10 Jun / 07:42 am

Cubanos de Miami rechazan venta de radiodifusoras en español

-A +A

Un acuerdo respaldado por recaudadores demócratas de fondos de campaña para adquirir radiodifusoras en español está suscitando oposición en Miami, donde los exiliados cubanos dicen que se trata de un intento de acallar voces conservadoras en mercados donde los demócratas han perdido terreno.

Latino Media Network, una startup fundada por dos estrategas políticos que trabajaron para el presidente Barack Obama y la campaña presidencial de Hillary Clinton, llegó a un acuerdo con TelevisaUnivision para adquirir 18 estaciones de AM y FM en 10 ciudades de Estados Unidos por 60 millones de dólares. El convenio, anunciado el 3 de junio, aún requiere de la aprobación de la Comisión Federal de Comunicaciones.

Estos mercados son diversos. Hispanos con raíces en toda Latinoamérica escuchan estas estaciones en Los Ángeles, Nueva York, Miami, Houston, Chicago, Dallas, San Antonio, McAllen, Fresno y Las Vegas, incluyendo algunas comunidades hispanas donde los demócratas han perdido terreno ante los republicanos.

La cadena dijo que “se enfocará en crear contenido que atienda los distintos matices culturales y políticos que impactan a los distintos tipos de latinos”.

Pero el acuerdo no ha generado entusiasmo en Miami, donde Radio Mambí es popular entre los exiliados cubanos.

“Habría que ser, como dijo Shakira, bruto, ciego y mudo para no entender los motivos de esta compra”, dijo Irina Vilariño, copropietaria de una cadena de restaurantes cubanos del sur de Florida, durante una conferencia de prensa organizada por una coalición de nombre Asamblea de la Resistencia Cubana.

La cadena ha recaudado un total de 80 millones de dólares a través de renombrados inversionistas como la actriz Eva Longoria, quien también es una activista política demócrata, y el expresidente del Partido Republicano en Florida Al Cardenas, que ahora es detractor del expresidente Donald Trump. La deuda involucrada es financiada por Lakestar Finance LLC, una compañía afiliada al donante demócrata George Soros.

Republicanos de Florida han criticado fuertemente el acuerdo, desde la delegación cubano-estadounidense en la cámara baja, hasta el senador federal Marco Rubio y el gobernador Ron DeSantis. Miembros de la coalición dijeron que exploran vías jurídicas para impugnar la adquisición.

Los demócratas han hecho mención de algunos programas en Radio Mambí y en otras estaciones en español al momento de plantear sus preocupaciones sobre la desinformación, en particular luego de la insurrección del 6 de enero de 2021 en el Capitolio federal. Los republicanos dicen que el objetivo de esas acusaciones es crear una distracción ante el deslucido desempeño de los demócratas en el sur de Florida y en Texas durante las elecciones de 2020.

Stephanie Valencia, quien ayudó a encabezar la Oficina de Participación Pública de la Casa Blanca durante el gobierno de Obama, es cofundadora de Latino Media Network. La estratega hispana escuchó hace unos cuatro o cinco meses que TelevisaUnivision planeaba vender las estaciones. TelevisaUnivision dijo en un comunicado que se reunió con decenas de posibles compradores.

“No queríamos dejar pasar esa oportunidad de obtener tantas de una sola vez y mantenerlas en manos de latinos”, dijo Valencia a The Associated Press, añadiendo que otras partes interesadas no parecían contar con una programación latina.

Valencia dijo que quiere garantizar una transición sin complicaciones.

“Lo veremos desde una perspectiva empresarial. ¿Cómo mantener la esencia de estas estaciones? ¿Cómo equilibrar la integridad periodística y garantizar que construyamos espacios para la libertad de expresión?”, comentó.

Una de las locutoras más populares, Ninoska Perez, ferviente simpatizante de Trump, les ha garantizado a sus radioescuchas que a los trabajadores se les ha dicho que no habría grandes cambios.

Martha Flores, que conduce un programa vespertino en Radio Mambí, no está tan segura. Acudió a la conferencia de prensa, pero se negó a hablar.

“Vean esto”, dijo Flores, señalando sus ojos llenos de lágrimas. “Sé que lloraría”.

Radio Mambí inició operaciones en la década de 1980 con el apoyo del gobierno del entonces presidente Ronald Reagan, y ha recibido fondos federales para retransmitir contenido anticomunista de Radio Martí hacia Cuba durante una hora después de la medianoche todos los días. En respuesta, Cuba intenta bloquear la señal para que no llegue a la isla.

Los cubanos en Miami recuerdan haber crecido escuchando la estación desde su cocina o en el auto. La vicegobernadora de Florida, Jeanette Nunez, dijo en la conferencia de prensa que cuando era niña escuchaba tanto la estación que se molestaba con su papá.

“¿Por qué tengo que escuchar esto?”, dijo Nunez que le preguntaba a su papá mientras la llevaba a la escuela. “Él insistía. Nunca me dejó cambiar de estación”, comentó, y añadió que más tarde siguió la misma tradición con su propia hija.

El grupo aún tiene que presentar documentos ante la Comisión Federal de Comunicaciones para transferir los permisos de transmisión. Después se abrirá un periodo de comentarios públicos. De aprobarse la transacción, Latino Media Network tomaría control total hacia finales de 2023, luego de un periodo de transición de un año.

Fuente: AP

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *