diagnosticado con COVID-19 y según los doctores lo contrajo por las muestras de cariño de su padre, quien no sabía que tenía el virus.

Nasim Danish dijo que desde que empezó la pandemia él y su esposa han sido muy cautelosos para no poner en riesgo a sus seis hijos.

Sin embargo, el más pequeño, de solo dos meses, ha dado positivo al COVID-19. Al parecer, lo contrajo con los besos de cariño que su padre le daba.

Se trata del pequeño Abaan, quien fue diagnosticado con el nuevo coronavirus.

Danish agregó que él y su esposa esperaban con ansias a su sexto hijo, pero en marzo la llegada de la pandemia les causó una gran preocupación.

Ambos padres decidieron aislarse completamente para no poner en riesgo la salud de sus hijos.

Con eso en mente, desde que nació su bebé en junio su esposa no ha salido de la casa. Por su parte, Danish está desempleado y solo va al supermercado. Piensa que en una de esas salidas contrajo el COVID-19.

Danish explicó que a mediados de julio comenzó a sentirse mal, con dolor en todo el cuerpo y tos. Por precaución, decidió hacerse una prueba del nuevo coronavirus, la cual tuvo un resultado positivo.

Toda la familia se hizo pruebas para detectar el virus, pero el único que también dio positivo fue el pequeño Abaan.

Los doctores creen que Danish le transmitió el virus con los besos de cariño que le daba antes de mostrar síntomas, sin saber que era portador de la enfermedad.

Danish está desde entonces aislado en una recámara de la casa y en otra el pequeño Abaan. Cada vez que su madre lo atiende, tiene que tomar medidas de precaución. Utiliza guantes, máscara y debe desinfectar todo cada vez que entra y sale de la recamara.

Como mensaje a la comunidad, Danish les pide que aunque sea difícil eviten besar a sus bebés durante esta pandemia. Especialmente porque hay personas como él, que por la ausencia de síntomas no saben que tienen el virus.

Padre e hijo lucen bastante recuperados. A principios de la semana entrante se realizará otra prueba con la esperanza de que ambos ya lo hayan vencido.


Rusia se jacta de casi tener una vacuna contra el COVID-19

MOSCÚ (AP) — Rusia se jacta de que está a punto de aprobar una vacuna contra el COVID-19 y planea vacunaciones masivas posiblemente en octubre a pesar de que aún no han finalizado los ensayos clínicos, mientras en el resto del mundo los científicos advierten que semejante prisa podría tener efectos adversos.

Moscú visualiza una victoria propagandística similar a la del Sputnik, cuando la Unión Soviética lanzó el primer satélite artificial del mundo en 1957, pero los primeros ensayos con seres humanos de su vacuna contra el COVID-19 comenzaron hace menos de dos meses y no existen pruebas científicas publicadas que respalden la incorporación de Rusia a la carrera global por la vacuna, ni menos aún que explique por qué se la ha de considerar un favorito.

“Temo que Rusia se está saltando etapas y que la vacuna resultante sea no sólo ineficaz sino también peligrosa”, dijo el experto en derecho sanitario Lawrence Gostin, de la Universidad de Georgetown. “Así no funciona. Los ensayos primero. Eso es lo importante”.

Según Kirill Dmitriev, titular del Fondo de Inversiones Directas que financió el trabajo, la vacuna creada por el instituto de investigaciones Gamaleya en Moscú podría ser aprobada en cuestión de días, antes de que los científicos finalicen el llamado estudio de Fase 3. Este estudio final con decenas de miles de personas es la única manera de demostrar si una vacuna experimental es segura y realmente eficaz.

El ministro de Salud, Mikhail Murashko, dijo que se podría ofrecer la vacuna a personas de “grupos de riesgo”, como el personal médico. No aclaró si serían parte de un estudio de Fase 3, que se dice estará completo una vez que la vacuna reciba “aprobación condicional”.

La viceprimera ministra Tatyana Golikova prometió iniciar en septiembre la “producción industrial” de la vacuna. Murashko dijo que la vacunación masiva podría comenzar ya en octubre.

El doctor Anthony Fauci, el principal especialista en enfermedades infecciosas de Estados Unidos, puso en duda ese método acelerado. “Realmente espero que los chinos y los rusos ensayen una vacuna antes de administrarla a la gente, porque decir que se tiene una vacuna lista para distribuir antes de ensayarla me parece problemático, en el mejor de los casos”.

El mes pasado, Estados Unidos, Gran Bretaña y Canadá acusaron a Rusia de utilizar hackers para robar información sobre las investigaciones que realizan laboratorios occidentales.

Ser el primero en poner en uso una vacuna es un asunto de prestigio nacional para el Kremlin, que intenta proyectar una imagen de Rusia como potencia global capaz de competir con Estados Unidos y China. La idea ser el “primero del mundo” ha dominado la cobertura noticiosa estatal, con elogios del gobierno a la primera fase de los ensayos.

Según Dmitriev, Brasil, India y otros países han expresado interés en la vacuna rusa.

Para Lawrence Gostin, éste es otro motivo de preocupación. “Puede haber mucha gente en el mundo a la que no le importa la ética y sólo quiere la vacuna”, dijo.


Estado Unidos registró más de 2.000 muertes por coronavirus en las últimas 24 horas

Estados Unidos registró más de 2.000 muertes relacionadas con el nuevo coronavirus en las últimas 24 horas, una sombría cifra diaria que no había alcanzado en tres meses, según un reporte del jueves de la Universidad Johns Hopkins.

El país, que enfrenta un gran resurgimiento de la epidemia desde fines de junio, ha reportado 2.060 muertes en un día, así como más de 58.000 nuevos casos detectados. La última vez que Estados Unidos registró más de 2.000 muertes en 24 horas había sido el 7 de mayo.

En total, Estados Unidos registra casi 160.000 muertes desde el comienzo de la pandemia y más de 4,87 millones de casos confirmados.

Las cifras de contagio comenzaron a escalar bruscamente desde finales de junio, y a mediados de julio registró hasta 70.000 nuevos casos por día.

La curva de la muerte también ha aumentado, superando regularmente los 1.000 decesos durante dos semanas. Sin embargo, el numero de muertos no había explotado hasta ahora, como temían algunos expertos.

El primero acumula hasta la fecha 127.677 casos (1.728 nuevos) y 1.784 muertes; el segundo 60.058 (704 nuevos) y 782 fallecimientos, y el tercero 35.737 (454 nuevos) y 892 decesos por la enfermedad desde el 1 de abril. EFE /CRISTOBAL HERRERA-ULASHKEVICH /Archivo El primero acumula hasta la fecha 127.677 casos (1.728 nuevos) y 1.784 muertes; el segundo 60.058 (704 nuevos) y 782 fallecimientos, y el tercero 35.737 (454 nuevos) y 892 decesos por la enfermedad desde el 1 de abril. EFE /CRISTOBAL HERRERA-ULASHKEVICH /Archivo

En el apogeo de las medidas de contención, entre principios de abril y principios de mayo, el número de muertes diarias excedía regularmente las 2.000, llegando incluso a más de 3.000 a finales de abril.

Estados Unidos es, por gran distancia, el país más afectado por la covid-19 en el mundo en términos absolutos, tanto en muertes como en contagios, seguido por Brasil.

Por otra parte, La cifra de pedidos de subsidios estatales por desempleo en Estados Unidosbajó en la última semana, luego de dos reportes que interrupieron la tendencia en descenso, pero se mantiene en niveles históricamente altos, lo que apunta a un estancamiento en el mercado laboral mientras el país lidia con resurgimiento en los casos de COVID-19 que amenaza a la incipiente recuperación económica.

Los pedidos iniciales de ayuda por desocupación totalizaron una cifra desestacionalizada de 1.186.000 en la semana al 1 de agosto, desde los 1,4 millones de la semana previa, dijo el jueves el Departamento del Trabajo. Economistas consultados por Reuters calculaban 1,415 millones para este reporte.

Con información de AFP


México supera las 50.000 muertes por coronavirus

México superó el jueves las 50.000 muertes por el coronavirus luego de que se reportaran 819 decesos nuevos en un día.

Con las cifras anunciadas por la Secretaría de Salud, la cifra total de fallecimientos por COVID-19 en la nación se elevó a 50.517, la tercera cantidad más alta del mundo, detrás de Estados Unidos y Brasil.

La dependencia también reportó 6.590 casos nuevos de coronavirus, con lo que ya suman un total de 462.690 en el país.

Las autoridades reconocieron que ambas cifras son menores a las reales, en parte debido al nivel extremadamente bajo de pruebas que se realizan en México. La nación apenas ha realizado aproximadamente 1 millón 50.000 pruebas hasta la fecha, mucho menos de una por cada 100 habitantes.

Fuente: AP

06 Agosto 2020 /

Una farmacéutica propone una nueva forma de inmunidad contra el COVID-19 y la probará en geriátricos

Aun si la vacuna contra el nuevo coronavirus se lograse en tiempo récord, a comienzos de 2021, para entonces en el hemisferio norte ya podría haber comenzado una segunda ola de COVID-19, complicada por el otoño y el invierno, la gripe común y otras infecciones que aumentan con las bajas temperaturas. Al 5 de agosto de 2020, con casi 19 millones de casos y más de 700.000 muertos, incluso enero parece demasiado lejos. Para acortar esa demora, algunos investigadores apuestan a la inmunidad pasiva, y entre ellos el laboratorio Eli Lilly está muy avanzado: entró a la fase 3 —y final— de su estudio de una droga hecha con anticuerpos para prevenir el contagio.

La prueba, que involucrará a 2.400 personas en total, comenzó entre la población en peligro de hogares para ancianos e instalaciones con asistencia médica, además de los cuidadores y enfermeros que trabajan allí. En caso de verificar el éxito que se ha obtenido en las dos etapas anteriores, se estaría ante “la nueva generación de respuesta a la pandemia”, según llamó el Instituto de Biodefensa de los Estados Unidos (ABI) a la inmunidad pasiva.

Como una suerte de Plan B, “los tratamientos de anticuerpos podrían llegar al mercado antes que una vacuna”, destacó la revista del Instituto de Tecnología de Massachusetts, MIT Technology Review. ”Podría ser un gran negocio para proteger a los trabajadores de la salud y a los más vulnerables”. El objetivo es evaluar dos aspectos de la eficacia y la seguridad en la prevención del contagio de COVID-19: si una sola dosis del anticuerpo reduce la tasa de infección en cuatro semanas y si modera las complicaciones de COVID-19 a lo largo de ocho semanas.

La prueba involucrará a 2.400 personas en total entre los residentes de hogares para ancianos y los trabajadores de la salud que los atienden. (REUTERS/Vincent Kessler)La prueba involucrará a 2.400 personas en total entre los residentes de hogares para ancianos y los trabajadores de la salud que los atienden. (REUTERS/Vincent Kessler)

BLAZE-2, como se denominó al tramo final de la investigación, según informó un comunicado de Eli Lilly, analiza la eficacia a gran escala de LY-CoV555, el anticuerpo neutralizante del SARS-CoV-2 que la compañía farmacéutica aisló para producir industrialmente. El trabajo se realizó en colaboración AbCellera, firma canadiense de biotecnología, y el Institutos Nacional de Salud (NIH) de los Estados Unidos, que dirige Francis Collins.

“Al igual que los anticuerpos naturales, el anticuerpo de Lilly debería adherirse al virus y bloquearlo”, siguió la publicación de MIT. Si bien otros tratamientos de anticuerpos similares demostraron ser efectivos en el tratamiento del ébola, e incluso el plasma convaleciente ayudó a pacientes de COVID-19 que no podían crear por si mismos una respuesta inmunológica vigorosa, el objetivo de esta nueva droga “es prevenir la infección, administrando los medicamentos antes”. El MIT recordó que hay evidencias del funcionamiento de la prevención con anticuerpos, como una inyección que se da a los bebés para que no sufran el virus sincitial respiratorio humano, o VSR, una infección muy común y muy contagiosa que afecta a los niños antes de su segundo cumpleaños.

La diferencia entre una vacuna contra el COVID-19 y este tratamiento con anticuerpos radica en que la primera consiste en una forma de inmunización activa y el segundo, una forma de inmunización pasiva.

La inmunización activa otorga al cuerpo la capacidad de producir defensas para contrarrestar, por sí mismo, un patógeno o una toxina. Una vacuna, por ejemplo, inocula un microorganismo en estado debilitado o inactivo, o un fragmento del microorganismo como una proteína, para que el organismo desarrolle anticuerpos específicos, de manera tal que en caso de que la persona quede expuesta al agente, tenga una memoria defensiva que le impida contraer la enfermedad.

La inmunización pasiva, en cambio, consiste en introducir anticuerpos directamente, en lugar de impartir al organismo la capacidad de producirlos. La protección también dura menos: sólo mientras los anticuerpos incorporados permanezcan, por lo cual se llama inmunidad transitoria. Tiene, además de función preventiva, éxito como tratamiento: “Debido a su rápida acción, la inmunización pasiva se utiliza a menudo para tratar enfermedades causadas por la infección o la exposición a toxinas”, señaló ABI.

La droga de Eli Lilly trabaja a partir de proteínas con forma de Y que, desde el comienzo de la pandemia, se identificaron como un anticuerpo natural. La elección del ámbito para el estudio fue casi obvia para el laboratorio: “El COVID-19 ha tenido un impacto devastador entre los residentes de hogares para ancianos”, dijo Daniel Skovronsky, director científico de la firma y presidente de sus laboratorios de investigación. “Estamos trabajando tan rápido como podemos para crear medicinas que puedan detener la propagación del virus entre estas personas vulnerables. Aunque no es fácil realizar ensayos clínicos en este entorno, asumimos el reto en un esfuerzo por ayudar a los que más nos necesitan”.

Es, en efecto, un ensayo clínico único en su clase: para ser candidato a participar es necesario vivir o trabajar en instalaciones para ancianos que hayan tenido algún caso reciente de COVID-19, por lo cual se consideran de alto riesgo de exposición. Para facilitar la participación de personas que habitualmente sufren dificultades, Eli Lilly implementó “unidades móviles de investigación personalizadas”, de manera tal de “apoyar el estudio in situ”.

La vacuna de Novavax contra el SARS-CoV-2 muestra resultados positivos en un ensayo inicial

Novavax Inc informó el martes que su vacuna experimental para la COVID-19 produjo altos niveles de anticuerpos, según los datos iniciales de un pequeño ensayo clínico en fase inicial, lo cual hizo subir las acciones de la compañía un 10%.

La farmacéutica estadounidense dijo que podría comenzar un decisivo ensayo a gran escala de fase III a finales de septiembre, añadiendo en una conferencia telefónica que podría producir entre 1.000 y 2.000 millones de dosis de la vacuna en 2021.

El jefe de investigación de la compañía, Gregory Glenn, dijo a la agencia de noticias Reuters que un ensayo clínico de última fase podría obtener los datos suficientes para obtener la aprobación de los reguladores en diciembre.

Novavax, que tiene su sede en el estado de Maryland, dijo que tras la inyección en pacientes sanos de dos dosis de su vacuna candidata para la COVID-19, identificada como NVX-CoV2373, se registraron niveles más altos de anticuerpos que los encontrados en los pacientes de COVID-19 recuperados, lo que aumenta las esperanzas de su eventual éxito.

La adición del adyuvante Matrix-M, una sustancia producida por Novavax diseñada para aumentar la respuesta inmunológica del cuerpo, aumentó el efecto de la vacuna en el estudio, dijeron desde la compañía.

La vacuna se mostró segura en los más de 100 pacientes que la recibieron. Las reacciones a las inyecciones fueron generalmente leves y duraron dos días o menos. Entre las reacciones comunes hubo fiebre, dolor de cabeza y fatiga. Un paciente que recibió la vacuna tuvo una infección leve de la piel que se determinó no estaba relacionada con la vacuna. Glenn aseguró que los eventos adversos fueron “esporádicos” y abarcaron casos placebo y pacientes vacunados en el estudio.

Las respuestas fueron similares en todas las dosis, lo que significa que podría ser más fácil de fabricar para Novavax. La dosificación ha sido una ventaja clave que la compañía ha resaltado junto con directrices menos estrictas sobre la temperatura, teniendo en cuenta la necesidad generalizada de vacunas. Hay más de 160 inyecciones diferentes en varias etapas de prueba. Novavax se une a AstraZeneca Plc, Moderna Inc., así como Pfizer Inc. y BioNTech SE, que han informado los resultados de la fase inicial de sus inoculaciones.

La vacuna forma parte de uno de los primeros entre un puñado de programas seleccionados para recibir financiación de EEUU en el marco de la Operation Warp Speed, el programa de la Casa Blanca para acelerar el acceso a las vacunas y tratamientos que puedan combatir el virus.

Sus vacunas contienen una proteína de coronavirus que provoca una respuesta del sistema inmune. Las vacunas basadas en proteínas tienen un historial más largo que algunos de los enfoques más nuevos utilizados por las vacunas de coronavirus de la competencia, como las basadas en genes virales o los llamados adenovirus.

Las vacunas basadas en proteínas tienen licencia para enfermedades como la hepatitis B y el herpes zóster. Novavax completó con éxito una prueba de fase 3 para una vacuna basada en proteínas para la influenza a principios de este año y ha realizado investigaciones sobre otras enfermedades, como el MERS.

Aunque se trata de la primera compañía en compartir resultados clínicos sobre la respuesta inmune de una vacuna proteica, no es la única que prueba esta tecnología. Otras tres vacunas basadas en proteínas para COVID-19, de Clover Biopharmaceuticals, la Universidad de Queensland y Vaxine, también se encuentran en ensayos de fase 1.

La Organización Mundial de la Salud enumera más de 50 vacunas de coronavirus basadas en proteínas en ensayos preclínicos. Una de ellas está siendo desarrollada por Sanofi y GlaxoSmithKline, una asociación que el mes pasado recibió el gobierno federal $ 2,1 mil millones por 100 millones de dosis. Sanofi espera comenzar su fase 1 de prueba el próximo mes.

La reputación de Novavax se disparó a principios de julio cuando la compañía de biotecnología aseguró un contrato de US$1.600 millones del Gobierno de Estados Unidos bajo la operación Warp Speed. Fue el mayor subsidio de EEUU hasta el de US$2.100 millones para Sanofi y GlaxoSmithKline Plc unas semanas después.

La compañía con sede en Gaithersburg, Maryland, dijo anteriormente que un estudio de fase 3 comenzaría en el otoño. “Entendemos que es urgente”, sostuvo Glenn en una llamada telefónica, pero los datos primero deben ser presentados ante la Administración de Alimentos y Medicamentos de EEUU antes de que Novavax pueda determinar si la vacuna puede pasar a una prueba de etapa tardía más temprano, dijo. Los resultados serán sometidos a una revisión por pares.

Con información de Bloomberg y Reuters via Infobae


5 de agosto 2020 /

Florida sobrepasa la marca del medio millón de casos de coronavirus

Los casos de coronavirus en Florida superaron el miércoles la marca del medio millón, con un total de 502,739, luego de reportarse 5,409 nuevos positivos y 225 fallecimientos adicionales de residentes en el estado, informó el Departamento de Salud.

El número de infecciones de COVID-19 en el estado se duplicó en menos de cuatro semanas.

En total se reportaron los resultados de 57,272 pruebas con una tasa de positividad del 10.89%, ligeramente por encima de la meta de 10 por ciento.

Dado que los centros de prueba fueron cerrados el fin de semana en anticipación de la tormenta tropical Isaías, el volumen de pruebas realizadas ha caído a niveles no vistos desde principios de julio.

En la última semana se ha notificado de 51,296 nuevos casos: 5,409 el miércoles, 5,446 el martes, 4,752 el lunes, 7,104 el domingo, 9,642 el sábado, 9,007 el viernes y 9,956 el jueves. El promedio de positivos al COVID-19 de la última semana es de 7,328 por día.

Miami-Dade tiene ahora 125,949 casos y Broward 59,354. Los dos condados son los que tienen el mayor número de personas infectadas en el estado, donde ya han muerto 7,627 residentes por el COVID-19. Otras 124 personas no residentes en el estado han muerto en Florida, elevando el total de fallecimientos a 7,751.

Solo en Miami-Dade han fallecido 1,775 personas por el COVID-19 y en Broward 783.

Además, el condado Palm Beach tiene 35,283 casos positivos y Monroe 1,404. Un total de 28,573 personas han estado hospitalizadas en el estado durante este brote, lo que no quiere decir que todos estén hospitalizados en este momento.

En el centro del estado, el condado Hillsborough registra 31,197 casos y Orange tiene 30,425 casos confirmados de COVID-19. En el suroeste, el condado Lee registra 15,961 positivos y el condado Collier 10,050.

Fuente: Telemundo 51


Investigadores de Harvard piden usar pruebas de coronavirus más accesibles, aunque sean menos precisas

La célebre frase “Lo mejor es enemigo de lo bueno” queda ilustrada en la inadecuada estrategia de detección del coronavirus en Estados Unidos, argumentan investigadores de Harvard que abogan por la adopción de pruebas rápidas, poco precisas y baratas, pero que pueden ser replicadas masivamente entre la población.

Michael Mina, profesor de epidemiología en Harvard, se lanzó a hacer campaña por lo que ha llamado pruebas de mala calidad o “nulas”. La idea es romper con el modelo actual de pruebas moleculares, de alta precisión (pruebas de PCR), que todavía son de difícil acceso en varias zonas de Estados Unidos, obligando a las personas esperar días, incluso una semana, por el resultado, debido a la saturación de los laboratorios. Esa demora es clave, ya que agrava la necesidad de aislamiento de los positivos y rastreo de contactos.

“Estamos tan apegados a las pruebas costosas y de alta calidad que no evaluamos a nadie”, dijo Mina recientemente en el podcast This Week in Virology.

El investigador propone que la Agencia de Medicamentos de Estados Unidos (FDA) autorice la comercialización de pruebas rápidas, realizadas en el hogar a partir de una tira de papel que cambia de color en apenas 15 minutos para dar el resultado.

Las pruebas de PCR necesitan enviarse a un laboratorio y los resultados pueden tardar hasta una semana (Reuters)Las pruebas de PCR necesitan enviarse a un laboratorio y los resultados pueden tardar hasta una semana (Reuters)

Estas pruebas tienen baja sensibilidad dejando pasar sin detección muchos casos positivos, dando “falsos negativos”, pero para Mina y otros expertos esta estrategia sería más efectiva en términos de salud pública ya que en general el número de casos identificados será mayor al actual.

Estos test rápidos son buenos para detectar alta concentración del virus, personas que son muy contagiosas, mientras que las pruebas PCR son muy sensibles e incluso detectan bajas concentraciones de la covid-19, que se dan al final de la enfermedad.

“Tal vez solo necesitemos una prueba ‘nula’. Si es lo suficientemente barata como para usarse con frecuencia, entonces quizás detecte al 85% de las personas con enfermedades contagiosas, en lugar de menos de 5%”, agregó.

El director del Instituto de Salud Global de Harvard, Ashish Jha, volvió a defender los test rápidos el lunes. “Estas pruebas no son tan malas”, dijo a periodistas. “Cuando eres muy contagioso y tienes mucho virus en la garganta y en otros lugares, la prueba mejora mucho” y allí “desde un punto de vista epidemiológico, es exactamente el momento en que queremos detectar a las personas”.

Incluso si la prueba rápida falla en la mitad de los casos, es probable que con dos pruebas por semana se detecte a los positivos. Al sistema actual se le escapa nueve de cada diez casos, ya que relativamente pocas personas se hacen pruebas, según las estimaciones oficiales.

La FDA aún no autoriza estas pruebas de tira, que costarían entre uno y cinco dólares.

“Me temo que nuestro gobierno federal está atrapado en un patrón de pensamiento loco para esta pandemia”, dijo Ashish Jha.

(Con información de AFP)


La pandemia de coronavirus ya dejó más de 700.000 muertos en todo el mundo

La pandemia del nuevo coronavirus ha dejado más de 700.000 muertos en el mundo, desde su aparición en China en diciembre, según un recuento de la AFP realizado este miércoles a las 06H55 GMT en base a fuentes oficiales.

Un total de 700.489 personas han muerto, y se registran más de 18.547.833 casos de contagio (10.889.745 se recuperaron). Europa continúa siendo la región más afectada con 211.365 muertos. Cerca de la mitad de los decesos en el mundo se concentran en cuatro países: Estados Unidos (156.806), Brasil (95.819), México (48.869) y el Reino Unido (46.299).

Tras un primer foco en Asia y un segundo en Europa, la COVID-19 se ceba ahora con América Latina, que en las últimas horas ha superado los cinco millones de contagios (5.046.885) y acumula 204.042 fallecidos, con cinco países entre los diez más castigados por la pandemia.

Reino Unido, que el fin de semana cayó de la novena a la undécima posición, cuenta ahora 307.256 casos. Por detrás se posicionan España (302.814), Arabia Saudí (281.456), Pakistán (281.136), Italia (248.229), Bangladesh (244.020), Turquía (234.934), Francia (228.576), Argentina (213.535) y Alemania (212.828).

13/07/2020 13 July 2020, Chile, Iquique: Medics attend to coronavirus patients at a ward of a field hospital built at the Tierra de Campeones stadium. Photo: Cristian Vivero Boornes/Agencia Uno/dpa POLITICA INTERNACIONAL Cristian Vivero Boornes/Agencia / DPA 13/07/2020 13 July 2020, Chile, Iquique: Medics attend to coronavirus patients at a ward of a field hospital built at the Tierra de Campeones stadium. Photo: Cristian Vivero Boornes/Agencia Uno/dpa POLITICA INTERNACIONAL Cristian Vivero Boornes/Agencia / DPA

Por encima de los 100.000 positivos se encuentran Irak (134.722), Canadá (119.659), Indonesia (115.056), Filipinas (112.593) y Qatar (111.538). Por su parte, Kazajistán y Egipto se sitúan ya por encima de los 90.000, con 94.882 y 94.752, respectivamente, y China (88.206), Ecuador (87.963), Bolivia (83.361) y Suecia (81.181) han rebasado los 80.000.

Les siguen Omán (79.159), Israel (76.642), Ucrania (75.880), República Dominicana (74.295) y Bélgica (70.648), así como Panamá (69.424), Kuwait (68.774), Bielorrusia (68.250) y Emiratos Árabes Unidos (61.352).

Países Bajos (56.279), Rumanía (55.241), Singapur (53.346), Guatemala (52.365) y Portugal (51.681) se encuentran en la franja de los 50.000 y Polonia (48.149), Nigeria (44.433), Honduras (44.299), Bahréin (42.132) y Japón (41.352), en la de los 40.000.

Rozando los 40.000 está Armenia (39.298), seguida de Kirguistán (38.110), Ghana (37.812), Afganistán (36.782), Suiza (35.746), Azerbaiyán (32.910) y Argelia (32.504), así como de Marruecos (27.217), Uzbekistán (27.047), Serbia (26.738), Irlanda (26.253), Moldavia (25.814), Kenia (23.202), Austria (21.481), Venezuela (21.438) y Nepal (21.009).

Con información de Europa Press y EFE via Infobae


“No somos menos estadounidenses”: el virus golpea a Texas

Cuando los dolores del parto indicaron a Clarissa Muñoz que por fin iba a tener a su bebé, se metió en el auto y viajó dos horas por la frontera de Texas hasta una de las zonas de Estados Unidos más afectadas por el coronavirus.

Primero fue a un hospital donde el personal estaba tan desesperado que las enfermeras habían hecho 49 llamadas telefónicas para encontrar una cama a 700 millas de distancia para evacuar por aire a un hombre que agonizaba con el virus. Desde allí la enviaron a un hospital más grande en ambulancia. Por el camino pasó junto a una funeraria que suele celebrar 10 servicios fúnebres al mes, pero que ha llegado a nueve semanales. Y cuando por fin llegó para dar a luz, se dio de bruces con otra complicación: una prueba reveló que ella también estaba infectada.

Horas más tarde, Muñoz pudo ver, pero no tocar, a su primogénito durante unos segundos antes de que se lo llevaran.

En el umbral sureño de Estados Unidos, el Valle del Río Grande, el fracaso del país a la hora de contener la pandemia salta a la vista. Esta región fronteriza de dos millones de habitantes en el sur de Texas pidió durante casi un mes un hospital de campaña, que hasta el martes no estuvo listo para aceptar pacientes. El condado de Hidalgo registró más de 600 muertes sólo en el mes de julio, más que la zona de Houston, que es cinco veces más grande.

En DHR Health, uno de los hospitales más grandes de la frontera, casi 200 de las 500 camas son para pacientes de coronavirus aislados en dos unidades. Se está habilitando una tercera. Eso ni siquiera incluye el ala de maternidad COVID-19, donde madres y recién nacidos son separados de inmediato.

Médicos y enfermeras sacaron a toda prisa al bebé de Muñoz del paritorio por un pasillo sellado con lonas de plástico para impedir la salida de aire contaminado. Siete horas más tarde, ella aún no conocía el peso del niño. Al otro lado de la calle, la alarma sonaba constantemente en una unidad de cuidados intensivos para coronavirus, alertando a enfermeras que acudían a poner a pacientes boca abajo para ayudar a que les entrara más aire en los pulmones.

“Es una sensación muy, muy mala”, dijo Muñoz sobre ver cómo se llevaban a su hijo.

Texas reabrió más rápido que la mayor parte del país, sólo para dar marcha atrás ante los enormes brotes. Las autoridades sanitarias dicen que lo peor del rebrote veraniego parece haber pasado en el conjunto del estado, pero la frontera es una sombría excepción. Los médicos temen que haya otra dura oleada a la vuelta de la esquina.

Esta región de mayoría hispana es muy vulnerable al COVID-19. La prevalencia de la diabetes es de aproximadamente el triple que la media nacional, y los hogares están entre los de menos ingresos del país, complicando más la lucha contra el virus.

Incluso el tiempo añade dificultades. El primer huracán de la temporada golpeó la frontera hace dos semanas. Al principio, las autoridades locales confiaban en que la tormenta, llamada Hanna, interrumpiera las reuniones familiares y visitas a bares, frenando los contagios. En realidad, el meteoro dejó miles de viviendas sin electricidad durante días, obligando a las familias a refugiarse en estrecho contacto con parientes que seguían teniendo luz.

Ahora “no hay forma” de frenar la curva de contagios de la zona, dijo Maritza Padilla, directora asistente de enfermería en DHR Health.

En el hospital, un televisor muestra la lucha en tiempo real: rectángulos de color azul representan las camas ocupadas, los rectángulos verdes son camas libres. La imagen es casi toda azul. En una pizarra blanca, una lista de objetos que hace falta incluye “bolsas para cadáveres”.

Una organización benéfica cristiana que abrió un hospital de campaña en el Central Park de Nueva York visitó la frontera a mediados de julio con vistas a abrir otra instalación. Eso nunca se materializó, al igual que la idea de enviar pacientes a hoteles. La semana pasada, el gobernador republicano Greg Abbott, anunció que un centro de convenciones del condado de Hidalgo se convertiría en hospital.

Las autoridades locales siguen frustradas.

“Necesitamos la ayuda. Nuestra casa está en llamas”, dijo el alcalde de Rio Grande City, Joel Villarreal. “No somos menos estadounidenses que otras personas en otras partes del país”.

Martha Torres, enfermera en el Starr County Memorial Hospital, sabe lo que es buscar ayuda en vano. Se ha pasado turnos enteros llamando a otras UCI de Texas para que acepten traslados en helicóptero desde su unidad de 29 camas. Algunos pacientes se envían incluso a Oklahoma City, y pocos sobreviven al largo vuelo, lo que deja a las familias la carga adicional de conseguir que les envíen de vuelta los cuerpos.

Una de las entradas del ala de COVID-19 en el hospital parece una puerta de jardín prefabricada, como las que venden en grandes tiendas de ferretería. La semana pasada, Alex Garcia, de 26 años, visitó a su padre asomándose por la ventana exterior de su habitación. Ambos son fontaneros.

Esa misma noche, Emily Lopez preparaba el funeral de su madre, apenas unas semanas después de que el virus matara a su tía. Las dos habían jugado al bingo juntas antes de enfermar, y otros dos miembros de la familia estaban hospitalizados. “En esta zona no es una broma. Es vida o muerte”, dijo.

El ala de maternidad de COVID-19 en DHR Health es un lugar de calma relativa, pero tiene sus propios problemas. Entre ellos está buscar la forma de cuadrar los protocolos médicos con la realidad del sur de Texas, como las recomendaciones de mantener a la madre aislada en casa y al bebé al cuidado de otra persona.

“Esto es genial en Hartford, Connecticut, porque todo el mundo tiene una casa de 4.000 pies cuadrados, los ingresos medios son 180.000 dólares y todo eso. Aquí es muy diferente”, dijo el doctor Efraim Vela, director médico de salud de mujeres en el hospital. “Estamos teniendo problemas con eso”.

Casi 15.000 mujeres embarazadas en Estados Unidos han dado positivo en el virus y al menos 35 han muerto, según los Centros de Control de Enfermedades. Aunque es posible que una mujer embarazada transmita el coronavirus al feto, parece ser relativamente raro.

Muñoz, de 25 años, no sabía que tenía el virus cuando salió de su casa en la localidad fronteriza de Falcon para dar a luz a su hijo la semana pasada. Aunque estaba de sola cuando se puso de parto, su marido estuvo toda la noche sentado en el estacionamiento, porque no le dejaron entrar.

A primera hora de la mañana pagó 100 dólares por una prueba rápida en una clínica que le dijo que necesitaba pedir cita. “Les dije que era una emergencia. No iban a dejarme sacar a mi hijo del hospital a menos que yo fuera negativo”, dijo su esposo, Nicolas Garcia.

Después de nacer, Muñoz tenía a su hijo a una app de distancia. El hospital deja a las madres que dan positivo en COVID hacer una videollamada al nido. La enfermera Ashley Vaughan se esfuerza en colocar la cámara para que las madres puedan ver las manos y los pies de los pequeños. “Esta madre seguirá en el videochat hasta que la madre se duerma”, dijo Vaughan, señalando a una de las cunas.

“Está bien, ¿cierto?”, preguntó Muñoz a través del celular. Vaughan aseguró a la madre reciente que el niño estaba bien, y la conversación pasó a cuándo podría ir a casa la familia.

“¿Terminaste? ¿O quieres seguir conectada?”, preguntó Vaughan.

Muñoz dijo que se desconectaría por el momento. Echó una última mirada al bebé antes de colgar.

“Te quiero”, dijo. “Adiós”.

Fuente: AP

4 de agosto 2020 /

California sobrepasa el medio millón de infectados por coronavirus

El coronavirus sigue avanzando en California, los casos de personas contagiadas ahora suman 520.000 y, además, se han registrado 9.500 muertes, alcanzando hasta las zonas más remotas del estado, en donde hay grandes comunidades agrícolas.

El condado de Modoc, por ejemplo, en la frontera con Oregón, que se había mantenido libre casos de COVID-19, acaba de registrar sus primeros contagios, luego que una pareja regresara de un viaje al Valle Central del estado, que ahora es un foco de rápido contagio.

Las autoridades han expresado preocupación por este hecho, ya que en esas zonas habitan numerosos hispanos que se dedican a la agricultura o trabajan en granjas.

“Desproporcionadamente, esta enfermedad está afectando a la comunidad latina, a la comunidad en el Valle Central … es por eso que nuestras intervenciones específicas se centran en la mano de obra esencial, trabajadores agrícolas, en mano de obra crítica y en el sector de hospitalidad”, dijo Gavin Newsom, gobernador de California en una conferencia de prensa.

FILE PHOTO: Few people wear masks as they walk on the beach pier in Ocxeanside, California
California sobrepasa a NY con el mayor número de personas contagiadas

Según el funcionario, el aumento de hospitalizaciones y el índice de casos positivos en la zona es de entre el 11% y el 18%, pero también dijo que hay señales de que las medidas preventivas están funcionando en otras partes del estado, donde esos porcentajes han disminuido.

En el condado de Los Ángeles, el promedio de nuevos casos bajó de más de 3.000 diarios, a mediados de julio, a 2.600 para finales del mes.

Jacqueline Valenzuela, del departamento de Salud Pública de Los Ángeles, indicó que aún queda un largo camino para reducir la transmisión comunitaria.

“Hace unos meses cuando colectiva y exitosamente frenamos la transmisión de COVID-19 y reabrimos muchos de nuestros sectores comerciales y comunitarios muchos de nosotros decidimos que eso significaba que podríamos regresar a la vida como la conocíamos antes. Simplemente no podemos hacer eso de nuevo”, reconoció la experta.

Según funcionarios de salud de Los Ángeles, para que más personas puedan regresar a sus puestos de trabajo al trabajo y para que puedan reabrirse las escuelas el nivel de transmisión comunitaria debe ser menos de 100 casos por cada 100.000 personas durante 14 días consecutivos.

De acuerdo con las autoridades, actualmente, se registran 355 casos por cada 100.000 personas.

Fuente: VOA


Florida reporta 245 muertos por COVID-19 y más de 5,000 nuevos contagios

El letal coronavirus se cobró la vida de 245 residentes de Florida, el tercer mayor número de fallecimientos reportados en un día desde que inició la pandemia, lo que elevó a 7,402 los decesos. El estado también registró 5,446 casos adicionales de COVID-19 para un total de 497,330 contagios, de acuerdo con cifras del Departamento estatal de Salud divulgadas el martes.

Florida registró 257 muertes el viernes y 253 decesos el jueves pasado.

Las autoridades sanitarias han explicado que todos los fallecimientos no ocurrieron el martes, sino que fueron reportados en un periodo de 24 horas.

También han muerto 124 personas no residentes en el estado.

Aunque la cifra de nuevos casos confirmados subió con respecto a los 4,752 contagios adicionales del lunes, sigue siendo baja ante los explosivos números reportados en los últimos días, lo que es atribuido a que varios centros de pruebas de coronavirus estuvieron cerrados debido al huracán Isaías.

La División de Administración de Emergencia de Florida informó que los centros de pruebas estatales cerraron desde el 30 de julio hasta el 4 de agosto y que reiniciarán operaciones el miércoles.

Otros 15 centros de pruebas reabrieron el lunes en los condados Miami-Dade, Broward, Palm Beach y St. Lucie.

MÁS DE 1,000 NUEVOS CASOS DE COVID-19 EN MIAMI-DADE

Miami-Dade, el centro de la pandemia en el estado, reportó 1,115 nuevos contagios después de registrar 954 infecciones el lunes. El total de casos confirmados aumentó a 124,759 y se contabilizaron 1,724 muertos, un incremento de 30 decesos con respecto al lunes.

El Departamento de Salud reportó que el Condado Broward registró 422 nuevos contagios, para un total de 58,953 casos y 765 muertes, 17 decesos más.

Palm Beach tuvo 379 nuevos casos, para un total de 34,929 contagios y 861 fallecimientos, 16 fallecimientos más.

La Agencia para la Administración de Servicios Médicos Médicos (AHCA), que suministra esa información actualizada a nivel estatal y de condado, reportó que 7,810 personas estaban hospitalizadas “con diagnóstico primario de coronavirus” en el estado, hasta el martes a las 11:16 a.m.

Los datos relacionados con las hospitalizaciones son una de las herramientas que las autoridades usan para determinar el nivel de contagios.

Según los datos del lunes del New Normal Dashboard de Miami-Dade, 1,943 personas habían ingresado a hospitales del condado y 317 estaban conectadas a respiradores.

Las hospitalizaciones en Miami-Dade bajaron durante seis días consecutivos hasta el lunes.

La tasa promedio de positivos en 14 días se ubicó en 17.27 % el lunes. La meta de Miami-Dade es mantenerla por debajo del 10%.

El Departamento de Salud de Florida a su vez reportó 27,952 residentes hospitalizados.

Las autoridades sanitarias dijeron que a nivel estatal se habían realizado 3,790,202 pruebas de COVID-19 y de ese total, 497,330 resultaron positivas (13.12%). Las personas que dieron negativo a las pruebas totalizaron 3,287,128.

Fuente: El Nuevo Herald


China, OMS negocian para rastrear origen del coronavirus

China y la Organización Mundial de la Salud estaban discutiendo planes para rastrear el origen del brote de coronavirus luego de la visita al país de dos expertos de la agencia de Naciones Unidas, dijo el Ministerio de Exteriores chino el martes.

Los expertos realizaron “consultas preparatorias acerca de cooperación en investigación científica sobre rastreo de virus” durante sus dos semanas de estancia, que finalizaron el domingo, dijo Wang Wenbin, vocero del ministerio, a reporteros.

Las conversaciones abordaron la investigación sobre áreas de población, medio ambiente, moléculas, trazabilidad en animales y rutas de transmisión del coronavirus, además de los planes para futuras investigaciones científicas, agregó Wang.

Las dos partes también investigaron más a fondo la posible fuente animal, el huésped intermedio y la ruta de trasmisión del virus para “prevenir y controlar de forma más eficaz la pandemia”, apuntó el portavoz.

Según Wang, las dos partes trabajaron en la formulación de un plan para la contribución de China a los esfuerzos globales de rastreo en virtud de la resolución aprobada por la Asamblea Mundial de la Salud de la OMS. No se dijo cuándo comenzarían esas labores.

El virus se detectó por primera vez en la ciudad de Wuhan, en el centro de China, a finales del año pasado, y se relacionó con un mercado de alimentación donde se comercializaban animales salvajes. Los científicos creen que posiblemente pasó de un animal salvaje como un murciélago a los humanos a través de una especie intermedia, posiblemente el pangolín.

Sin embargo, China dice que la investigación completa debe esperar hasta que la pandemia esté bajo control y ha rechazado las acusaciones de que retrasó el envío de información a la OMS al inicio del brote.

Fuente: AP

03 Agosto 2020 /

El director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, sobre el coronavirus: “No hay solución y quizás nunca la haya”

La Organización Mundial de la Salud (OMS) advirtió este lunes que quizás nunca haya una “solución” contra la pandemia de covid-19, a pesar de la carrera en curso para obtener un vacuna.

“No hay solución y quizás nunca la haya”, declaró el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, en una conferencia de prensa en línea.

“Los ensayos clínicos nos dan esperanza, pero esto no significa necesariamente que obtengamos una vacuna” eficaz, afirmó.

“Todos esperamos tener un número de vacunas eficaces que puedan evitar que la gente se contagie”, añadió Adhanom Ghebreyesus, quien insistió en que mientras tanto frenar los brotes depende del respeto de las medidas de salud pública.

El comité de urgencia de la OMS, que se reunió el viernes, “fue muy claro. Cuando los dirigentes trabajan en colaboración estrecha con la población, esta enfermedad puede ser controlada”, recordó.

“Debemos contener las nuevas olas”, defendió el director de la OMS y para ello recordó que “se deben hacer test, aislar y tratar a los enfermos y buscar y aislar a su contactos”, pero también se debe “informar” para que, según él, las poblaciones sigan respetando los gestos de distanciamiento y así romper las cadenas de transmisión.

“Los ensayos clínicos nos dan esperanza, pero esto no significa necesariamente que obtengamos una vacuna” eficaz, dijo el director de la OMS (EFE/EPA/OMER MESSINGER/Archivo) “Los ensayos clínicos nos dan esperanza, pero esto no significa necesariamente que obtengamos una vacuna” eficaz, dijo el director de la OMS (EFE/EPA/OMER MESSINGER/Archivo)

El mensaje a la gente y los gobiernos es: haced todo esto. ¡Y continúen cuando (el virus) esté bajo control!”, insistió Adhanom Ghebreyesus, tras haber recordado que en “varios países que parecían haber superado lo más duro, ahora conocen nuevas oleadas”.

La pandemia causó 690.000 muertos desde finales de diciembre, según un balance hecho el lunes por la AFP a las 11H00 GMT, y contagió a más de 18 millones de personas, de las cuales al menos 10,5 millones ya se curaron.

El director general de la agencia de Naciones Unidas anunció por otra parte que la misión de la OMS en China concluyó el trabajo preparatorio para su investigación sobre el origen de la pandemia de covid-19.

“El equipo de la OMS que viajó a China terminó su misión consistente en sentar las bases de los esfuerzos conjuntos para identificar los orígenes del virus”, declaró el jefe de la organización.

“Estudios epidemiológicos comenzarán en Wuhan para identificar la fuente potencial de infección de los primeros casos”, añadió.

La gran mayoría de los científicos coinciden en que el nuevo coronavirus se originó en un murciélago, pero que antes de ser transmitido al ser humano pasó por otro animal.

(Con información de AFP)


El coronavirus en EE.UU. “extraordinariamente extendido”, dicen expertos de la Casa Blanca

WASHINGTON D.C. – Estados Unidos se encuentra en una nueva fase del brote de COVID-19 con infecciones “extraordinariamente generalizadas” en áreas rurales y ciudades, dijeron el domingo expertos de la Casa Blanca.

Los casos de coronavirus continúan aumentando en algunas partes del país, y los funcionarios de salud pública están tratando de trabajar con los gobernadores para adaptar las respuestas para cada estado.

“Estamos en una nueva fase”, dijo la doctora Deborah Birx. “Lo que estamos viendo hoy es diferente de marzo y abril. Está extraordinariamente extendido” tanto en áreas rurales como urbanas.

“Para todos los que viven en una zona rural: no eres inmune ni estás protegido contra este virus”, dijo Birx en el programa “State of the Unión” de CNN.

Birx, la coordinadora del grupo de trabajo de la Casa Blanca, dijo que las personas que viven en hogares multigeneracionales en un área que está experimentando un brote deben usar máscaras dentro del hogar para proteger a las personas mayores o con condiciones subyacentes.

El almirante Brett Giroir, secretario asistente de Salud y Servicios Humanos, continuó enfatizando la importancia de usar máscaras.

“Si no hacemos eso, y si no limitamos los espacios interiores llenos de gente, el virus continuará aumentando”, dijo en el programa “Meet the Press” de la cadena NBC.

“Estamos muy preocupados y este es un punto muy serio”.

El coronavirus, que apareció por primera vez en China, ha infectado a 4,6 millones de personas en los Estados Unidos y mató a casi 155,000 estadounidenses, según datos de la Universidad Johns Hopkins.

Birx dijo que los funcionarios federales han estado trabajando en informes individuales para cada estado que examinan las tendencias de la comunidad y los registros hospitalarios.

“Cada una de estas respuestas tiene que adaptarse dramáticamente”, dijo.

Señaló que lo que presenció cuando visitó 14 estados en las últimas tres semanas le dio motivos de preocupación.

“Mientras viajaba por el país, vi a toda la nación en movimiento”, dijo Birx. “Si ha elegido irse de vacaciones a un punto de brote, realmente necesita regresar y proteger a las personas con comorbilidades y asumir que está infectado”.

Si las personas usan máscaras y evitan las multitudes, dijo Giroir, da el mismo resultado que un cierre completo.

“Es por eso que vamos a todos los estados, estamos en la radio local, damos instrucciones específicas a cada gobernador por condado, lo que deben hacer cuando comenzamos, cuando esos condados comienzan a ponerse amarillos, porque ese es el momento cuando tienes que sellarlo “, dijo.

Fuente: VOA


 

02 Agosto 2020 /

El coronavirus ya mató a más de 200.000 personas en América Latina

América Latina y el Caribe superaron las 200.000 muertes por el coronavirus, de ellos cerca de tres cuartos solo en Brasil y México, tras una semana en la que varios países arrojaron nuevos récords de nuevas infecciones y fallecimientos.

Con un total de 200.212 muertos y 4.919.054 de casos, América Latina y el Caribe es la segunda región más golpeada por la covid-19, por detrás de Europa que registra 210.435 muertos y 3.189.322 casos, según el recuento de la AFP. En total, la pandemia se ha cobrado 685.192 muertos en el mundo e infectó a 17.868.148 personas.

Brasil (93.563 muertos) y México (47.472) son los países latinoamericanos más afectados, seguidos de Perú (19.408), Colombia (10.330) y Chile (9.533), que están entre los 15 territorios con más fallecidos a nivel mundial.

En cuanto al número de muertos en relación con la población, Perú registra 589 fallecidos por millón de habitantes, lo que le sitúa en el 6º de la lista mundial, por delante de Chile (499), Brasil (440), México (368) y Panamá (336).

Los muertos en América Latina y el Caribe representan cerca de un tercio de los registrados en el mundo debido a la covid-19, por detrás de Europa (más de un tercio), pero por delante de Estados Unidos y Canadá (cerca de un cuarto).

La región superó los 10.000 muertos el 28 de abril y los 100.000 muertos el 23 de junio. En poco más de un mes se han doblado los casos superando los 200.000 muertos, una aceleración que se ha recrudecido en julio. De media, en julio se registraron 2.610 nuevos muertos diariamente en la región.

Brasil tuvo un récord diario de 1.595 muertes el miércoles, el mismo día en que Colombia anotó otra cifra inédita de 380 fallecimientos en 24 horas. El jueves, Argentina marcó un récord diario de 153 decesos.

El número de contagios en América Latina y Caribe se acerca a los 5 millones de casos confirmados, de ellos, más de la mitad en Brasil (más de 2,7 millones de casos oficialmente declarados), lo que le convierte en el segundo país con más casos en el mundo, por detrás de Estados Unidos (más de 4,6 millones de casos).

Algunos expertos estiman que el número de fallecidos oficialmente declarados en la región está subestimado.

(Con información de AFP y Reuters)


EEUU alertó sobre la poca seguridad de las vacunas contra el coronavirus que están desarrollando China y Rusia

El inmunólogo Anthony Fauci, principal referente en enfermedades infecciosas en Estados Unidos, expresó el viernes sus inquietudes sobre la seguridad de las vacunas contra la covid-19 que están desarrollando China y Rusia.

Varias compañías chinas están a la vanguardia de la carrera mundial por una vacuna contra el nuevo coronavirus, mientras que Rusia ha dicho que espera ser el primer país en brindar una vacuna al público, algo que prevé concretar en septiembre. Pero es probable que los proyectos se enfrenten a un mayor escrutinio, dado que los sistemas reguladores de ambos países son mucho más opacos que en Occidente.

Fauci, a quien se le preguntó durante una audiencia en el Congreso si Estados Unidos podría usar vacunas chinas o rusas si llegaban a producirse primero, afirmó que era poco probable. “Espero que los chinos y los rusos realmente estén probando la vacuna antes de administrársela a alguien”, dijo. “Las afirmaciones de que tienen una vacuna lista para distribuir antes de hacer las pruebas son, cuanto menos, problemáticas”, añadió.

“Vamos muy rápido. No creo que debamos depender de otros países para obtener vacunas”, dijo.

Fauci testifica en panel sobre coronavirus en el Congreso. Washington, D.C., Estados Unidos, 31 de julio, 2020. Kevin Dietsch/Pool via REUTERSFauci testifica en panel sobre coronavirus en el Congreso. Washington, D.C., Estados Unidos, 31 de julio, 2020. Kevin Dietsch/Pool via REUTERS

Medios chinos anunciaron en junio que una vacuna contra el coronavirus desarrollada por CanSino Biologics se estaba utilizando para inmunizar al ejército del país asiático, lo que la convirtió en la primera en ser aprobada para el uso en personas, aunque en una población limitada. Sin embargo, científicos plantearon preocupaciones éticas porque la vacuna aún no ha comenzado sus etapas finales de prueba.

Otras dos compañías chinas, Sinovac y Sinopharm, han lanzado pruebas finales de la fase tres en Brasil y Emiratos Árabes Unidos, respectivamente.

China, donde se originó el virus, ha controlado en gran medida su brote y, por lo tanto, ha tenido que recurrir a otros países para probar sus vacunas. Los ensayos en Brasil y Emiratos Árabes Unidos serán observados particularmente de cerca, dada el nutrido historial de escándalos sanitarios en China.

En 2018, más de 200.000 niños recibieron una vacuna defectuosa contra la difteria, el tétanos y la tos ferina (DPT) que causó parálisis en algunos casos.

Rusia, que alguna vez fue líder mundial en vacunas durante la época soviética, tiene como objetivo llevar dos al mercado, una en septiembre y otra en octubre. La primera está siendo desarrollada por el instituto Gamaleya, con sede en Moscú, y el ministerio de Defensa, y la segunda por el laboratorio estatal Vektor, cerca de la ciudad siberiana de Novosibirsk. Rusia no ha publicado datos científicos que prueben la seguridad o eficacia de sus vacunas.

Sin embargo, Kirill Dmitriev, director del fondo ruso que financia el proyecto de Gamaleya, dijo a CNN: “Es un momento Sputnik”. Sputnik fue el primer satélite por un país, y lo hizo la Unión Soviética en 1957.

Tres vacunas producidas en países occidentales (Estados Unidos, Reino Unido y Alemania) están en la fase tres de experimentación, la fase final.


01 Agosto 2020 /

Los niños son portadores de altos niveles de coronavirus: hasta 100 veces más carga viral que un adulto

Los niños menores de cinco años tienen entre 10 y 100 veces más nivel de material genético de coronavirus en sus narices que niños más grandes y que los adultos, según un estudio publicado en JAMA Pediatrics, uno de los sitios más prestigiosos en materia médica. Los autores de la investigación indicaron que los resultados implicaban que los niños pequeños podrían ser importantes conductores de la COVID-19 en la transmisión entre de sus comunidades, una sugerencia que no concuerda con la narrativa actual.

El informe se conoce en momentos en que el gobierno del presidente estadounidense Donald Trump presiona con fuerza para que las escuelas y guarderías abran sus puertas para dar un impulso a la economía. Pero no sólo en los Estados Unidos ocurre esta situación: el debate respecto al grado de transmisión del virus en los menores se da en el resto del mundo y con diferentes interpretaciones. Al menos, hasta ahora.

Los investigadores realizaron entre el 23 de marzo y el 27 de abril pruebas de hisopado nasal entre 145 pacientes en Chicago. El estudio se hizo sobre enfermos leves a moderados dentro de la semana de aparición de los síntomas. Los pacientes se dividieron en tres grupos: 46 niños menores de cinco años, 51 de cinco a 17 años, y 48 adultos de 18 a 65 años. “Las diferencias observadas en los valores medios entre niños pequeños y adultos se aproximan a una cantidad de Sars-CoV-2 de 10 a 100 veces mayor en el tracto respiratorio superior de los niños pequeños”, remarcó el estudio.

Niños en Nueva York en Central Park. EFE/EPA/Peter Foley Niños en Nueva York en Central Park. EFE/EPA/Peter Foley

El reconocido médico Taylor Heald-Sargent del Hospital Infantil Ann & Robert H. Lurie, egresado de la Universidad de Chicago y especialista en virus, es quien condujo la investigación que recorre el mundo.

“Los niños son susceptibles a la infección por el coronavirus SARS-CoV-2 pero generalmente presentan síntomas leves en comparación con los adultos. Los niños impulsan la propagación de enfermedades respiratorias y gastrointestinales en la población”, dice el informe al que accedió Infobae que, sin embargo, aclara: “los datos sobre los niños son fuentes de la propagación del SARS-CoV-2 es escasa”. Es por eso que afirman que podrían ser “potenciales” transmisores de la enfermedad.

El estudio -que además de la de Heald-Sargent lleva las firmas de William J. Muller, Xiaotian Zheng, Jason Rippe, Ami B. Patel y Larry K. Kociolek- señala que “los primeros informes (sobre la enfermedad) no encontraron pruebas sólidas de que los niños fueran los principales contribuyentes a la propagación del Sars-CoV-2, pero el cierre de las escuelas al principio de las respuestas ante la pandemia frustraron las investigaciones a gran escala de las escuelas como fuente de transmisión comunitaria. A medida que los sistemas de salud pública buscan reabrir las escuelas y las guarderías, será importante comprender el potencial de transmisión en los niños para guiar las medidas de salud pública”.

Nuestros análisis sugieren que los niños menores de 5 años con COVID-19 leve a moderado tienen altas cantidades de ARN viral de Sars-CoV-2 en su nasofaringe en comparación con niños mayores y adultos. Nuestro estudio se limita a la detección de ácido nucleico viral, en lugar de virus infeccioso, aunque los estudios pediátricos de Sars-CoV-2 informaron una correlación entre los niveles más altos de ácido nucleico y la capacidad de cultivar virus infecciosos”, señalan los médicos. “Por lo tanto, los niños pequeños pueden ser conductores importantes de la propagación del SARS-CoV-2 en la población general, como se ha demostrado con el virus sincitial respiratorio, donde los niños con altas cargas virales tienen más probabilidades de transmitirlo”.

Los autores agregaron que un estudio de laboratorio reciente demostró que cuanto más material genético presente, más virus infecciosos podían desarrollarse. También previamente se mostró que los niños con altas cargas virales en el virus sincitial respiratorio (RSV) son más propensos a propagar la enfermedad. “Por lo tanto, los niños pequeños pueden ser potencialmente importantes impulsores de la propagación del SARS-CoV-2 en la población general”, escribieron los autores.

Los hábitos de comportamiento de los niños pequeños y los lugares cerrados en las escuelas y guarderías suscitan preocupación por la amplificación del SARS-CoV-2 en esta población a medida que se flexibilizan las restricciones de salud pública”, concluyeron.

El debate sobre la reapertura de instituciones educativas se da en todo el mundo luego del cierre masivo por la pandemia de coronavirus. En la foto una escuela en Nantes, Francia (Reuters)El debate sobre la reapertura de instituciones educativas se da en todo el mundo luego del cierre masivo por la pandemia de coronavirus. En la foto una escuela en Nantes, Francia (Reuters)

Los nuevos hallazgos contradicen la opinión actual de las autoridades de salud de que los niños pequeños, que según se estableció tienen muchas menos probabilidades de enfermarse gravemente de covid-19, no son importantes vectores de contagio. Sin embargo, hasta ahora se ha investigado bastante poco sobre el tema. Un estudio reciente en Corea del Sur encontró que los las personas entre 10 a 19 años transmiten la covid-19 dentro de las casas tanto como los adultos, pero los menores de nueve años trasmiten el virus en tasas más bajas.

En declaraciones al diario The New York Times, la doctora Stacey Schultz-Cherry, viróloga y especialista en enfermedades infecciosas en el Hospital de Investigaciones para Niños St. Jude de Memphis, se mostró exultante por el incipiente descubrimiento: “He escuchado a muchas personas decir: ‘Bueno, los niños no son susceptibles, los niños no se infectan’. Y esto muestra claramente que eso no es cierto. Creo que este es un primer paso importante, muy importante para comprender el papel que los niños juegan en la transmisión“.

Por su parte, Jason Kindrachuk, de la Universidad de Manitoba, dijo: “Ahora que estamos llegando a fines de julio y estamos tratando de abrir las escuelas el próximo mes, esto realmente necesita ser considerado”.

Fuente: Infobae.-


31 de julio 2020 /

Coronavirus en Estados Unidos: registraron 1.347 muertes y 72.238 contagios en las últimas 24 horas

Estados Unidos alcanzó este jueves la cifra de 4.487.072 casos confirmados de la COVID-19 y la de 151.794 fallecidos, de acuerdo con el recuento independiente de la Universidad Johns Hopkins.

Este balance a las 20.00 hora local (00.00 GMT del viernes) es de 72.238 contagios más que el miércoles y de 1.347 nuevas muertes.

Pese a que Nueva York ya no es el estado con un mayor número de contagios, sí sigue como el más golpeado en cuanto a muertos en Estados Unidos con 32.683, más que en Francia o España. Tan sólo en la ciudad de Nueva York han muerto 23.525 personas.

A Nueva York le siguen en número de fallecidos la vecina Nueva Jersey con 15.809, California con 8.970 y Massachusetts con 8.595.

Otros estados con un gran número de muertos son Illinois, con 7.670; Pensilvania, con 7.194; Florida, con 6.586; Michigan, con 6.443, o Texas, con 6.274.

En cuanto a contagios, California suma 488.260, le sigue Florida con 461.379, tercero es Texas con 425.519, y Nueva York cuarto, con 414.370.

Un hombre es llevado a un hospital en Hialeah, Florida. REUTERS/Marco BelloUn hombre es llevado a un hospital en Hialeah, Florida. REUTERS/Marco Bello

El balance provisional de fallecidos -151.794- ha superado ya con creces la cota más baja de las estimaciones iniciales de la Casa Blanca, que proyectó en el mejor de los casos entre 100.000 y 240.000 muertes a causa de la pandemia.

El presidente estadounidense, Donald Trump, rebajó esas estimaciones y se mostró confiado en que la cifra final estaría más bien entre los 50.000 y los 60.000 fallecidos, aunque luego auguró hasta 110.000 muertos, un número que también se ha superado.

Por su parte, el Instituto de Métricas y Evaluaciones de Salud (IHME) de la Universidad de Washington, en cuyos modelos de predicción de la evolución de la pandemia se fija a menudo la Casa Blanca, calcula que Estados Unidos llegará al mes de octubre con unos 200.000 muertos y que para las elecciones presidenciales del 3 de noviembre podría rozar los 220.000.

Con información de EFE via Infobae.-


Florida bate récord de muertes relacionadas con COVID-19 por cuarto día consecutivo con 257 decesos

El Departamento de Salud de Florida registró este viernes 257 muertes nuevas, rompiendo el récord por el cuarto día seguido. El jueves, el departamento registró 253 muertes nuevas.

Un total de 6,843 residentes del estado y 123 no residentes han perdido la vida por causas derivadas del COVID-19.

Las autoridades de salud han explicado que no necesariamente todas las muertes ocurrieron en las últimas 24 horas. En Florida, las muertes anunciadas pueden ser de días previos porque el departamento informa sobre nuevas muertes cuando se las reportan, pero no necesariamente son del mismo día.

El Departamento de Salud también registró otras 9,007 pruebas positivas de COVID-19 al conteo de casos confirmados en el estado este viernes, lo cual elevó el número total de personas que han dado positivo a 470,386.

CASOS CONFIRMADOS DE COVID-19 EN FLORIDA

Según las cifras divulgadas el viernes, el 46% de los nuevos casos y 54% de las muertes registradas en las últimas 24 horas corresponden al sureste del estado:

▪ En Miami-Dade: Un total de 118,462 personas han dado positivo a la prueba de COVID-19, un alza de 2,486 contagios con respecto al jueves. Un total de 1,611 residentes han muerto de la enfermedad.

▪ En Broward: Un total de 55,411 personas han dado positivo a la prueba, un alza de 1,099 contagios con respecto al jueves. Un total de 709 residentes han muerto de la enfermedad.

▪ En Palm Beach: Un total de 33,274 personas han dado positivo a la prueba, un alza de 578 contagios con respecto al jueves. Un total de 815 residentes han muerto de la enfermedad.

▪ En Monroe: Un total de 1,272 personas han dado positivo a la prueba, un alza de cinco contagios con respecto al jueves. Un total de ocho residentes han muerto de la enfermedad.

Las autoridades estatales han vinculado el progresivo aumento de casos con el aumento de pruebas disponibles para diagnosticar el coronavirus. Sin embargo, una reciente análisis de el Nuevo Herald reveló que mientras el número de casos confirmados se cuadriplicó en menos de cinco semanas, las pruebas ni siquiera se duplicaron durante ese mismo tiempo.

Otro análisis sobre las cifras más reciente indican que las muertes están en alza y los casos nuevos de COVID-19, aunque siguen siendo cifras altas, se han estabilizado.

Fuente: El Nuevo Herald


Muere 1er perro que dio positivo al COVID en EEUU

Un pastor alemán de Nueva York que fue el primer caso confirmado de COVID-19 en un perro en Estados Unidos ha muerto.

Robert y Allison Mahoney, de Staten Island, dijeron a National Geographic que su mascota, Buddy, de 7 años, desarrolló problemas respiratorios a mediados de abril después de que Robert estuviera enfermo varias semanas de coronavirus. Un veterinario hizo en mayo una prueba a Buddy, que dio positivo al virus.

El Departamento de Agricultura de Estados Unidos informó en junio que un pastor alemán en el estado de Nueva York era el primer perro en el país que había dado positivo al COVID-19, pero no identificó a los dueños.

La salud de Buddy se deterioró de manera constante después de que en abril presentara dificultades para respirar y le escurriera moco nasal espeso. Fue sacrificado el 11 de junio luego de que vomitara coágulos de sangre, dijeron los Mahoney a National Geographic.

Se desconoce si el coronavirus fue determinante en la muerte de la mascota. Pruebas de sangre indicaron que Buddy posiblemente tenía linfoma, un cáncer del sistema inmunológico, dijeron veterinarios a la familia.

Un portavoz del Departamento de Salud de la ciudad de Nueva York dijo que se habían hecho los arreglos para llevarse el cadáver del perro a fin de hacerle una necropsia, pero para cuando las instrucciones fueron compartidas con el veterinario, ya habían cremado a la mascota.

Una base de datos del Departamento de Agricultura sobre casos confirmados de coronavirus en animales en Estados Unidos incluye 12 perros, un tigre y un león. La agencia afirma que no tiene pruebas de que los animales tengan un papel importante en la propagación del coronavirus, pero al parecer las personas pueden transmitirlo a los animales en algunas situaciones.

Fuente: AP

30 de julio 2020 /

Trump ruega a convalecientes que donen sangre para combatir el COVID-19

WASHINGTON D.C. – El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, rogó este jueves a los estadounidenses que han superado la COVID-19 que “por favor” donen su sangre “cuanto antes” para ayudar a tratar a aquellos que aún se encuentran enfermos.

“Si has tenido el virus y donas, sería magnífico. Realmente necesitamos donaciones de plasma (…). Ofrézcanse de voluntarios para donar plasma cuanto antes, por favor”, pidió Trump durante una mesa redonda celebrada en la sede de la Cruz Roja de EE.UU., en Washington D.C.

El mandatario señaló que su administración está trabajando en colaboración con ” laboratorios comerciales, aseguradoras y profesionales sanitarios” para aumentar las reservas de plasma, algo que se antoja imprescindible ante el notable aumento de la demanda, que se ha duplicado en apenas un mes, según datos de la Cruz Roja.

“En estos momentos la demanda de plasma de convalecientes excede nuestra recolección, por lo que realmente necesitamos que la gente dé un paso al frente y done”, reconoció la directora ejecutiva de la Cruz Roja en EE.UU., Gail McGovern, presente en el acto.

De acuerdo con datos oficiales, unos dos millones de estadounidenses se han recuperado ya de la COVID-19 en el país. Se calcula que unos 50.000 pacientes han sido ya tratados con plasma de convalecientes.

CR Suero Equino Costa Rica
Universidad de Costa Rica crea exitoso suero que inhibe el coronavirus
Los sueros pasaron con éxito las pruebas realizadas en la Universidad George Mason de Estados Unidos. Un grupo de expertos en medicina de la UCR está preparando el protocolo que se utilizará para el uso clínico del nuevo fármaco.

“Estoy admirada con los convalecientes que donan plasma. Se enfrentaron a la enfermedad, lograron salir al otro lado del túnel, tienen valiosos anticuerpos y los hospitales están transfundiendo su sangre a pacientes que están luchando duramente con la enfermedad. Es un testimonio de la generosidad del pueblo estadounidense”, agregó McGovern.

De acuerdo con datos de la Universidad Johns Hopkins, en EE.UU., 4.464.906 personas han sido contagiadas y 151.496 han fallecido debido al nuevo coronavirus. Solo el miércoles se registraron más de 1.400 óbitos en todo el país, lo que supone un nuevo récord.

Por este motivo, no es de extrañar que Trump, con un tono sobrio poco habitual, exhortara a la población a usar mascarilla, lavarse las manos con frecuencia y a mantener las distancias. “Tienen que evitar lugares concurridos”, imploró el mandatario.

“Juntos derrotaremos al virus, derrotaremos al enemigo invisible”, concluyó.

Fuente: VOA


La vacuna experimental de Johnson & Johnson protege a monos del coronavirus con una sola dosis

Johnson & Johnson inició el jueves las pruebas en humanos de su vacuna COVID-19 después de dar a conocer los detalles de un estudio con monos que mostró que una de sus candidatas ofrecía una fuerte protección con una sola dosis.

Cuando se expusieron al virus, seis de cada seis animales que recibieron esta vacuna estuvieron completamente protegidos de la enfermedad pulmonar y cinco de cada seis estuvieron protegidos de la infección, que se mide por la presencia del virus en los hisopos nasales, según el estudio publicado en la revista Nature.

Esto nos da la seguridad de que podemos probar una vacuna con una sola dosis en esta epidemia y aprender si tiene un efecto protector en los humanos”, dijo a Reuters el Dr. Paul Stoffels, director científico de J&J, en una entrevista telefónica.

El Gobierno de Estados Unidos está financiando los programas de J&J en materia de vacunas con 456 millones de dólares, como parte de una serie de gastos destinados a acelerar la producción de una cura para poner fin a la pandemia, que ha infectado a millones de personas y ha matado a más de 660.000.

Stoffels dijo que las pruebas previas de este tipo de vacuna en otras enfermedades mostraban que una segunda inyección aumenta significativamente la protección. Pero en una pandemia, sin embargo, una vacuna de una sola dosis tiene una ventaja significativa, evitando muchos de los problemas logísticos que implica hacer que la gente regrese a por una segunda dosis.

La compañía planea abordar la cuestión de una o dos dosis en su ensayo de fase 1, que comenzó esta semana en Estados Unidos.

Dependiendo de esos resultados, J&J planea comenzar la prueba de fase 3 a gran escala con un régimen de dosis única en la segunda mitad de septiembre. Alrededor del mismo período, la compañía comenzará un estudio paralelo de fase 3 que probará un sistema de dos dosis de esta vacuna, dijo Stoffels.

La vacuna de J&J utiliza un virus del resfriado común conocido como adenovirus tipo 26 o Ad26 para transportar las proteínas del coronavirus a las células del cuerpo, haciendo que el cuerpo monte una defensa inmunológica contra el virus.

En el estudio aplicado en monos, los científicos de J&J y del Centro Médico Beth Israel Deaconess de Harvard estudiaron siete vacunas experimentales en 32 animales y compararon los resultados con 20 animales bajo control que recibieron inyecciones de placebo.

Seis semanas después, todos los animales fueron expuestos al virus del Sars-CoV-2. Los 20 animales que recibieron el placebo desarrollaron altos niveles de virus en sus pulmones y en los hisopos nasales.

Con la vacuna candidata que mejor rendimiento obtuvo, que J&J seleccionó para las pruebas en humanos, ninguno de los animales tenía el virus en sus pulmones y sólo uno mostró bajos niveles de virus en los hisopos nasales. Las pruebas de laboratorio mostraron que todos habían desarrollado anticuerpos capaces de neutralizar el virus después de una sola inyección.

“Este estudio muestra que incluso una sola inmunización con la vacuna Ad26 conduce a la neutralización de las respuestas de anticuerpos y a una sólida protección de los monos contra la COVID-19”, dijo el doctor Dan Barouch, un investigador de vacunas de Beth Isreal Deaconness que dirigió la investigación en colaboración con J&J.

Fuente: Infobae.-


¿Puede el coronavirus propagarse por el aire?

¿Puede el coronavirus propagarse por el aire?

Sí, es posible.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) reconoció recientemente la posibilidad de que el COVID-19 se propague por el aire bajo ciertas circunstancias.

Los recientes brotes registrados en atestados recintos interiores — restaurantes, clubes de ocio nocturno y prácticas de coros — sugieren que el virus puede permanecer en el aire el tiempo suficiente para infectar a otros si no se cumplen estrictamente las normas de distancia social.

Según los expertos, se cree que la falta de ventilación en estas situaciones ha contribuido a la propagación y podría haber permitido que el virus se mantenga en el aire por más tiempo de lo normal.

En un reporte publicado en mayo, los investigadores hallaron que hablar generaba gotitas respiratorias que, en un espacio cerrado, podían permanecer en el aire aproximadamente entre ocho y 14 minutos.

La OMS dice que las personas más expuestas a una transmisión por el aire son los médicos y enfermeras que realizan procedimientos especializados como insertar un tubo de respiración o colocar un respirador a los pacientes. Las autoridades médicas recomiendan el uso de máscaras de protección y otros equipos cuando se llevan a cabo esos procesos.

Los científicos mantienen que es mucho menos peligroso estar en un espacio exterior que en uno interior porque las gotas se dispersan más fácilmente, reduciendo las posibilidades de transmisión del COVID-19.

Fuente: AP

29 de Julio 2020 /

¿Cuánto costará una vacuna para el coronavirus?

Todos saben que una posible vacuna para la COVID-19 será un gran negocio. El laboratorio que logre poner en el mercado la primera vacuna tendrá a su favor la primicia y encargos de millones de dosis.

Una vacuna efectiva logrará poner fin a los trastornos causados por la pandemia y preparará el camino para un regreso a la normalidad.

Lo que preocupa es el precio que tendrá la vacuna. Las grandes empresas de biotecnología están acostumbran a cobrar elevados precios por sus productos, mucho más cuando están en demanda. La vacuna para el coronavirus no podría ser una excepción.

En el precio de un medicamento generalmente están incluidas las enormes sumas de dinero que se invierten en su desarrollo y fabricación, el tiempo invertido y otros detalles de comercialización.

Sin embargo, algo hay diferente en la vacuna para el coronavirus: el aporte que han hecho los gobiernos, principalmente Estados Unidos y países europeos, en los esfuerzos de desarrollo.

¿Qué vacunas se perfilan?

Una de las vacunas más adelantadas es la que desarrolla el laboratorio AstraZeneca y científicos de la Universidad de Oxford, en Gran Bretaña, que según datos publicados el 20 de julio pasó con éxitos las primeras pruebas clínicas.

La compañía dijo que no buscará lucrar con la vacuna durante la pandemia, pero no reveló un posible precio de venta.

Otra farmacéutica, Moderna, ha logrado entrar en la Fase 3 para desarrollar la vacuna contra el coronavirus.

El vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, aseguró que la administración está trabajando para que las dosis sean “accesibles y seguras” para todos los estadounidenses.

Por otra parte, el gobierno de Estados Unidos firmó un contrato con el laboratorio Pfizer para la entrega de 100 millones de dosis de una vacuna contra el COVID-19 que está elaborando esa firma.

La compañía de biotecnología Moderna se ha convertido en la primera en Estados Unidos en llegar a la tercera fase de desarrollo de la vacuna y próximamente 30,000 voluntarios se someterán a los ensayos clínicos.

¿Cuáles precios se prevén?

Los legisladores estadounidenses tienen interés en conocer en qué condiciones llegarán al público las vacunas y tanto demócratas como republicanos quieren saber qué presenta el futuro.

Muchos miembros del Congreso desconfían de las promesas de las grandes farmacéuticas y confían en monitorear la comercialización de la vacuna para el coronavirus, especialmente después de haberse asignado fondos federales para el desarrollo y la investigación.

En una audiencia reciente, algunas farmacéuticas dejaron entrever los precios que podría tener la vacuna para el coronavirus.

Pfizer, que no ha recibido fondos federales sino un contrato de venta de 100 millones de dosis, calculó un precio de 19,50 dólares por vacuna. Esta vacuna probablemente consistirá de dos dosis, lo que costaría al gobierno 39 dólares por paciente.

Por otra parte, Moderna, una firma de Massachusetts que tiene su vacuna en un avanzado estado de desarrollo, recientemente dio a entender que su precio no sería mayor que la de la vacuna para la influenza, la cual cuesta, cuando más, 50 dólares.

Otras farmacéuticas, como Merck & Co., Novavax y GlaxoSmithKline y Sanofi no han proyectado todavía un precio para su posible vacuna.

¿Y en América Latina?

La Organización Panamericana de la Salud (OPS) está trabajando para que los países más vulnerables de Latinoamérica y el Caribe reciban una vacuna contra la COVID-19 a un precio “asequible” una vez que esté disponible, dijo la directora del organismo, Carissa Etienne.

La vacuna en dos dosis de Pfizer y BioNTech probablemente costará alrededor de los 10 dólares cada dosis en América Latina.

A nivel global, dos de las casi 20 vacunas experimentales contra el COVID-19 para prueba en humanos se encuentran en la Fase III de ensayos, la de AstraZeneca y la Universidad de Oxford y otra del laboratorio chino Sinopharm. Los esperan tenerla disponible para fines de 2020 o principios de 2021.

Fuente: VOA


Rusia planea aprobar y comenzar a utilizar una vacuna contra el coronavirus en agosto y sin terminar las pruebas

Rusia dijo que una de las posibles vacunas contra el coronavirus que desarrolla el país ha demostrado ser segura en ensayos en humanos y podría ser aprobada en unas dos semanas, para mediados de agosto. De concretarse la aprobación y su uso exitoso pese a los temores sobre la seguridad del producto, Rusia se convertiría en el primer país en lograr una vacuna efectiva contra el Covid-19.

“Es un momento como el del Sputnik”, dijo a CNNKirill Dmitriev, director del fondo soberano de Rusia, que financia la investigación de las vacunas rusas, refiriéndose al exitoso lanzamiento en 1957 del primer satélite del mundo por la Unión Soviética. “Los estadounidenses se sorprendieron cuando escucharon los pitidos del Sputnik. Es lo mismo con esta vacuna. Rusia habrá llegado primero”, agregó.

Según el funcionario, la vacuna podría ser aprobada el 10 de agosto o incluso antes. La cercanía del plazo alimentó las dudas sobre si el país saltó fases de desarrollo esenciales para probar la seguridad del producto, realizando pruebas en humanos incompletas.

La potencial vacuna fue desarrollada por el Instituto deEpidemiología y Microbiología Gamaleya de Moscú junto a la Universidad de Sechenov. La semana pasada las autoridades habían informado que el prototipo provocó una respuesta inmune y que era seguro. Los militares, que realizaron un estudio paralelo, han hecho comentarios similares y dieron de alta a sus propios voluntarios.

La vacuna utiliza vectores de adenovirus humanos que se han debilitado para que no se repliquen en el cuerpo. A diferencia de la mayoría de las vacunas en desarrollo, se basa en dos vectores, no en uno, y los pacientes recibirían una segunda inyección de refuerzo.

Las autoridades dijeron que los trabajadores de salud en la primera línea contra el coronavirus tendrán la prioridad y la recibirán primero.

La declaración de Dmitriev sorprendió, ya que Rusia no está tan avanzada como AstraZeneca Plc y la Universidad de Oxford o los investigadores chinos.

El país tiene más de una docena de candidatos a vacunas prometedores, y Gamaleya se encuentra entre los favoritos, junto con los prototipos desarrollados por el Instituto Vector en Siberia, anteriormente el centro de investigación de armas biológicas soviéticas. No obstante, la vacuna rusa aún no ha completado su segunda fase. Los desarrolladores planean completar esa fase antes del 3 de agosto y luego llevar a cabo la tercera fase de pruebas en paralelo con la vacunación de los trabajadores médicos.

Los científicos rusos aseguran por su parte que la vacuna se ha desarrollado rápidamente porque es una versión modificada de una ya creada para luchar contra otras enfermedades, como ébola y MERS.

Pero hay muchas cosas que se desconocen. Los datos de la primera fase del ensayo de Gamaleya aún no son públicos y se requerirán más pruebas. La tercera y última fase, que prueba la efectividad real de la vacuna en un universo más grande, normalmente tomaría entre seis meses y un año. Ni siquiera está claro si Rusia, que ya no es un importante exportador de vacunas, puede fabricar la cantidad suficiente.

Un científico controla los parámetros del proceso de diafiltración del producto durante la investigación y el desarrollo de una vacuna contra la enfermedad por coronavirus (COVID-19) en un laboratorio de la empresa de biotecnología BIOCAD en San Petersburgo, Rusia, 11 de junio de 2020. (REUTERS / Anton Vaganov)Un científico controla los parámetros del proceso de diafiltración del producto durante la investigación y el desarrollo de una vacuna contra la enfermedad por coronavirus (COVID-19) en un laboratorio de la empresa de biotecnología BIOCAD en San Petersburgo, Rusia, 11 de junio de 2020. (REUTERS / Anton Vaganov)

Sin embargo, esto no ha atenuado el entusiasmo en los medios de comunicación estatales o actos de valentía como los de investigadores de Gamaleya que voluntariamente se inyectaron el prototipo no probado. Prácticas como el reclutamiento de voluntarios para ese estudio entre los empleados de la estatal Sberbank PJSC apelando a su patriotismo, no son menos preocupantes. O métodos simplificados, como ocurrió con un vago estudio de Moscú que alentó a médicos a probar el medicamento contra la malaria hidroxicloroquina. Las recientes acusaciones de hackeo empeoran las cosas.

Lo cierto es que la presión para encontrar una vacuna en Rusia es grande. Putin necesita elevar su deteriorada popularidad, a pesar de que un plebiscito que se llevó a cabo este mes aprobara cambios constitucionales de forma abrumadora, lo que podría mantenerlo en el poder hasta 2036. La necesidad solo ha aumentado con las protestas masivas en la ciudad de occidental de Jabárovsk, después del arresto del gobernador local la semana pasada.

Además, Rusia fue uno de los países más golpeado por la pandemia, con el cuarto mayor número de casos a nivel mundial. Las tasas de mortalidad han sido llamativamente bajas, pero los casos nuevos siguen aumentando a un ritmo de más de 6.000 por día. La economía se ha visto fuertemente golpeada. Sin embargo, los esfuerzos por desarrollar una vacuna se trata tanto de recuperar un estatus empañado por años de baja inversión, un dramático éxodo de profesionales, y las acusaciones del año pasado de plagio y otras prácticas poco éticas que provocaron el retiro de cientos de artículos académicos.

Fuente: Infobae


28 de julio 2020 /

La OMS asegura que la COVID-19 es una “gran ola” y no una pandemia estacional: “Hay que aplanarla para que sólo moje los pies”

La Organización Mundial de la Salud (OMS) alertó el martes contra el peligro de considerar menos agresiva la trasmisión del coronavirus durante el verano en el hemisferio norte, añadiendo que este virus no se comporta como la gripe, que suele seguir tendencias estacionales.

La gente sigue pensando en términos de estaciones. Lo que todos necesitamos entender es que este es un nuevo virus… que se comporta de forma diferente”, dijo Margaret Harris en una reunión virtual en Ginebra en la que instó a la vigilancia en la aplicación de medidas para frenar la transmisión de la pandemia, que se está propagando a través de reuniones multitudinarias de gente.

También advirtió contra la idea de pensar en la COVID-19 como una enfermedad que aparece en distintas oleadas, explicando que se trata de una “gran” y única ola “que va a subir y bajar muy poco”. “Lo mejor es aplanarla y convertirla en una ola que solo nos moje los pies”.

Reunión de Comité de Emergencias de la OMS

El Comité de Evaluación de Emergencias de la OMS se reunirá esta semana, seis meses después de haber declarado emergencia de salud pública internacional al brote de coronavirus, anunció este lunes el director general de la organización.

“El jueves marcará los seis meses de la declaración de la OMS de la Covid-19 como una emergencia de salud pública de importancia internacional”, dijo el doctor Tedros Adhanom Ghebreyesus Tedros, en una conferencia de prensa telemática.

El 30 de enero de 2020 “había menos de 100 casos fuera de China, y ningún muerto” fuera de ese país, recordó.

Desde entonces, la pandemia ha contagiado a más de 16 millones de personas y dejado cerca de 650.000 muertos en el mundo.

Según las normas sanitarias internacionales, la OMS debe reunirse de nuevo. “Esta semana volveré a reunirme con el comité para volver a evaluar la pandemia y aconsejarme en consecuencia”, dijo Tedros, aunque no hay duda de que se mantendrá la emergencia internacional.

“Durante estos seis últimos meses, la OMS ha trabajado incansablemente para apoyar a los países en su respuesta al virus. Estoy inmensamente orgulloso de nuestra organización”, declaró Tedros, defendiendo que la OMS había reaccionando en los primeros días a la aparición de los primeros casos.

Enumerando las diferentes medidas tomadas por la agencia de la ONU, alabó un “trabajo increíble”. “Pero aún tenemos un largo y difícil camino por delante”, añadió.

La OMS fue muy criticada por haber tardado en declarar el estado de emergencia, luego de que fuera reportado el coronavirus por primera vez a finales de diciembre en China.

Estados Unidos, que acusó a la organización de ser un “títere” de China, e incluso de haber sido “comprada” por Beijing, comenzó oficialmente en julio su retirada de la institución.

La “ola” ya se cobró la vida de 600 mil personas

La pandemia del nuevo coronavirus ha dejado más de 650.000 muertos en el mundo, desde que la oficina de la Organización Mundial de la Salud (OMS) en China dio cuenta de la aparición de la enfermedad en diciembre, según un recuento de AFP de este lunes con base en fuentes oficiales. La Universidad Johns Hopkins, que realiza un conteo que suele ser utilizado de referencia, también reportó el traspaso de la misma barrera.

Un total de 650.011 personas han muerto, y se registran más de 16.323.558 casos de contagio (9.190.345 se recuperaron). El número de fallecimientos se ha duplicado en poco más de dos meses y desde el 9 de julio se han contabilizado más de 100.000 nuevas muertes.

Europa sigue siendo el continente más afectado en número de muertes (208.138), pero la pandemia sigue avanzando rápidamente en América Latina y el Caribe, donde se han registrado 184.307 muertes.

Estados Unidos es el país con el mayor número de víctimas mortales (146.968), por delante de Brasil (87.004), el Reino Unido (45.752), México (43.680) e Italia (35.112).

Fuente: Infobae


¿Se puede contraer el coronavirus dos veces?

¿Se puede contraer el coronavirus dos veces?

Los científicos no lo saben con certeza todavía, pero creen que es poco probable.

Los expertos en salud creen que quienes padecieron COVID-19 tendrán algún tipo de inmunidad frente a una segunda infección. Pero no saben cuánta es la protección ni cuánto durará.

Ha habido reportes de gente que dio positivo al virus semanas después de que se creyese que se habían recuperado, lo que llevó a algunos a pensar que se habían infectado por segunda vez. La hipótesis más probable, según los expertos, es que sufrían la misma enfermedad o que las pruebas detectaron remanentes de la infección original. Además, cabe la posibilidad de que los test arrojasen falsos positivos.

Los científicos dicen que no ha habido muestras documentadas de que un paciente propague el virus a otros luego de volver a dar positivo.

Con virus similares, los estudios han mostrado que la gente puede volver a contagiarse entre tres meses y un año después de la primera infección. Por el momento es demasiado pronto para saber si esto es también una posibilidad con el coronavirus.

“Es una ciencia muy emergente”, dijo Philip Landrigan, director del programa global de salud pública del Boston College.

Un pequeño estudio estadounidense publicado la semana pasada halló también que los anticuerpos que luchan contra el coronavirus podrían durar apenas unos meses en gente que sufrió síntomas leves de COVID-19, lo que sugiere que podrían volver a contagiarse. Pero los anticuerpos no son la única defensa contra un virus, y otras partes del sistema inmune podrían ayudar a proporcionar protección.

Zanjar la cuestión de si la reinfección es una posibilidad es importante. Si puede ocurrir, podría socavar la idea de los “pasaportes de inmunidad” para regresar a los lugares de trabajo. Y no sería un buen presagio para las esperanzas de conseguir una vacuna duradera.

Fuente: AP

27 de julio 2020 /

Las muertes por coronavirus en todo el mundo superaron las 650.000

La pandemia del nuevo coronavirus ha dejado más de 650.000 muertos en el mundo, desde que la oficina de la Organización Mundial de la Salud (OMS) en China dio cuenta de la aparición de la enfermedad en diciembre, según un recuento de AFP de este lunes con base en fuentes oficiales. La Universidad Johns Hopkins, que realiza un conteo que suele ser utilizado de referencia, también reportó el traspaso de la misma barrera.

Un total de 650.011 personas han muerto, y se registran más de 16.323.558 casos de contagio (9.190.345 se recuperaron). El número de fallecimientos se ha duplicado en poco más de dos meses y desde el 9 de julio se han contabilizado más de 100.000 nuevas muertes.

Europa sigue siendo el continente más afectado en número de muertes (208.138), pero la pandemia sigue avanzando rápidamente en América Latina y el Caribe, donde se han registrado 184.307 muertes.

Estados Unidos es el país con el mayor número de víctimas mortales (146.968), por delante de Brasil (87.004), el Reino Unido (45.752), México (43.680) e Italia (35.112).

Reunión de Comité de Emergencias de la OMS

El Comité de Evaluación de Emergencias de la OMS se reunirá esta semana, seis meses después de haber declarado emergencia de salud pública internacional al brote de coronavirus, anunció este lunes el director general de la organización.

“El jueves marcará los seis meses de la declaración de la OMS de la Covid-19 como una emergencia de salud pública de importancia internacional”, dijo el doctor Tedros Adhanom Ghebreyesus Tedros, en una conferencia de prensa telemática.

El director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus (REUTERS/Denis Balibouse/Archivo)El director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus (REUTERS/Denis Balibouse/Archivo)

El 30 de enero de 2020 “había menos de 100 casos fuera de China, y ningún muerto” fuera de ese país, recordó

Desde entonces, la pandemia ha contagiado a más de 16 millones de personas y dejado cerca de 650.000 muertos en el mundo.

Según las normas sanitarias internacionales, la OMS debe reunirse de nuevo. “Esta semana volveré a reunirme con el comité para volver a evaluar la pandemia y aconsejarme en consecuencia”, dijo Tedros, aunque no hay duda de que se mantendrá la emergencia internacional.

“Durante estos seis últimos meses, la OMS ha trabajado incansablemente para apoyar a los países en su respuesta al virus. Estoy inmensamente orgulloso de nuestra organización”, declaró Tedros, defendiendo que la OMS había reaccionando en los primeros días a la aparición de los primeros casos.

Enumerando las diferentes medidas tomadas por la agencia de la ONU, alabó un “trabajo increíble”. “Pero aún tenemos un largo y difícil camino por delante”, añadió.

La OMS fue muy criticada por haber tardado en declarar el estado de emergencia, luego de que fuera reportado el coronavirus por primera vez a finales de diciembre en China.

Estados Unidos, que acusó a la organización de ser un “títere” de China, e incluso de haber sido “comprada” por Beijing, comenzó oficialmente en julio su retirada de la institución.

Con información de AFP via Infobae.


Florida reporta menos de 9,000 nuevos casos de coronavirus y otras 77 muertes

Los casos de coronavirus en Florida llegaron el lunes a 432,747 luego de reportarse 8,892 nuevos positivos y 77 fallecimientos adicionales de residentes en el estado, informó el Departamento de Salud.

Este es el menor número de casos reportados en 20 días y el menor número de hospitalizaciones (268) en dos semanas.

En total se reportaron los resultados de 88,184 pruebas con una tasa de positividad del 11.39%, ligeramente por encima del objetivo de 10% pero que se ha mantenido estable en los últimos tres días.

En la última semana se ha notificado de 72,353 nuevos casos: 8,092 el lunes 9,344 el domingo, 12,199 el sábado, 12,444 el viernes, 10,249 el jueves, 9,785 el miércoles y 9,440 el martes. El promedio de positivos al COVID-19 de la última semana es de 10,336 por día.

Miami-Dade tiene ahora 107,315 casos y Broward 50,784. Los dos condados son los que tienen el mayor número de personas infectadas en el estado, donde ya han muerto 5,931 residentes por el COVID-19. Otras 118 personas no residentes en el estado han muerto en Florida, elevando el total de fallecimientos a 6,049.

Solo en Miami-Dade han fallecido 1,404 personas por el COVID-19 y en Broward 607.

Además, el condado Palm Beach tiene 30,958 casos positivos y Monroe 1,145. Un total de 24,332 personas han estado hospitalizadas en el estado durante este brote, lo que no quiere decir que todos estén hospitalizados en este momento.

En el centro del estado, el condado Hillsborough, registra 27,483 casos y Orange tiene 27,393 casos confirmados de COVID-19. En el suroeste, el condado Lee registra 14,540 positivos y el condado Collier 8,870.

Jefes policiales rechazan obligar a uso de mascarillas

Lang Holland, jefe policial en la pequeña localidad de Marshall, Arkansas, cree que la amenaza de coronavirus ha sido exagerada y que sólo porta una mascarilla si ingresa a un negocio que la requiere. Tampoco obliga a sus agentes a usarla.

Así que el día después de que el gobernador Asa Hutchinson promulgó una orden que requiere el uso de mascarillas en público en todo el estado, Holland dejó claro que su departamento no iba a implementar el mandato en la localidad de Ozarks, que tiene unos 1.300 habitantes, y señaló que era una extralimitación inconstitucional.

“Todo lo que digo es que si quieren usar una mascarilla, tienen la libertad para elegir hacerlo”, dijo Holland, quien señaló que es partidario del presidente Donald Trump. “No debería ser obligatorio por el estado paternalista”, agregó.

Holland es uno de varios jefes policiales de Arkansas y de otras partes de Estados Unidos que han dicho que no implementarán los requerimientos de mascarillas, incluso dentro de sus departamentos. Algunos han señalado que no tienen el personal para responder a cada denuncia por no portar mascarillas, tratando las violaciones a la orden como delitos menores a menudo ignorados, como cruzar la calle imprudentemente. Otros, como Holland, rechazaron la validez legal de las órdenes de uso de mascarillas.

El rechazo es inquietante para las autoridades de sanidad, quienes dicen que una falta de aplicación podría socavar lo que señalan como una medida sencilla y sumamente necesaria que puede implementarse para frenar la propagación del coronavirus.

“Si la gente resta importancia a la orden, resta importancia a los beneficios a la salud pública de las mascarillas en el escenario de esta pandemia, y eso no tiene sentido para mí”, comentó el médico Cam Patterson, el rector de la Universidad de Arkansas para Ciencias Médicas, quien pidió la orden a nivel estatal.

Más de la mitad de los estados del país han emitido órdenes para portar mascarillas en la mayoría de los espacios públicos, mientras los casos confirmados de coronavirus y las muertes relacionadas con la enfermedad van al alza. Incluso Trump, quien ha sido reacio a portar una mascarilla, dijo la semana pasada que era patriótico portar una.

26 Julio 2020

EEUU superó 68.000 casos de covid-19 en un día, según universidad Johns Hopkins

Estados Unidos registró 68.212 casos de coronavirus en las últimas 24 horas, informó el sábado la Universidad Johns Hopkins en su recuento en tiempo real.

La cifra llevó el número total de casos en el país más afectado del mundo por la pandemia de covid-19 a 4.174.437, señaló la universidad con sede en Baltimore a las 20H30 locales (00H30 GMT del domingo).

Se reportaron a su vez otras 1.067 muertes, lo que eleva el total de decesos a 146.391. 

Tras una caída en la tasa de infecciones a fines de la primavera boreal, Estados Unidos ha visto una expansión de la pandemia de coronavirus, particularmente en estados del sur y el oeste como California, Texas, Alabama y Florida. 

En los últimos 12 días, la cantidad de casos diarios nuevos reportados superó siempre los 60.000.

Los científicos coinciden en que el aumento de las infecciones es seguido tres o cuatro semanas después por un aumento de la tasa de mortalidad.

El número diario de muertos durante los últimos cuatro días ha excedido el millar.

Este sábado, el estado de Florida es el segundo con mayor contagio del coronavirus SARS-CoV-2 de Estados Unidos después de California, al superar este sábado con más de 414.000 casos desde el pasado marzo a Nueva York, que acumula más de 411.000, según cifras de las autoridades estatales y federales.

Los casos confirmados del patógeno en Florida aumentaron este sábado en 12.199 y las muertes de residentes del estado en 124 en las últimas 24 horas, lo que hace un total de 414.511 personas contagiadas y 5.894 fallecidas desde el pasado 1 de marzo.

Personas se protegen con máscaras para entrar a parques en Florida Personas se protegen con máscaras para entrar a parques en Florida

Las cifras divulgadas este sábado por el Departamento de Salud del Florida mantienen la misma tendencia de la última semana, que superan los 10.000 casos diarios y las 120 muertes.

Las hospitalizaciones por la COVID-19 suman hasta la fecha 23.730 y se han realizado pruebas más de 3,3 millones de personas en un estado con 21 millones de habitantes. El 12,41 % de las pruebas han dado positivo.

El principal foco de la COVID-19 sigue estando en el sureste del estado, en Miami-Dade, Broward y Palm Beach, donde se mantienen en algunas ciudades las mayores restricciones, con toques de quedas, multas a quienes no usen mascarillas y permisos para operar restaurantes solo en mesas al aire libre.

De los más de 414.000 casos confirmados en Florida hasta la fecha, casi 180.000 se concentran en esos tres condados.

Miami Dade además ya sobrepasó los 100.000 casos con 101.854 casos y 1.379 muertes, Broward 48.187 y 580, y Palm Beach, 29.707 y 752 fallecimientos. Además, condados como Hillsborough (centro de Florida) presenta 29.707 casos y 118 muertes, y Duval (norte), donde se iba a celebrar el discurso de nominación del presidente Donald Trump durante la Convención Nacional Republicana (RNC), registra 19.288 casos y 138 fallecimientos

Trump anunció esta semana la cancelación de la RNC tras la reticencia de varios sectores debido a la explosión de la pandemia en Florida desde hace más de un mes.

Fuente: Infobae


25 Junio 2020 /

Desarrollaron una mascarilla que neutraliza el coronavirus

La mascarilla MOxATechLa mascarilla MOxATech

Una colaboración entre varias empresas y centros científicos y académicos portugueses ha permitido desarrollar una mascarilla que inactiva el virus que causa la Covid-19, avalada por el Instituto de Medicina Molecular João Lobo Antunes de Lisboa (iMM).

La mascarilla, denominada MOxATech, ya está a la venta desde abril, pero su capacidad de inactivar el virus sólo ha sido ahora confirmada por una serie de test realizados por el iMM, informaron hoy en un comunicado las entidades que integran el proyecto.

Este equipo de protección, que cuenta con un revestimiento que neutraliza el virus cuando entra en contacto con él, ha sido desarrollado gracias a la colaboración entre el fabricante textil Adalberto, la empresa minorista MO, Sonae Fashion, el centro tecnológico CITEVE, el iMM y la Universidade do Minho.

El virólogo del iMM Pedro Simas, que coordinó los test, aseguró que las pruebas realizadas “han demostrado una eficaz inactivación del SARS-CoV-2 incluso después de 50 lavados, observándose una reducción viral del 99 % tras una hora de contacto con el tejido”.

En el sitio web donde se vende la mascarilla se explican las certificacionesEn el sitio web donde se vende la mascarilla se explican las certificaciones

Para poner a prueba su eficacia, se analizó el tejido tras estar en contacto con una solución que contiene una determinada cantidad de virus, para medir su viabilidad a lo largo del tiempo.

Antes de que el iMM confirmase su eficacia para inactivar el virus de la Covid-19, el Institut Pasteur de Lille, en Francia ya había testado con éxito sus características antimicrobianas contra el virus H1N1, el Corona-type y el rotavirus.

La mascarilla, desarrollada con un tejido técnico que integra varias capas distintas, impermeable y reutilizable, también cuenta con una certificación de la Direction Générale des Entreprises francesa que acredita una retención de partículas del 96 %, incluso después de 50 lavados.

Aunque ahora están a la venta sólo en las tiendas de la marca portuguesa MO, disponibles para toda la Unión Europea, el proyecto fue abierto a la comunidad para que otras marcas en Portugal y en el exterior puedan distribuirlas.

Mascarilla inteligente

En Italia, el español Álvaro González Romero-Domínguez creó otra mascarilla también novedosa. Es inclusiva, sostenible y tecnológica, capaz de autodesinfectarse, medir la calidad del aire y alertar de focos cercanos de coronavirus. Esta mascarilla inteligente se llama Cliu y ha sido diseñada por este aragonés con raíces riojanas y su socia y pareja, la italiana Simona Lacagnina, que viven en la ciudad siciliana de Palermo

Se basa en tres pilares: inclusividad, sostenibilidad y tecnología, explica González en una entrevista con Efe.

En primer lugar es inclusiva porque es transparente y permite ver la boca de las personas, los que supone un gran avance para aquellas que tienen dificultades auditivas, pero también facilita la comunicación no verbal entre las que no las tienen.

Es sostenible, porque es reutilizable y además cuenta con unos filtros antimicrobianos y bioactivos, desarrollados por la Universidad de Siena, que “si terminan tirados en el medio ambiente” no lo dañarían.

“Queríamos un producto sostenible. Leímos en un artículo que decía que dentro de poco habrá más mascarillas desechables que medusas en el mar y decidimos que esto no podíamos tolerarlo, debíamos poner toda la carne en el asador para que no fuera así”, explica.

González cuenta que además han firmado un acuerdo con la asociación italiana SEADS, que trabaja en colocar barreras en los ríos para bloquear los plásticos. El acuerdo prevé que, cuando se vendan 20.000 mascarillas, parte del dinero recaudado sea entregado a esta organización para que coloque barreras en el río Arno, que discurre por la región italiana de la Toscana (centro), y frene los 20.000 kilos de plásticos que cada año llegan al mar Mediterráneo.

Finalmente, el tercer pilar, el de la tecnología, hace de esta mascarilla un objeto inteligente.

La mascarilla es inclusiva, sostenible y tecnológica, capaz de autodesinfectarse, medir la calidad del aire y alertar de focos cercanos de coronavirus. La mascarilla es inclusiva, sostenible y tecnológica, capaz de autodesinfectarse, medir la calidad del aire y alertar de focos cercanos de coronavirus.

González y su socia comercializarán dos tipos de mascarilla, una sin tecnología y otra inteligente, ambas con el mismo diseño. La mascarilla inteligente contará con un sistema bluetooth, sensores y una serie de algoritmos que, a través de una aplicación, medirán la calidad del aire, de la respiración, la frecuencia cardiaca y detectará si hay algún foco activo de coronavirus en las proximidades.

“Ayudará a prevenir enfermedades respiratorias, porque el mundo atraviesa ahora mismo una situación de emergencia por la COVID-19 pero la intención es que estos productos sirvan también para la gente que tenga alergias” u otros problemas respiratorios, argumenta.

Finalmente, incluye una base de carga para la batería que tiene luz ultravioleta en su interior y que permite que la mascarilla se desinfecte en unos minutos. El usuario de la mascarilla sin tecnología también podrá utilizar la aplicación digital para medir la calidad del aire, pero no tendrá conexión directa con el objeto.

Igualmente podrá desinfectarla introduciéndola en la lavadora o el lavavajillas porque los materiales “pueden soportar hasta 200 grados”.

El precio de la mascarilla básica es de unos 90 euros y de la avanzada es 250, un importe que González cree adecuado, ya que apunta a que de media las personas se pueden llegar a gastar entre 300 y 500 euros en mascarillas desechables en un año, que además “con gran probabilidad acabarán tiradas en el mar o en el medio ambiente”. “El precio es relativo. El mensaje que queremos transmitir es el de comprar menos, pero mejor”, justifica.

“Estamos hablando de una mascarilla con durabilidad alta, seguramente nos acercamos los 5 años tranquilamente. Además los filtros, la pantalla, todos los elementos se pueden cambiar si se rompen”, concluye. Para conseguir financiación han puesto en marcha una campaña de crowdfunding que hasta el momento ha recaudado casi 137.000 euros, y la intención es empezar a distribuir las mascarillas ya en otoño a quienes les han ayudado con fondos, entre ellos a interesados en más de 60 países de Latinoamérica pero también otros como Estados Unidos y Japón.

Con información de EFE


EEUU autorizó el primer test para detectar casos asintomáticos de coronavirus

La Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) de Estados Unidos autorizó ayer el primer test de coronavirus para detectar casos positivos asintomáticos. “La autorización de hoy elimina la necesidad de que un proveedor de salud considere los factores de riesgo como la exposición o la propagación entre la comunidad para prescribir esta prueba”, afirmó el organismo en un comunicado.

“La autorización de la primera prueba diagnóstica que podrá ser usada por cualquier persona, independientemente de si muestra síntomas del coronavirus o tiene factores de riesgo, es un paso hacia el tipo de estudio amplio que podría ayudar a la reapertura de escuelas y centros de trabajo”, aseguró el comisionado de la FDA, Stephen Hahn.

Según detalla en el comunicado, las investigaciones científicas demostraron que el test de LabCorp, una de las cadenas de laboratorios más grandes de Estados Unidos, es tan preciso en la población asintomática en general como lo es entre las personas que se sospecha que tienen COVID-19. La prueba comenzó a funcionar en los EEUU el 16 de marzo pero su uso siempre estaba supeditado a personas con sospecha de COVID-19.

Hasta esta decisión, las pruebas diagnósticas moleculares sólo se utilizaban en casos de posible contagio y los asintomáticas sólo eran examinados cuando habían tenido contacto estrecho con algún infectado. Con la autorización actual, se elimina la necesidad de que el proveedor considere factores de riesgo como la exposición o la propagación en la comunidad al prescribir esta prueba.

De masificar el test, facilitará la reapertura de grandes empresas y el trabajo en centros de atención esencial, como hospitales. Lo mismo, sería un signo de seguridad para la vuelta a clases, suspendida en varios países del mundo por miedo a un brote incontrolable de la enfermedad. 

Una trabajadora de la salud le saca sangre para una prueba de anticuerpos para la enfermedad coronavirus (COVID-19) en la Universidad de Arizona en Tucson, Arizona, EE.UU., el 10 de julio de 2020. REUTERSUna trabajadora de la salud le saca sangre para una prueba de anticuerpos para la enfermedad coronavirus (COVID-19) en la Universidad de Arizona en Tucson, Arizona, EE.UU., el 10 de julio de 2020. REUTERS

El asintomático, que está infectado pero no sufre ninguna de las dolencias asociadas con el virus, como la fiebre, la tos o el dolor de cuerpo, entre otras, hace que sea difícil controlar la cadena de contagios. El test a ese sector, a gran escala, sería una solución transitoria mientras continúa la búsqueda de la vacuna.  

Infobae.-


24 de junio del 2020 /

La OMS reportó un nuevo récord global: hubo 284.000 contagios de COVID-19 en las últimas 24 horas

La Organización Mundial de la Salud (OMS) reportó este viernes un aumento récord de nuevos casos de coronavirus en el mundo, con un total de 284.196 infecciones en 24 horas.

Las mayores alzas se informaron en Estados Unidos, Brasil, India y Sudáfrica, de acuerdo al reporte diario. El número de muertes ascendió en 9.753, la mayor cifra diaria desde el récord de 9.797 fallecimientos del 30 de abril.

El récord anterior de casos nuevos de COVID-19 era de 258.848 casos, del 18 de julio. Las muertes a nivel global han estado promediando 5.000 al día este mes, por encima de la media de 4.600 de junio.

La OMS comunicó 69.641 nuevos casos en Estados Unidos, 67.860 en el Brasil, 49.310 en la India y 13.104 en Sudáfrica. Los mayores aumentos de nuevas muertes se reportaron en Perú (3.876), Brasil (1.284), Estados Unidos (1.074), México (790) y la India (740).

Perú revisó recientemente sus datos de COVID-19 y en un día aumentó su número total de muertes en 3.000 hasta más de 17.000.

 El 17 de julio, la India se convirtió en el tercer país del mundo en registrar más de 1 millón de casos del nuevo coronavirus, sólo por detrás de Estados Unidos y Brasil. Los epidemiólogos dicen que es probable que a India le falten meses para alcanzar el pico de contagios.

Los casos en Brasil cruzaron la marca de los 2 millones el 16 de julio, duplicándose en menos de un mes, ya que el país añade casi 40.000 nuevos casos al día. El mosaico de respuestas de los estados y ciudades, en ausencia de una política fuertemente coordinada por el gobierno federal, no ha tenido resultados en Brasil.

Estados Unidos, que lidera los casos en el mundo con más de 4 millones de infectados, también ha tratado de frenar el brote a nivel estatal y local, con un éxito limitado.

“Poderosos y capaces”

La OMS dijo el jueves que Estados Unidos, Brasil e India, que sufren los peores brotes de coronavirus en el mundo, pueden superar la pandemia. “Se trata de países poderosos, capaces y democráticos, con tremendos recursos internos para resistir esta enfermedad”, dijo el doctor Mike Ryan, jefe del programa de emergencias de la OMS, en una conferencia de prensa en Ginebra.

El jefe de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, sostuvo por su parte que la OMS está viendo una intensa transmisión del coronavirus en relativamente pocos países. “Dos tercios de todos los casos son de 10 países. Casi la mitad de todos los casos reportados hasta ahora son de sólo tres países”, sostuvo en referencia a Estados Unidos, Brasil e India.

En todo el mundo se han reportado más de 15 millones de casos y casi 620.000 muertes, añadió.

Tedros dijo el jueves que los comentarios del secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, cuestionando su independencia, no eran ciertos y no distraerían a la organización de su trabajo en la lucha contra el coronavirus.

El director general de la OMS ha sido criticado por el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y Pompeo, que lo han acusado de ser prochino.

“Y los comentarios son falsos e inaceptables y sin ningún fundamento”, dijo Tedros en respuesta a una pregunta en una reunión informativa en Ginebra sobre las observaciones de Pompeo del martes en Londres. “Nuestro único objetivo, y el de toda la organización, es salvar vidas (…) Y la OMS no se distraerá con estos comentarios. No queremos que la comunidad internacional también se distraiga”.

Con información de Reuters


Florida pasa la marca de los 400,000 casos de coronavirus

Los casos de coronavirus en Florida llegaron el viernes a 402,312 luego de reportarse 12,444 nuevos positivos y 135 fallecimientos adicionales de residentes en el estado, informó el Departamento de Salud.

En total se reportaron los resultados de 106,820 pruebas con una tasa de positividad del 13.31 por ciento, por encima del objetivo de 10 por ciento.

Otros 581 residentes del estado fueron hospitalizados, el mayor número reportado en un día desde el inicio de la pandemia.

En la última semana se han reportado 75,071 nuevos casos: 12,444 el viernes, 10,249 el jueves, 9,785 el miércoles, 9,440 el martes, 10,347 el lunes, 12,478 el domingo y 10,328 el sábado. El promedio de positivos al COVID-19 de la última semana es de 10,724 por día.

Miami-Dade tiene ahora 98,430 casos y Broward 46,576. Los dos condados son los que tienen el mayor número de personas infectadas en el estado, donde ya han muerto 5,653 residentes por el COVID-19. Otras 115 personas no residentes en el estado han muerto en Florida, elevando el total de fallecimientos a 5,768.

Además, el condado Palm Beach tiene 29,004 casos positivos y Monroe 1,082. Un total de 23,225 personas han estado hospitalizadas en el estado durante este brote, lo que no quiere decir que todos estén hospitalizados en este momento.

En el centro del estado, el condado Hillsborough, registra 26,037 casos y Orange tiene 25,952 casos confirmados de COVID-19. En el suroeste, el condado Lee registra 14,046 positivos y el condado Collier 8,601.

Hospitales mantienen la capacidad

Los centros sanitarios continúan trabajando sin freno para evitar el colapso, después de que se produjeran 51 nuevos ingresos y que a día de hoy haya 9.581 hospitalizadas por el virus.

Actualmente, el 84,3 % de las camas de las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) de todo el estado están ocupadas, por lo que se dispone de un total de 974 camas libres.

Según los últimos datos del Departamento de Salud de Florida, una niña de 9 años falleció a causa del virus. Es la quinta víctima mortal infantil del coronavirus en el estado.

Este fallecimiento aumenta la polémica sobre la reapertura presencial de las escuelas en Florida, aunque el gobernador Ron DeSantis, reitera que los padres deben tener las dos opciones y decidir la que crean más adecuada.

“Creo que le debemos dar a cada padre de Florida la posibilidad para enviar a su hijo de regreso a la escuela y recibir instrucción en persona, u optar por mantener el aprendizaje a distancia. Los apoyamos y queremos que se sientan seguros”, publicó en Twitter DeSantis.

Desempleo en el estado

El aumento del desempleo es otro de los efectos de la COVID-19 que más preocupa en Florida. La semana pasada 105.410 floridanos solicitaron el subsidio de desempleo, lo que significa unas 27.000 personas menos que la semana anterior.

En los cuatro últimos meses 1,7 millones de floridanos, de un total de 21,8 millones, se han beneficiado de los fondos del paquete estímulo económico de la ley denominada CARES, que provee 600 dólares a la semana a los desempleados por la pandemia.

Sin embargo, la Ley de Ayuda, Alivio y Seguridad Económica de Coronavirus (CARES) expirará este sábado.

El Senado pretende negociar esta semana los detalles de un nuevo paquete de ayudas llamada Ley Héroes, que ya ha sido aprobado por la Cámara de Representantes.

Entre tanto, la alcaldía de Miami anunció más fondos para mitigar la crisis de vivienda que se avecina como consecuencia del impacto de la COVID-19 y la falta de empleo.

En total se destinará 1,3 millones de dólares de los fondos estatales para asistir a los residentes que no puedan pagar su hipoteca o el alquiler por la pandemia.

 

Fuente: AP


Temen que rebrotes afecten recuperación económica

Estados Unidos recibió el jueves otra dosis de malas noticias económicas al conocerse que el número de trabajadores despedidos que solicitan prestaciones por desempleo aumentó por primera vez desde finales de marzo, lo que exacerba los temores de que el resurgimiento del coronavirus esté paralizando o incluso revirtiendo la recuperación de la economía.

Y una ayuda adicional por desempleo de 600 dólares semanales, proporcionada por el gobierno federal en forma adicional a la asistencia brindada por los estados, expirará el 31 de julio, aunque esta es la última semana que los beneficiarios la recibirán. Es la última fuente importante de ayuda económica derivada del plan de asistencia por 2 billones de dólares que el Congreso aprobó en marzo. Un programa de créditos para las pequeñas empresas y un pago único de 1.200 dólares se han llevado a cabo en gran medida sin interferencias.

Con las infecciones en todo el país arriba de los 4 millones y la asistencia llegando a su fin, casi 30 millones de desempleados podrían tener dificultades para pagar la renta, la electricidad y otros servicios. A los economistas les preocupa que caiga el gasto general de los consumidores, lo que asestaría otro golpe a la economía.

“Voy a irme a la quiebra”, dijo Melissa Bennet, a quien despidieron de un complejo vacacional de tiempos compartidos en Myrtle Beach, Carolina del Sur. “Me quedaré totalmente sin dinero. Quiero trabajar, quiero seguro médico, un plan de retiro calificado. Quiero una vida; no tengo vida en este momento”.

Sin la ayuda extra por desempleo, Bennett recibirá apenas 200 dólares a la semana, y tendrá que decidir si primero paga su hipoteca o sus servicios.

Más de 1,4 millones de personas solicitaron prestaciones por desempleo la semana pasada, informó el jueves el Departamento de Trabajo, un incremento con respecto a las 1,3 millones de la semana previa. Ese es el primer incremento desde marzo y la 18va semana consecutiva que rebasa el millón de personas. Antes de la pandemia, las solicitudes nunca superaban las 700.000. Un total adicional de 975.000 personas tramitaron la ayuda de acuerdo a un programa aparte que permitió a gente autoempleada y a trabajadores temporales hacerlo por primera vez.

Influida por estas noticias, Wall Street cerró en baja y el S&P 500 registró su mayor pérdida en casi cuatro semanas. La incertidumbre en los mercados contribuyó a que el oro alcanzara su cotización más alta en casi nueve años.

El debilitamiento del mercado laboral ha suscitado temores de que la economía vuelva a perder empleos en julio después de dos fuertes incrementos en las contrataciones en mayo y junio.

Los analistas afirman que la economía no puede mejorar hasta que las autoridades puedan controlar la propagación del virus, la cual está complicando la reapertura de negocios y escuelas.

El almirante Brett Giroir, subsecretario de Salud y miembro del equipo especial de respuesta contra el coronavirus del gobierno del presidente Donald Trump, incluso dejó entrever que podría ser necesario un nuevo cierre de actividades. Giroir destacó que el uso casi universal de mascarillas, fuertes restricciones al número de clientes en restaurantes y el cierre de bares fueron casi tan efectivos para controlar el virus como lo sería otro cierre de negocios no esenciales.

“Ahora, si no se hace eso, y la gente no se ajusta a los objetivos, en particular el uso de mascarillas, podría no haber alternativa”, afirmó Giroir al canal MSNBC.

El Congreso está negociando otro plan de asistencia que podría ampliar la ayuda extra por desempleo, aunque la cantidad probablemente sea menor a 600 dólares. Con los 600 dólares extra, mas o menos dos tercios de los desempleados están recibiendo más dinero del que ganaban en sus antiguos trabajos, según una investigación. Los republicanos alegan que esa situación está desalentando a la gente a volver a trabajar.

Los senadores republicanos develaron un plan de 1 billón de dólares el jueves que reemplazaría los 600 dólares con una cantidad equivalente a 70% de los ingresos previos de los trabajadores despedidos. Ambos partidos han acordado otro cheque de estímulo por 1.200 dólares.

Los demócratas en la Cámara de Representantes aprobaron el mes pasado un plan de 3 billones de dólares que ampliaría la ayuda de 600 dólares hasta todo el mes de enero. Dado el tiempo limitado disponible, el secretario del Tesoro Steven Mnuchin solicitó que la próxima semana sea sometido a consideración un proyecto de ley que aborde las prestaciones por desempleo y la ayuda a las escuelas. Los demócratas afirman que los planes republicanos son insuficientes.

Mientras tanto los brotes se agravan, en particular en el sur y el oeste. Autoridades de Florida informaron el jueves de 173 nuevas muertes por el virus, un nuevo récord diario en el estado, con lo que el total estatal se elevó a más de 5.500. Debido al aumento en las infecciones, Trump canceló los planes para celebrar una Convención Nacional Republicana en Florida.

Fuente: AP

23 de julio del 2020 /

Estados Unidos superó los 4 millones de casos positivos de coronavirus

Estados Unidos, el país del mundo más afectado por la pandemia del COVID-19, superó este jueves los 4 millones de casos confirmados. Según el recuento independiente de la Universidad Johns Hopkins, EEUU ha registrado a la tarde del jueves (hora local) un total de 4.005.414 contagios y 143.820 fallecidos.

El país había llegado a los 3 millones de contagios el pasado 8 de julio, lo que implica que el último millón de casos fue registrado en solo 15 días.

La cifra llega en medio de un repunte en varios estados, como Arizona, Texas, Florida y California. Este último territorio se ha convertido en las últimas en el nuevo epicentro de la pandemia en términos nominales, luego de superar a Nueva York.

Según un recuento del Washington Post, el estado occidental, uno de los más afectados por el incremento significativo de contagios que ha tenido lugar en las últimas semanas, confirmó el miércoles de 413.000 casos positivos. De esta manera, superó a los casi 409.000 de Nueva York, cuya curva se ha visto mitigada significativamente desde los picos registrados en marzo y abril.

No obstante, el estado oriental continúa registrando con creces la mayor cantidad de decesos a nivel nacional: supera los 32.000 decesos, más de cuatro veces superior a los casi 8.000 de California. También continúa liderando la estadística de tasa de infecciones con casi 2.100 casos por cada 100.000 personas.

California se convirtió en el nuevo epicentro de la pandemia en EEUU. Foto: REUTERS/Mike BlakeCalifornia se convirtió en el nuevo epicentro de la pandemia en EEUU. Foto: REUTERS/Mike Blake

La cantidad de decesos también ha vuelto a crecer, algo que no estaba sucediendo en paralelo al aumento de casos confirmados. El pasado martes, el país volvió a registrar más de 1.000 muertes por la enfermedad, hecho que no sucedía desde el 29 de mayo.

En una conferencia de prensa sostenida el mismo día, el presidente Donald Trump indicó que la situación “se va a poner peor antes de mejorar” y sugirió al público usar mascarillas. “Le estamos pidiendo a todos los que no puedan mantener la distancia social que usen una. Les guste o no, tienen un efecto. Y necesitamos todo (el apoyo) que podamos conseguir”, expresó.

Los modelos epidémicos predicen en promedio que el pico nacional se registrará en las próximas cuatro semanas, según la Universidad de Massachusetts, que maneja las proyecciones de una veintena de centros de investigación.

Fuente: Infobae.-


Florida establece récord de muertos por coronavirus con 173 decesos

Florida estableció un récord de muertos a causa del COVID-19, con 173 fallecimientos de personas residentes en el estado, la mayor cifra reportada en un día desde que estalló la pandemia en marzo pasado y tiene ahora 5,5118 decesos. El estado también registró 10,249 nuevos casos confirmados, lo que elevó a 389,868 el total de contagios, según datos del Departamento estatal de Salud.

La cifra de muertos superó los 156 decesos del 16 de julio pasado. En Florida también han falllecido 114 personas no residentes en el estado.

Las autoridades sanitarias explicaron que todos esos decesos no ocurrieron el miércoles, sino que fueron reportados en un periodo de 24 horas.

Los decesos fueron reportados en los condados de Alachua, Bay, Brevard, Broward, Clay, Columbia, Dade, Duval, Escambia, Flagler, Hernando, Hillsborough, Indian River, Jackson, Lake, Lee, Madison, Manatee, Marion, Martin, Orange, Osceola, Palm Beach, Pasco, Pinellas, Polk, Putnam, Santa Rosa, Sarasota, Seminole, St. Lucie, Suwannee y Volusia.

El condado Miami-Dade, centro de la pandemia en Florida, reportó 2,723 nuevos contagios, para un total de 95,068 casos confirmados, y 1,342 fallecimientos, un incremento de 12 muertes.

Miami-Dade tiene las mayores cifras de casos y fallecimientos en todo el estado de Florida.

El Departamento de Salud reportó que el condado Broward registró 1,263 nuevos contagios, para un total de 45,010 casos y 536 fallecimientos, lo que representa un alza de siete decesos.

Palm Beach tuvo 761 nuevos casos, para un total de 28,267 contagios y 727 fallecimientos, un aumento de 18 muertos.

HOSPITALIZACIONES POR CORONAVIRUS

La Agencia para la Administración de Atención Médica (AHCA), que suministra esa información actualizada a nivel estatal y de condado, reportó que 9,536 ersonas estaban hospitalizadas “con diagnóstico primario de COVID-19” en el estado el juevess a las 11:16 a.m.

Los datos relacionados con las hospitalizaciones son una de las herramientas que los funcionarios usan para determinar el estado de los contagios.

Según los datos del miércoles del New Normal Dashboard de Miami-Dade, 2,242 personas habían ingresado a hospitales y 320 se mantenían con respiradores.

La tasa de positividad promedio en 14 días se ubicó en 20.11 % el miércoles. La meta del condado Miami-Dade es mantenerla por debajo del 10%.

El Departamento de Salud de Florida a su vez reportó 22,243 residentes hospitalizados.

El alcalde de la Ciudad de Miami, Francis Suárez, dijo este jueves en conferencia de prensa que las hospitalizaciones en cuidados intensivos se han “mantenido en una curva aplanada y se han añadido 130 camas adicionales en los últimos 14 días, lo cual es importante”.

Suárez informó que en cuanto a los casos confimados de coronavius en Miami, “la curva de ascenso ha disminuido al pasar de 125 casos diarios a hoy 20 casos diarios, eso es una reducción sustancial”.

La tasa de positividad también ha disminuido y de continuar con esa tendencia “en 30 días estaremos en un punto importante de 10% de positivos”.

Las autoridades sanitarias dijeron que a nivel estatal se habían realizado 3,215,185 pruebas de COVID-19 y de ese total, 389,868 resultaron positivas 12.13% frente al 12.06% frente del miércoles). Las personas que dieron negativo a las pruebas totalizaron 2,821,074.

Fuente: El Nuevo Herald


Tokio bate récord diario de contagios en inicio de feriados

La ciudad de Tokio anunció el jueves un nuevo récord diario de contagios, con 366 nuevos infectados, superando la barrera de los 300 por primera vez, en el inicio de un fin de semana feriado de cuatro días en todo el país. Mucha gente se unió a una campaña gubernamental de promoción del turismo, que sigue adelante a pesar de la preocupación de que pueda provocar una oleada nacional de contagios.

La cifra diaria de infecciones en la capital nipona se había reducido a unos pocos a finales de mayo, tras el final al estado de alarma, pero se han incrementado de forma constante desde finales de junio, triplicándose en las tres primeras semanas de julio. Tokio tiene ahora 10.420 casos confirmados, con 327 muertes.

La gobernadora de Tokio, Yuriko Koike, pidió el miércoles a los residentes que se quedasen en sus casas en la medida de lo posible durante el fin de semana, aunque el gobierno del primer ministro, Shinzo Abe, mantiene una campaña de promoción turística para ayudar a la golpeada industria turística, que excluye a la capital.

Hasta hace poco, las autoridades decían que la mayor parte de los contagios se limitaban a jóvenes vinculados a distritos de ocio nocturno, pero expertos de un grupo de trabajo de Tokio señalaron en una reunión el miércoles que las infecciones se han extendido a gente mayor y a viviendas, lugares de trabajo y restaurantes. Además, los hospitales de la ciudad estaban a punto de quedarse sin espacio.

En el cómputo nacional, Japón sumó 775 nuevos casos el miércoles, el mayor incremento diario desde los 720 del 11 de abril, durante un repunte previo, para un total de 27.029.

India, por su parte, sumó 1.129 nuevos decesos a su total nacional luego de contabilizar las víctimas mortales no reportadas en un estado del sur. India es el séptimo país del mundo con más muertes confirmadas por el virus, con 29.861.

Expertos señalan que podría haber más muertos por la diferencia de criterios para catalogar los fallecimientos en las distintas regiones. El incremento del jueves incluía 444 que no habían sido reportadas en Tamil Nadu, además de las 685 registradas en las últimas 24 horas.

El Ministerio de Salud reportó también un récord de 45.720 nuevos casos, elevando el total de infecciones confirmadas a 1.238.635.

22 de julio del 2020 /

Florida registra casi 10,000 nuevos casos de COVID-19 y 139 muertos en un día

Florida reportó 139 fallecimientos en un día de personas residentes en el estado a causa del COVID-19, la segunda mayor cifra de muertos desde que estalló la pandemia en marzo pasado. El estado también registró 9,785 nuevos casos confirmados, lo que elevó a 379,619 el total de contagios, según datos del Departamento estatal de Salud.

La cifra de muertos es la segunda mayor reportada en Florida después de los 156 decesos del 16 de julio pasado y ahora el estado tiene un total de 5,345 residentes que han muerto y 114 personas fallecidas no residentes, una adicional con relación al martes.

Es el segundo día consecutivo que el estado reporta más de 100 muertes a causa del virus y casi 10,000 nuevos casos confirmados. El martes reportó 134 decesos y 9,440 nuevos contagios.

CASOS DE COVID-19 EN MIAMI-DADE, BROWARD Y PALM BEACH

El condado Miami-Dade, centro de la pandemia en Florida, reportó 2,788 nuevos contagios, para un total de 92,345 casos confirmados, y 1,342 fallecimientos.

Miami-Dade tiene las mayores cifras de casos y fallecimientos en todo el estado de Florida.

El Departamento de Salud reportó que el condado Broward registró 1,170 nuevos contagios, para un total de 43,747 casos y 529 fallecimientos.

Palm Beach tuvo 555 nuevos casos, para un total de 27,506 contagios y 709 fallecimientos.

HOSPITALIZACIONES POR COVID-19

La Agencia para la Administración de Atención Médica (AHCA), que suministra esa información actualizada a nivel estatal y de condado, reportó que 9,530 personas estaban hospitalizadas “con diagnóstico primario de COVID-19” en el estado el miércoles a las 10:31 a.m., un aumento de 81 pacientes.

Los datos sobre la hospitalización están entre las herramientas que los funcionarios usan para determinar el estado de los contagios.

Según los datos del New Normal Dashboard de Miami-Dade, 2,302 personas habían ingresado a hospitales el martes, 24 adicionales, y 320 estaban con respiradores.

La tasa de positividad promedio en 14 días se ubicó en 20.46 % el martes. La meta del condado Miami-Dade es mantenerla por debajo del 10%.

Las autoridades sanitarias de Florida dijeron que a nivel estatal se habían realizado 3,158,741 pruebas de COVID-19 y de ese total, 379,619 resultaron positivas (12.06% frente al 11.92% del martes). Las personas que dieron negativo a las pruebas totalizaron 2,775,092.

 

Fuente: El Nuevo Herald


OMS, CDC África estudian remedios tradicionales para COVID

La Organización Mundial de la Salud y los Centros de Control y Prevención de Enfermedades de África han iniciado un estudio del papel que pudiera cumplir la medicina tradicional en la pandemia de coronavirus.

Un nuevo panel brindará asesoría a los países para las pruebas clínicas, investigaciones y desarrollo de terapias tradicionales en momentos que el COVID-19 se propaga rápidamente por África.

Los casos confirmados en el continente suman 750.000, más de la mitad de ellos en Sudáfrica.

Un comunicado de la OMS dice que la medicina tradicional “tiene muchos beneficios” y el continente tiene gran experiencia en su aplicación.

El director de OMS África, Matshidiso Moeti, dijo que la investigación “debe estar arraigada en la ciencia”.

Varios países expresaron interés cuando el presidente de Madagascar promovió un cocido de hierbas locales como parte de la respuesta de la isla a la pandemia.

Fuente: AP

21 de julio 2020 /

Florida reporta segundo mayor número de muertes por coronavirus en un día

Los casos de coronavirus en Florida llegaron el martes a 369,834 luego de reportarse 9,440 nuevos positivos y otros 134 fallecimientos de residentes en el estado, informó el Departamento de Salud.

Este es el segundo mayor número de muertes en un período de 24 horas, tras las 156 reportadas el jueves de la semana pasada.

También se reportó un récord de nuevas hospitalizaciones, con 517, superando la marca anterior de 491 reportada el jueves pasado.

En total se reportaron los resultados de 77,160 pruebas con una tasa de positividad del 13.62%, la segunda más alta en la última semana y por encima del objetivo del 10 por ciento.

En la última semana se han reportado 78,205 nuevos casos: 9,440 el martes, 10,347 el lunes, 12,478 el domingo; 10,328 el sábado, 11,466 el viernes, 13,965 el jueves y 10,181 el miércoles. El promedio de positivos al COVID-19 de la última semana es de 11,172 por día.

Miami-Dade tiene ahora 89,557 casos y Broward 42,577. Los dos condados son los que tienen el mayor número de personas infectadas en el estado, donde ya han muerto 5,206 residentes por el COVID-19. Otras 113 personas no residentes en el estado han muerto en Florida, elevando el total de fallecimientos a 5,319.

Además, el condado Palm Beach tiene 26,951 casos positivos y Monroe 935. Un total de 21,780 personas han estado hospitalizadas en el estado durante este brote, lo que no quiere decir que todos estén hospitalizados en este momento.

En el centro del estado, el condado Hillsborough, registra 24,550 casos y Orange tiene 24,011 casos confirmados de COVID-19. En el suroeste, el condado Lee registra 13,125 positivos y el condado Collier 8,076.

Incremento de casos en Florida

El infectólogo Carlos Guerra del Hospital Holy Cross de Fort Lauderdale explica puntos importantes para comprender a que se debe el incremento de casos positivos y da sus razones para que haya sucedido en pocos días.

“Uno tiene que entender un para reabrir el país se tienen que hacer medidas paulatinas. Creo que hasta cierto punto no hubo ese control”, precisa Guerra.

“Las personas que se infectan ahora, a diferencia del primer momento son más jóvenes. Son personas entre 40 y 50 años pues son las que han salido más. Creo que han tomado menos precauciones, no usaron las máscaras y no han tenido el recomendado distanciamiento social”, señala.

Para Ron DeSantis, gobernador de la Florida, es necesario poner estos números en perspectiva. “Taiwán ha hecho 78 mil pruebas durante toda la pandemia y son 3 millones de personas, por lo tanto, nosotros estamos haciendo muchas pruebas más”.

El gobernador DeSantis, quien se niega a ordenar el uso obligatorio de tapabocas en todo el estado, anunció una partida de 75 millones de dólares para ayudar con los pagos de alquiler e hipotecas de los afectados por la pandemia.

DeSantis, señaló además que hay aún una disponibilidad de camas del 21 %.

“El asunto es que tenemos capacidad, tenemos la capacidad de cuidar a las personas, y el COVID-19, si bien es importante, es solo una fracción de las personas en los hospitales”, aseguró.

Entre tanto, el alcalde de Miami-Dade, Carlos Giménez, endureció este viernes las multas para aquellos que no lleven mascarillas, a 100 dólares la infracción, como también a los negocios que incumplan las normas de distanciamiento y ocupación, a 500 dólares, con probabilidad de cierre temporal a reincidentes.

De igual forma anunció una adición de 400 habitaciones de hoteles disponibles para personas infectadas con la COVID-19 en el condado, que reportó un total de 4.664 hospitalizaciones.

Miami-Dade tiene además el más elevado promedio de positivos de pruebas de COVID-19 durante los últimos 14 días, con el 27,05 %, según informó el alcalde Giménez este viernes.

Por su parte, el alcalde de Miami, Francis Suárez, que se reunió este viernes con empresarios para discutir la posibilidad de un nuevo cierre, señaló que se multará, sin una primera advertencia, a las personas que no usen mascarilla en público.

Fuente: Telemundo


¿Cambia la mirada del COVID-19? Expertos apuntan a un abordaje antiinflamatorio de la enfermedad

Desde que el nuevo coronavirus COVID-19 hizo su entrada en el escenario mundial, médicos y científicos buscan un tratamiento efectivo y una vacuna eficaz capaz de prevenirlo. Mientras tanto, el abordaje que de cada paciente se haga será determinante en su evolución.

En ese punto, no son pocos los que consideran que “para optimizar el tratamiento de la enfermedad, es necesario comprender el mecanismo fisiopatológico que origina la infección por SARS-CoV-2”.

“Dicho mecanismo parece ser especialmente complejo, instando a la disciplina de la investigación clínica a trabajar para desentrañar muchos de los aspectos que subyacen a las particulares manifestaciones de la enfermedad”. Según precisó a Infobae el médico especialista en medicina interna y neumonólogo Alexis Doreski (MN 141740) “en primer término, cabe resaltar que la etapa de replicación viral es en la mayoría de los casos limitada y no se extiende más allá de los 10 a 12 días posteriores al inicio de los síntomas, encontrándose la mayor carga viral al comienzo de los mismos”.

El director de investigación clínica y uno de los fundadores de Fundación Respirar explicó que “esta primera fase viral puede estar circunscripta a vías aéreas superiores o extenderse al pulmón, originando un cuadro de neumonía intersticial aguda”. “A medida que la respuesta inmune se pone en marcha, se produce una abrupta disminución de la replicación viral, dando paso a la segunda fase o fase inflamatoria -ahondó el especialista-. Esta es una etapa crucial en la progresión de la enfermedad ya que si el paciente desarrolla una respuesta inflamatoria moderada, en la gran mayoría de los casos evoluciona favorablemente”.

La calidad e intensidad de la respuesta inflamatoria "varía de un individuo a otro de acuerdo al estado y características propias de la inmunidad de cada uno (Shutterstock)La calidad e intensidad de la respuesta inflamatoria “varía de un individuo a otro de acuerdo al estado y características propias de la inmunidad de cada uno (Shutterstock)

Es que cuando el SARS-CoV-2 entra a la célula, “a partir de ese momento comienza a duplicar su material genético con el objetivo de dividirse, de amplificarse y generar nuevas partículas, ahondó a este medio el biólogo y doctor en ciencias Federico Prada. “Una vez que se terminó de replicar, tiene que salir, romper la célula donde está y es ahí donde se prende una alarma en el sistema inmune -si es que no fue detectado previamente-. En ese momento, numerosas células del sistema inmune comienzan a llegar al sitio y esto genera una inflamación y la inflamación trae aparejada aumento de la temperatura, irrigación de sangre al área y en muchos casos un arribo de muchas células desde el torrente sanguíneo hasta el tejido afectado”, precisó el director de la licenciatura Bioinformática y la licenciatura en Biotecnología de la Universidad Argentina de la Empresa (UADE), quien describió lo que ocurre a continuación como “una verdadera batalla a nivel inmunológico entre las células de defensa y el virus que se está propagando”.

No obstante, cabe recordar que la calidad e intensidad de la respuesta inflamatoria “varía de un individuo a otro de acuerdo al estado y características propias de la inmunidad de cada uno”. “Además, la presencia de ciertas comorbilidades como edad avanzada, diabetes, tabaquismo, hipertensión arterial y obesidad implica por sí misma un factor de mal pronóstico -agregó Doreski-. Cuando estas condiciones convergen, se desencadena una respuesta hiperinflamatoria, resultando en un cuadro moderado a severo”.

En este punto, para él, “si se pierde la capacidad para regular la magnitud de dicha respuesta se ingresa en la fase 3, o fase hiperinflamatoria, caracterizada por una cascada de eventos que en su conjunto se denomina ‘tormenta de citoquinas’, pero que actualmente se encuentra en discusión”.

“Lo aceptado globalmente es que se produce una inflamación sistémica”, remarcó el especialista, para quien “la posibilidad de administrar tempranamente un tratamiento antiinflamatorio sistémico o en forma directa a biofase (a pulmón) a través de una nebulización o inhalación en el comienzo de la fase inflamatoria podría interrumpir la progresión de la misma hacia la fase hiperinflamatoria”.

Fuente: Infobae.-


OMS anuncia “buenas noticias” en desarrollo de vacunas COVID

El titular de emergencias de la Organización Mundial de la Salud anunció “buenas noticias” en los resultados de las primeras pruebas de dos candidatos de vacuna contra el COVID-19, pero advirtió que “falta mucho camino por recorrer”.

“Ahora necesitamos establecer pruebas a mayor escala en el mundo real”, dijo el doctor Michael Ryan en una conferencia de prensa en Ginebra. “Pero es bueno ver más datos y avanzar a esta importante fase en el descubrimiento de una vacuna”.

Ryan hizo los comentarios en un momento en que científicos de la Universidad de Oxford, en un ensayo publicado en la revista The Lancet, dijeron que su vacuna experimental había demostrado que desencadenó una respuesta inmune protectora en cientos de personas a quienes les pusieron la inyección.

En la misma revista médica, investigadores chinos publicaron un estudio sobre su vacuna experimental, con una técnica similar a la del equipo de Oxford, que reportó una respuesta positiva.

Ryan señaló que se desarrollan 23 candidatos para la vacuna contra el COVID-19, pero hasta el lunes sólo una había producido datos clínicos Fase 1.

El mismo lunes, el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, expresó preocupaciones por el impacto que tiene el COVID-19 en indígenas, sobre todo en América.

Tedros dijo que se han reportado más de 70.000 casos y más de 2.000 muertes en los pueblos indígenas de América.

Fuente: AP

20 de Julio 2020 /

Científicos argentinos y la Universidad de Harvard investigan si altas dosis de Omega 3 previenen el COVID-19

Con el devenir de la pandemia global por el nuevo coronavirus se fortaleció el concepto de las “dos avenidas principales” que se bifurcan para llegar a un mismo lugar: el hallazgo de la cura del COVID-19. Por un lado, está el camino fecundo y más largo que es el de las vacunas; y por el otro, el también brioso camino de las terapéuticas -las preventivas para pacientes sanos y las otras para enfermos leves, moderados y severos- en donde se inscriben hasta ahora fármacos conocidos por su eficacia en otras patologías, sueros hiperinmunes (de convalecientes y equino), la rama de los antivirales y los antinflamatorios como colchicina y sarilumab entre otros.

En el contexto de una pandemia cualquier estrategia farmacológica preventiva debiera cumplir dos premisas fundamentales: ser accesible y universalmente aplicable, y poseer escasos o nulos efectos adversos, ya que no hay que olvidar que la ciencia intenta tratar a una población (muy) numerosa y sana.

¿Por qué toman fuerza los estudios preventivos con fármacos, mientras se espera el momento Eureka! que dará origen a una vacuna eficaz para inmunizar a la población? Justamente porque en un tiempo pandémico gobernado por la incertidumbre y en el cual aún los científicos y expertos no llegaron al conocimiento cabal del virus; avanzar sobre lo ya conocido ayuda a propulsar las investigaciones.

El avance de la ciencia frente al COVID-19 (Infografía: Marcelo Regalado)El avance de la ciencia frente al COVID-19 (Infografía: Marcelo Regalado)

Yendo a lo que actualmente se dispone para combatir la pandemia y fuera del “efecto esperanza”; hasta hoy, las únicas acciones concretas para prevenir la alta contagiosidad que demostró tener el virus SARS-COV- 2 tienen más que ver con los comienzos del siglo XIX que con este flamante siglo XXI; son las medidas preventivas de gestión individual- social-poblacional como el uso del tapabocas, el distanciamiento social y la higiene personal.

Un ensayo clínico que une Harvard con Rosario

Listos para derrotar al coronavirus y con la amenaza latente de la pandemia global, se ponen en marcha nuevos ensayos clínicos alrededor del mundo, en busca de una terapéutica preventiva para paliar la peste. Uno muy prometedor es el que se llevará a cabo en las próximas semanas entre Argentina y Estados Unidos, llamado PREPARE-IT. Más precisamente y de manera conjunta entre un grupo de científicos transdisciplinares argentinos de la ciudad de Rosario, y otro grupo nativo de la Universidad de Harvard.

El equipo de investigadores argentinos pertenece a ECLA (Estudios Clínicos Latinoamérica) y al Instituto Cardiovascular de Rosario, bajo la dirección de los médicos cardiólogos argentinos Rafael Díaz y Andrés Orlandini. Y el equipo que trabajará desde la Universidad de Harvard está liderado por el doctor en medicina, Deepak L. Bhatt, quien además es director ejecutivo del Programa de Intervenciones Cardiovasculares y profesor de la Universidad de Harvard.

Deepak Bhatt es una de las personalidades académicas más destacadas de los últimos años en el ámbito cardiovascular. Su mayor producción científica estuvo focalizada en el área de trombosis, agregación plaquetaria y prevención cardiovascular. Una de las contribuciones de mayor impacto fue demostrar reducción de morbilidad y mortalidad cardiovascular con un derivado etílico del Ácido Eicosapentaenoico (o EPA), presente en el Omega 3, en pacientes de alto riesgo cardiovascular. Actualmente aporta su experiencia y conocimiento en investigaciones de gran nivel científico para mitigar las consecuencias de la actual pandemia por el nuevo coronavirus.

La pregunta científica disparadora que ambos equipos se formularon y que devino en la puesta en marcha del ensayo clínico PREPARE-IT fue investigar los efectos de un componente del Omega-3 en la prevención del COVID-19. El estudio que tendrá su rama de voluntarios en la Argentina tiene un sólido background científico en donde apoyarse. Está basado en la experiencia de la investigación REDUCE-IT , que ya demostró que la administración de un derivado del Omega 3 -el ácido eicosapentaenoico, EPA- en altas concentraciones y en pacientes de alto riesgo de desarrollar eventos vasculares redujo la mortalidad. Y los datos experimentales además demostraron que estos agentes poseen propiedades antimicrobianas y antivirales.

Desde ahí PREPARE-IT o PREVENIR COVID-19 con EPA en Personal de Salud en Riesgo, según su denominación completa en español, partió de la hipótesis principal que es reducir la tasa de infección en trabajadores de la salud, una población por su exposición directa al virus de muy alto riesgo.

Este ensayo clínico será realizado en 1.500 trabajadores sanos de los sectores sanitarios divididos en grupos de tratamiento y placebo durante un período de ocho semanas. Al grupo de tratamiento se le administrará una dosis diaria de 8 gramos de la droga basada en Ácido Eicosapentaenoico (o EPA) durante las primeras tres jornadas y 4 gramos diarios durante los días 4-60, o un esquema idéntico al grupo placebo.

Si el Omega 3 es antiinflamatorio y antitrombótico que ya se determinó en REDUCE-IT podría tener un rol importante contra el COVID-19. “Hay modelos experimentales que demuestran que este tipo de ácidos grasos poliinsaturados presentes en el Omega 3 puede tener efecto antiviral y antimicrobiano y podría interferir con la cantidad de personas que se infectan”, adelantó Rafael Díaz a Infobae. La expectativa que tiene este grupo de investigadores es que, como mínimo, se reduzca un 30% el riesgo de contagio.

Cambio nutricional

En diálogo con Infobae, el doctor Rafael Díaz, médico cardiólogo, director de ECLA y socio fundador del Instituto Cardiovascular de Rosario, explicó: “conocemos que los ácidos grasos poliinsaturados, llamados también Omega 3, básicamente se agrupan en EPA (ácido eicosapentaenoico) y DHA (ácido docosahexaenoico) que son los dos componentes más importantes del Omega 3. La interpretación de sus potenciales efectos beneficiosos es compleja y los estudios de experimentación básicos y moleculares sugieren que estarían relacionado a una actividad antiinflamatorio y antitrombótica”, agregó.

Hace muchos años que se investigan los Omega 3 en cardiología y en patologías de alto riesgo como diabetes, de hecho hay varios ensayos clínicos previos que no demostraron beneficios; pero es importante destacar que en todos esos estudios la dosis de Omega 3 fue alrededor de 1 gramo por día, y en la mayoría de esos estudios Omega contenía EPA y DHA. Díaz precisó: “el nuevo estudio clínico presentado a fines del año 2018, denominado REDUCE-IT, fue el que vino a aclarar las cosas, ya que fue planificado con altas dosis de un derivado etílico del EPA -de 4 gramos- y demostró reducción de infartos, accidentes cerebrovasculares y mortalidad cardiovascular”.

-¿Por qué luego de cinco meses de pandemia este estudio PREPARE-IT puede ser revelador?, le consultó Infobae a Díaz, líder del estudio en Argentina.

-Es una alternativa interesante porque tiene características fundamentales, no estamos hablando de una droga con efectos adversos serios. Sin embargo, por ahora es una buena hipótesis, y debemos demostrar su eficacia y efectividad en estos estudios clínicos bien diseñados y que estamos lanzando en Argentina. Allí diremos si pudimos o no.

Administrando altas dosis de Omega 3, vía uno o varios comprimidos, según cree este grupo de científicos argentinos y sus pares desde Harvard, se podrían observar tres mecanismos beneficiosos: su poder antiviral, su poder antiinflamatorio y tercero su poder antitrombótico.(Foto: Shutterstock)Administrando altas dosis de Omega 3, vía uno o varios comprimidos, según cree este grupo de científicos argentinos y sus pares desde Harvard, se podrían observar tres mecanismos beneficiosos: su poder antiviral, su poder antiinflamatorio y tercero su poder antitrombótico.(Foto: Shutterstock)

¿Cómo se podría administrar? Según especificó Díaz, los comprimidos de un derivado de EPA (ácido eicosapentaenoico) son cápsulas que tienen ácido graso, pero para tomar 4 gramos se deberían tomar 8, ya que dos cápsulas tienen un gramo. Esto sería lo mismo que usar aceite de pescado con los alimentos, lo cual seguramente no sería muy apetitoso, ya que algunos omegas vienen como aceite. Lo que intenta hacer con el EPA es emular una dieta con muy alto contenido de pescado.

La droga que será otorgada a los voluntarios fue aprobada por la FDA en 2013, es comercializada desde entonces en Estados Unidos y fue aprobada por la ANMAT para ser utilizada en el estudio. El Ácido Eicosapentaenoico (o EPA) es el componente principal del medicamento (Vascepa®, según su nombre comercial del laboratorio Amarin- y el único componente de Omega-3 que ha comprobado reducir el riesgo de mortalidad en pacientes que ya han tenido problemas cardiovasculares.

Ensayo clínico argentino

Según la comprensión actual del COVID-19, la morbilidad y la mortalidad asociadas con la enfermedad se deben tanto a la toxicidad directa del virus, así como a la respuesta inflamatoria del cuerpo que conduce a la “tormenta de citoquinas”. Basado en datos relacionados con el mecanismo de acción y los efectos del Ácido Eicosapentaenoico (EPA), se presume que la droga (Vascepa®) puede desempeñar un papel beneficioso potencial en la prevención de la infección por SARS-CoV-2 y potencialmente reducir la gravedad clínica en pacientes infectados por el virus.

Según las hipótesis científicas de este ensayo PREPARE-IT, los efectos clínicos positivos de la administración de la droga son multifactoriales. Múltiples mecanismos de acción asociados con la droga a base de EPA apoyan la prueba de los efectos en pacientes con COVID-19 o con riesgo de contraer la enfermedad. Algunos de estos potenciales mecanismos benéficos incluyen: posibles efectos antimicrobianos / antivirales ; efectos antiinflamatorios que podrían mitigar el daño pulmonar y cardíaco y el efecto sobre las propiedades del sistema de coagulación.

El proyecto de Argentina está en línea con otra iniciativa en Canadá, que está llevando adelante el grupo de investigación y traducción de conocimientos médicos y quirúrgicos de Toronto; la asistencia pública de París y la organización Káiser de Estados Unidos en prevención de COVID-19.

Según la comprensión actual del COVID-19, la morbilidad y la mortalidad asociadas con la enfermedad se deben tanto a la toxicidad directa del virus, así como a la respuesta inflamatoria del cuerpo que conduce a la “tormenta de citoquinas”. Allí el Ácido Eicosapentaenoico (EPA) puede desempeñar un papel beneficioso potencial en la prevención de la infección por SARS-CoV-2. (Shutterstock.com)Según la comprensión actual del COVID-19, la morbilidad y la mortalidad asociadas con la enfermedad se deben tanto a la toxicidad directa del virus, así como a la respuesta inflamatoria del cuerpo que conduce a la “tormenta de citoquinas”. Allí el Ácido Eicosapentaenoico (EPA) puede desempeñar un papel beneficioso potencial en la prevención de la infección por SARS-CoV-2. (Shutterstock.com)

Este ensayo clínico en Argentina buscará comprobar si el aceite de pescado enriquecido con un derivado de EPA (ácido etil-eicosapentaenoico), ácido graso Omega-3, previene el contagio de coronavirus o reduce la severidad de los síntomas en el personal de la salud, el principal grupo de riesgo expuesto al virus SARS-CoV-2.

El estudio, liderado por Rafael Díaz, médico cardiólogo director de Estudios Clínicos Latinoamérica (ECLA), ha sido aprobado por la ANMAT. El protocolo contempla la participación de 1.500 voluntarios sanos o presuntamente sanos, quienes van a tomar el medicamento (Vascepa, Amarin) o un placebo durante dos meses.

Fuente: Infobae


 

La Universidad de Oxford anunció los primeros resultados de su vacuna contra el coronavirus: genera anticuerpos y es segura

La vacuna contra el coronavirus que desarrolla la universidad británica de Oxford resultó “segura” y “entrena” el sistema inmunológico, según revelaron los hallazgos de las primeras fases del estudio, divulgados este lunes.

La fórmula, denominada AZD1222, está siendo elaborada por AstraZeneca en colaboración con científicos de la Universidad de Oxford, y no presentó ningún efecto colateral grave en los 1.077 voluntarios, adultos sanos de entre 18 y 55 años, que produjeron respuestas inmunes de anticuerpos y células T que pueden combatir el virus, según los resultados del ensayo publicados en la revista médica The Lancet.

Estos descubrimientos se consideran “muy prometedores”, si bien todavía es necesario llevar a cabo ensayos a mayor escala a fin de determinar si los anticuerpos son suficientes para ofrecer protección a largo plazo contra la enfermedad.

“Esperemos que esto implique que el sistema inmune recordará al virus, de modo que nuestra vacuna provea protección por un periodo extendido”, indicó el autor principal del estudio, Andrew Pollard, de la Universidad de Oxford. “Sin embargo, necesitamos más investigaciones antes de poder confirmar que la vacuna efectivamente protege de la infección del SARS-CoV-2 (COVID-19), y para determinar cuánto tiempo dura esa protección”, sostuvo.

 Las respuestas inmunológicas fueron más elevadas en aquellos que recibieron una segunda dosis. “Vimos la respuesta inmunológica más fuerte en los 10 participantes que recibieron dos dosis de la vacuna, lo que indica que esta podría ser una buena estrategia para la vacunación”, indicó el profesor Andrew Pollard.

AstraZeneca es una de las farmacéuticas líderes en la carrera por encontrar una vacuna contra la enfermedad que ha causado más de 600.000 muertes en el mundo, junto con otras compañías que prueban candidatas en ensayos clínicos de etapas media y final. La firma dijo que una fase III de los ensayos de su vacuna potencial se está llevando a cabo actualmente en Reino Unido, Brasil y Sudáfrica, y que empezará pronto en Estados Unidos.

Una empleada trabaja en el Centro de Referencia para Inmunobiológicos Especiales (CRIE) de la Universidad Federal de Sao Paulo, donde se realizan los ensayos de la vacuna contra el coronavirus de la Universidad de Oxford-AstraZeneca (Reuters)Una empleada trabaja en el Centro de Referencia para Inmunobiológicos Especiales (CRIE) de la Universidad Federal de Sao Paulo, donde se realizan los ensayos de la vacuna contra el coronavirus de la Universidad de Oxford-AstraZeneca (Reuters)

“Si nuestra vacuna se revelara eficaz, es una prometedora opción, ya que este tipo de vacuna puede ser fabricada fácilmente a gran escala” comentó Sarah Gilbert, investigadora de la universidad de Oxford.

Los investigadores dijeron que la vacuna causó efectos colaterales leves más frecuentes respecto a un grupo de control, pero que muchos de éstos pudieron reducirse con paracetamol, sin que se detectaran efectos adversos graves.

La fórmula, que está siendo desarrollada a una velocidad sin precedentes, está hecha a base de un virus genéticamente fabricado que ocasiona el resfriado común en chimpancés. Los científicos lo han modificado en gran manera de forma que no pueda ocasionar infecciones en personas y para que se asemeje más al coronavirus. Lo han hecho transfiriendo las instrucciones genéticas para la llamada “proteína del pico” del coronavirus -la herramienta clave que este emplea para invadir las células de humanos- a la vacuna que están desarrollando.

De esta manera, esta vacuna se parece al nuevo coronavirus y el sistema inmune puede aprender la manera de luchar contra él. Al estar basada en un adenavirus modificado, que no se replica, es más segura en especial para los pacientes más frágiles

Semanas atrás, el gobierno británico firmó un acuerdo con la farmacéutica para la producción de 100 millones de dosis, una cantidad que excede a la población del Reino Unido. Estos contratos son clave para ir asegurando la producción de los ensayos e ir ganando tiempo. También ha entrado en negociaciones con otros países, pero aseguró que no buscará generar ganancias a partir de su vacuna durante la pandemia, con el compromiso de garantizar un acceso amplio y equitativo a la vacuna, en caso de que las pruebas clínicas en sus últimas etapas tengan éxito. Hasta ahora, los compromisos para suministrar más de 2 mil millones de dosis de la vacuna se han acordado con el Reino Unido, Estados Unidos, la Alianza de Vacunas Inclusivas de Europa (IVA), la Coalición para la Innovación en la Preparación de Epidemias (CEPI), La Alianza de Vacunas Gavi y el Serum Institute de India.

Por su parte, el primer ministro británico, Boris Johnson, dijo en un mensaje en Twitter que estos hallazgos constituyen “una noticia muy positiva” y elogió a los “brillantes y pioneros científicos e investigadores”.

¿Para cuándo?

Se están desarrollando y probando más de 100 vacunas en todo el mundo para intentar detener la pandemia de COVID-19, que ha matado a cientos de miles de personas y ha hecho estragos en la economía mundial.

Este lunes, Johnson había puesto paños fríos a la esperanza de tener disponible una vacuna en los próximos meses. “Tengo los dedos cruzados, pero decir que estoy 100% seguro de que vamos a recibir una vacuna este año, o de hecho el año que viene, es, por desgracia, una exageración. Todavía no estamos ahí”, dijo. La asesora del Gobierno británico Kate Bingham también ha advertido de que no se puede “ser demasiado optimista”.

Por su parte, la científica jefe de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Soumya Swaminathan, señaló que la vacuna contra el COVID-19 podría estar en el mercado a disposición de las autoridades sanitarias a mediados de 2021.

En una entrevista con DPA, la experta mostró su esperanza de que al menos “un par” de las 20 candidatas a vacunas funcionen. “Sería muy desafortunado si todos ellos fallan. Es posible tener resultados a principios de 2021. Así que a principios del año nuevo podríamos tener eventualmente una vacuna. Entonces tiene que ser fabricada y ampliada. Así que si somos muy prácticos, entonces estamos mirando a mediados de 2021 cuando tendremos una vacuna que pueda ser ampliamente desplegada”, comentó.

La investigadora también opinó sobre los diferentes estudios que han mostrado que los niveles de anticuerpos parecen disminuir rápidamente después de la infección. En este sentido, señaló que el hecho de que los anticuerpos neutralizantes desaparezcan “no significa que la inmunidad haya desaparecido”.

(Con información de EFE y Reuters)


Estados Unidos superó los 3,7 millones de casos de coronavirus y los 140.300 muertos

Estados Unidos alcanzó este domingo la cifra de 3.748.705 casos confirmados de coronavirus y la de 140.377 fallecidos, de acuerdo con el recuento independiente de la Universidad Johns Hopkins. Este balance, a las 16.00 hora local (20.00 GMT), es de 71.763 nuevos infectados y 629 decesos más que el sábado hacia la misma hora.

Pese a que Florida, Texas y California son ahora los estados con más contagios, Nueva York se mantiene todavía como el estado más golpeado en Estados Unidos por la pandemia, con 406.807 casos confirmados y 32.490 fallecidos. Tan solo en la ciudad de Nueva York han muerto 23.400 personas.

El mapa de la Johns Hopkins refleja, sin embargo, que Nueva York ya no es la región del mundo con más casos por coronavirus: en los últimos días le ha superado el estado brasileño de San Pablo, que suma 412.027 contagios confirmados.

En cuanto al número de muertos en Estados Unidos, a Nueva York le siguen la vecina Nueva Jersey con 15.706 muertos, Massachusetts con 8.419 y California con 7.702.

Otros estados con un gran número de fallecidos son Illinois con 7.488, Pensilvania con 7.022, Michigan con 6.366, Florida con 4.981 o Connecticut, con 4.396.

En cuanto a contagios, California es el segundo estado -solo por detrás de Nueva York- con 381.217 casos, Florida el tercero, con 350.037, y Texas el cuarto, con 327.106.

El balance provisional de fallecidos -más de 140.000- ha superado ya con creces la cota más baja de las estimaciones iniciales de la Casa Blanca, que proyectó en el mejor de los casos entre 100.000 y 240.000 muertes a causa de la pandemia.

El presidente estadounidense, Donald Trump, rebajó esas estimaciones y se mostró confiado en que la cifra final estaría más bien entre los 50.000 y los 60.000 fallecidos, aunque luego auguró hasta 110.000 muertos, un número que también se ha superado.

Por su parte, el Instituto de Métricas y Evaluaciones de Salud (IHME) de la Universidad de Washington, en cuyos modelos de predicción de la evolución de la pandemia se fija a menudo la Casa Blanca, calcula que Estados Unidos llegará al mes de octubre con unos 200.000 muertos, y que para las elecciones presidenciales del 3 de noviembre podría rozar los 225.000.

 

Con información de EFE / Infobae


19 de Julio de 2020 /

EEUU autorizó los test grupales de coronavirus para hasta cuatro personas

La Administración de Alimentación y Medicamentos de Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés) ha anunciado este sábado que ha autorizado el uso del primer test grupal de coronavirus para hasta cuatro personas. Al hacer la prueba a la vez a más personas se aceleran las pruebas y optimizan los recursos para localizar más rápidamente nuevos casos. “Hoy la FDA ha emitido una autorización de uso de emergencia para Quest Diagnostics para la prueba Quest SARS-CoV-2 rRT-PCR para el análisis conjunto de las muestras de hasta cuatro individuos recogidas bajo observación”, ha explicado el organismo en un comunicado.

Este tipo de muestreo “permite que más gente sea sometida a la prueba rápidamente utilizando menos recursos”. Si las muestras dan positivo, significa que al menos uno de los individuos tiene el virus y por ello se someterían las muestras a posteriores exámenes individuales.

“Este tipo de pruebas son más eficaces en zonas con baja prevalencia, en las que lo habitual es que el resultado sea negativo”, ha explicado la FDA. “Las pruebas colectivas son especialmente importantes cuando la infección remite y empezamos a hacer pruebas a una mayor parte de la población”, ha explicado el comisario de la FDA, Stephen M. Hahn.

¿Cómo funciona la prueba grupal?

Las pruebas de grupo son cuando las muestras de varios individuos se analizan juntas en un solo tubo utilizando métodos sensibles de detección de biología molecular para obtener un solo resultado. En este ejemplo, 100 individuos son testeados en grupos de cuatro.

Si resulta negativo, los investigadores pueden seguir adelante sabiendo que todo el grupo es negativo para el coronavirus. Sin embargo, si los resultados son positivos, cada individuo tendría que ser reexaminado con una prueba de diagnóstico de coronavirus estándar.

“Lo que necesitamos es encontrar la penetración de personas infectadas en tu sociedad”, dijo Fauci en una entrevista publicada este viernes en The Washington Post. “La única manera de saberlo es echando una amplia red”.

Michael Mina, profesor adjunto de epidemiología en la Escuela de Salud Pública T.H. Chan de Harvard, dijo que las pruebas de grupo tienen el potencial de aumentar el número de personas examinadas diez veces, yesa cifra podría incluso si a 100 veces.

Aunque la prueba no verifica si una persona tiene el coronavirus de la manera que lo hace una prueba de diagnóstico, las pruebas de grupo ayudan a identificar a las personas que son asintomáticas.

¿Cuáles son los inconvenientes de las pruebas grupales?

Una desventaja obvia de este tipo de testeos es cuando el resultado de la prueba es positivo, obliga a analizar todas de manera individual, lo que amplía el tiempo que que los integrantes de ese grupo tardan en conocer los resultados. “Podría ser un esfuerzo que provoque mucha ansiedad si hay un largo período de tiempo entre el momento en que se le dice a alguien que el grupo fue positivo y el momento en que se le dan los resultados individuales”, dijo Mina.

Infobae.-


18 de Julio de 2020 /

EEUU roza los 140.000 muertos por COVID-19 y alcanza 3,67 millones de casos

Estados Unidos alcanzó este sábado la cifra de 3.676.942 casos confirmados de COVID-19 y la de 139.748 fallecidos, de acuerdo con el recuento independiente de la Universidad Johns Hopkins. Este balance a las 16.00 hora local (20.00 GMT) acerca al país a la cifra de 140.000 muertos por coronavirus, en una semana en la que el número de nuevos contagios alcanzó este miércoles un nuevo récord diario, con 74.513 casos.

Pese a que Florida, Texas y California son ahora los estados con más contagios, Nueva York se mantiene todavía como el estado más golpeado en Estados Unidos por la pandemia, con 406.305 casos confirmados y 32.474 fallecidos. Tan solo en la ciudad de Nueva York han muerto 23.388 personas.

A Nueva York le siguen la vecina Nueva Jersey con 15.699 muertos, Massachusetts con 8.402 y California con 7.613.

Otros estados con un gran número de fallecidos son Illinois con 7.465, Pensilvania con 7.015, Michigan con 6.355, Florida con 4.895 o Connecticut, con 4.396.

En cuanto a contagios, California es el segundo estado -solo por detrás de Nueva York- con 374.522 casos, Florida el tercero, con 337.569, y Texas el cuarto, con 317.768.

El balance provisional de fallecidos -139.748- ha superado ya con creces la cota más baja de las estimaciones iniciales de la Casa Blanca, que proyectó en el mejor de los casos entre 100.000 y 240.000 muertes a causa de la pandemia. El presidente estadounidense, Donald Trump, rebajó esas estimaciones y se mostró confiado en que la cifra final estaría más bien entre los 50.000 y los 60.000 fallecidos, aunque en sus últimos cálculos auguró ya hasta 110.000 muertos, un número que también se ha superado.

Por su parte, el Instituto de Métricas y Evaluaciones de Salud (IHME) de la Universidad de Washington, en cuyos modelos de predicción de la evolución de la pandemia se fija a menudo la Casa Blanca, calcula que Estados Unidos llegará al mes de octubre con unos 200.000 muertos, y que para las elecciones presidenciales del 3 de noviembre podría rozar los 225.000.

Florida

El Departamento de Salud del estado norteamericano de Florida informó este sábado de más de 10.300 casos nuevos de coronavirus en las últimas 24 horas. El balance detalla 10.328 nuevos contagios por el virus y 90 decesos más en las últimas horas, que elevan el total de casos a 337.569. El número total de fallecidos es de 4.895. De los casos actuales, un total de 9.162 se encuentran hospitalizados en el estado, uno de los más afectados por la pandemia en el país.

El viernes, los gobiernos de Miami-Dade y Broward, dos de los focos de la COVID-19 en el estado, endurecieron las multas para infractores del uso de máscaras o de normas de distanciamiento para negocios y llamaron a la “responsabilidad personal” para evitar otro cierre de la economía.

Entre tanto, el gobernador Ron DeSantis anunció una partida de 75 millones de dólares para ayudar con los pagos de alquiler e hipotecas de los afectados por la pandemia. DeSantis, que ha minimizado la explosión de casos ocurrida desde mediados de junio, señaló además que hay aún una disponibilidad de camas del 21%. “El asunto es que tenemos capacidad, tenemos la capacidad de cuidar a las personas, y COVID, si bien es importante, es solo una fracción de las personas en los hospitales”, aseguró.

Reducir el contacto social es uno de los objetivos de las nuevas medidas adoptadas para frenar la propagación de la COVID-19 en los estados de Estados Unidos en los que ha repuntado, como es el caso de Florida.

Las muertes asociadas al nuevo coronavirus bajaron por primera vez en cuatro días por debajo del centenar, una buena noticia para los floridanos preocupados por la escalada registrada desde mediados de junio, que ha hecho de Florida el tercer estado en número de contagios de un país que es el número uno a nivel mundial.

El número de casos en Estados Unidos superó este sábado los 3.650.000, mientras que las muertes ascendieron a 139.300, según el recuento independiente de la Universidad Johns Hopkins.

Repunte de los casos en California

El aumento de casos en coronavirus en California, que ya registra 366.164 casos positivos y 7.457 fallecidos, ha golpeado incluso a regiones que desde el inició de la pandemia implantaron medidas muy estrictas como la ciudad de San Francisco, que ingresó en la lista de vigilancia del estado por el rebrote de la enfermedad.

La alcaldesa de San Francisco, London Breed, imploró este viernes a los residentes de la populosa ciudad que eviten reunirse con otros fuera de sus hogares.

La misma recomendación la hacía el alcalde de Los Ángeles, Eric Garcetti, mientras advertía que la ciudad “todavía se dirige en la dirección equivocada” y podría verse obligado a decretar nuevamente el confinamiento.

Los Ángeles, el condado más poblado de Estados Unidos con casi 10 millones de personas, sigue sin poder controlar el avance del coronavirus y sobrepasó hoy dos récords sombríos: más de 150.000 casos positivos y 4.000 fallecidos por la COVID-19.

California mantiene desde inicios de semana cerrados los bares y el servicio al interior de la mayoría de sus negocios no esenciales, incluyendo iglesias.

Aún así, ha visto un incremento en sus hospitalizaciones y hay 6.808 contagiados con COVID-19 en el hospital y de ellos 1.941 en unidades de cuidados intensivos.

Con información de EuropaPress y EFE


Según un prestigioso genetista, “los primeros resultados de la vacuna COVID-19 parecen realmente alentadores”

No es frecuente que alguien escuche la palabra “pandemia” e “inspiración” en la misma oración. Pero para el director de los Institutos Nacionales de Salud de EE. UU. (NIH por sus siglas en inglés), doctor Francis Collins, “a pesar de todo el sufrimiento y la pena que la COVID-19 ha causado en todo el mundo, al menos el mundo ha sido testigo de un nivel de cooperación sin precedentes entre la industria privada y las agencias gubernamentales que buscan urgentemente una vacuna contra el devastador virus”.

“Nunca hemos tenido este nivel de cooperación antes. En este caso, supongo que la pandemia global nos ha inspirado a hacer cosas que tal vez deberíamos haber hecho antes“, dijo a la revista Time Collins. “Espero que no dejemos que se desmorone cuando superemos esto”, agregó.

El prestigioso genetista ha tenido una visión de primera mano de cómo esta gigantesca coalición se unió para acelerar lo que normalmente conlleva un ritmo glacial en el desarrollo de cualquier tratamiento nuevo. Como jefe del centro de investigación médica más grande del mundo, supervisa de cerca el progreso científico detallado del esfuerzo y, como uno de los funcionarios de salud de más alto rango en Estados Unidos, con frecuencia se comunica con la Administración y el Congreso del presidente Donald Trump como también con el gobierno federal. El Gobierno intenta eliminar todos los baches de velocidad administrativos o burocráticos habituales que pueden retrasar una vacuna. Para poner en perspectiva la magnitud del rango de Collins, él es el jefe del doctor Anthony Fauci.

Moderna "en camino" a fase tres de la vacuna de COVID-19 con 30.000 participantes - La fase 3 consistirá en una prueba controlada en colaboración con el Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas de EE. UU., (NIAID, en inglés) con dosis de 100 microgramos del fármaco mRNA-1273 y dosis aleatorias similares de placebo (EFE/Sebastiao Moreira/Archivo)Moderna “en camino” a fase tres de la vacuna de COVID-19 con 30.000 participantes – La fase 3 consistirá en una prueba controlada en colaboración con el Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas de EE. UU., (NIAID, en inglés) con dosis de 100 microgramos del fármaco mRNA-1273 y dosis aleatorias similares de placebo (EFE/Sebastiao Moreira/Archivo)

 

En una conversación con la corresponsal nacional de salud de Time, Alice Park, Collins afirmó que comparte el “optimismo cauteloso” de Fauci de que una vacuna podría estar disponible para fin de año. “Los datos de la Fase I parecen realmente alentadores de que estas son vacunas que generan fuertes respuestas de anticuerpos”, dijo, refiriéndose al primero de lo que generalmente son tres ensayos en el desarrollo de vacunas, en el que un pequeño número de personas recibe un tratamiento de prueba.

Para que ese objetivo sea factible, los NIH convocaron una alianza sin precedentes llamada “Acelerar las Intervenciones y Vacunas Terapéuticas COVID-19”, o ACTIV por sus siglas en inglés, que reúne a 7 agencias gubernamentales, 20 compañías farmacéuticas y de biotecnología, y 4 organizaciones sin fines de lucro principales, mucho más capacidad intelectual colectiva de la que alguna vez se haya reunido bajo un mismo paraguas en circunstancias similares. Como co-presidente de ACTIV, Collins manifestó que, “según su propio cálculo, está trabajando 100 horas a la semana, un nivel superior a su metabolismo normal de 90, para examinar docenas de líneas de investigación y enfocar los recursos del Gobierno en lo más seguro. y los esfuerzos más prometedores”.

Cuando la coalición se reunió por primera vez, Collins sostuvo: “Hicimos una lista de todas las ideas que existían, había más de 400, no es posible realizar ensayos clínicos con 400 compuestos diferentes, por lo que hay que decidir cuáles son más importantes”.

El doctor Francis Collins, director del NIH sostiene una maqueta representativa del virus SARS-CoV-2 en el Senado de los Estados Unidos durante una de sus presentaciones (Saul Loeb/Pool via REUTERS)El doctor Francis Collins, director del NIH sostiene una maqueta representativa del virus SARS-CoV-2 en el Senado de los Estados Unidos durante una de sus presentaciones (Saul Loeb/Pool via REUTERS)

Esto incluyó 50 vacunas candidatas que tuvieron que reducirse a los esfuerzos más prometedores que representaban el menor riesgo para los pacientes. Por ejemplo, ACTIV no está considerando lo que se conoce como vacunas de “virus muertos”, que introducen versiones debilitadas “inactivadas” del virus que el sistema inmunitario del cuerpo puede aprender a combatir, pero con un riesgo no despreciable de infectar al paciente, como sucede por ejemplo con la vacuna Sabin, contra la poliomielitis.

El experto también abordó las preocupaciones de que la rapidez del proceso de producción de la vacuna podría comprometer la seguridad del producto final. “La forma en que esto va tan rápido no compromete el rigor de esos ensayos definitivos que dirán si una vacuna funciona o no”, dijo. “Se trata de omitir algunos de esos pasos burocráticos y los largos retrasos” entre las fases de prueba.

Una pregunta inminente, desde una gran altitud, es cómo el Gobierno de los EE. UU. podría haber estado mejor preparado para responder rápidamente a la pandemia y, por otro lado, si las lecciones aprendidas de COVID-19 pueden consagrarse para futuras crisis de salud.

Ante este cuestionamiento, el funcionario precisó: “Esto surge cada vez que hay una pandemia, y siempre existe la sensación de que comienzan a mejorar un poco, ‘está bien, esta vez vamos a mantener nuestra preparación y vamos a estar preparados para la próxima uno’”.

Las 8 vacunas en las fases más adelantadas (Infografía: Marcelo Regalado)Las 8 vacunas en las fases más adelantadas (Infografía: Marcelo Regalado)

Lo que no quiere decir que los NIH y sus muchos aliados comenzaran desde cero: “Tomemos, por ejemplo, la vacuna que está más avanzada en este momento para COVID-19: se construyó sobre la experiencia de tratar de hacer una vacuna similar para el SARS y el MERS”, y explicó, que ambos caen bajo la definición amplia de un “coronavirus” – de ahí la descripción común de COVID-19 como “novela”.

Ahora con un coronavirus diferente, saber exactamente qué pasos tomar es imposible, es por esto que se comenzó tan rápido”, declaró Collins y añadió: “Pero creo que también es justo decir que podríamos haber estado en un lugar mejor si hubiéramos esperado que podía ser inminente una pandemia mundialtal vez aprendamos las lecciones un poco mejor y evitemos volver a caer en la complacencia en 2021 y 2022”.

Se podría decir que Collins está en una posición única para enfrentar los inevitables enfrentamientos entre los líderes políticos y la medicina. Tiene un doctorado en química y un doctorado médico, pero también ha servido en el Gobierno durante 27 años, más notablemente, varios años antes de ser designado para dirigir los NIH por el presidente Barack Obama en 2009, como el líder del Proyecto Genoma Humano, que “tuvo sus propios momentos de ser contencioso y controversial”, según él mismo especificó.

Infobae.-


17 de Julio de 2020 /

Un nuevo síntoma de coronavirus se suma a la larga lista para estar atentos

A pesar de que casi desde el principio de la pandemia por coronavirus unos sarpullidos cutáneos se han vinculado con la COVID-19, médicos de España reportan que, en ciertos casos, esos sarpullidos también suceden en el interior de la boca. Es el nuevo síntoma que pareciera agregarse a la larga lista que existen alrededor de esta enfermedad que llevó a centenares de millones de personas a estar en confinamientos en todo el planeta.

Esa lista está compuesta por:

– Dificultad para respirar;

– Dolor en el pecho;

– Incapacidad para hablar o moverse;

– Fiebre;

– Tos seca;

– Cansancio;

– Molestias y dolores varios;

– Dolor de garganta;

– Conjuntivitis;

– Dolor de cabeza;

– Pérdida del sentido del olfato;

– Pérdida del sentido del gusto;

– Erupciones cutáneas;

– Pérdida de color en los dedos de las manos y pies.

Ahora, a esa larga lista deberá agregarse una más: sarpullidos en el interior de la boca. Esas erupciones se conocen en el mundo médico como enantema. “Un enantema es un sarpullido en las membranas mucosas. Es muy común en los pacientes con enfermedades virales, como la varicela y la enfermedad de las manos, los pies y la boca. Una característica de muchos sarpullidos virales es que afectan a las membranas mucosas”, señaló la doctora Michele Green, del Hospital Lenox Hill de Nueva York, en diálogo con HealthDay News.

Green no participó del estudio español que determinó el nuevo síntoma. Ese informe fue publicado en el Journal of the American Medical Association (JAMA) el pasado 15 de julio. “De 21 pacientes con COVID-19 y erupción cutánea, 6 pacientes (29%) tenían enantema”, señaló el estudio.

“El rango de edad de estos pacientes era de entre 40 y 69 años, y 4 de los 6 (66%) eran mujeres. La morfología de la erupción cutánea fue papulovesicular, periflexural purpúrica y eritema multiforme en 1, 2 y 3 pacientes, respectivamente. Los hallazgos clínicos e histológicos del exantema similar al eritema multiforme se han informado en otros lugares”, señalaron los médicos Juan Jimenez-Cauhe, Daniel Ortega-Quijano; Dario de Perosanz-Lobo, Patricia Burgos-Blasco, Sergio Vañó-Galván, Montse Fernandez-Guarino, y Diego Fernandez-Nieto, del Hospital Universitario Ramon y Cajal de Madrid.

Muestras del sarpullido que aparece en la boca de algunos pacientes con COVID-19 (Hospital Universitario Ramon y Cajal de Madrid)Muestras del sarpullido que aparece en la boca de algunos pacientes con COVID-19 (Hospital Universitario Ramon y Cajal de Madrid)

El informe publicado en JAMA, una de las revistas más prestigiosas del mundo médico, continuó: “El tiempo medio entre el inicio de los síntomas de COVID-19 y la aparición de lesiones mucocutáneas fue de 12,3 días. Curiosamente, esta latencia fue más corta en pacientes con enantema en comparación con aquellos con una lesión macular con apariencia de petequias. La ingesta de drogas y los hallazgos de laboratorio no se asociaron con ningún tipo de enantema”.

Todavía no se sabe qué tan común es este nuevo y extraño síntoma de COVID-19. El argumento es atendible y responde a la seguridad de los equipos médicos que examinan a los pacientes: “Debido a problemas de seguridad, a muchos pacientes con sospecha o confirmación de COVID-19 no se les examina la cavidad oral. Aquí describimos variantes de enantema en una serie de pacientes con COVID-19″.

Qué se sabe hasta ahora de los demás síntomas

“Sabemos ahora mucho más sobre cómo enferma a la gente” el coronavirus, indicó el experto en enfermedades infecciosas William Schaffner este viernes a la periodista Sandee LaMotte, de la cadena estadounidense CNN.

Han pasado poco más de seis meses desde el inicio de la pandemia de coronavirus, cuyo lugar y fecha de origen aún se discuten, y la comunidad científica ha avanzado mucho en el entendimiento de la nueva enfermedad que provoca, la COVID-19.

La fiebre alta, la tos y la dificultad para respirar, los primeros síntomas identificados casi al comienzo de la pandemia, siguen siendo los principales para descubrir la presencia de la enfermedad. Pero en la actualidad se conocen muchos otros signos que pueden indicr un contagio.

En algunos casos los síntomas que se presentan son similares a un cuadro gripal, mientras que en ocasiones la COVID-19 se presentan como un resfrío. También, hay ocasiones en que su manifestación en sencillamente bizarra, indica el artículo de CNN.

“Hemos aprendido sobre los ‘dedos de Covid’, la pérdida del gusto y el olfato. Hemos aprendido que puede causar delirios”, explicó Schaffner. “No estamos enteramente seguros cómo es que afecta al sistema nervioso central, pero está claro que algunas personas han presentado delirios”, agregó.

Los síntomas pueden aparecer entre los dos y 14 días de la infección, según los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos (CDC), y esta característica es la base para el aislamiento por 14 días de casos sospechosos que se practica en numerosos países del mundo.

Pero los doctores señalan que en la mayoría de los casos los síntomas aparecen dentro de la semana después del contagio.

Schaffner indicó que la evidencia apunta a que, en promedio, el período de incubación sea menor que 14 días. “Es entre cinco y siete días, y ocasionalmente puede darse un poco después”, consideró.

Muchos ni siquiera presentarán síntomas, a pesar de haber sido infectados.

Fuente: Infobae


Casi el 90% de los pacientes de COVID-19 mantiene algún síntoma dos meses después de la infección

Paul Garner es un experto en males de transmisión como el COVID-19. En el curso de sus investigaciones, este profesor de la Escuela de Medicina Tropical de Liverpool y coordinador del Grupo Cochrane de Enfermedades Infecciosas sufrió dengue y malaria, y ninguna de las dos experiencias fue amable. Por eso cuando se contagió del nuevo coronavirus estaba preparado para una o dos semanas duras, mientras su sistema inmunológico combatía al SARS-CoV-2. Ese, se suponía, era el tiempo promedio que demoraban en recuperarse aquellas personas que tenían síntomas leves o moderados.

Siete semanas más tarde, cuando escribió una columna en The British Journal ofMedicine (BMJ) seguía sorprendido por lo que la enfermedad le había hecho a su cuerpo, y le seguía haciendo, aunque nunca desarrolló síntomas graves, ni requirió hospitalización o asistencia respiratoria. Hacía tiempo que ya no podía transmitir el virus y no daba positivo en las pruebas, y sin embargo muchos de los malestares persistían. “Ha sido como ninguna otra cosa en la Tierra”, dijo a The Atlantic

Ahora un nuevo estudio, publicado en el Journal of the American Medical Association (JAMA), que siguió a 143 pacientes italianos durante 60 días, encontró que el 87,4% de ellos, aunque ya estaba en su hogar y libre de COVID-19, seguía presentando algún síntoma respiratorio persistente a semanas después de haberse contagiado.

El estudio publicado en JAMA siguió a 143 pacientes durante 60 días y encontró que sólo 1 de cada 10 dijo estar libre de todo síntoma respiratorio a ocho semanas de haberse contagiado.

El estudio publicado en JAMA siguió a 143 pacientes durante 60 días y encontró que sólo 1 de cada 10 dijo estar libre de todo síntoma respiratorio a ocho semanas de haberse contagiado.

“Los médicos e investigadores se han centrado en la fase aguda del COVID-19, pero es necesario un seguimiento continuo, después del alta, para detectar los efectos duraderos”, escribieron Angelo Carfì, Roberto Bernabei y Francesco Landi, científicos de la Fundación Policlínico Universitario Agostino Gemelli IRCCS de Roma. Recordaron que muchos pacientes que sufren otro tipo de neumonías, sobre todo si requieren hospitalización, también padecen con frecuencia síntomas persistentes aun luego del alta.

“Me sumé a una página de Facebook, Grupo de Apoyo COVID-19 (lo tengo/lo tuve), lleno de gente con historias como esta, algunas del Reino Unido, algunas de los Estados Unidos”, escribió Garner en BMJ. “Gente que sufría la enfermedad pero que no creía que sus síntomas fueran reales; sus familias pensaban que los síntomas eran ansiedad; sus empleadores les decían que tenían que volver al trabajo, ya que las dos semanas de la enfermedad habían pasado. Y las publicaciones reflejaban esto: ‘Pensé que me estaba volviendo loco por no mejorar en el tiempo establecido’; ‘El médico dijo que no hay ninguna razón para pensar que dure tanto’. Y, también, la gente cuenta que sus familias no creen en sus síntomas siempre cambiantes, y que piensan que es psicológico, el estrés”.

El objetivo de su columna, dijo el epidemiólogo, era informar que “para algunas personas, la enfermedad continúa durante algunas semanas”, y no se disipa en el plazo de 14 días que se estableció como promedio habitual. “Los síntomas van y vienen, y son extraños y aterradores. El agotamiento es grave, es real y es parte del cuadro de la enfermedad”.

"Para algunas personas, la enfermedad continúa durante algunas semanas” —escribió el epidemiólogo Paul Garner— y no se disipa en el plazo de 14 días que se estableció como promedio habitual. (Pedro PARDO / AFP)“Para algunas personas, la enfermedad continúa durante algunas semanas” —escribió el epidemiólogo Paul Garner— y no se disipa en el plazo de 14 días que se estableció como promedio habitual. (Pedro PARDO / AFP)

Las cifras de Carfì, Bernabei, Landi y otros colegas le dan la razón. Según el estudio, el 87,4% de los pacientes de COVID-19 que se habían recuperado seguían presentando al menos un síntoma persistente, en particular la fatiga y la disnea (falta de aire), a 60 días de la infección. Algunos, a pesar de estar hace mucho dados de alta, tenían síntomas en plural: el 32% sufría hasta dos y el 55% tenía tres o más. Entre los más comunes se destacaron la fatiga (53,1%), la falta de aire (43,4%), el dolor en las articulaciones (27,3%) y el dolor en el pecho (21,7%).

La investigación italiana hizo un seguimiento “de todos los pacientes que cumplían con los criterios de la Organización Mundial de la Salud (OMS) para la suspensión de la cuarentena”, explicaron los médicos: al menos tres días consecutivos sin fiebre, mejoría de los demás síntomas y dos resultados negativos en pruebas de SARS-CoV-2 hechas con 24 horas de diferencia. Todos ellos habían estado hospitalizados, “el 72,7% con evidencia de neumonía intersticial” y el 20% con asistencia respiratoria (15% no invasiva y 5% en un respirador). Su edad promedio era de 56,5 años (un rango total de 19 a 84 años) y el 37% eran mujeres, es decir que la mayoría eran hombres. En general habían estado dos semanas ingresados.

Al comprobar que sólo 1 de cada 10 pacientes de COVID-19 se recuperaron plenamente en el tiempo habitual, el trabajo brindó una perspectiva importante, a pesar de haberse realizado sobre un grupo pequeño: el restablecimiento de la salud puede ser un camino más largo que lo que se creía. Eso implicaría vigilar a las personas que se da de alta durante más tiempo.

En la inmensa terra incognita que representa el nuevo coronavirus, que comenzó a infectar a los humanos a finales de 2019, se encuentran también estos miles de pacientes que sufren síntomas semanas más tarde, “un mes, si no dos o tres”, según el periodista de ciencia Ed Yong, de The Atlantic, que habló con una docena de ellos. “Me preocupan mucho mis amigos y familiares que simplemente no se toman esto en serio, porque piensan que o bien eres asintomático o bien te mueres”, dijo una de estos veteranos, la artista Hannah Davis, de Nueva York. “Esta zona intermedia ha sido un infierno”.

Yong consultó a Akiko Iwasaki, inmunologista de la Universidad de Yale, quien estimó tres escenarios posibles. Estas víctimas de largo plazo del coronavirus podrían “albergar copias infecciosas del virus en algún órgano de reserva, que no se detecta en las pruebas que utilizan un hisopado nasal”, dijo la experta. También puede ser que tengan “fragmentos de genes virales persistentes, que sin ser infecciosos todavía podrían estar desencadenando una reacción inmunológica excesiva violenta”, como si el cuerpo combatiera el fantasma del virus. Por último, mencionó, es posible que el virus haya desaparecido completamente, “pero el sistema inmunológico, luego de haber sido provocado por él, quedó atrapado en un estado de actividad excesiva persistente”.

Infobae.-


16 de Julio de 2020 /

Los CDC urgen a evitar viajes no esenciales a Puerto Rico por crisis del coronavirus

En momentos que Puerto Rico reabre al turismo internacional, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) colocaron a la isla en el nivel tres de advertencia de salud por la pandemia del coronavirus y exhortaron a evitar visitas a la isla que no sean esenciales, informó la agencia en el portal de salud del viajero.

La advertencia surge justo cuando la isla implementa nuevas normas para pasajeros con el fin de evitar la propagación del COVID-19.

Puerto Rico el miércoles reabrió al turismo del exterior, y estrenó un protocolo para viajeros que exige que presenten un resultado negativo de una prueba molecular de COVID-19 realizada a menos de 72 horas de su llegada a la isla y llenen un formulario de declaración de viaje. De lo contrario, los viajeros tendrán que realizar una cuarentena obligatoria de 14 días.

La mayoría de los turistas que arribaron el miércoles a Puerto Rico desconocía de los nuevos requisitos, según los periódicos locales El Nuevo Día y Primera Hora. Un vídeo compartido en Twitter por el periodista puertorriqueño Walter Soto León muestra una larga fila de personas en una terminal del aeropuerto el miércoles mientras esperaban completar el protocolo de seguridad.

El miércoles, el Aeropuerto Internacional Luis Muñoz Marín, en Carolina, recibió 4,503 pasajeros, indicó Damarisse Martínez, portavoz de Aerostar, la empresa que administra el aeropuerto. Para esta misma fecha el año pasado, añadió Martínez, 18,458 personas viajaron a la isla.

Si un pasajero asintomático aterriza en Puerto Rico sin los resultados negativos de la prueba molecular pero está en espera por ellos, debe permanecer en cuarentena por 14 días o hasta que le provea los resultados al Departamento de Salud de Puerto Rico. Si no se ha realizado la prueba, se le proporcionará una orden médica para que se la haga en Puerto Rico.

Mientras, si un viajero sintomático llega a la isla, la Guardia Nacional de Puerto Rico le realizará una prueba rápida en el aeropuerto. Si el pasajero arroja positivo a la prueba rápida, las autoridades le administrarán una prueba molecular al momento. El pasajero tendrá que realizar una cuarentena obligatoria aunque el resultado sea negativo. La cuarentena será requerida hasta que la persona presente un resultado negativo de la prueba molecular.

En Puerto Rico, el uso de máscaras en lugares públicos es obligatorio y hay un toque de queda de 10 p.m. a 5 a.m. hasta el 22 de julio bajo orden ejecutiva de la gobernadora de la isla, Wanda Vázquez Garced.

Puerto Rico atraviesa un repunte de casos de COVID-19. El Departamento de Salud de Puerto Rico reportó el 16 de julio 3,119 casos confirmados de coronavirus, 7,455 contagios probables, 172 fallecimientos y 280 hospitalizaciones. El 13 de julio, la isla registró una cifra récord de casos con 277 nuevos contagios.

La isla recibe un tráfico aéreo significativo de Florida, el epicentro de la pandemia. Florida reportó el jueves una cifra récord en el número de personas fallecidas por COVID-19, con 156 muertos en un día. El estado confirmó 13,965 casos nuevos de coronavirus, para un total de 315,775 contagios.

Fuente: El Nuevo Herald


Un laboratorio del régimen chino usa a sus empleados para probar la vacuna contra el coronavirus

En la carrera global por fabricar una vacuna contra el coronavirus, una firma estatal china presumía de que sus empleados, incluidos altos directivos, habían recibido dosis de un fármaco experimental antes incluso de que el gobierno aprobara las pruebas en humanos.

“Tendiendo la mano para forjar la espada de la victoria”, decía el texto en una publicación de SinoPharm en medios sociales, junto a imágenes de trabajadores que según dijo, habían ayudado al “pre-ensayo” de su vacuna.

Tanto si la iniciativa se consideraba como un sacrificio heroico o como una violación de las normas éticas internacionales, dejaba sobre la mesa lo mucho que hay en juego en la competición entre China y empresas estadounidenses y británicas por ser el primero con una vacuna que ayude a poner fin a la pandemia, una hazaña que sería un triunfo científico y político.

“Conseguir una vacuna para el COVID-19 es el nuevo Santo Grial”, dijo Lawrence Gostin, experto en legislación de salud pública en la Universidad de Georgetown. “La competición política por ser el primero no es menos significativa que la carrera por llegar a la Luna entre Estados Unidos y Rusia”.

China se ha colocado como un firme aspirante. Ocho de las casi dos docenas de posibles vacunas que están en diferentes fases de ensayos con humanos en todo el mundo son chinas. SinoPharm y otra firma china han anunciado el inicio de los ensayos finales.

Tanto China como SinoPharm han apostado fuerte por una tecnología probada: una vacuna “inactiva” que se hace cultivando el virus completo en un laboratorio y después matándolo, el método para hacer las vacunas contra la polio. Los principales candidatos occidentales emplean una tecnología más nueva y menos probada que ataca la proteína que envuelve al virus.

Xi Jinping, presidente de China, quiere mejorar la imagen de su país tras ser la fuente del coronavirus y ocultar al resto de los países la letalidad de la enfermedad (DPA) Xi Jinping, presidente de China, quiere mejorar la imagen de su país tras ser la fuente del coronavirus y ocultar al resto de los países la letalidad de la enfermedad (DPA)

SiniPharm afirmó que 30 “voluntarios especiales” se habían ofrecido a vacunarse antes incluso de que la firma recibiera autorización para sus primeros ensayos en humanos, lo que planteó preocupaciones éticas entre observadores occidentales. La compañía, que citó un “espíritu de sacrificio”, difundió imágenes de siete hombres con traje y corbata -una mezcla de científicos, empresarios y un miembro del Partido Comunista con experiencia en propaganda militar.

Ese no sería el único atajo que se está tomando en China. A finales de junio, el gobierno dio autorización especial al Ejército para utilizar una vacuna experimental fabricada por otra compañía, CanSino Biologics, saltándose las pruebas finales necesarias para comprobar si de verdad funciona. CanSino dijo estar en conversaciones con otros cuatro países para hacer esa investigación.

SinoPharm, CanSino y la Academia de Ciencias Médicas Militares rechazaron peticiones de información y entrevistas. La Administración Nacional de Productos Médicos, que autoriza las pruebas de vacunas, también declinó hacer comentarios.

Un científico ruso dijo en mayo a la agencia rusa de noticias RIA Novosti que él y otros investigadores se habían vacunado antes de que se autorizaran los estudios. “Es defensa propia para que podamos seguir trabajando” en una vacuna, dijo Alexander Gintsburg, del instituto de investigación moscovita Gamaleya.

“Todo el mundo está sano y salvo y animado”, añadió.

La Asociación rusa de Organizaciones de Investigación Clínica condenó la decisión como una “burda violación de las mismas bases de la investigación clínica, la ley rusa y las regulaciones internacionales aceptadas de forma universal”. Pero un mes más tarde, Rusia inició su primer estudio de vacunas, utilizando el producto de Gamaleya.

Las normas éticas internacionales modernas requieren que los participantes en estudios médicos estén plenamente informados y consientan libremente.

“Los empleados pueden no ser los mejores voluntarios, porque los empleados están en una relación desigual”, dijo el doctor Derrick Au, director de bioética en la Universidad China de Hong Kong.

Aun así, señaló que las preguntas sobre la ética médica china podrían desaparecer si una de sus vacunas resulta funcionar. “Es difícil discutir contra el éxito”, dijo Au.

William Lee, del Instituto Milken, un grupo de estudios en Santa Mónica, California, que monitorea los avances en las vacunas contra el COVID-19, dijo que debido a los escándalos pasados de China “si tienen éxito en ser los primeros en tener un producto funcional en el mercado, más vale que sea prístino, puro, para que la gente fuera de China quiera comprarlo”.

(C) The Associated Press.-


Estados Unidos rompió su récord diario de contagios: 74.513 casos de COVID-19

Estados Unidos rompió este miércoles su récord diario de contagios de la COVID-19 con 74.513, superando por primera vez los 70.000 y elevando el total de casos en el país más golpeado del mundo por la pandemia a 3.490.735.

El balance a las 20.00 hora local (00.00 GMT del jueves) también incrementa el número de muertos a 137.235 tras haber sumado 803 en las últimas 24 horas, de acuerdo con el recuento independiente de la Universidad Johns Hopkins.

Estados Unidos sigue con un incremento vertiginoso de casos ahora con más de 70.000 tras haber superado por primera vez los 60.000 el pasado 7 de julio, los 50.000 el 1 de julio y los 40.000 el 26 de junio, todo en menos de tres semanas.

Pese a que Florida, Texas y California son ahora los estados con más contagios, Nueva York se mantiene todavía como el estado más golpeado en Estados Unidos por la pandemia con 404.006 casos confirmados y 32.427 fallecidos.

Tan solo en la ciudad de Nueva York han muerto 23.353 personas.

FOTO DE ARCHIVO: Dos trabajadores trasladan un cuerpo en una funeraria en Brooklyn, Nueva York, el 30 de abril de 2020. REUTERS/Brendan McDermidFOTO DE ARCHIVO: Dos trabajadores trasladan un cuerpo en una funeraria en Brooklyn, Nueva York, el 30 de abril de 2020. REUTERS/Brendan McDermid

A Nueva York le siguen la vecina Nueva Jersey con 15.634 muertos, Massachusetts con 8.368 e Illinois con 7.427.

Otros estados con un gran número de fallecidos son California con 7.298, Pensilvania con 6.957, Michigan con 6.330, Florida con 4.521 o Connecticut, con 4.380.

En cuanto a contagios, California es el segundo estado, por detrás de Nueva York, con 351.560, Florida el tercero con 301.810 y Texas el cuarto con 289.808.

El balance provisional de fallecidos -137.235- ha superado ya la cota más baja de las estimaciones iniciales de la Casa Blanca, que proyectó en el mejor de los casos entre 100.000 y 240.000 muertes a causa de la pandemia.

El presidente estadounidense, Donald Trump, rebajó esas estimaciones y se mostró confiado en que la cifra final estaría más bien entre los 50.000 y los 60.000 fallecidos, aunque en sus últimos cálculos auguró ya hasta 110.000 muertos, un número que también se ha superado.

Por su parte, el Instituto de Métricas y Evaluaciones de Salud (IHME) de la Universidad de Washington, en cuyos modelos de predicción de la evolución de la pandemia se fija a menudo la Casa Blanca, calcula que Estados Unidos llegará al mes de octubre con unos 200.000 muertos.

Con información de EFE / Infobae


15 de julio de 2020 /

Laboratorios de Florida no reportaron pruebas negativas de COVID-19

El Departamento de Salud de Florida confirmó el miércoles que algunos laboratorios privados no les informaron los resultados negativos de las pruebas de coronavirus, lo que ocasionó que esos centros registraran tasas de positividad del 100 por ciento.

La portavoz del Departamento de Salud de Florida, Olga Connor, dijo al canal Local 10 News en un correo electrónico que los laboratorios públicos y privados deben informar todos los resultados de las pruebas COVID-19 al estado, independientemente de si los resultados son positivos o negativos.

Hasta el momento, las autoridades sanitarias no han revelado cuántos laboratorios en el estado reportaron datos incompletos.

La situación fue detectada en algunos laboratorios pequeños privados y el Departamento de Salud “inmediatamente comenzó a trabajar con esos laboratorios para garantizar que se informaran todos los resultados a fin de proporcionar datos completos y transparentes”.

La confirmación de los funcionarios de salud se produjo después de que el diario Orlando Sentinel informó que el problema creó discrepancias en las estadísticas que los funcionarios han estado utilizando para rastrear la pandemia en todo el estado.

Fox 35 News también reportó el hecho el martes, tras realizar una investigación de las cifras, contactando los centros locales que figuran en un informe del estado de Florida.

“Innumerables laboratorios han reportado una tasa de positividad del 100 por ciento, lo que significa que cada persona que se realizó la prueba dio positiva”, informó Fox 35 News. “Otros laboratorios tenían tasas de positividad muy altas”.

El Departamento de Salud de Florida informó que el estado registró este miércoles 10,181 nuevos casos confirmados de coronavirus en un día, lo que elevó el total de casos reportados desde marzo a 301,810 contagios.

La cifra de muertos totalizó 4,521 fallecimientos, 112 adicionales en un día.

Florida ha reportado un explosivo número de casos adicionales de COVID-19 en los últimos días, con 12,624 infecciones el lunes y el domingo hubo un récord nacional de 15,300.

El condado Miami-Dade, centro de la pandemia en el sur de Florida, informó 72,317 casos confirmados, 2,514 adicionales con respecto al martes, y 1,202 muertos.

El condado Broward registró 1,339 nuevos contagios para un total de 34,153 casos confirmados de coronavirus y 464 fallecimientos.

Palm Beach tuvo 509 nuevos casos para un total de 22,788 contagios y 634 fallecimientos.

Fuente: El Nuevo Herald


Vacuna contra COVID-19 probada en EEUU va a ensayos finales

La primera vacuna contra el COVID-19 probada en Estados Unidos estimuló el sistema inmunitario de los participantes en el estudio justo como los científicos habían esperado, reportaron investigadores el martes, y la vacuna se encamina a comenzar las pruebas finales.

“No importa cómo lo veas, estas son buenas noticias”, dijo a The Associated Press el doctor Anthony Fauci, el principal experto en enfermedades infeccionas del país.

La vacuna experimental, desarrollada por los colegas de Fauci en los Institutos Nacionales de la Salud (NIH por sus iniciales en inglés) y por Moderna Inc., comenzará su fase más importante alrededor del 27 de julio: Un estudio con 30.000 personas para probar si las vacunas realmente son lo suficientemente fuertes para proteger a la gente del coronavirus.

Pero el martes, los investigadores reportaron los hallazgos de los primeros 45 voluntarios que fueron inoculados en marzo. La vacuna proporcionó el esperado impulso inmunitario.

Los voluntarios desarrollaron lo que se conoce como anticuerpos neutralizantes en el torrente sanguíneo —moléculas clave para bloquear las infecciones— en niveles comparables a los hallados en personas que sobrevivieron al COVID-19, reportó el equipo de investigación en la revista New England Journal of Medicine.

“Este es un componente básico necesario para avanzar con los ensayos que podrían determinar si la vacuna protege contra la infección”, dijo la doctora Lisa Jackson del Instituto de Investigación Kaiser Permanente Washington, en Seattle, y quien estuvo a cargo del estudio.

No existe una garantía, pero el gobierno espera tener resultados para finales del año, lo que sería una velocidad récord para desarrollar una vacuna.

La vacuna requiere dos dosis, con un mes de diferencia.

No hubo efectos secundarios graves. Pero más de la mitad de los participantes en el estudio reportaron reacciones parecidas a las provocadas por otras vacunas, como fatiga, dolor de cabeza, escalofríos, fiebre y dolor en el sitio de la inyección. En tres participantes que recibieron la dosis más alta, esas reacciones fueron más graves, por lo que no se busca proporcionar esa dosis.

Algunas reacciones son parecidas a los síntomas del coronavirus, pero son temporales, durando aproximadamente un día y ocurren justo después de la inyección, señalaron los investigadores.

“Es un pequeño precio que pagar por la protección contra el COVID”, dijo el doctor William Schaffner, del Centro Médico de la Universidad de Vanderbilt, un experto en vacunas que no participó en el estudio.

Dijo que los resultados anunciados son “un buen primer paso” y que confiaba en que las pruebas finales puedan brindar respuestas sobre su seguridad y efectividad para comienzos del próximo año.

“Sería maravilloso. Pero eso es asumiendo que todo sale conforme a lo planeado”, advirtió Schaffner.

Además, los resultados del martes únicamente incluyeron a adultos jóvenes. La etapa inicial de pruebas se expandió posteriormente para incluir a decenas de adultos mayores, el grupo de mayor riesgo a los efectos del COVID-19. Esos resultados aún no se han dado a conocer, pero ya están siendo evaluados por los reguladores, y Fauci dijo que las pruebas finales incluirán a adultos mayores y a personas con padecimientos crónicos que los vuelven más vulnerables a los efectos del virus, así como poblaciones de personas de raza negra e hispanas, que también han resultado sumamente afectadas.

Alrededor de una veintena de posibles vacunas contra el COVID-19 se encuentran en distintas etapas de prueba en todo el mundo. Candidatas desarrolladas en China y en la Universidad de Oxford, en Gran Bretaña, también están por ingresar a las etapas finales.

El estudio con 30.000 personas será el más grande del mundo hasta la fecha en la búsqueda de una posible vacuna contra el COVID-19. Y la vacuna desarrollada por los NIH no es la única que se dispone a realizar pruebas de tal magnitud en Estados Unidos, pruebas que son fundamentales para detectar efectos secundarios inusuales. El gobierno planea estudios de tamaño similar para la vacuna de Oxford y una de Johnson & Johnson. Pfizer Inc planea su propio estudio por separado.

Las personas ya pueden empezar a ofrecerse como voluntarias para los distintos estudios.

La gente cree que “es una carrera con un solo ganador”, dijo Fauci, director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas de los NIH. “Necesitamos múltiples vacunas. Necesitamos vacunas para todo el mundo, no sólo para nuestro país”.

Gobiernos de todo el mundo ya están invirtiendo para adquirir cientos de millones de dosis de los distintos candidatos, con la esperanza de acelerar el proceso de inoculación en caso de que se demuestre su efectividad.

Fuente: AP

14 de julio 2020 /

Moderna anunció que su vacuna contra el coronavirus produjo anticuerpos que neutralizaron la enfermedad

El laboratorio estadounidense Moderna anunció este martes que su vacuna contra el nuevo coronavirus produjo anticuerpos suficientes para neutralizar la enfermedad en los pacientes que recibieron la dosis.

Los resultados, publicados este martes en el New England Journal of Medicine, se desprenden de la etapa inicial de pruebas de la vacuna, llevada a cabo por Moderna en 45 voluntarios en el mes de marzo.

“Sin importar la manera en que se analice, estas son buenas noticias”, celebró el principal epidemiólogo de la Casa Blanca, Anthony Fauci, en diálogo con The Associated Press.

El anuncio tiene lugar el mismo día en el que la compañía farmacéutica anunció que iniciará la última etapa de pruebas alrededor del 27 de julio. Las vacunas serán administradas a 30.000 personas en 87 locaciones distintas a lo largo de Estados Unidos.

Los sujetos del ensayo ayudarán a comparar la vacuna con inyecciones de placebo y a evaluar si dos dosis de la vacuna, conocida como ARNm-1273, confirmarán los resultados del ensayo inicial y evitarán que las personas se contagien de Covid-19.

A diferencia de las vacunas tradicionales, que inyectan un virus debilitado o inactivo, o un fragmento de virus, para desencadenar una respuesta inmune, el producto Moderna utiliza material genético llamado ARN mensajero para hacer que las células produzcan la proteína espiga del coronavirus.

Infobae.-


La vacuna COVID-19 enfrenta el desafío de la confianza

WASHINGTON D.C. – La economía no se recuperará completamente hasta que esté disponible una vacuna contra la COVID-19, dicen los expertos.

Pero una vez que haya una vacuna disponible, las encuestas muestran que entre un cuarto y un tercio de los estadounidenses no planean obtenerla.

Eso significa poner fin a la pandemia, y hacer que las personas vuelvan a trabajar no es solo un desafío de ciencia médica. También es un desafío de las ciencias sociales.

Y aunque se están destinando miles de millones de dólares para resolver los problemas médicos, ninguno de ellos está destinado a abordar los problemas sociales, según un nuevo informe.

“No se puede tener una vacuna clínicamente exitosa. Debe tener una vacuna socialmente aceptable”, dijo la coautora Monica Schoch-Spana, antropóloga cultural y académica del Centro Johns Hopkins para la Seguridad de la Salud.

Los científicos se están moviendo a una velocidad sin precedentes para desarrollar una vacuna segura y efectiva contra el coronavirus que causa COVID-19. Pero “no había suficiente previsión sobre la importancia de comprender los factores humanos”, dijo Schoch-Spana.

Entonces ella y 22 coautores, incluidos destacados epidemiólogos, vacunólogos y científicos sociales, elaboraron el informe para mostrar dónde llenar los vacíos.

“A la luz de las altas apuestas y el ambiente social cargado, deben tomarse medidas adicionales”, dijo.

Políticamente cargado

Los opositores a las vacunas han sido “muy, muy efectivos al conectar su movimiento antivacunas con algunos de los problemas políticos” en torno al COVID-19, protestando contra los bloqueos y negándose a usar máscaras, señaló LJ Tan, copresidente del National Adult and Influenza, cumbre de inmunización, una coalición pública y privada de defensa de la vacuna.

Algunos de los mensajes de la administración Trump tampoco han ayudado a generar confianza, dijo Schoch-Spana.

Por ejemplo, nombrar el programa de vacuna Operation Warp Speed ​​da la impresión de que la rapidez es más importante que la seguridad.

FILE PHOTO: A woman holds a small bottle labeled with a "Vaccine COVID-19" sticker and a medical syringe in this illustration
Novavax recibe 1.600 millones de dólares de EE.UU. para desarrollar vacuna contra COVID-19
La compañía apunta a comenzar a entregar 100 millones de dosis de una vacuna en el cuarto trimestre de este año.

La administración ha socavado a los expertos médicos al continuar insistiendo en que el medicamento hidroxicloroquina es efectivo contra la COVID-19 cuando los estudios estándar han encontrado que no lo es. Sugerir luz ultravioleta o lejía como tratamientos tampoco ha ayudado, según el informe de Schoch-Spana.

Una encuesta encontró que un respaldo del presidente Donald Trump haría que el 36 por ciento de los encuestados sea menos propenso a recibir una vacuna, en comparación con el 14 por ciento que sería más probable.

Epidemiología de peluquería

Las comunidades de color que se ven afectadas de manera desproporcionada por COVID-19 también son las más reticentes a vacunarse. Las encuestas han encontrado que del 25 al 44 por ciento de los afroamericanos dicen que no recibirían una vacuna.

Es en parte el resultado de experimentos médicos poco éticos en afroamericanos en el siglo XX, “un legado de malversación y mala práctica en la desconfianza actual”, dijo Schoch-Spana, además de la discriminación actual que enfrentan del sistema de salud.

Los funcionarios de salud están superando la desconfianza al conectarse con organizaciones sin fines de lucro locales, iglesias, grupos comunitarios, incluso peluquerías, que pueden ser campeones de la vacunación.

“Esos lugares son donde las personas se congregan y comparten información y, por cierto, toman decisiones de salud”, dijo Schoch-Spana.

Con la próxima temporada de influenza, los funcionarios de salud tienen como objetivo aumentar esos y otros canales. El objetivo, como dice Tan, es eliminar la gripe de la ecuación porque la gripe estacional además de una segunda ola de COVID-19 llevaría al sistema de salud al borde.

“Tenemos infraestructura y sistemas existentes que sabemos que funcionan, pero no funcionan bien”, agregó. Las comunidades de color reciben vacunas contra la gripe a tasas más bajas que otros grupos. Si los funcionarios pueden mejorar esos sistemas, también pueden aprovecharlos para COIVD-19, dijo Tan.

Sin persuasión

Es probable que conectarse con miembros de la comunidad de confianza sea más efectivo que las campañas educativas dirigidas a aumentar la confianza en las vacunas o atraer el sentido de altruismo de las personas, según el profesor de comportamiento de salud de la Universidad de Carolina del Norte en Chapel Hill, Noel Brewer.

“La investigación es bastante clara de que los enfoques de persuasión no son tan efectivos para la vacunación”, dijo Brewer, coautor de un informe separado sobre la vacilación de la vacuna.

“Lo que es efectivo para aumentar la vacunación es establecer sistemas que sean fáciles de usar y lleguen a muchas personas”, agregó.

Eso podría incluir la entrega de vacunas en lugares inusuales, como iglesias, centros comunitarios y clínicas móviles, dijo Schoch-Spana.

“No es suficiente ir a las farmacias convenientes de la comunidad”, señaló. “También se trata de ir a lugares a los que las personas puedan acceder fácilmente y sentirse cómodas, seguras y familiares”.

Cuando llega una vacuna, no habrá suficiente para todos, al menos inicialmente.

“Por lo tanto, deben tomarse decisiones sobre quién debe hacer cola primero para ese conjunto limitado de dosis”, dijo Schoch-Spana. “Esa no es solo una pregunta técnica. También es una pregunta que se basa en los valores sociales”.

En el entorno político actual, esas decisiones deben tomarse con transparencia y responsabilidad, dijo. “Los sistemas tienen que construirse para que sean justos, y las personas deben reconocer que son justos”.

Podría haber ventajas adicionales para hacerlo bien, agregó.

“Si hacemos bien este programa de vacunación, no solo protegeremos la salud de las personas”, dijo Schoch-Spana. “Recuperaremos la confianza de las personas en instituciones como el gobierno y la salud pública y la ciencia de las vacunas”.

Fuente: VOA


¿Qué es el rastreo de contactos y cómo funciona con virus?

¿Qué es el rastreo de contactos y cómo funciona con el COVID-19?

El objetivo del seguimiento de los contagiados es alertar a las personas que podrían haber estado expuestas a alguien con coronavirus, y evitar que lo transmitan a otros. Expertos en salud dicen que el rastreo de contactos es clave para contener el virus y permitir las reaperturas con una mayor seguridad.

Pero el proceso no es fácil.

Cuando una persona da positivo al virus, un rastreador de contactos se pone en contacto con ella e intenta determinar dónde ha estado y con quién.

La atención se centra en los contactos cercanos o en la gente que estuvo a unos dos metros (seis pies) de distancia de la persona infectada por al menos 10 minutos. A esas personas se les pedirá que se aíslen, se automonitoreen para detectar síntomas y se sometan a una prueba si fuese necesario.

En aquellos casos que muestren síntomas, el proceso de seguimiento comenzaría de nuevo.

El rastreo de contactos se hace de distintas formas en todo el mundo. Pero un problema común es determinar con quien ha estado una persona, algo que se complica si se reanudan las reuniones con amigos y familia y a medida que los bares, restaurantes y otros establecimientos recuperan la actividad.

Las autoridades sanitarias también podrían verse desbordadas de casos. En Estados Unidos, por ejemplo, los departamentos de salud locales confían en mensajes de texto automatizados para alertar a la población que pudo haber estado expuesta a una persona infectada. Los funcionarios prefieren llamar a la gente si es posible porque puede ayudar a generar confianza. Pero algunos no llegan a responder a los llamados o mensajes.

Además hay presión para actuar rápido. En un escenario ideal, la mayoría de los contactos de una persona deberían ser avisados en el plazo de un día.

Fuente: AP

13 de julio 2020 /

Miami es el centro de la pandemia. La situación es tan dramática como lo fue en Wuhan

Expertos médicos advirtieron que la propagación del coronavirus en el condado Miami-Dade es tan crítica como se observó en la ciudad china de Wuhan, cuna de la pandemia de COVID-19, e hicieron un llamado a los residentes para que cumplan estrictamente con el uso de las máscaras y mantener el distanciamiento social para frenar el vertiginoso avance del virus.

Seis doctores y el alcalde de Miami-Dade, Carlos Giménez, dieron detalles de la situación en una conferencia de prensa virtual, un día después de que Florida batió un récord en Estados Unidos al registrar 15,300 nuevos casos de coronavirus en un día, la mayor cifra de contagios en 24 horas desde que estalló la pandemia en marzo.

“Miami es ahora el epicentro del virus. Lo que estábamos viendo en Wuhan hace cinco meses, ahora lo estamos viendo aquí”, dijo Lilian M. Abbo, especialista en enfermedades infecciosas del University of Miami Health System.

Florida reporta 12,624 casos adicionales de COVID-19. Miami-Dade tiene más de 67,000

Florida registró el lunes 12,624 contagios adicionales, lo que aumentó a 282,435 las infecciones en el estado y Miami-Dade reportó 3,269 contagios adicionales, para un total de 67,713 casos, de acuerdo con las cifras del departamento estatal de salud.

La tendencia de aumentos en los casos confirmados de coronavirus en el estado se han mantenido durante varias semanas.

Abbo reiteró que “en estos momentos, Florida es el epicentro de la pandemia en Estados Unidos, al registrar el mayor número de casos confirmados [en un día]” y en los condados Miami-Dade, Broward y Palm Beach hay un alto porcentaje de pacientes contagiados con COVID-19 hospitalizados en cuidados médicos e intensivos, una situación que calificó de “sumamente preocupante”.

Los datos sobre la hospitalización es una de las herramientas que los funcionarios usan para determinar el estado de los contagios.

La Agencia para la Administración de Atención Médica (AHCA), que suministra esa información actualizada a nivel estatal y de condado, indicó que había 8,051 personas hospitalizadas el lunes a las 2 p.m.

Ese número representa un significativo incremento de 608 personas hospitalizadas adicionales frente a la cifra del mediodía del domingo, de 7,451, un alza de 197 con respecto al sábado.

Mientras que según los datos del New Normal Dashboard de Miami-Dade, 2,023 personas estaban hospitalizadas el lunes en este condado, 125 pacientes más que el día anterior.

Hospitalizados.png

Carlos Migoya, presidente y director ejecutivo del Jackson Health System, dijo que la proporción de pacientes con COVID-19 en los hospitales podría incrementarse las próximas dos o tres semanas.

“Si esto llega a estar fuera de control y hay demasiadas infecciones, estaríamos en problemas. Por eso el alcalde y los médicos estamos hablando de lo importante que es que todos usen las máscaras y guarden la distancia social”, dijo Migoya que también estuvo en la conferencia de prensa.

USE LA MÁSCARA Y QUÉDESE EN CASA

El alcalde Carlos Giménez se unió al llamado de los médicos para que las personas cumplan con las reglas y de esa manera contribuyan a frenar el avance constante del coronavirus en el condado.

“Lo número uno para reducir esto son las precauciones que tomamos como individuos. El virus no se va a ir a menos que cambiemos nuestro comportamiento”, dijo.

Advirtió que las personas no se están tomando con seriedad el virus, no están usando las máscaras, ni manteniendo el distanciamiento social, además de realizar fiestas y eventos sociales, lo que contribuye con el contagio.

“Todo el mundo está asumiendo que por ser una persona su amigo, no tiene el virus. Nosotros tenemos que asumir que todo el mundo tiene el virus. Tenemos que actuar de una manera mucho más responsable, ponernos nuestras máscaras y mantener la distancia social y si lo hacemos podemos bajar este nivel de contagio”, dijo Giménez.

Si las personas mantienen el actual comportamiento, dijo el alcalde, es posible que se vea obligado a tomar otras medidas que “yo no deseo, ni nadie y que haría daño a la economía”.

Para el director de la División de Salud Ambiental del Departamento de Salud de Miami-Dade, Samir Elmir, el problema de los contagios es “fácil de resolver” si se siguen las medidas de salud pública impuestas en el condado.

Elmir precisó que la población debe “asumir que todas las personas en nuestra comunidad tienen el virus” y actuar sobre esa noción para protegerse.

Abbor reforzó las recomendaciones de Giménez y Elmir diciendo que todos tienen la obligación de seguir las reglas, que son “muy sencillas: quedarse en sus casas, uso de las máscaras y el distanciamiento social”.

En este momento, resaltó, el 25% de la población o más ha dado positiva al coronavirus, el otro porcentaje está asintomático infectando a otras personas, por ello se necesitan, además de hacer más pruebas de COVID-19 realizar cambios en la conducta de las personas en cuanto al cumplimiento de las reglas.

Y aunque se está llevando a cabo el rastreo de contactos en los hospitales, dijo que no era un procedimiento muy fácil de efectuarlo, de allí la importancia de seguir las medidas sanitarias para combatir el virus.

En cuanto al cierre de los restaurantes, la doctora Aileen Marty, especialista en enfermedades infecciosas de la Universidad Internacional de Florida (FIU), explicó que tener que quitarse la máscara para comer es un factor peligroso en la transmisión del virus a través del aire, pues al ser un espacio cerrado, se acumulan más partículas de la enfermedad.

“Es sumamente importante entender que en un espacio cerrado, como en el interior de los restaurantes, al quitarse la máscara empieza a aumentar la concentración de virus en un nivel que es peligroso”, explicó.

Fuente: El Nuevo Herald


América Latina se convirtió en la segunda región del mundo con más muertes por coronavirus

América Latina y el Caribe se convirtió este lunes en la segunda región más afectada del mundo por el nuevo coronavirus en número de muertos detrás de Europa, donde el reconfinamiento de una zona de España debido a un repunte de casos quedó paralizado por la justicia.

Con 144.758 muertos declarados el 13 de julio a las 8 GMT, la región supera el saldo de Estados Unidos y Canadá (144.023 decesos acumulados), y se ubica detrás de Europa, que registra 202.505 muertos, según un recuento de la AFP.

Brasil es el país más afectado de la región y el segundo del mundo, con 72.100 decesos y más de 1,8 millones de contagios, entre ellos el presidente Jair Bolsonaro.

México anunció el domingo que el virus había causado 35.006 víctimas fatales, situando al país por delante de Italia en número de decesos (34.954, de acuerdo con cifras de la AFP). “La epidemia sigue activa y sigue en crecimiento, pero la velocidad en la que va en crecimiento es cada vez más lenta”, apuntó sin embargo el subsecretario de Salud y encargado de la estrategia contra la pandemia en México

En el lista, siguen Perú (11.870 muertes), Chile (6.979), Colombia (5.426) y Ecuador (5.047).

En Bolivia, el titular de Economía Oscar Ortiz anunció que contrajo el coronavirus, convirtiéndose en el cuarto ministro contagiado, mientras la presidenta Jeanine Añez, también permanece aislada por la covid-19.

Por su parte, Argentina superó los 100.000 casos, con el Área Metropolitana de Buenos Aires como foco del 95% de los contagios de todo el país.

Guatemala anunció que mantiene el toque de queda parcial, vigente desde el 22 de marzo, aunque algunos poblados ya podrán levantar las medidas contra el nuevo coronavirus.

La pandemia en Ciudad de México (El Universal via ZUMA Wire/dpa) La pandemia en Ciudad de México (El Universal via ZUMA Wire/dpa)

– Reconfinamiento en suspenso –

A nivel mundial, la Covid-19 ha causado más de 568.000 muertos y casi 13 millones de contagios, según el balance de AFP.

En algunos países que ya habían avanzado en las etapas de desconfinamiento, los gobiernos están haciendo marcha atrás ante los rebrotes de la enfermedad.

Estados Unidos es de lejos el país más golpeado por la pandemia, con más de 135.000 fallecidos y 3,3 millones de contagios. El número de casos se ha disparado en las últimas semanas en el país, alcanzando un récord de 66.528 en 24 horas el sábado.

El aumento en los casos ha obligado a algunos gobernadores a dar marcha atrás en su decisión de reabrir las economías de sus estados y a aceptar el uso de mascarillas. El gobierno del presidente Donald Trump volvió a presionar el domingo por la reapertura completa de las escuelas en el otoño boreal a pesar de la expansión de la pandemia.

En España, los habitantes de la ciudad de Lérida y siete comunas que la rodean en Cataluña (noreste) tenían que mantener un confinamiento domiciliario a partir de este lunes, pero un tribunal puso en suspenso la medida.

Por su parte, la Autoridad Palestina anunció la aplicación de un toque de queda cotidiano nocturno y completo los fines de semana durante dos semanas para luchar contra el virus tras un aumento en el número de casos.

Hungría prohibirá a partir del martes el acceso a su territorio de viajeros de países latinoamericanos, africanos, de la mayoría de los asiáticos y algunos europeos, ante el aumento de la propagación del coronavirus en el mundo.

“Tenemos que preservar nuestra seguridad para que el virus no entre desde el extranjero. La tasa de infección en nuestro país es baja y queremos que continúe”, dijo el jefe del gabinete del primer ministro Viktor Orban, Gergely Gulyas, a la prensa.

(Con información de AFP)


Funcionario de Casa Blanca: virus “no está fuera de control”

Un miembro de la comisión anti coronavirus de la Casa Blanca indicó el domingo que a pesar de un aumento de casos en el país, la situación “no está fuera de control”.

Brett Giroir agregó que se requerirá de “mucho esfuerzo y todos tendrán que poner de su parte” para combatir la pandemia.

Y el secretario general del Departamento de Salud y Servicios Humanos dijo que “necesitamos que la gente use mascarillas en público. Es absolutamente esencial”.

En el programa “This Week” de la ABC, Giroir dijo que a los funcionarios les gustaría ver que un 90% de las personas utilice mascarillas en áreas públicas de regiones susceptibles.

“Si no tenemos eso, no tendremos control sobre el virus” y no hay desventajas de usar una mascarilla, agregó.

Cuando le preguntaron a Giroir si los estados que tienen un aumento de casos deberían considerar cuarentenas más estrictas, respondió: “Todo debe estar sobre la mesa”.

Y al ver hacia el futuro, señaló que es posible que la situación “empeore en el otoño” y considera que entonces “necesitaremos decenas de millones de pruebas más al mes”. También indicó que hay datos de que las personas pueden tener tanto influenza como COVID-19 al mismo tiempo y “eso realmente no es bueno”.

Fuente: AP

12 de Julio 2020 /

EEUU registró un nuevo récord diario con 66.528 contagios de covid-19

Estados Unidos, el país más afectado por el coronavirus, registró el sábado 66.528 nuevos casos; un nuevo récord diario, según un recuento de la Universidad Johns Hopkins.

Estados Unidos llegó a un total de 3.242.073 infecciones, señaló la universidad con sede en Baltimore en sus últimos datos, divulgados a las 00H30 GMT del domingo. La cifra de muertos se elevó a 134.729, con 760 fallecimientos adicionales.

En cuatro de los últimos cinco días fueron contabilizados más de 60.000 nuevos casos por día. 

El sábado, el presidente Donald Trump se colocó por primera vez una máscara facial en público, cediendo a una intensa presión en ese sentido para dar un ejemplo de salud pública. 

Lo hizo mientras caminaba por el hospital militar Walter Reed, en las afueras de Washington, donde visitó a veteranos de guerra heridos.

El presidente Donald Trump usa un mascarilla por primera vez en públicoEl presidente Donald Trump usa un mascarilla por primera vez en público

Informes de prensa de esta semana indicaron que sus asesores prácticamente le rogaron al presidente que cediera y usara un tapabocas en público y se dejara fotografiar con él, en momentos en que los casos de coronavirus se disparan en algunas regiones del país.

Entre los estados más afectados figura Florida, con 10.360 nuevas infecciones y 95 muertes adicionales. A pesar de ello, Disney World reabrió el sábado dos de sus cuatro parques temáticos ubicados en Orlando.

Los visitantes habían reservado sus boletos con anticipación, lo que permitió a Disney controlar la cantidad público con el fin de respetar normas de distanciamiento social, que la empresa estableció en dos metros entre cada persona, tanto en las atracciones como en las tiendas.

Los visitantes debían someterse a controles de temperatura y el desinfectante para manos estaba ampliamente disponible.

Bajo estrictas medidas de seguridad, las puertas de Magic Kingdom y Animal Kingdom se abrieron para el público en general. La mayoría de las atracciones están disponibles para quienes cumplan con medidas como llevar tapaboca en todo momento, no usar efectivo para pagar y someterse a controles de temperatura.

La magia de Disney y de personajes como Mickey Mouse y Jack Sparrow volvieron a brillar en Florida este sábado con la reapertura de dos de los parques temáticos de Orlando. Bajo estrictas medidas de seguridad, las puertas de Magic Kingdom y Animal Kingdom se abrieron este sábado para el público en general, mientras que las de EPCOT y Disney Hollywood Studio harán lo propio el próximo 15 de julio siguiendo “una estrategia por fases” derivada de la experiencia obtenida en los parques de Shanghai y Hong Kong. Los seguidores más acérrimos del mundo Disney con un pase anual pudieron acceder el jueves 9 de julio a los dos parques.

Antes de Disney, abrieron Universal, SeaWorld y otros parques temáticos de Orlando que estuvieron cerrados más de tres meses.

Reapertura de Disney en OrlandoReapertura de Disney en Orlando

La mayoría de las atracciones de Magic Kingdom y Animal Kingdom están disponibles para quienes cumplan con medidas como llevar mascarilla en todo momento si tienen más de dos años de edad, no usar efectivo para pagar y someterse a controles de temperatura. Además, el número diario de visitantes está sujeto a límites.

Los restaurantes, las tiendas y los medios de transporte del interior de los parques, donde “se han incrementado los procedimientos de limpieza”, también tienen limitada su capacidad para cumplir con las recomendaciones de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) de Estados Unidos y cuentan con barreras físicas para proteger a los visitantes.

Walt Disney World espera que durante los primeros días los parques estén al máximo de la capacidad establecida, ya que el pasado mes de junio se agotaron las entradas de la reapertura pocas horas después de que se activara el sistema de reservas.

Una de las novedades de la reapertura es la nueva versión del festival de comida Epcot International Food & Wine, que se realizará a partir del 15 de julio y se mantendrá durante el verano y el otoño, para que los visitantes disfruten de comidas de todo el mundo cumpliendo con las medidas de seguridad.


11 de Julio 2020/

Radiografía del nuevo crecimiento del coronavirus en Estados Unidos: cuáles son los estados más afectados y por qué no suben tanto las muertes

Los Estados Unidos habían empezado a recuperar el optimismo a mediados de mayo. Luego de registrar el 21 de abril un récord de 2.749 muertes por Covid-19 en 24 horas, y más de 39.000 contagios en una jornada tres días más tarde, ambas curvas empezaron a descender de manera sostenida.

El 10 de junio, el promedio semanal de nuevos casos diarios cayó a 21.317, casi un 50% menos que en su punto máximo. En ese momento, la media de decesos estaba en 834, la tercera parte de lo que había llegado a ser. Lo peor de la pandemia parecía superado.

Es difícil encontrar un mejor indicador de optimismo en los Estados Unidos que las cotizaciones de Wall Street. Los supuestos en los que se basan los inversores para tener confianza en el futuro pueden ser extremadamente endebles, pero no hay dudas de que son un buen parámetro del humor de los agentes económicos. El índice Dow Jones, que se había desplomado 36% entre el 21 de febrero y el 23 de marzo, tras comprobar que el país no se iba a salvar de la pandemia, subió 19% entre el 13 de mayo y el 8 de junio.

Es que también parecía quedar atrás lo peor de la crisis económica. El desempleo, que entre febrero y abril había trepado de 3,5% a 14,7% –el mayor salto de la historia–, bajó en mayo a 13,3% y en junio a 11,1%, de la mano de la reapertura de la mayoría de los estados.

Sin embargo, el coronavirus demostró ser un hueso duro de roer. El 10 de junio comenzó un alza en las infecciones que dejó chico al pico anterior: este viernes se superaron por primera vez los 70.000 casos en 24 horas. Es cierto que el promedio semanal de muertes por Covid-19 se mantiene por debajo de las 700 diarias, pero retomó la senda alcista en los últimos días y todo indica que va a seguir subiendo en las próximas semanas, aunque no está claro cuánto.

No sorprende que con estos números haya regresado el pesimismo. Entre el 8 de junio y el 10 de julio el Dow Jones retrocedió 5%, y muchos de los estados que habían relajado las restricciones sociales decidieron restablecerlas. Aún es temprano para anticipar el alcance de esta nueva escalada, pero son cada vez más sólidas las evidencias de que la pandemia está lejos de terminar.

¿Una segunda ola?

La interpretación inicial que se hizo de este repunte en las infecciones es que los Estados Unidos estaban entrando en la tan anticipada “segunda ola” de la pandemia. No obstante, el concepto es incorrecto, porque supondría que el virus se fue por un tiempo y luego regresó a los mismos lugares en los que había impactado al comienzo. No es lo que está pasando.

“Yo no llamaría a esto una segunda ola. Creo que esto es una continuación de la primera. Nunca tuvimos esa interrupción de las infecciones como se vio con la pandemia de gripe de 1918 o en la de 2009. Pero ciertamente estamos viendo un aumento en el número de casos en varios estados”, explicó Sonja A. Rasmussen, profesora de los Departamentos de Pediatría y Epidemiología de la Universidad de Florida, consultada por Infobae.

Si se mira el mapa que muestra la distribución del total de personas fallecidas por Covid-19 se ve que hay un foco rojo muy claro en el nordeste, que tiene a Nueva York en el centro, con más de 32.300 muertes. Alrededor están Nueva Jersey, con 15.500 –1.730 por millón de habitantes, máximo nacional–; Connecticut, con 4.300 –1.210 por millón, tercero después de Nueva York–; y Massachusetts, con 8.200 –1.190 por millón, el cuarto más alto–.

Muy distinto es el mapa que muestra el número de nuevas infecciones por estado, donde el nordeste aparece apagado. Es que Nueva York, que el 10 de abril superaba los 10.000 contagios por día (promedio semanal), se mantiene desde mediados de junio por debajo de los 1.000. Los decesos, que habían llegado a 920 por día, descendieron a una media semanal de 26 este viernes.

Nueva Jersey pasó en el mismo período de más de 3.500 infecciones cada 24 horas a poco más de 300, y de 315 muertes a 46. Massachusetts, de 2.475 contagios a 212, y de 172 decesos a 21. Connecticut, de 1.102 casos a 82, y de 104 víctimas fatales a solo dos. Illinois, pasó de 2.335 a 861, y de 116 a 19. Y Michigan, de 1.759 a 501, y de 129 a diez.

“Al principio, la epidemia se centró en Nueva York y Nueva Jersey, y California se salvó en gran medida. Esta vez vemos enormes aumentos en Texas y Florida, lo que nos dice que el verano y el clima cálido no nos van a proteger del virus como algunos esperaban”, dijo a Infobae Travis Porco, profesor de la División de Medicina Preventiva y Salud Pública de la Universidad de California en San Francisco (UCSF).

Los focos en el segundo mapa están en la costa oeste, con California; en el sur, con Texas; y en el sudeste, con Florida. Son los tres estados más poblados del país, pero ninguno había registrado demasiada circulación viral meses atrás. Por eso, más que una segunda ola, hay una continuidad de la primera, que termina de avanzar con fuerza en donde antes no había podido penetrar del todo.

“Esta fase es más difusa, se extiende por el sur y suroeste del país e involucra a muchísimos jóvenes. En el oeste, desde California hasta Washington, el brote es predominantemente en las poblaciones latinas: trabajadores esenciales, que viven en hogares densamente habitados, que tienen que salir a trabajar todos los días”, indicó George Rutherford, profesor de epidemiología y bioestadística de la UCFS, en diálogo con Infobae.

El estado más afectado es Florida, que mientras Nueva York superaba los 10.000 contagios diarios apenas sobrepasaba los 1.000, pero llegó esta semana a 9.365. California, que recién a fines de mayo pasó los 2.000 por día, ya está casi en 8.000. Texas, que hace un mes promediaba 1.714 cada 24 horas, se está acercando ahora a los 9.000.

La misma tendencia se está viendo en otros estados del sur, tanto del oeste como del este, aunque las cifras no impactan tanto porque tienen menos habitantes. Pero Arizona saltó en poco más de un mes de 460 casos por día a 3.500; Georgia, de 727 a 2.960; Carolina del Norte, de 704 a 1.560; Carolina del Sur, de 214 a 1.500; Louisiana, de 363 a 1.620; Tennessee, de 397 a 1.540; y Alabama, de 448 a 1.230.

“En estas áreas continuaba la transmisión de Covid-19 en el momento en que los estados se abrieron —dijo Rasmussen—. A medida que las personas comenzaron a estar en contacto unas con otras nuevamente, sin distanciamiento social y sin usar cobertores faciales, el virus fue capaz de propagarse rápidamente”.

La ola llegó más tarde a estos estados porque cuando decretaron la cancelación de eventos masivos y el cierre de ciertos comercios, y pidieron a los ciudadanos que se queden en sus casas, el coronavirus no había circulado demasiado. Nueva York impuso medidas similares con pocos días de diferencia a mediados de marzo, pero ya era tarde. A nadie debiera llamarle la atención que el epicentro del capitalismo global estuviera recibiendo a miles de personas contagiadas desde mucho tiempo antes.

Pero así como Nueva York no sufrió ningún rebrote tras comenzar el proceso de reapertura, en California, Texas, Florida y Arizona, entre otros, los casos se dispararon poco después de que se terminara el confinamiento. Los cuatro tuvieron que volver a imponer muchas de las medidas que habían levantado. El ejemplo más penoso es el de Greg Abbott, el gobernador republicano de Texas, que tras oponerse firmemente a la obligatoriedad del uso de tapabocas, dio marcha atrás y lo dispuso la semana pasada a través de una orden ejecutiva.

“Hemos tenido mucho activismo en contra de los esfuerzos para controlar la enfermedad —dijo Porco—. Hay mucha gente en contra del distanciamiento social, de las órdenes de permanecer en casa e incluso del uso de máscaras. En California tuvimos dirigentes empresariales que amenazaron con trasladar sus fábricas fuera del estado si no se les permitía reabrir. Estos factores han contribuido sin duda a la situación actual, en la que el coronavirus nos está derrotando”.

Si se imponen a tiempo, las cuarentenas pueden ser muy efectivas para posponer el contagio generalizado, pero no para hacerlo desaparecer. Porque una vez que se relajan las restricciones –por decisión de los gobiernos, o porque los ciudadanos deciden que ya fue suficiente–, el virus empieza a circular y a contagiar.

La única fórmula para impedirlo parece ser la combinación de una altísima disciplina social con un trabajo muy sofisticado de rastreo, testeo y aislamiento de casos sospechosos por parte del estado. Algo realizable en países y en regiones chicas –sobran los ejemplos, desde Uruguay hasta Noruega–, pero muy difícil en naciones grandes y muy pobladas que no sean Alemania.

“Si no se toman medidas para controlar la propagación, el virus infectará a un gran porcentaje de la población, ya que se propaga fácilmente y es nuevo, por lo que no tenemos ninguna exposición previa o inmunidad. Si podemos llegar a un punto en el que las personas usen máscaras de manera consistente y correcta, y practiquen activamente el distanciamiento social y eviten las actividades de riesgo, entonces podremos prevenir grandes brotes. Esto no significa necesariamente cerrar todo durante un largo período de tiempo, pero sí significa ser muy cautelosos a la hora de abrir nuevos negocios y actividades, y vigilar cuidadosamente el efecto de esa apertura en el nivel de los casos”, dijo a Infobae Cindy Prins, profesora de epidemiología de la Universidad de Florida.

 

De los contagios a las muertes

Hasta ahora, la gran diferencia entre el brote que afectó al nordeste entre marzo y abril, y el que comenzó el mes pasado en el sur, es que a pesar de que se registran incluso más casos por día que antes, están muriendo muchas personas menos. En abril, cuando había 30.000 nuevas infecciones por día en todo el país, se registraban más de 2.000 decesos. En cambio, ahora, con más de 60.000 casos diarios, las muertes están por debajo de las 700.

Una primera explicación posible es que el aumento de los contagios es relativamente reciente. Comenzó hace exactamente un mes. Considerando que entre que los pacientes contraen el virus, se agravan los síntomas y eventualmente mueren suelen pasar varias semanas, es muy probable que la curva de fallecidos, que ya empezó a subir, se empine en los próximos días.

“Sabremos más en una semana, si el número de muertes aumenta como se espera, reflejando el retraso entre las infecciones y los decesos”, afirmó Porco.

Es lo que está sucediendo en los estados más calientes. Texas, por ejemplo, que promediaba 21 muertes diarias el 10 de junio, registra ahora 76. En Florida, entre el 20 de junio y el 10 de julio se pasó de 31 a 59. En el mismo lapso, California trepó de 62 a 89. El alza fue de 17 a 42 en Arizona, de siete a 20 en Carolina del Sur y de seis a 13 en Tennessee.

Un médico trata a un paciente que padece COVID-19 en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI), en el Hospital Scripps Mercy, en Chula Vista, California (REUTERS/Lucy Nicholson)Un médico trata a un paciente que padece COVID-19 en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI), en el Hospital Scripps Mercy, en Chula Vista, California (REUTERS/Lucy Nicholson)

Es verdad que hay estados en los que las muertes están bajando al mismo tiempo que se incrementan los contagios. En Georgia, pasaron de 28 a 16; en Carolina del Norte, de 21 a 12; y en Louisiana, de 32 a 15. Por otro lado, las cifras de los otros, aunque están subiendo, siguen siendo incomparables con las que se veían en Nueva York o en Nueva Jersey.

No obstante, si se conjuga la tendencia alcista con lo reciente que es la suba de casos, cuesta imaginar que la mortalidad se va a mantener tan estable. La comparación con marzo y abril no puede dejar de lado que muchos casos se confirmaban recién cuando llegaban a fase de hospitalización, por lo que no pasaba demasiado tiempo entre la detección y el fallecimiento. Ahora se testea mucho más y los sistemas de prevención están más desarrollados, lo que permite encontrar las infecciones mucho antes.

De todos modos, hay muchas razones para pensar que, posiblemente, las muertes aumenten, pero no tanto como antes. La primera es una continuidad lógica de lo anterior. Si el virus se detecta antes de que se agraven los síntomas, es posible que muchos pacientes puedan salvarse precisamente por ser atendidos en una fase temprana de la enfermedad.

Pero la razón más importante parece ser otra: la edad de los infectados. Más del 80% de las 134.000 personas que murieron de Covid-19 en Estados Unidos tenían más de 65 años. Por eso, si los que se enferman están por debajo de esa franja etaria, el riesgo de que tengan cuadros complejos que terminen en la muerte es mucho menor.

“Parece que estos nuevos casos son más jóvenes que los infectados anteriormente con Covid-19 —dijo Rasmussen—. Eso podría significar que estamos protegiendo mejor a los más vulnerables, las personas mayores o con condiciones subyacentes. Pero me preocupa que estos jóvenes estén en contacto con sus padres y abuelos, y entonces veremos más hospitalizaciones y muertes”.

En Florida, por ejemplo, la edad media de los infectados es 35 años. En California, el 62,5% tiene menos de 50 años, y solo el 12,7% supera los 65. Estos números revelan que la población vulnerable se está exponiendo menos, algo crucial para que la pandemia no sea tan mortífera. Si esta tendencia se mantiene, y los jóvenes pueden permanecer alejados de los mayores, quizás en algunas semanas sea posible recuperar cierto optimismo.

“Estamos viendo una mayor proporción de infecciones en gente más joven, pero desafortunadamente sigue habiendo muchos casos de personas mayores, ya que los contagios están aumentando en general. También parece que estamos viendo una mortalidad algo menor porque ahora entendemos mejor cómo identificar y manejar los casos graves de Covid-19. Pero tenemos que estar atentos a las muertes, porque van a la zaga de los casos en las estadísticas”, concluyó Prins.

Fuente: Infobae.-


10 Julio de 2020 /

Florida registra 11,433 casos adicionales, la segunda cifra diaria más alta desde marzo

El Departamento de Salud de Florida agregó 11,433 pruebas positivas de COVID-19 al conteo de casos confirmados en el estado este viernes, lo cual elevó el número total de personas que han dado positivo a 244,151.

La cifra divulgada el viernes es la segunda más alta que ha registrado el estado. La más alta de casos adicionales en un día es de 11,458 casos adicionales y se registró el sábado pasado.

Otros 93 floridanos han muerto a causa de la enfermedad, lo que eleva el conteo a 4,102. Además, 102 personas más, quienes no son residentes, han muerto en el estado, según las cifras divulgadas por el Departamento. La cifra de muertes más alta que se ha registrado en un día se registró el jueves, cuando el estado agregó 120 muertes adicionales al conteo.

CASOS CONFIRMADOS DE COVID-19 EN FLORIDA

Según las cifras divulgadas el viernes, el 40% de los nuevos casos diagnosticados en las últimas 24 horas corresponden al sureste del estado:

▪ En Miami-Dade: Un total de 58,341 personas han dado positivo a la prueba de COVID-19, un alza de 2,380 contagios con respecto al jueves. Un total de 1,118 residentes han muerto de la enfermedad.

▪ En Broward: Un total de personas 26,705 han dado positivo a la prueba, un alza de 1,604 contagios con respecto al jueves. Un total de 438 residentes han muerto de la enfermedad.

▪ En Palm Beach: Un total de 19,233 personas han dado positivo a la prueba, un alza de 577 contagios con respecto al jueves. Un total de 586 residentes han muerto de la enfermedad.

▪ En Monroe: Un total de 470 personas han dado positivo a la prueba, un alza de 25 contagios con respecto al jueves. Un total de 6 residentes han muerto de la enfermedad.

Las autoridades estatales han vinculado el progresivo aumento de casos con el aumento de pruebas disponibles para diagnosticar el coronavirus. Sin embargo, una reciente investigación del Miami Herald concluyó que hasta el 3 de junio, los nuevos casos en el estado habían estado incrementando desde mediados de mayo y la tendencia no puede atribuirse únicamente a los aumentos en las pruebas.

El Departamento de Salud no divulga información sobre cuantas personas se han recuperado de COVID-19 en el estado.

Pese a que el Departmanto le dijo al Miami Herald que divulgaría información clave sobre la cifra actual de personas que se encuentran hospitalizadas la semana pasado, aún no la ha agregado a su tablero de datos. El martes, el gobernador Ron DeSantis, no quiso decir porque.

Fuente: El Nuevo Herald


Luego de mentir sobre el peligro del salmón, el régimen chino le apuntó ahora al camarón como transmisor del coronavirus

China dijo que muestras de camarones importados dieron positivo al coronavirus, lo que suscita dudas sobre si el patógeno se puede propagar a través de alimentos o productos congelados.

El virus dio positivo tanto en el interior como en el exterior del embalaje de camarones (también llamados gambas), dijo la Administración General de Aduanas de China. Las muestras provenían de tres plantas ecuatorianas y se suspenderán las importaciones de esos procesadores, señaló la agencia.

“El resultado de la prueba no significa que el virus sea contagioso, sino que refleja las lagunas en las regulaciones de seguridad alimentaria de las empresas”, dijo Bi Kexin, que dirige la oficina de seguridad de importación y exportación de alimentos en el departamento de aduanas. “La aduana fortalecerá aún más el control de los orígenes de los alimentos importados de cadena de frío”.

China señaló el mes pasado que el salmón importado podría haber sido el origen del nuevo brote de covid-19 en Beijing, lo que provocó un boicot al pescado mientras que los supermercados retiraban el producto de sus estantes. El régimen también comenzó las pruebas masivas de importaciones de alimentos fríos en puertos y bloqueó los envíos de plantas de carne en el extranjero que informaron de infecciones entre los trabajadores.

La evidencia indica que es extremadamente improbable que el virus se transmita a través de los alimentos, dijo Gorjan Nikolik, director asociado de mariscos en Rabobank.

“Es una típica alerta alimentaria”, señaló. “No creo que dure mucho”.

Bajo riesgo

Las autoridades chinas están de acuerdo con los expertos mundiales acerca del bajo riesgo que representan los alimentos importados en la transmisión del virus, pero ello ha suscitado confusión en el extranjero sobre por qué China haciendo pruebas y suspendiendo envíos.

Las pruebas son “una medida importante para evitar el riesgo de que el virus se transmita desde los canales de alimentos de cadena de frío importados”, dijo Bi. “Es una medida necesaria para proteger la salud de las personas y no trastorna el comercio internacional habitual”.

Congelados de salmón importado en un supermercado, luego de nuevos casos de infecciones por coronavirus en Beijing, China (Reuters)Congelados de salmón importado en un supermercado, luego de nuevos casos de infecciones por coronavirus en Beijing, China (Reuters)

Los empleados en algunos países siguen trabajando incluso después de infectarse con el virus, lo que aumenta el riesgo de contaminación de los alimentos, dijo Bi. Debido a que hay núcleos epidémicos en algunas instalaciones en el extranjero, China suspendió las importaciones de carne de un total de 23 plantas, entre ellas Brasil, Reino Unido, Estados Unidos y Alemania, señaló Bi.

China es un comprador mucho más mayor de camarón que de salmón, dijo Nikolik, de Rabobank. Las compras chinas están al mismo nivel que las de EE.UU. y Europa, y Ecuador es un proveedor líder, apuntó.

Las autoridades aduaneras de China también analizaron un total de 227.934 muestras y el resto de las muestras fueron negativas, dijo. Los camarones que dieron positivo fueron entregados en los puertos de Dalian y Xiamen y han sido destruidos, aclaró.

La mentira del salmón

A mediados de junio, el régimen había apuntado contra la importación del salmón como posible fuente de transmisión. Sin embargo, las autoridades chinas y noruegas concluyeron que el salmón del país escandinavo posiblemente no fue la fuente de nuevo brote de coronavirus detectado en tablas para picar alimentos de un mercado en Beijing.

Tras una reunión entre funcionarios chinos y noruegos, ambos países concluyeron que el origen del brote no se originó en el pescado procedente de Noruega, de acuerdo al ministro de Pesca, Odd Emil Ingebrigtsen.

“Podemos despejar la incertidumbre y el freno en la exportación de salmones a China”, dijo el funcionario en una video conferencia con periodistas. La reaparición de casos de COVID-19 en la capital china en los últimos seis días ha alterado la vida de muchos residentes y ahora se teme que la capital sea puesta bajo otra cuarentena para evitar más contagios.

Pese a la desmentida, el comercio de salmón sufrió un duro revés en el mercado internacional. Lo mismo podría ocurrir ahora con el supuesto brote originado en envíos ecuatorianos de camarones.

(Con información de Bloomberg y Reuters).-


EEUU registró un nuevo récord de contagios al confirmar más de 65.000 casos de coronavirus en 24 horas

Estados Unidos registró un nuevo récord de contagios por coronavirus en un día este jueves, con más de 65.500 nuevos casos en 24 horas, según reportó la Universidad Johns Hopkins.

El número total de casos registrados de la covid-19 en el país desde el inicio de la pandemia supera los 3,11 millones y el registro anterior data del martes, con más de 60.200 casos.

La preocupación por la expansión del virus sigue en aumento en Estados Unidos, que en las últimas semanas experimenta un brote de infecciones en el sur y el oeste del país y sigue siendo de lejos el país más afectado en términos absolutos.

“Estamos en una situación muy difícil”, dijo este jueves el experto en enfermedades infecciosas Anthony Fauci, asesor de la Casa Blanca sobre la crisis de coronavirus.

La reapertura del país tuvo lugar “omitiendo todos los pasos recomendados. No es la forma correcta de hacerlo, necesitamos repensarlo y hacerlo diferente”, criticó el experto durante una teleconferencia organizada por el medio periodístico político The Hill.

El doctor Anthony Fauci, director del Instituto Nacional de Alergia y Enfermedades Infecciosas de Estados Unidos, testifica ante el Congreso en Washington.El doctor Anthony Fauci, director del Instituto Nacional de Alergia y Enfermedades Infecciosas de Estados Unidos, testifica ante el Congreso en Washington.

“Los estados deben detener su proceso de desconfinamiento”, agregó, sin embargo matizó que no cree necesario “volver a un cierre total”.

El presidente Donald Trump minimiza estos registros diarios. “Por enésima vez, la razón por la que tenemos tantos casos, en comparación con otros países que no lo hacen mucho mejor que nosotros, es que testeamos mucho más y mejor”, dijo en Twitter este jueves.

Con 993 muertes por COVID-19 en todo el país, el 7 de julio fue el día de mayor letalidad en el último mes en los Estados Unidos. La tendencia muestra que, a diferencia de lo que sucedió en Asia y en Europa, el control de la pandemia del nuevo coronavirus no va en una dirección única.

Sin embargo, mientras algunos estados como Nueva York, Massachusetts, Washington State y Minnesota avanzan en la reapertura, lo cual lleva alivio a las economías gravemente dañadas por el confinamiento y también a los individuos, otros como Florida, Texas y Arizona sufren el aumento de casos. Eso causa situaciones confusas como, por ejemplo, el anuncio de cerrar gimnasios y restaurantes en el condado de Miami-Dade, que el alcalde Carlos Giménez proclamó el lunes 6 y revirtió el martes 7.

Si se compara el mismo día, 7 de julio, en Nueva York -que fue el punto más golpeado por la epidemia debido a su densidad de población- se realizaron 57.585 pruebas de SARS-CoV-2, de las cuales 692 dieron positivo, lo cual representó el 1,2% del total; en la Florida se realizaron 51.122 tests, de los cuales 9.989 resultaron positivos, lo cual representó el 19,5% del total. El total de muertes por COVID-19 fue de 11 en Nueva York y de 48 en la Florida; las hospitalizaciones no se pueden comparar (841 en Nueva York) porque el Departamento de Salud de la Florida no las cuenta.

En los países que superaron la primera ola de la pandemia y lograron ampliar masivamente su capacidad de hacer análisis del virus, la tasa promedio de infección es del 3%; la Organización Mundial de la Salud (OMS) considera que una tasa superior al 5% es preocupante.

Florida llegó a un máximo de 20,8% el lunes 6. No es el único estado con dos dígitos: en la primera semana de julio el caso más grave fue Arizona, con 26%; Nevada tuvo 16%, Carolina del Sur tuvo 15%, Alabama tuvo 15%, Texas tuvo 14,5%, Mississippi tuvo 14%, Georgia tuvo 13%, Idaho tuvo 11%, Kansas tuvo 10% y Utah tuvo 10%. A mediados de junio sólo cuatro estados de los Estados Unidos llegaba a un porcentaje de infección de dos dígitos.

Debido a su enorme población, los estados más comprometidos con este rebrote de COVID-19 son Florida, Texas y California, aun cuando California no supera el 7% de positivos en sus pruebas. Pero las áreas que impulsan la tendencia al aumento nacional están en Florida y Texas (los condados de Miami-Dade, Broward y Palm Beach; las ciudades de Orlando, Tampa, Jacksonville; las áreas metropolitanas de Houston, Austin y Dallas-Fort Worth) ya que los altos números de Arizona, por ejemplo, se compensan por su cantidad de habitantes comparativamente menor.

Fuente: Infobae.-


09 de julio del 2020 /

La OMS reconoció que el coronavirus puede contagiarse a través del aire

Después de varias advertencias, la Organización Mundial de la Salud (OMS) aceptó este jueves que el COVID-19 podría contagiarse por el aire en algunas circunstancias.

De acuerdo con el diario El País, el organismo internacional actualizó por primera vez desde el 29 de marzo el documento en el que detalla los modos de transmisión del virus para incluir los llamados aerosoles, esas pequeñas partículas que pueden mantener en suspensión unos minutos con carga vírica e infectar a quien la inhale.

El lunes, un grupo de 239 científicos internacionales urgió a la OMS y la comunidad médica internacional a “reconocer la posible transmisión aérea del COVID-19”, en un artículo publicado en la revista Clinical Infectious Diseases de Oxford.

Coronavirus en Honduras. EFE/Gustavo Amador /Archivo Coronavirus en Honduras. EFE/Gustavo Amador /Archivo

Al respecto de los contagios vía aire, la declaración de la OMS es muy cautelosa, ya que afirman que las pruebas son indirectas. Además, muchos especialistas habían advertido de que alertar del contagio aéreo podría ser malinterpretardo por la población.

Según describe el nuevo documento del organismo, se han observado brotes en “algunos entornos cerrados, como restaurantes, clubes nocturnos, lugares de culto o lugares de trabajo donde la gente puede estar gritando, hablando o cantando”.

“En estos brotes”, se apunta, “no se puede descartar la transmisión de aerosoles, particularmente en estos lugares interiores donde hay espacios abarrotados y con ventilación inadecuada donde las personas infectadas pasan largos períodos de tiempo con otros”.

Gente con máscaras faciales hace fila en la Havana, Cuba, July 8, 2020. Picture taken July 8, 2020. REUTERS/Alexandre MeneghiniGente con máscaras faciales hace fila en la Havana, Cuba, July 8, 2020. Picture taken July 8, 2020. REUTERS/Alexandre Meneghini

Locales cerrados, con mala o nula ventilación y mucha gente hablando (cuanto más fuerte, peor) durante un buen rato: esos cuatro factores sumados aparecían como la causa más probable de transmisión en varios brotes estudiados por los epidemiólogos desde los meses de febrero y marzo en distintos lugares del mundo.

Algunos de los casos conocidos son un ensayo de un coro en el que se mantuvo la higiene y la distancia de seguridad, varios brotes en karaokes, un restaurante en el que se contagiaron los comensales de las mesas vecinas, un gimnasio en el que se practicaba zumba, y un viaje en autobús de larga distancia en el que no se utilizaron máscaras faciales ni ventilación.

Los expertos tenían claro que la vía de contagio más plausible eran esos aerosoles, partículas con virus que aguantan en suspensión y que pueden respirarse. Hasta ahora, las autoridades sanitarias solo aceptaban este contagio por aerosoles en los momentos en los que se intuba a los pacientes con COVID-19, de acuerdo a El País, pero no para situaciones habituales entre la ciudadanía.

Imagen de archivo de pasajeros usando mascarillas sentados en un avión en el Aeropuerto Internacional Sharm el-Sheikh, en medio de la pandemia de COVID-19, la enfermedad causada por el coronavirus, en Sharm el-Sheikh, Egipto. 20 de junio, 2020. REUTERS/Mohamed Abd El Ghany/ArchivoImagen de archivo de pasajeros usando mascarillas sentados en un avión en el Aeropuerto Internacional Sharm el-Sheikh, en medio de la pandemia de COVID-19, la enfermedad causada por el coronavirus, en Sharm el-Sheikh, Egipto. 20 de junio, 2020. REUTERS/Mohamed Abd El Ghany/Archivo

La OMS, ya criticada por haber tardado en aconsejar el uso de máscaras, fue acusada de no querer admitir las pruebas que apuntan a una propagación por el aire del nuevo coronavirus, que ya ha matado a más de 500 mil personas en seis meses.

El martes, la institución había insistido en que la epidemia “se acelera, y no hemos alcanzado el pico de la pandemia”, en palabras de su director general, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

“Aunque el número de fallecidos parece que se ha estabilizado a nivel mundial, en realidad, algunos países han realizado avances significativos en la reducción del número de casos, mientras que en otros los muertos siguen creciendo”, dijo en una rueda de prensa.


Crece temor por crisis hospitalaria en el sur de Florida

Los principales hospitales del sur de la Florida se acercan cada vez más al máximo de su capacidad. Algunos, como el Palmetto General, ya no tienen camas disponibles en su unidad de cuidados intensivos.

La doctora Mary Jo Trepka, profesora y presidenta del Departamento de Epidemiología de la Universidad Internacional de Florida (FIU), alerta sobre la preocupante situación. “Regresamos a donde estábamos antes y posiblemente estamos peor”.

Según explicó, se anticipaba que los casos de coronavirus aumentaran cuando se anunció la reapertura en el sur de la Florida, pero señala que no esperaba que fueran tantos casos. Este miércoles se reportaron cerca de 10,000 casos positivos en el estado.

“No me imaginé que el aumento sería tan grande. Pensaron que, está bien, podemos volver a la normalidad como eran las cosas antes. (Pero) No podemos en este momento”, señaló la Dra. Mary Jo Trepka.

Según la Agencia de Administración de Atención Médica, algunos de los hospitales que se encuentran en una cifra crítica o ya no tienen camas disponibles, en el condado Miami Dade son: Doctor’s Hospital, North Shore Medical Center, Coral Gables Hospital y Homestead Hospital.

En el condado Broward, están: Broward Health North, Plantation General Hospital, Westside Regional Hospital South, Broward Health Coral Springs y Memorial Hospital Miramar.

June Ellis, empleada de la emergencia del Hospital Jackson Memorial, muestra su preocupación. “Continuamos viendo un aumento en los pacientes que dan positivo al COVID 19. Si vienes hoy, verás a muchos pacientes esperando. Están esperando camas arriba”, dijo este miércoles a Telemundo 51.

Mientras, a medida que aumentan los casos de coronavirus, crece la ansiedad de las personas por conocer los resultados más rápido, algo que según las autoridades depende de los laboratorios que procesan estos exámenes.

Pete Sanchez, teniente de bomberos de Miami reafirma que la demanda de pruebas se ha incrementado en los últimos días.
“Hemos visto una demanda más alta en las últimas dos semanas, los números han aumentado bastante”.

Según los bomberos de la ciudad de Miami, la unidad de pruebas móviles, que realiza los exámenes a domicilio con cita previa para las personas que no pueden movilizarse, recibe entre 3 mil y 4 mil llamadas por dia.

Y el Hospital Jackson ya solicitó ayuda de las autoridades estatales, por lo que unos 100 profesionales de la salud para asistir a los pacientes serán enviados en los próximos días.

Fuente: Telemundo


Minorías, más afectadas por COVID en industria cárnica

Un nuevo informe sobre el impacto del coronavirus en los trabajadores de plantas procesadoras de carne en Estados Unidos encontró que 87% de los infectados pertenecían a minorías raciales o étnicas, y que al menos 86 de los trabajadores han fallecido.

En el estudio difundido el martes por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) fueron examinados más de 16.000 casos de COVID-19 en 239 plantas de 21 estados. El documento permite echar un vistazo a la devastación causada por el virus en las plantas procesadoras de carne de cerdo, res y pollo, pero las cifras pueden no reflejar la magnitud del problema porque Iowa declinó participar en el estudio.

Iowa, el principal productor de cerdo en el país, registró severos brotes de coronavirus en diversas plantas procesadoras.

Según el informe de los CDC, 87% de los casos de coronavirus correspondieron a minorías raciales y étnicas, aun cuando representaban 61% del total de obreros. Las estadísticas muestran que 56% de los infectados eran trabajadores hispanos, 19% obreros negros no hispanos y 12% asiáticos. De acuerdo con las cifras, 13% de los casos fueron de trabajadores blancos, que conformaban el 39% de la fuerza laboral en el estudio.

“Los efectos del COVID-19 en los grupos raciales y étnicos minoritarios aún no son completamente comprendidos; sin embargo, las cifras actuales indican una carga desproporcionada de la enfermedad y de fallecimientos entre esas poblaciones”, dijeron los CDC. “Los esfuerzos actuales para reducir la incidencia y entender mejor los efectos del COVID-19 en la salud de las minorías raciales y étnicas son importantes para garantizar que las de estrategias de prevención en los lugares de trabajo y los mensajes de intervención están diseñados para esos grupos más afectados por el COVID-19”.

La agencia dijo que aproximadamente 9% de los más de 112.600 trabajadores de plantas procesadoras de carne en 14 estados tuvieron la enfermedad que causa el coronavirus. El porcentaje de trabajadores con COVID-19 varió de 3,1% a 24,5% por instalación.

El vicepresidente del sindicato United Food and Commercial Workers Union International, Mark Lauritsen, dijo que los trabajadores necesitan de las más altas normas de seguridad en las plantas procesadoras de carne y otras industrias esenciales.

“Este nuevo informe de los CDC deja claro lo que el UFCW ha venido diciendo desde hace meses. La pandemia de COVID-19 dista de haber terminado y su impacto continúa aumentando entre los trabajadores de primera línea, en especial entre los de minorías”, afirmó. “Los trabajadores estadounidenses simplemente no pueden sobrevivir con el conjunto desigual de medidas aplicadas por una fracción de compañías y estados. Sin una normativa nacional fuerte, millones de trabajadores continúan desprotegidos y vulnerables”.

Una portavoz del Instituto Norteamericano para la Carne, un grupo comercial de la industria, no respondió de momento a un mensaje. La industria del procesamiento de animales emplea a unos 525.000 trabajadores en unas 3.500 instalaciones a nivel nacional.

Fuente: AP

08 de julio del 2020 /

El coronavirus se propaga por el aire: qué se debe hacer ahora

El coronavirus puede quedarse suspendido en el aire durante varias horas si no hay corrientes, y la gente podría contagiarse al inhalar, según sugiere un número cada vez mayor de evidencia científica.

El riesgo es mayor en espacios interiores donde la ventilación es deficiente, lo cual podría ayudar a explicar eventos de superpropagación que se han reportado en plantas de procesamiento de carne, iglesias y restaurantes.

No está muy claro con qué frecuencia se propaga el virus a través de estas diminutas gotículas, o aerosoles, en comparación con las gotas más grandes que se expelen cuando alguien infectado tose o estornuda, o se transmiten a través del contacto con superficies contaminadas, afirmó Linsey Marr, una experta en aerosoles del Instituto Politécnico y Universidad Estatal de Virginia.

Los aerosoles se liberan incluso cuando una persona asintomática exhala, habla o canta, de acuerdo con Marr y más de otros 200 expertos, quienes han detallado la evidencia en una carta abierta a la Organización Mundial de la Salud.

Lo que sí está claro, dicen en la misiva, es que la gente debería intentar minimizar el tiempo que pasa en interiores con personas que no sean de su familia. Las escuelas, los asilos y las empresas deberían considerar añadir nuevos filtros de aire potentes y luces ultravioletas que pueden matar los virus.

A continuación, presentamos algunas respuestas a las preguntas que se suscitan a raíz de la nueva información.

¿Qué significa que un virus se propague por vía aérea?

Para que se considere que un virus se propaga por vía aérea este tendría que mantener viabilidad viral al transportarse por el aire. Para la mayoría de los patógenos es claro si se transmiten de esta manera o no. El virus del VIH, que es demasiado delicado como para sobrevivir fuera del cuerpo, no se queda suspendido en el aire. El sarampión sí se propaga por vía aérea, lo cual lo hace peligroso ya que puede sobrevivir en el aire hasta por dos horas.

En el caso del coronavirus, la definición ha sido más complicada. Los expertos concuerdan en que el virus no recorre grandes distancias ni permanece viable en exteriores. Sin embargo, la evidencia sugiere que puede llegar de un extremo a otro en una habitación y, en una serie de situaciones experimentales, permanecer viable hasta por tres horas.

¿En qué se diferencian los aerosoles de las gotículas?

Los aerosoles son gotículas y las gotículas son aerosoles, la única diferencia es el tamaño. A veces los científicos llaman aerosoles a las gotículas con un diámetro de menos de 5 micras. (En comparación, una célula roja mide aproximadamente 5 micras de diámetro; un cabello humano mide 50 micras de ancho).

Los científicos ya saben que la gente puede transmitir el virus incluso aunque no presente síntomas, es decir, sin toser o estornudar, y los aerosoles podrían explicar por qué se da ese fenómeno.

Debido a que los aerosoles son más pequeños, contienen mucho menos virus que las gotículas. Pero, puesto que son más ligeros, pueden sobrevivir en el aire mucho más tiempo, sobre todo si no hay aire fresco. En un espacio interior con mucha gente, una sola persona infectada puede liberar suficiente virus aerosolizado para infectar a muchas personas, quizá provocando un evento de superpropagación.

Para que las gotículas sean responsables de una propagación a ese nivel, una sola persona tendría que estar a menos de un metro de todas las demás o haber contaminado un objeto que todos tocaron. Todo eso les parece poco probable a muchos expertos: “Tendría que hacer mucha gimnasia mental para explicar esas otras rutas de transmisión en comparación con la transmisión de aerosoles, lo cual es mucho más simple”, afirmó Marr.

¿Ya puedo dejar de preocuparme por la sana distancia y lavarme mis manos?

El distanciamiento social sigue siendo muy importante. Entre más cerca estés de una persona infectada, más estarás expuesto a sus aerosoles y gotículas. Lavarte las manos con frecuencia sigue siendo una buena idea.

Lo nuevo es que quizá esas dos cosas no sean suficiente. “Deberíamos hacer tanto énfasis en los protectores faciales y la ventilación como lo hacemos con el lavado de las manos”, explicó Marr. “Hasta donde sabemos, esto es igual de importante, si no es que más”.

¿Debería empezar a usar mascarillas quirúrgicas en interiores? ¿Y cuánto tiempo podemos permanecer en interiores?

Quizá todos los médicos y trabajadores sanitarios deberían usar máscaras N95, que filtran la mayoría de los aerosoles. Por ahora, solo se les requiere que lo hagan cuando realizan ciertos procedimientos médicos que se piensan que producen aerosoles.

Para el resto de nosotros, las mascarillas de tela aún reducen mucho el riesgo, siempre y cuando todos las usen. En el hogar, cuando estás con tu familia o con quienes compartes casa y sabes que tienen cuidado, las mascarillas todavía no son necesarias. Pero los expertos sostienen que es prudente usarlas en otros espacios interiores.

Y sobre cuánto tiempo es seguro estar adentro con otras personas, eso es difícil de decir, desafortunadamente. Mucho depende de si el lugar está muy concurrido como para que no se pueda guardar una sana distancia y si hay aire fresco que ventile la habitación.

¿Qué puedo hacer para minimizar el riesgo?

Haz todas las actividades que puedas al aire libre. A pesar de que estés viendo muchas fotos con gente en la playa, aunque estén concurridas, y sobre todo si hay algo de viento, seguramente será un lugar mucho más seguro que dentro de un bar o restaurante con aire reciclado.

Pero aunque estés afuera, usa una mascarilla si estarás cerca de otras personas durante mucho tiempo.

En espacios cerrados, algo sencillo que se puede hacer es “abrir las ventanas y puertas siempre que sea posible”, sostuvo Marr. También puedes cambiar los filtros en tu sistema de aire acondicionado o ajustar la configuración para que se use más aire del exterior y menos aire que ya ha circulado dentro.

Tal vez sea buena idea que los edificios gubernamentales y las empresas inviertan en purificadores de aire y luces ultravioleta que puedan matar el virus. A pesar de su mala reputación, es probable que los ascensores no presenten un riesgo tan grande, dijo Don Milton, un experto en aerosoles en la Universidad de Maryland, si se comparan con baños públicos u oficinas con aire estancado donde la gente pasa mucho tiempo.

Si nada de eso es posible, intenta reducir el tiempo que pasas en un lugar cerrado, sobre todo si no usarás una mascarilla. Entre más tiempo estés adentro, podrías estar inhalando más dosis de virus.

c.2020 The New York Times Company


EEUU registra nuevo record de 60.000 casos de COVID-19 en 24 horas

Estados Unidos registró este martes 60.000 nuevos contagios de COVID-19 en 24 horas, un nivel récord desde el inicio de la pandemia, según el recuento de la Universidad Johns Hokpins

Con este incremento, el número de casos de coronavirus en Estados Unidos se acerca a los tres millones.

Tras una estabilización de la epidemia en la costa este de Estados Unidos, el país sufre desde hace semanas un incremento de los contagios en el sur y el oeste.

Más de 1.100 personas fallecieron por el coronavirus en el país norteamericano en 24 horas, 131.362 desde el comienzo de la crisis sanitaria mundial.

FUENTE: Con información de AFP


Texas supera 10.000 casos nuevos de coronavirus en un día

Texas superó el martes los 10.000 casos nuevos de coronavirus en un sólo día por primera ocasión, cruzando una marca inquietante que rara vez se ha visto desde que empezó la pandemia de coronavirus en Estados Unidos en marzo.

El máximo histórico de 10.028 casos nuevos en Texas sirvió como otro signo alarmante del rápido resurgimiento del COVID-19 a nivel nacional y de las fallas de la respuesta en el país.

El gobernador Greg Abbott implementó una de las reanudaciones de actividades económicas más agresivas y rápidas de Estados Unidos en mayo, pero dio marcha atrás la semana pasada, ordenando el cierre de bares y haciendo obligatorio el uso de mascarillas en gran parte de la entidad.

Nueva York y Florida eran los únicos estados que habían registrado más de 10.000 casos nuevos en un solo día. Nueva York alcanzó ese total en abril, cuando los hospitales de la ciudad de Nueva York estaban abrumados y cientos de personas morían a diario. Florida registró 10.000 casos nuevos la semana pasada.

La cantidad récord en Texas refleja en parte un rezago de los resultados de las pruebas por el fin de semana festivo por el Día de la Independencia, que se celebra el 4 de julio, cuando la cantidad de casos nuevos reportados estuvo muy por debajo de la que Texas ha registrado en las últimas semanas. Pero Abbott dijo que las cifras aún deberían ser “una alarma para todos” los que son escépticos sobre si el virus es una amenaza.

“Ahora mismo, tenemos una rápida propagación de COVID-19 en el estado de Texas”, comentó Abbott a la televisora KENS de San Antonio.

Más adelante en la entrevista, Abbott no se comprometió a si asistiría a la convención de su partido la próxima semana en Houston, que el Partido Republicano de Texas se ha empeñado en llevar a cabo incluso cuando el alcalde, los médicos y los negocios lo presionan por su cancelación. Houston ha emergido como uno de los focos de infección del país en la pandemia. Sin embargo, activistas republicanos, algunos de los cuales han dicho que los temores son exagerados, han decidido seguir adelante con la convención de tres días bajo techo.

Texas superó las 8.000 hospitalizaciones a nivel estatal por primera vez durante el fin de semana festivo, un aumento de más del cuádruple en el último mes. El martes, el número de hospitalizaciones superó las 9.000. Texas también fijó un nuevo récord de decesos en un sólo día con 60.

Los alcaldes de algunas de las ciudades más grandes del estado, como Austin, San Antonio y Houston —y que también están entre las más grandes de Estados Unidos_, han alertado que los hospitales pronto podrían verse abrumados con pacientes de COVID-19. A lo largo de la frontera entre Texas y México, algunas ciudades impusieron órdenes de toques de queda con la esperanza de reducir las grandes fiestas o reuniones sociales a medida que los casos se han disparado.

Las muertes siguen siendo menores en Texas respecto a otros estados grandes. Para el martes, el estado había confirmado que por lo menos 2.715 personas habían fallecido a causa del COVID-19. Sin embargo, los decesos han ido al alza en los últimos días, y además de una alarmante aceleración de casos nuevos, la tasa de infecciones de siete días ha subido a 13,5%.

Fuente: AP

07 de julio del 2020/

DeSantis inaugura centro de pruebas de COVID-19 en Miami, anuncia medidas para aliviar al Jackson

Miami-Dade ahora tendrá un hospital solamente para personas que han dado positivo para COVID-19, anunció el Gobernador Ron DeSantis el martes. Además el gobernador aprobó dos medidas que ayudaran a Jackson Memorial lidiar con pacientes con COVID que se han más que triplicado en número desde el fin de semana del Día de la Conmemoración.

“Ningún otro estado ha hecho tanto por los más vulnerables”, dijo DeSantis durante una conferencia de prensa desde el establecimiento. El gobernador fue acompañado por el alcalde de Miami-Dade Carlos Giménez y líderes de la industria hospitalaria en Miami.

El centro nuevo, que ahora se llama COVID Care Center, localizado en 5959 NW 7 St., será para pacientes que ya han dado positivo a la prueba de COVID-19, específicamente personas que ya no necesitan atención hospitalaria pero que aún no deben regresar a sus comunidades de vida asistida.

DeSantis inaugura centro de pruebas de COVID-19 en Miami, anuncia medidas para aliviar al Jackson

El Centro Médico de Miami, que es propiedad del Nicklaus Children’s Hospital, ha estado cerrado desde octubre del 2017. El hospital puede atender hasta 150 pacientes y aceptar transferencias de pacientes con COVID positivo desde cualquier centro de atención a largo plazo y hospitales, según la Agencia para la administración del cuidado de la salud.

Actualmente el centro tiene a 18 pacientes y tiene capacidad para atender hasta 70 y pronto podrá atender hasta 150, según DeSantis.

Los funcionarios estatales originalmente planearon abrir la instalación de Miami, también conocida como el antiguo Hospital Panamericano, como una instalación dedicada para pacientes con COVID positivo en abril, pero el estado canceló el acuerdo original de $42 millones por mes cuando los hospitales pudieron hacer frente a los números de infección.

Otras instalaciones en Escambia, León, Polk, Charlotte, Lee, Pinellas, Palm Beach, Brevard y Broward están dedicadas exclusivamente a pacientes con COVID-19 y pueden acomodar hasta 750 pacientes.

Además, el gobernador anunció que había aprobado dos pedidos del hospital público Jackson Memorial para agregar 47 camas para atender a pacientes con el virus. Jackson también le pidió al estado 100 enfermeras para ayudar el esfuerzo del hospital. DeSantis aprobó los dos pedidos.

El CEO de Jackson, Carlos Migoya dijo durante la conferencia de prensa que el hospital tiene 345 pacientes con COVID-19 y el 25% de ellos estaban en cuidados intensivos. Más de la mitad de los pacientes tienen

Según el reporte diario del condado, llamado “New Normal Dashboard”, habían 1,656 pacientes hospitalizados con COVID-19 el martes, uno menos que el número registrado el lunes, después de más de una semana de cifras que rompían récords.

image (6).png

El Departamento de Salud de Florida confirmó el martes 7,347 casos adicionales de COVID-19, elevando el total del estado a 213,794.

De esos, 2,066 casos fueron reportados en el condado de Miami-Dade, lo que eleva el total del condado a 51,058 casos conocidos y funcionarios han dado marcha atrás a varias aperturas como en restaurantes.

Aunque la oficina del gobernador dijo la semana pasada que el estado comenzaría a divulgar información sobre la cifra de hospitalizaciones actuales en el estado, el estado aún no ha revelado la información.

Fuente: El Nuevo Herald


La OMS advirtió que “se está acelerando la pandemia y claramente no se llegó al pico”

La epidemia de Covid-19 “se acelera”, como demuestran los 400.000 nuevos casos registrados el pasado fin de semana, advirtió el martes el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), que señaló que todavía no se ha alcanzado el pico.

“El brote se está acelerando y claramente no hemos alcanzado el pico de la pandemia”, sostuvo Tedros Adhanom Ghebreyesus este martes en una conferencia telemática. “Aunque el número de fallecidos parece que se ha estabilizado a nivel mundial, en realidad, algunos países han realizado avances significativos en la reducción del número de casos, mientras que en otros los muertos siguen creciendo”, agregó.

De acuerdo con las estadísticas de la organización, hay en el mundo 11,5 millones de casos de coronavirus confirmados, de los cuales murieron 535.759. Desde principios de mayo, el promedio semanal de muertes oscila entre 30.000 y 34.000, lejos de las 51.229 que se registraron en la segunda semana de abril. Pero los nuevos contagios van en aumento. Desde mediados de junio superaron el millón a la semana, y llegaron en la última del mes a 1,2, el máximo desde el comienzo de la pandemia.

Vista general durante una conferencia de prensa de la Organización Mundial de la Salud (OMS) en Ginebra (Fabrice Coffrini/Pool vía REUTERS)Vista general durante una conferencia de prensa de la Organización Mundial de la Salud (OMS) en Ginebra (Fabrice Coffrini/Pool vía REUTERS)

“Le tomó 12 semanas al mundo llegar a 400 mil casos de Covid-19. Durante el fin de semana, hubo más de 400 mil casos en todo el mundo”, dijo Adhanom en la rueda de prensa de este martes. De todos modos, el director del organismo destacó los progresos de algunas naciones en la lucha contra el virus. “En los casos en que se ha avanzado en la reducción de las muertes, los países han aplicado medidas específicas para los grupos más vulnerables, por ejemplo, las personas que viven en centros de atención de largo plazo”, puntualizó.

Adhanom contó además que en los próximos días viajará a China un equipo de la OMS para determinar cómo se gestó el brote inicial de coronavirus. “En los últimos meses, se ha discutido mucho sobre los orígenes del Covid-19. Todos los preparativos han finalizado y los expertos de la OMS viajarán a China este fin de semana para preparar planes científicos con sus homólogos chinos para identificar la fuente zoonótica de la enfermedad. Los expertos desarrollarán el alcance y los términos de referencia para una misión internacional dirigida por la OMS. El objetivo de la misión es avanzar en la comprensión de los animales huéspedes de Covid-19 y determinar cómo la enfermedad saltó entre los animales y los humanos”.

Tedros Adhanom Ghebreyesus (Fabrice Coffrini/Pool via REUTERS)Tedros Adhanom Ghebreyesus (Fabrice Coffrini/Pool via REUTERS)

Por último, la OMS reconoció que “surgen pruebas” de transmisión por el aire de Covid-19, después de que un grupo de 239 científicos internacionales alertó sobre esta posible forma de contagio. “Reconocemos que surgen pruebas en este sentido y, por tanto, debemos permanecer abiertos a esta posibilidad y a sus implicaciones, así como a las precauciones que deben adoptarse”, declaró la funcionaria Benedetta Allegranzi.

La posición original de la organización era que la enfermedad se propagaba principalmente de persona a persona a través de pequeñas gotas propagadas desde la nariz o la boca, que se expulsan cuando una persona con Covid-19 tose, estornuda o habla. Pero la contundente carta abierta de los especialistas de 32 países diferentes forzó a la OMS a revisar su punto de vista.

Con información de AFP


Hospitales en Texas y Florida cerca de su máxima capacidad

Los hospitales en Florida y Texas se acercan rápidamente a su máxima capacidad y el área de Miami ordenó el lunes un nuevo cierre de restaurantes debido al repunte de casos de coronavirus, mientras Estados Unidos deja atrás un fin de semana del 4 de Julio repleto de días de campo, fiestas al lado de piscinas y salidas a la playa que los funcionarios de salud temen podrían avivar una propagación que empeora con rapidez.

El efecto subibaja —levantamiento de restricciones para posteriormente dar marcha atrás luego de un resurgimiento de casos— se ha registrado en diferentes partes de Estados Unidos en semanas recientes y se espera que suceda nuevamente después de un largo feriado en el que los juerguistas y bañistas se reunieron, muchos de ellos sin cubrebocas, en uno de los más importantes fines de semana del verano.

Los casos confirmados aumentan en 41 de los 50 estados de la nación y el Distrito de Columbia, y el porcentaje de pruebas que dan positivo ha tenido un alza en 39 estados.

Florida, que registró un incremento histórico de 11.400 casos el sábado y ha tenido un índice de pruebas positivas en las últimas dos semanas superior al 18%, se ha visto especialmente afectado por la pandemia, al igual que otros estados del llamado Cinturón del Sol como Arizona, California y Texas.

En el condado Miami-Dade de Florida, con una población de 2,7 millones de habitantes, el alcalde Carlos Gimenez emitió una orden de emergencia que incluye el cierre de restaurantes y ciertos sitios en espacios interiores, incluyendo gimnasios e inmuebles vacacionales en renta, siete semanas después de que recibieron permiso para reabrir sus puertas.

“Queremos asegurarnos que nuestros hospitales sigan contando con el personal necesario para salvar vidas”, subrayó Gimenez en un comunicado.

Las estéticas y las tiendas permanecerán abiertas, al igual que las piscinas de hoteles y los campamentos de verano. Las playas reabrirán el martes después de haber sido cerradas durante el fin de semana.

“Pero si vemos mucha gente y las personas no siguen las reglas de salud pública, me veré obligado a cerrar las playas nuevamente”, advirtió el alcalde.

Las hospitalizaciones han ido en aumento en todo el estado, con casi 1.700 pacientes admitidos en los últimos siete días, en comparación con 1.200 en la semana previa. En el área de St. Petersburg, cinco hospitales se quedaron sin espacio en sus unidades de cuidados intensivos, informaron las autoridades.

Miami-Dade informó que actualmente hay más de 1.600 pacientes de coronavirus hospitalizados, más del doble que hace dos semanas. El hospital Bautista de Miami solo tiene disponibles cuatro de sus 88 camas de cuidados intensivos.

“Si continúa el aumento a este ritmo, no tendremos respiradores ni cuartos disponibles”, dijo el médico David De La Zerda, especialista respiratorio en el Hospital Jackson Memorial de Miami.

Las autoridades en Texas indicaron que los hospitales están en peligro de superar sus límites. Las hospitalizaciones a nivel estatal rebasaron las 8.000 por primera vez durante el fin de semana feriado por el Día de la Independencia, un incremento más de cuatro veces superior respecto al mes pasado. Funcionarios de Houston dijeron que las unidades de cuidados intensivos de la ciudad ya rebasaron su capacidad.

A lo largo de la frontera con México, dos pacientes graves fueron trasladados vía aérea a Dallas y San Antonio luego que hospitales en el valle del Río Grande llegaron a su máxima capacidad.

En Arizona, el número de pacientes hospitalizados por COVID-19 superó los 3.200, una nueva marca, y los hospitales de la entidad operan al 89% de su capacidad. Los casos confirmados rebasaron el lunes los 100.000, y más de la mitad de esos contagios, cerca de 62.000, son personas menores de 44 años, de acuerdo con autoridades sanitarias del estado.

Fuente: AP

06 de Julio 2020 /

El gran misterio de la pandemia: ¿qué tan letal es el coronavirus?

Más de seis meses después de que comenzó la pandemia, el coronavirus ha infectado a más de once millones de personas en todo el mundo y más de 525.000 han muerto. Sin embargo, a pesar del número creciente de víctimas, los científicos aún no tienen la respuesta definitiva de una de las preguntas más fundamentales sobre el virus: ¿qué tan letal es?

Un cálculo sólido podría ayudar a los gobiernos a predecir cuántas muertes ocurrirían si el virus se propagara sin control. La cifra, generalmente conocida como índice de mortalidad por infección (IFR, por su sigla en inglés), podría decirles a los funcionarios de salud qué esperar conforme se propaga la pandemia a países densamente poblados como Brasil, Nigeria e India.

En países aún más pobres, donde las amenazas letales como el sarampión y la malaria son constantes y las decisiones presupuestarias difíciles son parte de la rutina, esta cifra podría ayudar a los funcionarios a decidir si gastan más dinero en concentradores de oxígeno o respiradores, o en vacunas de sarampión y redes para mosquitos.

La cuestión se volvió aún más compleja el mes pasado, cuando los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades lanzaron datos que sugieren que, por cada infección documentada en Estados Unidos, en promedio había diez casos no registrados, quizá debido a que eran muy leves o asintomáticos.

Si hay muchas más infecciones asintomáticas de lo que se pensaba, entonces el virus quizá sea menos letal de lo que hasta ahora ha parecido. No obstante, incluso ese cálculo es complicado.

Trabajadores de salud trasladan una paciente contagiada de coronavirus al servicio de emergencias de un hospital de Sao Paulo. FOTO DE ARCHIVO. Julio, 2020. REUTERS/Amanda PerobelliTrabajadores de salud trasladan una paciente contagiada de coronavirus al servicio de emergencias de un hospital de Sao Paulo. FOTO DE ARCHIVO. Julio, 2020. REUTERS/Amanda Perobelli

El jueves, después de que la Organización Mundial de la Salud sostuvo una reunión de dos días en línea con 1300 científicos de todo el mundo, la directora científica de la agencia, Soumya Swaminathan, señaló que el consenso por ahora era que el IFR es de casi un 0,6 por ciento, lo cual significa que el riesgo de muerte es de menos de uno por ciento.

Aunque no lo señaló, el 0,6 por ciento de la población del mundo es igual a 47 millones de personas, y el 0,6 por ciento de la población estadounidense equivale a dos millones de personas. El virus sigue siendo una gran amenaza.

Actualmente, los países tienen muy distintos índices de mortalidad por caso, o IMC, el cual mide las muertes de pacientes que tuvieron COVID-19. En la mayoría de los casos, ese número es más alto en los países que más tiempo han tenido el virus.

De acuerdo con los datos reunidos por The New York Times, China había reportado 90.294 casos hasta el viernes y 4634 muertes, con un IMC del 5 por ciento. Estados Unidos se ha acercado mucho a esa marca. Ha tenido 2.811.447 casos y 129.403 muertes, con un IMC de alrededor del 4,6 por ciento.

Esos porcentajes son índices mucho más altos que el índice de letalidad del 2,5 por ciento a menudo relacionado con la pandemia de gripe de 1918. Aun así, es difícil medir los índices de letalidad durante las pandemias, especialmente al inicio.

FOTO DE ARCHIVO: Un empleado toma la temperatura a un hombre frente al Empire State Building en el centro de Manhattan, en la ciudad de Nueva York, Estados Unidos, el 24 de junio de 2020. REUTERS/Mike SegarFOTO DE ARCHIVO: Un empleado toma la temperatura a un hombre frente al Empire State Building en el centro de Manhattan, en la ciudad de Nueva York, Estados Unidos, el 24 de junio de 2020. REUTERS/Mike Segar

Durante el caos que ocurre cuando un nuevo virus afecta severamente una ciudad, miles de personas quizá mueran y sean sepultadas sin que les hagan una prueba y, claro, sin que a todos les hagan autopsia.

Jamás está totalmente claro cuántos murieron del virus y cuántos murieron de paro cardiaco, derrame cerebral u otras enfermedades. Eso ha ocurrido tanto en la ciudad de Nueva York como en Wuhan, China, donde comenzaron los brotes.

Normalmente, en cuanto pasa el caos, se hacen más pruebas y se detectan más casos leves y, debido a que aumenta el denominador de la fracción, disminuyen los índices de letalidad. Sin embargo, los resultados no siempre son constantes ni predecibles.

Diez países grandes, la mayoría de ellos de Europa occidental, han hecho pruebas a porcentajes más grandes de su población que Estados Unidos, de acuerdo con Worldometer, que recopila estadísticas. Se trata de Islandia, Dinamarca, España, Portugal, Bélgica, Irlanda, Italia, el Reino Unido, Israel y Nueva Zelanda.

Sin embargo, sus índices de mortalidad por caso varían mucho. El de Islandia es de menos del 1 por ciento y los de Nueva Zelanda e Israel son de menos del 2 por ciento. El de Bélgica, en comparación, es del 16 por ciento y los de Italia y el Reino Unido, del 14 por ciento.

Ambas cifras —el índice de mortalidad por infección y el índice de mortalidad por caso— pueden diferir bastante según el país.

Hasta ahora, en la mayoría de los países, alrededor del veinte por ciento de todos los pacientes confirmados de COVID-19 se enferman lo suficiente para necesitar oxígeno suplementario o incluso cuidados hospitalarios más avanzados, dijo Janet Diaz, dirigente de cuidados clínicos del programa de emergencias de la OMS.

El que esos pacientes sobrevivan depende de una serie de factores, incluyendo la edad, las enfermedades subyacentes y el nivel de atención médica disponible.

Se espera que los índices de muertes sean más bajos en países con poblaciones más jóvenes y menos obesidad, que suelen ser los países más pobres. En cambio, se considera que las cifras deben ser más altas en países donde no hay tanques de oxígeno, respiradores ni máquinas de diálisis y donde muchas personas viven lejos de los hospitales. Esos también suelen ser los países más pobres.

La OMS y varias beneficencias están esforzándose para comprar equipo de oxígeno para los países pobres y de ingresos medios en los que se está propagando el coronavirus.

Y ahora, nuevos factores se están introduciendo en la ecuación. Por ejemplo, nuevas pruebas de que es más probable que las personas con tipo de sangre A se enfermen de gravedad podrían cambiar los cálculos de riesgo. El tipo de sangre A es relativamente poco común en África occidental y en el sur de Asia, y mucho menos común en los pueblos indígenas de Sudamérica.

Antes de la reunión de la semana pasada, la OMS no tenía un cálculo oficial del IFR, dijo Oliver Morgan, director de información de emergencias sanitarias y evaluación de riesgos, en una entrevista a principios de junio.

En vez de esto, había dependido de una mezcla de datos enviados por países miembro y por grupos académicos, y en un metanálisis realizado en mayo por científicos de la Universidad de Wollongong y la Universidad James Cook en Australia.

Esos investigadores analizaron 267 estudios de más de una decena de países, y luego eligieron los 25 que consideraron más precisos, comprobaron su precisión y sacaron un promedio con los datos. Concluyeron que el IFR era del 0,64 por ciento.

El cálculo de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades para Estados Unidos es más bajo: un IFR del 0,4 por ciento, de acuerdo con un conjunto de contextos de planeación emitidos a finales de mayo. La agencia no respondió a las solicitudes para explicar cómo calculó esa cifra o por qué era mucho más baja que el cálculo de la OMS. Como referencia, el 0,4 por ciento de la población estadounidense son 1,3 millones de personas.

Los 25 estudios que los investigadores australianos consideraron los más precisos se basaron en varias metodologías. Un informe, por ejemplo, se basó en pruebas RCP diagnósticas de todos los pasajeros y la tripulación a bordo del Diamond Princess, el crucero que atracó en Japón después de que lo invadió el coronavirus. Otro estudio recogió datos de un examen de anticuerpos de 38.000 españoles, mientras que otro incluyó solo a 1104 suecos.

El cálculo actual de la OMS se basa en estudios posteriores más amplios de cuántas personas tienen anticuerpos en la sangre; próximos estudios quizá refinen aún más la cifra, comentó Swaminathan.

No obstante, hay “mucha incertidumbre” en torno a cuántos portadores asintomáticos hay, dijo Morgan, de la OMS.

Los índices globales de letalidad aún podrían cambiar. Con una o dos excepciones, como Irán y Ecuador, la pandemia primero llegó países más adinerados en Asia, Europa occidental y Norteamérica, donde había atención médica avanzada disponible.

Ahora se está propagando de manera generalizada en India, Brasil, México, Nigeria y otros países donde millones están hacinados en barrios, los confinamientos han sido relativamente breves y los hospitales tienen pocos recursos.

Sin embargo, los índices de letalidad también podrían cambiar en los países del norte conforme se acerque el invierno. La mayor parte de la propagación del virus en Europa y en Norteamérica ha tenido lugar durante la época de clima templado o cálido en la primavera y el verano.

Muchos expertos temen que las infecciones y muertes se disparen en otoño conforme el clima más frío obligue a las personas a quedarse al interior, donde es más probable que se infecten entre sí. La disciplina respecto de usar cubrebocas y evitar respirar cerca de los demás será aún más importante en ese momento.

*c.2020 The New York Times Company (via Infobae)


Una dieta equilibrada, la mejor aliada para prevenir infecciones y eludir al coronavirus

Un buen estado nutricional se obtiene a partir de una alimentación equilibrada, en cantidades adecuadas, y variada, que incluya todos los alimentos necesarios para satisfacer las necesidades de funcionamiento del organismo. En el contexto actual de pandemia por el COVID-19 y aislamiento social obligatorio, es importante reconocer cuáles son estos nutrientes y dónde se encuentran para poder tomar las mejores decisiones, tanto a la hora de cocinar como al hacer las compras.

Desde la Carrera de Nutrición de la Facultad de Medicina de la Universidad del Salvador, publicaron un informe sobre los nutrientes y otros componentes como los fermentos y probióticos que mejoran la inmunidad, en qué alimentos encontrarlos y cuáles son los más convenientes desde lo económico.

“Incorporamos la mayoría de las vitaminas, minerales y aminoácidos a través de la dieta. Por lo tanto, si nuestra alimentación es deficiente, el organismo no contará con la materia prima adecuada para fabricar anticuerpos o para regenerar un tejido. Hay alimentos más importantes que otros, porque influyen en la respuesta inmunológica”. La licenciada en Nutrición Diana Kabbache, profesora titular de la Carrera de Nutrición de la Facultad de Medicina en la Universidad del Salvador y profesora de la Carrera Especialización en Nutrición Clínica en la Universidad de Buenos Aires señaló que “las vitaminas como A, C y D, por ejemplo, cumplen un papel importante en la inmunidad, porque cuidan las barreras de defensa primaria, consolidan la integridad de los vasos sanguíneos y ayudan a mejorar las funciones de los glóbulos blancos, mientras que minerales como el hierro y el zinc colaboran a través del transporte de oxígeno en la formación de proteínas que formarán anticuerpos”.

Es conocida la función de la vitamina D en la protección a nivel de los bronquios y que la vitamina A cuida la piel del ingreso de elementos dañinos como micosis. Ciertos estudios sugieren que hay una mayor incidencia de infecciones respiratorias en quienes es deficiente el consumo de vitamina D. Por eso, se cree que consumirla y su activación por medio de la luz solar protege al organismo.

También impacta en la inmunidad la vitamina C, que mejora la actividad de neutrófilos y monocitos, dos tipos de glóbulos blancos, e interviene en la activación de linfocitos T, que son células del sistema inmunológico, cuya función es defendernos -por ejemplo- de los virus.

Las vitaminas como A, C y D, por ejemplo, cumplen un papel importante en la inmunidad, porque cuidan las barreras de defensa primaria (Shutterstock)Las vitaminas como A, C y D, por ejemplo, cumplen un papel importante en la inmunidad, porque cuidan las barreras de defensa primaria (Shutterstock)

Tal como refirió Kabbache, “puede fortalecerse el sistema inmunológico con una alimentación que contenga variedad de alimentos, incluyendo siempre leche o yogur, algún tipo de queso y huevo. La carne puede ser de cualquier tipo (roja, de cerdo, pescado, cerdo, pollo, cordero). También es importante incorporar legumbres, que aportan minerales y fibra. Se puede alternar con productos enlatados o congelados, para no salir todos los días a comprar”.

Según la especialista, “no hay que temer a los hidratos de carbono sino ingerirlos con moderación. Además, hay que prestar atención a la hidratación, sobre todo los adultos mayores, que pierden la sensación de sed y se deshidratan”.

Por otro lado, la mayoría de las células del sistema inmune se aloja en el intestino. La interacción de éstas con la microbiota las “entrena” para cumplir su rol de defensa contra desafíos externos. El consumo de alimentos fermentados como yogur con probióticos o suplementos dietarios es una de las estrategias para reforzar la microbiota y la inmunidad de mucosas, lo que permitiría estar mejor preparados ante las infecciones.

Esta cuarentena planteó desafíos socioeconómicos a la población, por lo que el costo de los alimentos se vuelve un factor crítico, sobre todo considerando que el COVID-19 llegó a la Argentina mientras casi 9 millones de personas enfrentaban a diario la imposibilidad de alimentarse adecuadamente.

Por lo tanto, se vuelven pertinentes las estrategias de reemplazo de alimentos, priorizando los más económicos en cada grupo (hortalizas y frutas de estación; más pollo y huevos en el grupo de carnes; leche y yogures, entre los lácteos más económicos), pueden permitir un ahorro de hasta un 15% en el valor de una dieta saludable ($27.000 en febrero 2020, para una familia de cuatro personas).

Dónde encontrar los nutrientes

El consumo de alimentos fermentados como yogur con probióticos o suplementos dietarios es una de las estrategias para reforzar la microbiota (Shutterstock)El consumo de alimentos fermentados como yogur con probióticos o suplementos dietarios es una de las estrategias para reforzar la microbiota (Shutterstock)

Vitamina A y D: en la yema de huevo, leche e hígado, y en quesos, yogures enteros, o que han sido fortificados (estos además son beneficiosos para la microbiota que previene de infecciones causadas por virus o bacterias), en riñones y en carnes de todo tipo, hortalizas de color anaranjado o verde oscuro (vitamina A), pescados grasos como atún, caballa y sardina (vitamina D).

Vitamina del complejo B: la B12 se halla en productos cárnicos, la B1 en cereales integrales (avena, centeno o arroz integral).

Vitamina C: está en la naranja, pomelo, mandarina, el kiwi, frutilla y quinoto, y también en pimientos, perejil, en repollo blanco y rojo y en el brócoli.

Hierro y zinc: presentes en carnes rojas, hígado, pollo, cerdo, legumbres (lentejas, arvejas, porotos, garbanzos), frutos secos y cereales integrales. La preparación de las carnes puede alternarse (guisos, al horno, asadas, grilladas, en hamburguesas, milanesas al horno, pasteles).

Alimentos fermentados: como los yogures, y aquellos que contienen probióticos, proveen microorganismos beneficiosos para la microbiota y la inmunidad.

“La comida debe ser agradable, comer lo que necesitamos, pero también con placer. La comida es cultura, tiene recuerdos, historias, amor, y sentarnos a la mesa es un momento de encuentro. Por eso, es beneficioso compartir la comida con quienes uno ama. En este aislamiento, si sabemos de alguien que está solo, contactémoslo antes, durante o después de la comida. Podemos alegrarle el rato”, puntualizó Kabbache. Está estudiado que comer solo predispone a peores patrones nutricionales[8], hay gente a la que estas situaciones la pone triste y se saltea comidas.

“Hay que lograr el equilibrio nutricional y estar más fuertes ante la pandemia, también para salir con nuevas herramientas y aprendizajes una vez que termine esta situación”, concluyó la especialista.

 

Fuente: Infobae


 

05 de Julio 2020 /

La OMS suspendió los ensayos con hidroxicloroquina para tratar el coronavirus al “no reducir la mortalidad”

La Organización Mundial de la Salud (OMS) informó que suspende los ensayos con hidroxicloroquina y la combinación de medicamentos contra el VIH lopinavir/ritonavir en pacientes hospitalizados por coronavirus al no reducir la mortalidad.

“Los resultados provisionales del ensayo muestran que la hidroxicloroquina y lopinavir/ritonavir producen poca o ninguna reducción de la mortalidad de los pacientes hospitalizados con COVID-19 cuando se compara con los cuidados estándar”, ha señalado la OMS en un comunicado.

“Los investigadores del programa Solidaridad interrumpirán los ensayos con efecto inmediato”, ha agregado, al tiempo que ha especificado que la decisión se ha tomado por la recomendación del comité directivo internacional del ensayo.

El organismo ha precisado que esta decisión se aplica únicamente a la realización del estudio Solidaridad y no afecta a la posible evaluación de otros estudios de hidroxicloroquina o lopinavir/ritonavir “en pacientes no hospitalizados o como profilaxis previa o posterior a la exposición a la COVID-19”

La OMS ya anunció la interrupción del grupo de tratamiento con hidroxicloroquina del ensayo Solidaridad, con el que se pretende encontrar un tratamiento eficaz contra la COVID-19, a medidados de junio.

Por su parte, en el mes de junio, la Administración de Alimentos y Drogas de los Estados Unidos revocó su autorización de emergencia para los medicamentos contra la malaria que habían sido promocionados por Donald Trump para el tratamiento de COVID-19 en medio de la creciente evidencia de que no funcionan y podrían causar efectos secundarios mortales.

La agencia dijo el lunes que es poco probable que los medicamentos hidroxicloroquina y cloroquina sean eficaces para tratar el coronavirus. Citando informes de complicaciones cardíacas, la FDA dijo que los medicamentos representan un mayor riesgo para los pacientes que cualquier beneficio potencial.

Estos medicamentos, que tienen décadas de antigüedad y que también se recetan para el lupus y la artritis reumatoide, pueden causar problemas de ritmo cardíaco, presión arterial gravemente baja y daños musculares o nerviosos.

La medida significa que los envíos de los medicamentos obtenidos por el gobierno federal ya no se distribuirán a las autoridades sanitarias estatales y locales. Los medicamentos siguen estando disponibles para usos alternativos, por lo que los médicos de EEUU todavía podrían prescribirlos para COVID-19, una práctica conocida como prescripción fuera de etiqueta.

La saga de la hidroxicloroquina no debería erosionar la confianza pública en la ciencia, aunque debería servir como recordatorio para no tomar a ningún científico o estudio en particular demasiado en serio. La ciencia a largo plazo se autocorrige, razón por la cual tenemos cirugía láser, estaciones espaciales y telescopios. Nunca encuentra la verdad absoluta, y a veces tropieza, pero puede enderezarse y seguir adelante.

El medicamento hidroxicloroquina se muestra en la Farmacia Rock Canyon en Provo, El medicamento hidroxicloroquina se muestra en la Farmacia Rock Canyon en Provo,

Después de que el presidente Donald Trump promocionara la hidroxicloroquina en marzo, el medicamento se convirtió en el foco de una batalla política que generó el retiro de documentos, demandas e incluso amenazas de muerte. También es ahora el tratamiento más estudiado para covid-19.

Si hay un medicamento ponderado y a la vez cuestionado en medio de la pandemia por la aparición del virus SARS-CoV-2 que origina la enfermedad COVID-19, es la hidroxicloroquina, derivada de la cloroquina, una droga contra el paludismo que generó una grieta en la comunidad científica mundial.

En el principio de la explosión de casos en Europa por el nuevo coronavirus que causó estragos principalmente en Italia, España, Reino Unido y Francia, hubo una voz que se alzó como una esperanza certera para derrotar los efectos del virus en pacientes graves: el virólogo Didier Raoult, director del Instituto Mediterráneo de Infección en el Hospital Universitario (IHU) de Marsella, que anunció en marzo en un video el “final de partida” contra el virus: la cloroquina, dijo, una medicación utilizada contra la malaria, había eliminado los síntomas del 75% de los 24 pacientes en los que él la probó.

Aunque el Alto Consejo de Salud Pública de Francia y el primer ministro francés, Édouard Philippe, anunciaron que la recomendación se basa en la prudencia, dada la falta de estudios sobre la eficacia y la seguridad del fármaco para combatir este nuevo coronavirus, el país galo comenzó a realizar ensayos clínicos con esta droga e invitaron a los hospitales a “incluir la mayor cantidad posible de enfermos” en ellos.


04 de Julio 2020 /

EEUU registró un nuevo récord de contagios de covid-19 al sumar 57.683 casos en las últimas 24 horas

Otro récord de contagios diarios de covid-19 en Estados Unidos ensombreció la víspera de la celebración del Día de la Independencia, en momentos en que varios estados han frenado el levantamiento de restricciones, a contramano de la flexibilización en los países europeos.

Mientras la pandemia continúa su expansión en América, Estados Unidos registró 57.683 casos en 24 horas, en su tercer día consecutivo con una cifra sin precedentes.

Con un total de 2.793.022 infecciones, se espera que el país más afectado del mundo supere los tres millones la semana próxima, dados los fuertes brotes en el sur y el oeste. Las muertes, en tanto, subieron a 129.405.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) urgió el viernes a los países afectados actualmente por la pandemia a “despertar” y luchar contra el virus porque las “cifras no mienten”.

Mientras tanto, haciendo oídos sordos a las críticas, el presidente Donald Trump se dirigió este viernes al Monte Rushmore para una noche de fuegos artificiales con miles de personas, esperanzado de despertar un sentimiento de unidad en un país dividido.

En un tuit el jueves por la noche, el mandatario atribuyó el aumento de casos a que las pruebas de detección del coronavirus en Estados Unidos son “muchas más y mejores que en cualquier otro país”. Además, agregó que “aún mejores noticias son que la muerte y la tasa de mortalidad están bajando”.

Al menos 14 estados atraviesan su peor semana desde el inicio de la pandemia, según el Washington Post.

– Flexibilización, pese al avance –

El virus que se expandió por casi todos los países desde que surgió en China a fines del año pasado ha contagiado a al menos 11 millones de personas y matado a unos 525.000, según un balance de AFP en base a fuentes oficiales.

Los contagios se han acelerado también en América Latina y el Caribe, que superó con 2,8 millones por primera vez a Europa, que acumuló 2,6 millones de casos.

En número de fallecidos, Europa sigue siendo en cambio la región del mundo más afectada, con casi 200.000 víctimas, contra más de 124.000 en América Latina.

“Ya es hora de que los países miren las cifras. Por favor, no ignoren lo que les dicen los números”, dijo en una conferencia de prensa en Ginebra el jefe de emergencias sanitarias de la OMS, Michael Ryan.

En Latinoamérica, preocupa especialmente Brasil, epicentro regional con 1.539.081 contagios y 63.174 muertos.

México, en tanto, superó con 245.251 infecciones a Italia, uno de los europeos más golpeados, con 241.184.

En este contexto, muchos países latinoamericanos avanzan hacia la normalización.

Uruguay, la pequeña nación sudamericana elogiada por su exitoso control del virus, prepara el aeropuerto de Montevideo para los primeros vuelos internacionales el domingo y lunes próximos, con testeos a los que arriben.

Perú superó el umbral de 10.000 muertos por el virus (295.599 contagios) y tiene los hospitales colapsados, pero el viernes anunció que el 15 de julio reanudará el transporte aéreo entre las provincias que han salido del confinamiento, incluida Lima donde los autobuses transitan repletos de personas con mascarilla.

Chile vio la luz por primera vez en cuatro meses con un reporte el viernes de “cifras optimistas”. La subsecretaria de Salud, Paula Daza, dijo que hay una reducción en el número de contagiados, en la cantidad de casos activos y número de recuperados. En las últimas 24 horas se registraron 3.548 nuevos contagiados, con lo que el país sumó un total de 288.089 infectados y 6.051 decesos.

En Colombia, la justicia ordenó al gobierno de Iván Duque aliviar la orden de encierro para los mayores de 70 años, que tienen más restricciones que el resto de los colombianos durante la pandemia por ser considerados especialmente vulnerables.

– Fin de la cuarentena –

En Europa, donde la propagación del virus parece controlada, anuncian medidas de flexibilización para intentar salvar la temporada estival, crucial para muchos países.

A partir del 10 de julio los viajeros que lleguen a Reino Unido procedentes de 73 países y territorios, entre ellos España pero ninguno de Latinoamérica, estarán exentos de la cuarentena de 14 días impuesta por Londres, informó el viernes el gobierno británico.

Entre estos orígenes se encuentran España, Francia, Italia y Alemania. Pero excluyen a Estados Unidos y China continental.

España, otro de los países europeos más golpeados, también anunció el viernes que reabrirá sus fronteras con 12 de los 15 países acordados por la Unión Europea, pero no con Argelia, Marruecos y China, mientras estos últimos no permitan la entrada de personas llegadas de España.

Con las fronteras cerradas por la pandemia, se ha parado la migración de millones de marroquíes y argelinos residentes en Europa que cada año atraviesan España para vacacionar en sus países.

En el plano médico, científicos del mundo siguen inmersos en una carrera para hallar la vacuna, mientras que la Comisión Europea autorizó el viernes provisionalmente el uso del antiviral remdesivir para pacientes, que se ha convertido en el primer remedio autorizado para el tratamiento de la covid-19 en esa zona.


EEUU: Detectan en un perro el virus que causa COVID-19

Un perro del estado de Georgia se convirtió presumiblemente en el segundo can en Estados Unidos al que le detectan el virus que causa el COVID-19, dijeron funcionarios de salud.

El perro de 6 años de raza mixta fue sometido a una prueba después de que sus dueños contrajeran el nuevo coronavirus y la mascota comenzara a sufrir una enfermedad neurológica, dijo el miércoles en un comunicado el Departamento de Salud de Georgia.

El perro dio positivo al SARS-CoV-2, el virus que causa el COVID-19.

El can fue sacrificado debido al avance de la enfermedad neurológica. Las autoridades dijeron que la enfermedad neurológica de la mascota se debió a una afección ajena al coronavirus.

Con base en la limitada información disponible al momento, el riesgo de que las mascotas transmitan el coronavirus a las personas “es considerado bajo”, según lineamientos de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos.

FUENTE: Con información de AP


03 de julio 2020/

California suspende reapertura al subir infecciones de COVID

Fue una simple reunión familiar, unas 30 personas yendo de cena para celebrar una boda.

La mitad de ellos terminó con coronavirus.

El alcalde de Los Ángeles Eric Garcetti contó la anécdota el miércoles mientras California cancelaba la reanudación de actividades económicas en gran parte del estado luego de un resurgimiento de las infecciones de COVID-19.

El gobernador Gavin Newsom ordenó el miércoles el cierre de bares, viñedos, museos, salas de cine y la suspensión de servicio dentro de restaurantes en casi todo el estado por tres semanas, suficiente tiempo para determinar si esas acciones contienen de nuevo la diseminación del virus.

Para el período de dos semanas que terminó el lunes, los casos confirmados de coronavirus en California subieron 45% a casi un cuarto de millón, y las hospitalizaciones aumentaron 52% a 5.077. Unos 500 pacientes más estuvieron lo suficientemente enfermos para requerir cuidados intensivos, lo que eleva el total de pacientes en terapia intensiva en el estado a 1.528.

La orden de Newsom afecta Los Ángeles y otros 18 condados en los que viven casi tres cuartas partes de los 40 millones de habitantes del estado. La mayoría del sur de California está incluida en la orden, aunque no San Diego, que está mucho mejor.

“Esta va a ser la gota que colma el vaso para muchos restaurantes” que ya habían reducido la capacidad interior para cumplir con las directrices estatales, dijo Jot Condi, que preside la Asociación de Restaurantes de California.

En el área de San Francisco, más de 40 directores de escuelas están en cuarentena tras ser expuestos al coronavirus durante una reunión en persona el mes pasado para discutir la reapertura de campus. Una persona que participó en la reunión del 19 de junio de administradores del Distrito Escolar Unificado de Santa Clara dio positivo días después, dijeron funcionarios.

Newsom impuso las primeras órdenes estatales de quedarse en casa en marzo, ganándose los elogios de las autoridades de salud pública luego de que los casos de coronavirus se mantuvieron relativamente bajos en el estado más populoso del país durante dos meses. Pero el consiguiente cierre de la mayoría de los negocios devastó la economía y forzó a más de 6,7 millones de personas a solicitar prestaciones por desempleo.

Cuando la propagación del virus mermó en mayo, el gobernador ordenó una reapertura gradual de los negocios en el estado. Los bares recibieron luz verde el 12 de junio y pronto se llenaron de personas, muchas de ellas sin las mascarillas requeridas por el estado.

Fuente: AP

02 de julio 2020 /

EEUU compró casi todo el stock de un medicamento que combate el coronavirus para los próximos tres meses

El fármaco remdesivir, uno de los únicos tratamientos aprobados contra el coronavirus, fue adquirido por Estados Unidos casi en su totalidad para los próximos tres meses, lo que deja sin opción a numerosos países que luchan contra la pandemia.

El medicamento es producido por Gilead Sciences y está patentado, por lo que ningún otro laboratorio puede ayudar al suministro sin su autorización. Según los estudios realizados, los pacientes con COVID-19 tratados con remdesivir se restablecen, en promedio, cuatro días antes que los otros enfermos.

Este lunes, el Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS) anunció un acuerdo con la empresa para adquirir 500 mil tratamientos, lo que significa el 100% de la producción de julio y el 90% de lo fabricado en agosto y septiembre.

El presidente Trump ha hecho un trato asombroso para asegurar que los americanos tengan acceso a la primera terapéutica autorizada para COVID-19”, dijo el secretario del HHS, Alex Azar. “En la medida de lo posible, queremos asegurarnos de que cualquier paciente estadounidense que necesite remdesivir pueda obtenerlo. La Administración Trump está haciendo todo lo que está a nuestro alcance para aprender más sobre las terapias que salvan vidas para COVID-19 y asegurar el acceso a estas opciones para el pueblo estadounidense”.

La decisión del gobierno estadounidense pone en alarma a los países que esperan con ansias el desarrollo de las vacunas, ya que un acaparamiento similar dificultaría una distribución mundial en caso de que Washington también consiga un acuerdo con el laboratorio que consiga la primera fórmula efectiva contra el coronavirus.

Por su parte, la empresa ha firmado un acuerdo con fabricantes genéricos de Egipto, India y Pakistán para que produzcan y distribuyan el medicamento en 127 países pobres, pero el trato deja fuera a decenas de naciones con cientos de miles de pacientes.

En promedio, cada tratamiento consta de 6 dosis, aunque puede elevarse para los casos más complicados. Hasta antes de julio, Gilead repartió más de 140 mil dosis a nivel mundial para los ensayos clínicos, pero dicha política se acabó a fin de junio.

“Tienen acceso a la mayor parte del suministro de medicamentos [de remdesivir], por lo que no hay nada para Europa”, lamentó el médico Andrew Hill, investigador visitante principal de la Universidad de Liverpool, en declaraciones a The Guardian.

A inicios de semana, Gilead Sciences anunció que cobrará al Gobierno de Estados Unidos USD 390 por cada dosis de su medicamento contra el coronavirus remdesivir. Ello implicaría que un tratamiento de cinco días tendría un costo mínimo de USD 2.340.

Gilead dijo en un comunicado el lunes que ofrecería este precio a los países desarrollados de todo el mundo. El objetivo, indicó, es crear un modelo de precio único que evitaría la necesidad de negociaciones país por país, las cuáles podrían ralentizar el acceso al medicamento.

Producción de una firma egipcia, autorizada por Gilead (Reuters)Producción de una firma egipcia, autorizada por Gilead (Reuters)

El precio fue rápidamente criticado. Un grupo de consumidores lo consideró “indignante” debido a la cantidad de dinero de los contribuyentes del país norteamericano que fueron invertidos en el desarrollo del medicamento.

El remdesivir fue creado por el laboratorio estadounidense Gilead contra la fiebre hemorrágica Ébola, sin éxito. Pero durante un ensayo clínico de gran talla demostró cierta eficacia contra el Covid-19.

El director ejecutivo de Gilead, Daniel O’Day, dijo que el precio del medicamento era un acto de equilibrio. Por un lado, una pandemia está propagándose y no hay cura. Por otro lado, la compañía es una entidad con fines de lucro que ha realizado una enorme inversión en la fabricación de grandes cantidades del medicamento rápidamente, así como en el desarrollo de nuevas versiones más fáciles de administrar.

El medicamento interfiere con la capacidad del coronavirus de copiar su material genético. En un estudio dirigido por el gobierno estadounidense, el remdesivir acortó en 31% el tiempo de recuperación: 11 días en promedio contra 15 días para aquellos que reciben la atención habitual. Lo que no ha mejorado es la supervivencia, según los resultados preliminares después de dos semanas de seguimiento. Se están esperando resultados para cuatro semanas.

Fuente: Infobae


La ciencia respalda cerrar los bares para combatir el virus

Las autoridades en algunos lugares de Estados Unidos están cerrando clubes, bares y otros establecimientos donde se consume alcohol para frenar una oleada de contagios de COVID-19, una decisión respaldada por ciencia contrastada sobre factores de riesgo que van más allá de no llevar mascarilla.

Como indica un estudio, la clave es el peligro de la “respiración intensa en distancias cortas”.

Los espacios cerrados abarrotados llenos de gente que grita, se inclina para acercarse y oírse mejor y que toca las mismas superficies pringosas son “el opuesto al distanciamiento social”, dijo el doctor David Hamer, de la Facultad de Medicina de la Universidad de Boston.

“¿Puedes hacer distanciamiento social en un bar? ¿Puedes llevar una mascarilla mientras bebes?”, preguntó Hamer. “Los bares son el lugar perfecto para romper todas esas normas”.

La rápida expansión de un foco de infección en un bar puede abrumar a los trabajadores sanitarios. En East Lansing, Michigan, un brote asociado a una gran cervecería cerca de la Universidad Estatal de Michigan ha infectado a casi 140 personas en 12 condados, haciendo que las autoridades reclutaran a estudiantes de enfermería y jubilados para ayudar con el rastreo de contactos.

“En 12 días, pasamos de dos casos identificados a 128 y, sinceramente, todavía no tengo los números de hoy”, dijo el miércoles la responsable de salud del condado Ingham, Linda Vail, antes de que las cifras volvieran a aumentar. Describió la situación sanitaria como “conmocionada y abrumada”.

La gobernadora de Michigan, Gretchen Whitmer, respondió cerrando la zona de asientos en interior de los bares en parte del estado. Las tabernas no tendrán que cerrar por completo, ya que pueden vender cócteles para llevar y mantener abiertos sus espacios al aire libre.

En California, el gobernador Gavin Newsom emprendió acciones similares, ordenando que bares y zonas de interior de restaurantes cerraran de nuevo las próximas tres semanas en el estado. El alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, demoró la reapertura de las zonas de mesas en interior en restaurantes.

Hay otros dos factores en juego que convierten los bares en posibles fuentes de contagio. El alcohol desinhibe, de modo que la gente olvida tomar precauciones, explicó Natalie Dean, experta en enfermedades infecciosas de la Universidad de Florida.

Además, esa persona atractiva y sana que te invita a una copa podría ser un portador asintomático, expulsando virus contagiosos con cada respiración.

“Los jóvenes enferman con menos gravedad, de modo que pueden estar infectados y contagiar a otros sin saberlo”, dijo Dean, señalando brotes en Japón y Corea del Sur asociados con restaurantes, bares y fiestas de karaoke.

En las últimas semanas, varias localidades universitarias en Estados Unidos han tenido focos de infección que se han asociado a bares tras un rastreo de los casos. Bares y restaurantes cerca de la Universidad de Iowa y la Universidad Estatal de Iowa cerraron apenas unas semanas después de que la gobernadora les permitiera abrir.

Para la semana pasada, el 90% de los casos en el condado donde se encuentra la Universidad Estatal de Kansas eran pacientes de entre 18 y 24 años. Las autoridades sanitarias dijeron que la mayoría había pasado tiempo en un distrito de bares y restaurantes conocido como “Aggieville”.

Señalando a un brote similar, el condado de Kansas que incluye la ciudad de Lawrence y la Universidad de Kansas ordenó también el cierre de bares y clubes nocturnos a partir del viernes y durante dos semanas.

“La aglomeración en un bar, en interior, son malas noticias”, dijo el martes el doctor Anthony Fauci ante un comité del Senado. “De verdad tenemos que detener eso”.

Texas, Arizona, Los Ángeles y algunos condados de Pensilvania cerraron bares para frenar los contagios. Florida y Colorado han dicho a los bares que no pueden servir alcohol para consumir en sus establecimientos.

La mayoría de los propietarios y empleados creen que se les ha señalado injustamente, especialmente porque los restaurantes siguen abiertos y sirven alcohol. En Texas, los propietarios de bares dijeron que el viernes, después de que ellos se vieran obligados a cerrar, los restaurantes seguían abarrotados.

“Puedes ir a una restaurante y tienen barra, y puedes beber todo lo que quieras”, dijo Nikki Forsberg, propietaria del Old Ironhorse Saloon en Blanco, Texas. “No parece justo. Los restaurantes tienen carta blanca y los bares no”.

La gerente del bar, Tami Cooley, dijo que aunque no llevaba mascarilla en el trabajo ella creía que el local tomaba todas las precauciones para seguir abierto de forma segura. No se permitía beber ni pedir en la barra y las mesas estaban limitadas a seis personas. Cerraron unos pocos días tras saber que uno de los camareros había estado en contacto con alguien que dio positivo en el virus.

“Teníamos cuidado en nuestro bar. Hacíamos distanciamiento social, desinfectábamos las mesas, sillas, baños, pomos de puertas”, dijo. “Lo hacíamos todo bien”.

En la investigación sobre el brote asociado a la cervecería en Michigan, hay una “enorme preocupación” por los padres y abuelos expuestos al virus por sus hijos y nietos, dijo Vail.

Saskia Popescu, experta en enfermedades infecciosas en Phoenix, dijo que resulta difícil desinfectar los suficiente las superficies de un bar como para que suponga una diferencia. Incluso sentarse en una mesa con amigos en un bar implica que la gente habla alto y ríe, lo que podría propagar el virus. No merece la pena, señaló.

“Puedes hacer un cóctel en casa”, dijo Popescu.

 

Fuente: AP

01 Julio 2020 /

EE.UU.: nuevo récord de infecciones diarias de COVID-19 con 47.000

Estados Unidos registró el martes otra cifra récord de contagios de coronavirus con 47.000 nuevos casos, el mayor incremento de infecciones en un día desde que comenzó la pandemia.

El grueso se concentró en un área que va desde los estados sureños de Arizona y Texas hasta California, en la costa del Pacífico, aunque también se reportaron altas cifras en algunos estados del sureste: la Florida, Georgia y Carolina del Sur.

En vista del alarmante repunte, el doctor Anthony Fauci, director del Instituto de Alergias y Enfermedades Infecciosas, advirtió a un comité del Senado el martes que, al ritmo actual, las nuevas infecciones podrían duplicarse a casi 100.00 diarias si no se contiene el brote.

Fauci dijo que enfocarse solamente en los estados que registran los altos incrementos de infecciones “pone en peligro a todo el país”.

Al mismo tiempo, los gobernadores de Nueva York, Nueva Jersey y Connecticut, los tres estados del noreste que más sufrieron el brote inicial de la pandemia, añadieron a ocho nuevos estados -California, Georgia, Idaho, Iowa, Luisiana, Mississippi, Nevada y Tennessee- a su lista de visitantes que deben someterse a una cuarentena de 14 días si quieren entrar en su territorio.

Estos estados se unieron a Alabama, Arizona, Arkansas, Florida, Carolina del Norte, Carolina del Sur, Texas y Utah, ya incluidos en la orden de cuarentena.

Dr Anthony Fauci, director of the National Institute for Allergy and Infectious Diseases testifies during a Senate Health,…
Fauci: No hay garantía de que EE.UU. tenga vacuna para COVID-19 segura y efectiva

Debido a la nueva expansión de la pandemia, los gobernadores de la Florida, Texas y California restringieron los planes para reabrir sus economías y ordenaron el cierre de bares y restaurantes, así como el uso de mascarillas en el exterior.

Con las cifras de Estados Unidos a la cabeza del mundo con más de 2,5 millones de infecciones y 127.000 muertes, los viajeros estadounidenses han sido excluidos de una lista de naciones cuyos ciudadanos pueden visitar de nuevo la Unión Europea.

La Unión Europea alivia restricciones

La Unión Europea levantó el martes las restricciones de viaje a las personas de Argelia, Australia, Canadá, Georgia, Japón, Montenegro, Marruecos, Nueva Zelanda, Ruanda, Serbia, Corea del Sur, Tailandia, Túnez y Uruguay.

Sin embargo, los viajeros de naciones donde el brote de la COVID-19 ha ido en aumento, como Estados Unidos y Brasil, no pueden entrar en este momento.

Los ciudadanos chinos podrán entrar en el bloque, siempre y cuando Beijing levante las restricciones de viaje a los ciudadanos europeos. Otros países en la lista se espera que suspendan sus propias restricciones a los europeos.

Los países serán añadidos o eliminados de la lista europea cada dos semanas, atendiendo a sus respectivas contaminaciones de COVID-19, pero no es probable que Estados Unidos logre estar entre los permitidos por un tiempo.

Fuente: VOA


Encuesta ubica a Nicaragua como segunda peor calificada de Centroamérica al abordar la pandemia

La gestión del gobierno de Nicaragua ante la emergencia del COVID-19 es la segunda peor calificada de Centroamérica. El 37.3 % por ciento de la población nicaragüense calificó de “muy mala, mala” la gestión del presidente Ortega, según la encuesta denominada “El Covid en Centroamérica”, realizada por la consultora Borge y Asociados, entre el 20 de abril y el 19 de junio.

Honduras ocupa el primer lugar como peor calificado, según la encuesta de Borge y Asociados, que recoge las opiniones de 1.246 personas a las que consultaron vía telefónica en Guatemala, El Salvador, Honduras, Nicaragua, Costa Rica y Panamá, sobre la percepción sobre el coronavirus y su impacto en la vida cotidiana.

Al reaccionar a esta encuesta, los médicos independientes dicen que una de las muestras de la mala gestión gubernamental ha sido el despido de profesionales de la salud en medio de la crisis sanitaria.

An U.S citizen wears a protective suit as he waits on line at the Augusto C. Sandino International airport to board a charter…
La OPS pide transparencia a Nicaragua y Honduras para acelerar las pruebas de coronavirus
La OPS dice que desconoce el número de pruebas que realizan países como Nicaragua y Honduras, mientras que Panamá y El Salvador tienen programas de testeo excelentes.

El gobierno de Nicaragua ordenó el mes de junio el despido de al menos diez médicos del sistema de salud pública sin que en ninguno de los casos se especificara el motivo. Los doctores afectados consideran que se debió haber firmado un documento que demandaba medidas de seguridad para el gremio médico y por haber distribuido medios de protección al personal de salud.

Los médicos despedidos exigieron ante los juzgados de lo laboral el reintegro a sus labores y el  doctor Ignacio Molina, que es uno de los demandantes, aseguró que están tratando “de hacer los pasos legales que nos  corresponden antes esta situación, buscando un reintegro y reordenando nuestras actividades laborales”.

El 60% de nicaragüenses tiene críticas sobre gestión

Al dato mencionado inicialmente se suma que el 60.3% por ciento de los encuestados en Nicaragua, el más alto de la región, percibe que el país va en una dirección equivocada. Mientras que el 39.6 % de los consultados considera que las autoridades de la salud no están haciendo un buen trabajo.

Por su parte, el 58.6 por ciento, el porcentaje más alto entre todos los países del istmo asegura estar en desacuerdo con respecto a que las medidas para enfrentar la COVID-19 son efectivas en Nicaragua. Mientras que un 31.7 por ciento dijo estar de acuerdo en que estas sí funcionan.

Sin embargo, el Ministerio de Salud presenta semanalmente las estadísticas oficiales del avance de la pandemia, y asegura mantener bajo control la emergencia sanitaria.

Este martes la ministra de salud, Martha Reyes Álvarez, especificó que durante la última semana han atendido y dado seguimiento “a 349 nicaragüenses con COVID-19 confirmados o probables por clínica. De la misma forma 261 personas de las que estaban en seguimiento responsable y cuidadoso han cumplido con el período establecido. Desde el inicio de la Pandemia hasta el día de hoy, hemos atendido y dado Seguimiento Responsable y Cuidadoso a 2.182 personas”.

Pese a las dudas de la población las autoridades de salud sostienen que todos los brotes han sido a través de contactos claramente establecidos y que el gobierno pone en práctica las medidas pertinentes para contener la pandemia.

Médicos de la ciudad de León, en Nicaragua, protestan luego de ser despedidos por el Ministerio de Salud de Nicaragua.
Human Rights Watch condena despido de médicos en Nicaragua
Los médicos nicaraguenses expresaron su preocupación por lo que consideraron un mal manejo de la pandemia. Diez de ellos fueron despedidos. Ahora la organización Human Rights Watch se ha sumado al coro de protestas.

No obstante, la Organización Panamericana de la Salud aseguró en su conferencia del martes, que aún sigue sin saber cuántas pruebas para identificar el SARS-CoV-2, que produce la COVID-19, ha realizado Nicaragua. La realización de pruebas es clave para conocer el impacto y podr controlar la pandemia.

El doctor Marcos Espinal, Director del Departamento de Enfermedades Transmisibles, OPS, dijo que “todavía hoy no sabemos el número de test que hace Nicaragua”, al referirse a la necesidad de acelerar la aplicación de pruebas en otros países de la región.

En Nicaragua el Ministerio de Salud ha sido señalado por ocultar la información relacionada a la pandemia, además de ignorar las recomendaciones de organismos internacionales como la Organización Mundial de la Salud y la Organización Panamericana de la Salud para contener el avance de la enfermedad.

El gobierno además es señalado de actuar de forma arbitraria contra médicos independientes que han demandado claridad en la información y equipos de protección necesarios, al despedirlos del sistema de salud pública.


A 7 meses del inicio de la pandemia, se desconoce la precisión de muchos tests para coronavirus

Siete meses después de que se desató la pandemia del coronavirus, nadie sabe realmente qué tan bien funcionan muchas de las pruebas para detectarlo, y expertos en importantes centros médicos en los Estados Unidos dicen que es hora de hacer los estudios para averiguarlo.

Cuando el nuevo virus comenzó a propagarse, laAdministración de Alimentos y Medicamentos (FDA por sus siglas en inglés) utilizó sus facultades de emergencia para aprobar gran cantidad de pruebas desarrolladas con rapidez, basándose principalmente en una pequeña cantidad de estudios de laboratorio que demostraban que podían detectar el virus con éxito.

Eso es muy distinto a los estudios con muchos pacientes que pueden demorar semanas o meses, y que los expertos dicen son necesarios para dar una idea verdadera sobre la precisión de las pruebas.

Expertos piden en Estados Unidos que se analicen problemas potenciales con pruebas para el COVID-19, incluida una utilizada todos los días en la Casa Blanca (EFE/EPA/EMANUELE PENNACCHIO)Expertos piden en Estados Unidos que se analicen problemas potenciales con pruebas para el COVID-19, incluida una utilizada todos los días en la Casa Blanca (EFE/EPA/EMANUELE PENNACCHIO)

La FDA dio su respuesta expedita después de que fue criticada por demorar el lanzamiento de nuevas pruebas durante una crisis, y luego de que los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) pasaron apuros para hacer llegar su propia prueba a los estados.

Pero como es muy probable que el brote en Estados Unidos se extienda meses o incluso años, algunos expertos quieren que la FDA exija mejor evidencia de la precisión de las pruebas de forma que los médicos sepan cuántas infecciones podrían no detectarse.

Ha habido más de 2.2 millones de casos confirmados de coronavirus en Estados Unidos y más de 119.000 muertes, según datos compilados por la Universidad Johns Hopkins. En casi la mitad de los estados del país los casos están aumentando.

En semanas recientes, hallazgos preliminares han alertado sobre problemas potenciales con algunas pruebas para el COVID-19, incluida una utilizada todos los días en la Casa Blanca. Las pruebas defectuosas podrían dejar a miles de estadounidenses con la idea errónea de que están libres del virus, lo que puede contribuir a que haya nuevos brotes de la enfermedad al reabrirse las comunidades.

“Al principio, la FDA estaba bajo mucha presión para sacar al mercado estas pruebas”, afirmó el doctor Steven Woloshin del Dartmouth College, quien escribió la semana pasada sobre el tema en la revista New England Journal of Medicine. “Pero ahora que hay abundantes pruebas allá afuera, es hora de que eleven el nivel de exigencia”, espetó.

La FDA indicó en un comunicado que ya ha pedido que varios fabricantes de pruebas hagan estudios de seguimiento sobre la precisión, aunque no dijo para cuantas de las más de 110 pruebas autorizadas de detección. La agencia también señaló que rastrea reportes de problemas.

La precisión también ha sido un problema con pruebas sanguíneas para detectar indicios de infecciones pasadas.

Ninguna prueba de detección es 100% precisa. Por ello, los detalles sobre la precisión son proporcionados de forma rutinaria para todo tipo de pruebas, incluidas las de la influenza estacional, la hepatitis, el VIH y cánceres. Por ejemplo, se sabe que las pruebas rápidas de influenza no detectan 20% o más de todos los casos, un factor que los médicos tienen en cuenta cuando atienden a pacientes con síntomas pero que salen negativos en las pruebas.

Por ahora, la mayoría de las pruebas para el COVID-19 en Estados Unidos no proporcionan información sobre su desempeño en el mundo real, incluido con qué frecuencia las pruebas señalan falsamente que un paciente no está infectado, o detectan falsamente el virus. Con excepción de unas cuantas, esa información falta en las aproximadamente 80 pruebas comerciales disponibles, según una revisión efectuada por AP.

Con información de AP


30 de junio 2020 /

Anthony Fauci advirtió que EEUU podría tener 100.000 nuevos casos diarios de COVID-19 si no se toman medidas

El doctor Anthony Fauci, asesor médico de la Casa Blanca, advirtió este martes que Estados Unidos podría llegar a tener 100.000 casos nuevos de coronavirus diarios si no se toman medidas para frenar la pandemia.

“Ahora estamos teniendo 40.000 nuevos casos diarios”, dijo el experto en una audiencia ante el Comité de Salud y Educación del Senado. “No me sorprendería si llegamos a 100.000 diarios si esto no cambia”.

“Claramente vamos en la dirección equivocada”, consideró, subrayando que “claramente ahora mismo no tenemos un control total”. “Estoy muy preocupada por que la cosa se puede poner realmente muy mal”, ha advertido.

El experto no quiso proyectar el número de fallecidos de la actual ola del coronavirus, pero según una estimación publicada la semana pasada por los Centros de Prevención y Lucha Contra Enfermedades (CDC) el país podría llegar a un nivel de entre 130.000 y 150.000 muertos antes del 18 de julio. Actualmente, la cifra se encuentra cerca de 126.000 decesos. Es la más alta a nivel global.

El director del Instituto Nacional de Enfermedades Infecciosas insistió en “la responsabilidad que todos tenemos como personas y como parte de la sociedad para poner fin a la epidemia”, subrayando la necesidad de que “todos cumplamos con esa parte”.

Respecto a la posibilidad de contar con una vacuna, se ha mostrado “cautelosamente optimista” de que esta pueda estar disponible para principios de 2021, si bien ha advertido de que al margen de que dicha vacuna debe cumplir con los estándares fijados por la Administración de Alimentación y Drogas (FDA), tampoco hay garantías de que la vacuna pueda desarrollarse.

La pandemia está en franca alza en cuatro estados del sur y el oeste del país, (California, Arizona, Texas y Florida) donde se registran la mitad de los nuevos contagios.

Además, durante una entrevista con CNN, Fauci lamentó que algunos estadounidenses hayan abandonado las medidas de precaución frente a la COVID-19.

“Lo que ha ocurrido, adivino que de forma comprensible, aunque no obstante lamentable, es que la gente ha adoptado una actitud en algunos lugares de todo o nada. O te encierras o lo dejas ir e ignoras muchas de recomendaciones de distancia social, de llevar mascarilla, de abstenerse de dar la mano o de evitar grandes multitudes”, reflexionó el máximo epidemiólogo de la Casa Blanca.


Los barbijos y las máscaras no quitan oxígeno ni modifican la frecuencia cardíaca

Mientras el nuevo coronavirus sigue infectando a cada vez más personas, superando ya más de 10 millones de contagios, el debate por el uso de máscaras, cubrebocas o barbijos, continúa.

Y es que, a pesar de las recomendaciones de los médicos, ministerios y organizaciones científicas, a mucha gente le cuesta utilizarlas y se quejan de que no respiran bien o que respiran menos oxígeno.

Para derribar este mito, la médica pediatra estadounidense Megan Hall hizo un experimento sobre uso de máscaras que luego publicó en las redes sociales, donde tuvo miles de respuestas positivas.

Infografía que describe el experimento realizado sobre saturación de oxígeno y frecuencia cardíaca (Marcelo Regalado)Infografía que describe el experimento realizado sobre saturación de oxígeno y frecuencia cardíaca (Marcelo Regalado)

“Hola amigos! He visto numerosas publicaciones y escuché a la gente quejarse de que ‘no pueden respirar con una máscara puesta’ o no usarán una porque los niveles de oxígeno caen dramáticamente mientras usan una máscara’. Otras afirmaciones dicen que ‘una máscara no te protege de respirar en el virus′ pero en la misma frase argumentan que no van a usar uno porque están ′respirando su dióxido de carbono’ exhalado”, comenzó escribiendo la profesional en su cuenta de Facebook.

No estoy segura de cómo uno puede siquiera darle sentido a esta teoría; si realmente crees que el virus está penetrando la máscara y estás Respirándolo, ¿cómo crees que tu CO2 exhalado se está quedando atascado? Los virus necesitan un vector para difundir, el vector de COVID-19 son las gotas respiratorias, que pueden superar fácilmente la barrera de la una máscara mal colocada o mal confeccionada. Como seguimiento de mi publicación anterior sobre usar máscaras faciales, hice un pequeño experimento”, contó.

“A continuación, me muestro en 4 escenarios. Llevé cada máscara durante 5 minutos y revisé mi saturación de oxígeno (que se muestra como el porcentaje de abajo) junto con mi frecuencia cardíaca (HR, en latidos por minuto) usando oximetría de pulso no invasivo. Hay que tener en cuenta que inmediatamente antes de esto, llevaba 5 horas usando la máscara quirúrgica”, agregó y mostró los resultados:

– Sin máscara: 98 %, HR 64

– Con mascarilla quirúrgica: 98 %, HR 68

– Con máscara N95: 99 %, HR 69

– Con una máscara N95 más otra quirúrgica (que es cómo la mayoría de los proveedores de salud llevan máscaras): 99 %, HR 69.

El uso obligatorio del barbijo se aplicó en todo el país (Adrián Escandar)El uso obligatorio del barbijo se aplicó en todo el país (Adrián Escandar)

No hay ningún cambio significativo en mi saturación de oxígeno (o HR) en cualquier escenario. Aunque tal vez sea inconveniente o molesto para algunas personas, se puede respirar igualmente. Como médica, te insto y te pido que por favor uses una máscara para protegerte a ti mismo y a aquellos que no pueden usar una máscara con seguridad (muchos de mis pacientes porque tienen menos de 2 años). A menos que estés boca abajo con una rodilla en el cuello, estoy seguro de que todavía puedes respirar”, concluyó la médica pediatra, haciendo mención al homicidio del 25 de mayo del afroamericano George Floydque murió asfixiado por un policía blanco y provocó los peores disturbios y protestas contra el racismo de los últimos años.

Correcta utilización del barbiijo (Infografía: Marcelo Regalado)Correcta utilización del barbiijo (Infografía: Marcelo Regalado)

La protección de la máscara

Usar una máscara sigue siendo increíblemente seguro y una buena manera de frenar la propagación de COVID-19. Las máscaras funcionan filtrando y suprimiendo partículas de aire. Si alguien está infectado, pero no tiene síntomas, lo que se conoce como asintomático, las partículas de la boca, nariz y parte posterior de la garganta salen cuando respiran y se extienden a unos 2 metros. La máscara evita que algunas partículas se propaguen libremente y empuja un poco de aire hacia abajo en lugar de hacia arriba.

“Las personas normales y sanas pueden hacer cosas bastante enérgicas mientras usan los tipos de cubiertas faciales de las que hemos estado hablando en el contexto de la prevención de COVID-19”, explicó el doctor William Schaffner, profesor de enfermedades infecciosas en la Universidad de Vanderbilt en Nashville y director médico de La Fundación Nacional de Enfermedades Infecciosas. “Si fueran perjudiciales, no podrían ser recomendados por los CDC, los departamentos de salud estatales, locales o mundiales”.

El doctor Liam Sullivan, especialista en enfermedades infecciosas de Spectrum Health en Grand Rapids, en Michigan, aseguró que si las máscaras fueran peligrosas, habría más casos de enfermeras y médicos en quirófanos. “No los veo caer muertos por falta de oxígeno o demasiado dióxido de carbono”, destacó.

Kirsten Koehler, profesora de salud ambiental e ingeniería en la Escuela de Salud Pública Bloomberg de Johns Hopkins en Baltimore, Maryland, quien es científica en aerosol, estuvo de acuerdo con sus colegas: “Los estudios científicos demuestran que no hay cambios importantes en los niveles de CO2 o los niveles de oxígeno, incluso con el uso de máscaras quirúrgicas. Y las máscaras de tela tienen una mejor penetración de gases. No es algo que me preocupe en absoluto. Probablemente sea más probable que las personas estén calientes cuando usan una máscara y, por lo tanto, las personas tal vez se sientan sobrecalentadas”.

Schaffner sospecha que las personas se preocupan por usar máscaras porque la respiración se siente más dificultosa, a veces. “Si usan máscaras correctamente, es cierto que el trabajo de respirar es un poco más difícil. Pero eso solo significa que la máscara está actuando como un filtro”, explicó Schaffner.

Algunos dicen que no pueden usar una máscara debido al asma o la enfermedad pulmonar obstructiva crónica, aunque los expertos sospechan que muchos con función pulmonar comprometida están más dispuestos a usar máscaras. “La gran mayoría de las personas con verdadera enfermedad pulmonar subyacente usarán una máscara porque saben que si se exponen a este virus, tienen un riesgo muy alto de complicaciones graves”, agregó Sullivan y aclaró que si bien el uso de máscaras durante el clima cálido puede hacer que se humedezca con el sudor, eso no debería causar ninguna infección bacteriana.

Los gobiernos alientan el uso de tapaboca por sus medios de comunicación (Maximiliano Luna)Los gobiernos alientan el uso de tapaboca por sus medios de comunicación (Maximiliano Luna)

“No hay evidencia de eso. Si está el aire cálido y húmedo del verano, sí, puede ponerse sudoroso y asqueroso. Si tienes una máscara de tela, la lavas. Si usa una máscara quirúrgica, debe usar una nueva”, precisó el experto.

Koehler recomienda que las personas se pongan máscaras de tela húmedas en bolsas de papel para que se sequen (si las cambian al mediodía) y luego las laven todos los días o usar una máscara desechable.

Fuente: Infobae.-


Ciudad de México reabre pese a más casos de coronavirus

La Ciudad de México comenzó a permitir la reapertura de más negocios el lunes, luego de casi tres meses de diversos grados de confinamiento por la pandemia de coronavirus.

Algunas estaciones del metro que habían estado cerradas para que disminuyera el volumen de pasajeros fueron reabiertas. El metro también planea distribuir un millón de caretas de plástico con el fin de reducir el riesgo de infecciones.

La jefa de gobierno Claudia Sheinbaum dijo el lunes que las autoridades calculan que las reaperturas graduales esta semana podrían generar la salida a las calles de entre 1 y 1,5 millones de personas. El centro histórico reabrirá el martes, seguido por restaurantes y hoteles el miércoles, pero a la mitad de su capacidad.

En un semáforo de alerta de cuatro colores, en el que el rojo es el de mayor restricción y el verde el menor, la Ciudad de México disminuyó el nivel de alerta a naranja a pesar de que tiene el mayor número de infectados y muertos en el país. León Armando Medina Quezada, un joven de La Marquesa, una pequeña localidad al oeste de la capital, fue de compras el lunes al centro. Le preocupaba que la reapertura fuese excesiva y demasiado rápida.

“Se ve mucha actividad. La verdad es mucha actividad, y esto se va a volver a poner de vuelta el semáforo en rojo por la misma urgencia”, manifestó. “Hay mucha gente en el metro, todo está muy lleno”.

Sheinbaum dijo que las autoridades están monitoreando muy de cerca la capacidad de los hospitales en caso de que sea necesario endurecer las restricciones de nuevo. Los bares y los centros nocturnos continuarán cerrados.

Las concentraciones más elevadas de nuevas infecciones se registran en las demarcaciones rurales del sur de la ciudad (Xochimilco, Milpa Alta y parte de Tlalpan). Hay unas 2.800 personas hospitalizadas con COVID-19 en la urbe.

A nivel nacional, la cifra de casos confirmados subió el lunes en 3.805 a 220.657, y los fallecimientos aumentaron en 473 a 27.121.

Fuente: AP

29 junio 2020 /

La OMS aseguró que la pandemia de coronavirus no está “ni siquiera cerca” de terminar

La Organización Mundial de la Salud (OMS) anunció que enviará un equipo a China la próxima semana para investigar los orígenes del coronavirus, dijo este lunes su jefe, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

Estados Unidos, que ha amenazado con abandonar la agencia de la ONU por considerarla demasiado cercana a China e ineficiente en la lucha contra la pandemia del Sars-COV-2, ha pedido una investigación sobre el origen del coronavirus.

El presidente Donald Trump y el secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, han dicho que puede haberse originado en un laboratorio, aunque no han presentado evidencia de esto y China lo niega firmemente.

Durante la reunión informativa con la prensa Tedros también indicó que, a su entender y del de las OMS, la pandemia de COVID-19 no está “ni siquiera cerca” de terminar.

El Director General de OMS, él mismo un especialista en enfermedades infecciosas y en salud comunitaria de nacionalidad etíope, señaló que, seis meses después de que China alertó por primera vez al organismo sobre una nueva infección respiratoria, se habían alcanzado los sombríos hitos de 10 millones de infecciones confirmadas y 500.000 muertes.

“Mucho espacio para moverse”

“La mayoría de las personas siguen siendo susceptibles, el virus todavía tiene mucho espacio para moverse”, dijo.

Hasta que llegue la vacuna la OMS recomienda continuar con el testeo, el rastreo de contactos y el aislamiento de casos confirmados. En la foto una estación de testeo de coronavirus en Kos, Grecia (REUTERS/Alkis Konstantinidis)Hasta que llegue la vacuna la OMS recomienda continuar con el testeo, el rastreo de contactos y el aislamiento de casos confirmados. En la foto una estación de testeo de coronavirus en Kos, Grecia (REUTERS/Alkis Konstantinidis)

“Todos queremos que esto termine. Todos queremos seguir con nuestras vidas. Pero la dura realidad es que esto no está ni siquiera cerca de terminar. Aunque muchos países han hecho algunos avances, la pandemia se está acelerando”, agregó.

Sobre la politización de esta emergencia sanitaria, Tedros consideró esencial “resolver los problemas de falta de unidad nacional, de división y de falta de solidaridad global, que están ayudando a que el virus se expanda”.

Advirtió además que si se sigue en esa vía, “lo peor todavía está por venir”. ”Con este tipo de entorno y condiciones tememos lo peor, y es por eso que tenemos que luchar juntos”, insistió.

El jefe del programa de emergencias de la OMS, Mike Ryan, dijo que se habían hecho enormes progresos en la búsqueda de una vacuna segura y eficaz para prevenir la infección, pero que aún no había garantías de que fueran a tener éxito.

Mientras tanto, los países pueden luchar contra la propagación de la enfermedad mediante pruebas, el aislamiento de los casos confirmados y el seguimiento de sus contactos, dijo. Destacó a Japón, Corea del Sur y Alemania por su “estrategia integral y sostenida” contra el virus.

La OMS planea convocar una reunión esta semana para evaluar el progreso de la investigación en la lucha contra la enfermedad, dijo Tedros.

Con información de Reuters, Infobae  y EFE


La OMS enviará un equipo especial a China para investigar los orígenes del coronavirus

La Organización Mundial de la Salud (OMS) anunció que enviará un equipo a China la próxima semana para investigar los orígenes del coronavirus, dijo este lunes su jefe, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

Estados Unidos, que ha amenazado con abandonar la agencia de la ONU por considerarla demasiado cercana a China e ineficiente en la lucha contra la pandemia del Sars-COV-2, ha pedido una investigación sobre el origen del coronavirus.

El presidente Donald Trump y el secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, han dicho que puede haberse originado en un laboratorio, aunque no han presentado evidencia de esto y China lo niega firmemente.

Durante la reunión informativa con la prensa Tedros también indicó que, a su entender y del de las OMS, la pandemia de COVID-19 no está “ni siquiera cerca” de terminar.

El Director General de OMS, él mismo un especialista en enfermedades infecciosas y en salud comunitaria de nacionalidad etíope, señaló que, seis meses después de que China alertó por primera vez al organismo sobre una nueva infección respiratoria, se habían alcanzado los sombríos hitos de 10 millones de infecciones confirmadas y 500.000 muertes.

“Mucho espacio para moverse”

“La mayoría de las personas siguen siendo susceptibles, el virus todavía tiene mucho espacio para moverse”, dijo.

“Todos queremos que esto termine. Todos queremos seguir con nuestras vidas. Pero la dura realidad es que esto no está ni siquiera cerca de terminar. Aunque muchos países han hecho algunos avances, la pandemia se está acelerando”, agregó.

Sobre la politización de esta emergencia sanitaria, Tedros consideró esencial “resolver los problemas de falta de unidad nacional, de división y de falta de solidaridad global, que están ayudando a que el virus se expanda”.

Advirtió además que si se sigue en esa vía, “lo peor todavía está por venir”. ”Con este tipo de entorno y condiciones tememos lo peor, y es por eso que tenemos que luchar juntos”, insistió.

El jefe del programa de emergencias de la OMS, Mike Ryan, dijo que se habían hecho enormes progresos en la búsqueda de una vacuna segura y eficaz para prevenir la infección, pero que aún no había garantías de que fueran a tener éxito.

Mientras tanto, los países pueden luchar contra la propagación de la enfermedad mediante pruebas, el aislamiento de los casos confirmados y el seguimiento de sus contactos, dijo. Destacó a Japón, Corea del Sur y Alemania por su “estrategia integral y sostenida” contra el virus.

La OMS planea convocar una reunión esta semana para evaluar el progreso de la investigación en la lucha contra la enfermedad, dijo Tedros.

Con información de Reuters y EFE


Personas en 6 continentes prueban vacunas contra el COVID-19

Personas en seis continentes ya están recibiendo pinchazos en los brazos al tiempo que la competencia por lograr una vacuna contra el COVID-19 entra a una fase decisiva en verano, con estudios aún más extensos para probar si alguna de ellas realmente funciona —y quizá ofrecer una panorama más real.

Investigadores británicos y chinos ya están probando posibles vacunas fuera de sus fronteras, en países como Brasil y los Emiratos Árabes Unidos, dado que el declive en el número de nuevos contagios en sus propios países les impide obtener respuestas claras.

Estados Unidos se prepara para comenzar la prueba más grande: 30.000 personas recibirán una inyección creada por el gobierno a partir de julio, y aproximadamente un mes después otras 30.000 probarán una vacuna británica.

Es probable que las personas que participen se dividan entre estadounidenses y voluntarios en otros países como Brasil o Sudáfrica, dijo a The Associated Press el doctor Anthony Fauci, de los Institutos Nacionales de la Salud de Estados Unidos (NIH por sus siglas en inglés).

Si bien es optimista, “nos hemos equivocado antes”, advirtió Fauci.

Múltiples éxitos en múltiples partes del mundo son vitales.

“Esta no es una carrera sobre quién llega primero. Esto se trata de obtener la aprobación para la mayor cantidad posible de vacunas seguras y efectivas”, dijo Fauci, quien funge como director del Instituto Nacional de Enfermedades Alérgicas e Infecciosas de Estados Unidos.

Los expertos en vacunas dicen que es hora de fijar expectativas públicas. Muchos científicos creen que una vacuna contra el coronavirus no protegerá tanto como la del sarampión.

Si la mejor vacuna contra COVID-19 es solo 50% efectiva, “esa sigue siendo para mí una gran vacuna”, sostuvo el doctor Drew Weissman, de la Universidad de Pensilvania.

“Necesitamos empezar a tener esta conversación ahora”, para que la gente no se sorprenda, agregó.

A pesar de todas las promesas del gobierno de acumular dosis con la esperanza de iniciar la vacunación hacia finales del año, esta es la parte truculenta: Incluso si la inyección funciona —y es una que tu país había almacenado— únicamente las personas más vulnerables, como trabajadores esenciales, pasaran al frente de una fila muy larga.

¿Tu y yo estaremos vacunados este año? De ninguna manera”, dijo el economista de salud David Ridley, de la Universidad de Duke.

Las vacunas entrenan al cuerpo para reconocer y defenderse rápidamente de un germen invasor. Alrededor de 15 vacunas experimentales contra el COVID-19 se encuentran en diversas etapas de estudios en humanos en todo el mundo.

Y aunque no hay ninguna garantía de que algo salga bien, el hecho de que haya tres vacunas en pruebas finales ofrece mejores probabilidades, especialmente porque los científicos aún no saben qué tan fuerte debe ser la reacción inmune que deben desencadenar las inyecciones.

Medir eso con la primera vacuna probada “realmente nos ayudará a comprender todas las otras vacunas en desarrollo, ver si también tienen una oportunidad”, dijo la investigadora principal de la Universidad de Oxford, Sarah Gilbert.

Únicamente China está experimentando con vacunas “inactivadas” que son creadas desarrollando el nuevo coronavirus y matándolo. Las vacunas de Sinovac Biotech y SinoPharm utilizan la tecnología a la antigua, que requiere de producción en laboratorios de alta seguridad pero son confiables, similares a la fabricación de las vacunas contra la poliomielitis y algunas contra la influenza.

La mayoría de las demás vacunas en la reserva de proyectos no atacan a todo el germen, sino una parte fundamental —la proteína de “espícula” que recubre la superficie del coronavirus y le ayuda a invadir las células humanas. Los candidatos principales utilizan nuevas tecnologías que aceleran la producción de las vacunas, pero que aún no son puestas a prueba en personas.

El método de Oxford: Edición genética de un virus de resfriado de chimpancé para evitar su contagio, pero que pueda portar la información genética de esa proteína de “espícula” en la cantidad suficiente de células como para engañar al sistema inmune y hacerle creer que está padeciendo una infección.

Otra vacuna fabricada por los NIH y Moderna Inc. simplemente inyecta una porción del código genético del coronavirus que le instruye al cuerpo producir copias de púas inofensivas que el sistema inmune aprende a reconocer.

Los investigadores deben analizar a miles de personas no en lugares donde el COVID-19 va en aumento —porque ya sería demasiado tarde— sino en sitios con grandes focos de infección, detalló Fauci.

Únicamente si el virus empieza a propagarse en una comunidad varias semanas después de que los voluntarios recibieron una vacuna o un placebo —tiempo suficiente para que el sistema inmune se refuerce— los científicos tendrán la mejor oportunidad de comparar cuál grupo tuvo más infecciones.

A falta de una bola de cristal, los NIH cuentan con una red de pruebas de vacunación en Estados Unidos, Sudamérica y Sudáfrica, en espera de que finalicen sus decisiones sobre las pruebas a realizar este verano.

“Lo haremos en varios lugares y con cierto grado de flexibilidad”, para que los investigadores puedan virar rápidamente conforme los movimientos del virus, dijo Fauci. “Nada será sencillo”.

Fuente: AP

28 Junio 2020 /

Qué son los “testeos grupales” de coronavirus que planea implementar EEUU y para qué sirven

Estados Unidos sorprendió ayer revelando que cambiará su estrategia de testeos y que evalúa un cambio radical en su método de detección de casos de coronavirus. Hasta ahora, el país sigue el criterio convencional: si hay una persona sospechada de tener el virus por manifestar síntomas o por haber estado en contacto con alguien infectado, se le realiza el hisopado, se analiza la muestra y, dependiendo el resultado, se define si debe hacer cuarentena o puede seguir con su vida normal. Pero ante el crecimiento sostenido del contagio, Anthony Fauci, director del Instituto Nacional de Alergia y Enfermedades Infecciosas, reveló que las autoridades están estudiando la posibilidad de hacer testeos grupales, lo que en inglés se conoce como pool testing.

En vez de tesetar individualmente a las personas, se analizarían las pruebas de varios individuos al mismo tiempo, lo que permitiría reducir costos y acelerar el plazo de detección de casos positivos. La doctora Deborah Birx, coordinadora del grupo de trabajo de la Casa Blanca sobre el coronavirus, explicó: “La combinación nos daría la capacidad de pasar de medio millón de pruebas al día a potencialmente 5 millones de individuos examinados por día”

¿Cómo funciona la prueba de la piscina?

Las pruebas de grupo son cuando las muestras de varios individuos se analizan juntas en un solo tubo utilizando métodos sensibles de detección de biología molecular para obtener un solo resultado.  En este ejemplo, 100 individuos son testeados en grupos de cinco.

Si resulta negativo, los investigadores pueden seguir adelante sabiendo que todo el grupo es negativo para el coronavirus. Sin embargo, si los resultados son positivos, cada individuo tendría que ser reexaminado con una prueba de diagnó