26 Jun / 10:49 am

Curbelo introduce proyecto de ley DREAM

Ofrecería a los graduados de secundaria sin antecedentes penales o que dependan de la asistencia pública un estatus migratorio condicional por cinco años

-A +A
Carlos Curbelo, representante republicano por Florida, la nueva versión ofrece un estatus migratorio condicional.
Carlos Curbelo, representante republicano por Florida, la nueva versión ofrece un estatus migratorio condicional.

El representante republicano por Miami Carlos Curbelo presentó esta semana una legislación que permitiría permanecer en EEUU a las personas que fueron traídas ilegalmente al país antes del 2010 – una nueva versión de la llamada Ley DREAM.

Bajo la propuesta, los inmigrantes que entraron ilegalmente a EEUU antes del 1 de enero del 2010, y tenían 16 años o menos, pueden seguir un camino hacia la ciudadanía estadounidense.

La Ley para Reconocer a Niños como Estadounidenses (Recognizing American Children Act) ofrecería a los graduados de secundaria sin antecedentes penales o que dependan de la asistencia pública un estatus migratorio condicional por cinco años. Durante ese tiempo, ellos pueden seguir una de tres vías para mantenerse de forma permanente en este país. Si ellos reciben un título de educación superior, sirven en las fuerzas armadas o se mantienen empleados, podrían aplicar para la residencia permanente – y posteriormente, la ciudadanía. Los enrolados en las fuerzas armadas recibirían una oportunidad inmediata de naturalización.

“Hay muchos inmigrantes jóvenes en nuestro país que vinieron de forma involuntaria con sus padres cuando eran menores. Ellos han crecido con nuestros propios hijos y asistido a escuelas estadounidenses – muchos sólo hablan inglés”, dijo Curbelo en una declaración. “Hoy en día ellos tratan de contribuir a nuestra gran nación por medio de la economía o las fuerzas armadas. Son indudablemente niños estadounidenses”.

Curbelo presentó la legislación junto con un colega republicano, el representante por Colorado Mike Coffman. Ambos representan dos de los distritos indecisos más competitivos en el país, en estados con una importante proporción de votantes hispanos. Coffman ha recibido dinero del comité político de Curbelo, el Comité de Acción Política What a Country, formado para respaldar a los miembros republicanos del Congreso que, como Curbelo, apoyan la reforma migratoria. El distrito de Curbelo, de Westchester a Cayo Hueso, tiene tendencias favorables a los demócratas.

El mes pasado, Curbelo dijo al Miami Herald que planeaba presentar una nueva versión de la Ley DREAM, que no se aprobó en el 2010 en el Senado. Posteriormente, el presidente Barack Obama hizo uso de una acción ejecutiva para diferir las deportaciones de muchas de las personas que podrían haber estado cubiertas por la legislación.

La noticia de la legislación presentada el martes provocó una rápida oposición de United We Dream (Unidos Soñamos) una organización de defensa de los inmigrantes encabezada por jóvenes.

“No tenemos tiempo para gestos simbólicos para unos cuantos, cuando toda nuestra comunidad está bajo ataques xenofóbicos de candidatos políticos y del brutal régimen de deportaciones de Barack Obama”, dijo en una declaración Luiza Duarte Tanuri, miembro del comité de liderazgo de la organización nacional.

Los planes de Curbelo provocaron críticas preventivas de uno de los demócratas que lo desafiaría en noviembre, el ex representante Joe García, quien promovió él mismo una reforma migratoria en sus dos años en la Cámara de Representantes, García acusó a Curbelo de halagar a los hispanos en un año en que los republicanos del Sur de la Florida están preocupados de que el presunto candidato presidencial de su partido Donald Trump y su inflamatoria retórica sobre inmigración ahuyentarán los votos latinos.

“Una cosa es luchar por la comunidad de inmigrantes, pero otra es aprovechar sus esperanzas para anotar puntos políticos”, dijo García en una declaración del 13 de mayo. “Carlos Curbelo desea presentar un proyecto de ley que no tiene oportunidades de que se apruebe, precisamente debido al liderazgo republicano que él apoya a ultranza”.

El presidente de la Cámara de Representantes, Paul Ryan, un republicano por Wisconsin, ha dicho que su grupo no tomará este año ningún tema de votos relacionado con la inmigración.

Curbelo y García se enfrentaron sobre la Ley DREAM en el 2914, el año en que los republicanos sacaron a los demócratas del distrito 26 del Congreso en Florida. Aunque ambos dijeron que apoyarían la ley – en el caso de Curbelo en contra de su partido – García alegó que Curbelo no se enfrentaría a los dirigentes del Partido Republicano que continúan bloqueando los esfuerzos de legalización.

Este año, García, quien tiene que enfrentarse en una disputada primaria a Annette Taddeo, también destacó la oposición de Curbelo a las acciones ejecutivas de Obama sobre inmigración – y su apoyo a los entonces candidatos presidenciales republicanos Jeb Bush y Marco Rubio, quienes deseaban desmontarlas. El martes, Taddeo dijo en una declaración que la iniciativa de ley de Curbelo “no es más que una artimaña política para cambiar a la comunidad de hispanos del Sur de la Florida. Es vergonzoso que Carlos crea que los votantes del Sur de la Florida comprarán su barata táctica de año electoral”.

Curbelo, quien ha dicho que no votaría por Trump, replicó que lo que le preocupa es cómo el presidente ha aplicado las acciones – al forzar los límites de la autoridad ejecutiva –, y no la política para ayudar a los inmigrantes a legalizar su estatus.

“En una temporada en que algunos acentúan sus diferencias para ganancias políticas personales, nuestro país debe unirse para apoyar a estos jóvenes trabajadores que se han ganado su lugar en Estados Unidos”, dijo el martes Curbelo.

Fuete:     El Nuevo Herald

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *